LA MASONERÍA – GNOSIS


NOMBRE DEFINICIÓN DESCRIPCIÓN Y FINALIDAD. MASÓN. Esta palabra viene del francés maçon, en latín matio o machio; albañil, edificador de muros o labrador de piedras; en alemán Steinmetz, de metzen, cortar y en holandés vrijmetselaar. Normalmente deriva de libre albañil labrador de piedra, un albañil que esculpe con hacha o construye con piedra ornamental labrada en oposición al albañil tosco. Esta deducción, aunque concuerde con el significado del término, pareció inaceptable a algunos eruditos. Así que Speth propuso interpretar la palabra francmason como referente a aquellos masones que reivindicaban la exención de la autoridad de las cofradías locales en las ciudades donde temporalmente se establecían.
FRANCMASÓN. Conocida más universalmente por francmasonería, procede del francés franc “libre” y masón “albañil”: albañil libre, aludiendo así lo que la masonería considera como su remoto origen; la comunidad de albañiles dirigida por Hiram de Tiro que construyó el templo de Salomón; periodo mítico y legendario de la masonería -mito de Hiram- y de otro periodo llamado de Masonería Antigua u Operativa que es continuación y transformación de las agrupaciones gremiales del Medioevo y el Renacimiento. El término Francmasón se da por 1ª vez en 1375 según un escrito. Se da aun antes de 1155 y contradiciendo a Gould se refiere principalmente a un masón o albañil de gran habilidad más tarde también designó a aquel que disfrutaba de la libertad, o del privilegio de ser miembro de una cofradía del gremio. De acuerdo con la sugerencia de Speth, el Nuevo Diccionario Inglés de la Sociedad Filológica, Oxford, 1898; favoreció la interpretación de francmasones como artesanos expertos, emancipados, según la práctica medieval, de las restricciones y del control de las cofradías locales de tal manera que podían viajar y prestar servicios, dondequiera que cualquier gran edificio, catedral, etc., estuviera siendo construido. Formaron un gremio universal para ellos mismos, con un sistema de señas secretas y contraseñas por las que un artesano, que había sido admitido por haber demostrado la competencia de su arte, podía ser reconocido. A la decadencia de la arquitectura gótica este gremio fusionó con las cofradías de masones. Ulteriormente W. Begemann combatió la opinión de Speth como completamente hipotética, diciendo que el termino francmasón designó originalmente a masones particularmente hábiles que trabajaban la piedra labrada, que eran necesarios durante la época de la más espléndida evolución de la arquitectura gótica y nada más. En la ley inglesa la palabra francmasón es mencionada por primera vez en 1495, mientras que Francmasón se encuentra en un Acta de 1444 – 1445. Más tarde, Francmasón Y Masón Se Utilizaron Como Términos Equivalentes. Desde aproximadamente 1750, la palabra ha sido universal y exclusivamente conocida y data de la constitución de la Gran Logia de Inglaterra en 1717.
DEFINICIÓN. El afán de espiritualidad entendido de formas muy diferentes es una de las características de nuestro tiempo. Es frecuente el resurgimiento de antiguas escuelas de pensamiento junto a la búsqueda de nuevas formas de entender y aplicar los ideales. Los problemas que se le plantean a la Humanidad tienden a ser semejantes en su raíz aunque cambian las condiciones y los aspectos inmediatos. Todo ello debe tenerse presente para abordar la cuestión de qué es la Masonería. Acerca de la masonería existen multitud de conceptos y apreciaciones, bien por la complejidad del movimiento, bien porque las mismas definiciones que la masonería da de sí misma suelen ser poco precisas, sin manifestar a veces sus verdaderos y últimos fines, o sin indicar sus objetivos o logros en la realidad. Más que sociedad secreta como ha sido considerada, la masonería es una sociedad que por fundamentarse en unos principios determinantes ha sufrido modificaciones y transformaciones paralelas a los supuestos ideológicos, intelectuales, morales y religiosos que le dieron vida. Basada en la creencia de un Ser Superior o Dios denominado Gran Arquitecto del Universo, como principio y causa de todas las cosas; en la libertad y la tolerancia sin formular ni descansar sobre dogma alguno; la Masonería es muchas cosas pero por encima de todo es una asociación universal, sociedad o institución cosmopolita en proceso incesante, cerrada o hermética, fraternal, Iniciática, ritualista, gradual, simbólica, filosófica, filantrópica, progresista y universalista que procura inculcar en sus adeptos un estilo de vida, el amor a la verdad, el estudio de la moral universal, de las ciencias y de las artes, los sentimientos de abnegación y filantropía y la tolerancia religiosa; que tiende a extinguir los odios de raza, los antagonismos de nacionalidad, de opiniones, de creencias y de intereses, uniendo a todos los hombres libres, de buena reputación, admitidos por los lazos de la solidaridad y confundiéndolos en mutuo afecto de tierna correspondencia tratando de hacerlos mejores, sin distingos de raza, religión, ideario político y posición social; exigiéndoles únicamente que posean un espíritu filantrópico; CUYO MÁXIMO OBJETIVO ES la investigación de la verdad, estimulando el perfeccionamiento de un peculiar, particular, hermoso y bello sistema de moral universal e intelectual de hombres y pueblos, disimulado en alegorías e ilustrado por símbolos; cultivando por compromiso las artes y las ciencias sin poner obstáculo alguno en la investigación y búsqueda de la verdad divina, buscando obtener la fraternidad universal en la que sus miembros hombre libres y de buena reputación se consideran hermanos entre si; o más escuetamente, es una escuela formativa de hombres, pues busca el progreso humano en todas sus formas, fundada sobre la libertad y la tolerancia, sin formula o dogma alguno, ni descansando en él y admitiendo diferentes posiciones políticas, ideológicas e intelectuales, siempre y cuando se las sostenga por la razón y no por la fuerza, siendo su actividad la de hombres estrechamente unidos que, empleando formas simbólicas tomadas principalmente del oficio de albañil y del trabajo de arquitectura, trabajan por el bienestar de la humanidad, esforzándose moralmente para ennoblecerse ellos mismos y a los demás y así crear una liga universal de humanidad (Menschheitsbund), que ellos aspiran a exhibir aun ahora en pequeña escala”. Las tres ediciones que ha tenido el Manual Universal de Francmasonería desde 1822 han sido declaradas por críticos Masones anglófonos como la más valiosa y mejor Enciclopedia Masónica nunca publicada. Buena parte de sus ideales quedaron plasmados en “La Enciclopedia francesa del siglo XVIII”. Parece que LA FINALIDAD de la masonería es ser una reunión de hombres que creen en Dios como Ser Supremo, respetan la moral natural y quieren conocerse y trabajar juntos a pesar de la diversidad de opiniones religiosas, o de su pertenencia a confesiones o partidos opuestos. Pero bajo este difuso Deismo y filantropía se puede intuir una realidad más profunda. León XIII en su encíclica “Humanum Genus” puso de manifiesto como las doctrinas religiosas, filosóficas y morales en que se inspira la masonería como tal cualquiera que sean las opiniones particulares de sus miembros, llevan a la negación de la existencia de Dios; a la negación de la misma moral; y abre camino al ateísmo, al panteísmo, al iluminismo, al espiritismo, etc. Hay que tener claro que para su finalidad principal, necesitan el poder. Se puede afirmar que la masonería es una organización que tiene como fin fundamental acabar con el cristianismo, implantar la secularización en la sociedad y esto se puede ver en la lectura de los rituales masónicos. Al igual que otras sociedades fraternales (en el Antiguo Egipto existían este tipo de cofradías), Se suele diferenciar la masonería en:
Masonería Operativa. Se inicia como un gremio de albañiles divididos por sus conocimientos en tres grados que aún hoy conserva: Aprendices, compañeros y maestros y toma de aquella época de los constructores las herramientas de la albañilería como emblemas del trabajo masónico que eran con las que en ese entonces perfeccionaban sus conocimientos. Durante la Edad Media fueron los constructores de las grandes catedrales, eran masones operativos, pues realmente trabajaban como constructores. Los miembros de este gremio se reunían en Logias para las que elaboraron ceremonias basadas en un lenguaje tomado de la construcción. Toma De Conciencia Operativo. Cuando esos gremios empezaron a evolucionar, a construir grandes edificios y catedrales, fueron tomando conciencia del poder que significa el conocimiento y así surge por transformación, el concepto de libertad, porque ellos lograron, pese a que en aquella época la voz del señor feudal o la del príncipe, era la palabra santa, era la ley que había que obedecer ciegamente mientras los demás eran vasallos absolutos de esas potestades terrenales. Lograron poder discutir términos con esos patrones y es ahí donde nace el concepto de libertad.
Masonería Especulativa. Con el declive de la construcción de las grandes catedrales en Europa y la propagación del protestantismo, los gremios de masones comenzaron a decaer y para sobrevivir comenzaron a recibir miembros que no eran masones de oficio. Con el tiempo, estos últimos se hicieron mayoría y los gremios perdieron su propósito original. Pasaron a ser fraternidades con el fin de hacer contactos de negocios y discutir las nuevas ideas que se propagaban en Europa. Los Gnósticos. Herederos de la tradición esotérica del cristianismo fueron los gnósticos quienes representaron la tradición filosófica de las enseñanzas de Jesucristo, a la luz de las verdades de la Escuelas de los Misterios. Esta tradición fue mantenida y continuada por otras instituciones que dieron base a la Francmasonería especulativa o filosófica, podemos mencionar así:

  • los Maniqueos. Manes armonizó la religión de Zoroastro con las enseñanzas de Cristo, a su doctrina la denominaron sus discípulos los Maniqueos, quienes eran también conocidos como los poseedores de las misterios de los Hijos de la Viuda y esparcieron sus enseñanzas por Asia, África y Europa. Formaron una Sociedad secreta con grados que se conocía por signos, toques y palabras, fueron inmisericordiosamente perseguidos por la Iglesia de Roma, llegando hasta la masacre, la de San Bartolomé, donde perecieron miles de ellos.
  • Los Miembros De Las Órdenes De Caballería. Tenían como misión socorrer al desgraciado, proteger al débil y defender al inocente. Se dice que estas órdenes tenían su origen en los misterios de los Druidas y éstos habrían recibido las enseñanzas de los misterios de Egipto y de Pitágoras. Estas órdenes empleaban como divisa el águila negra, el águila de dos cabezas y el fénix que usaban como emblema, al igual que los masones y procedían del magismo oriental.
  • Los Templarios.Constituían fraternidad dividida en tres grados: celebraban ceremonias de iniciación, aumento de grado y exaltación; se conocían por medio de toques, signos y palabras; tenían también un signo de socorro para los casos de peligro; estudiaban gradualmente la doctrina que procedía de las enseñanzas de los Cristianos de Oriente. Hacían votos de pobreza, obediencia y castidad, y constituían así una orden de Caballería y monástica a la vez; no dependiendo más que de sus autoridades propias y del Papa directamente. Se dedicaban a curar a los enfermos, a socorrer a los necesitados, defender la justicia, proteger la vida y la honra de los desamparados y hacer obras de caridad. Su filantropía era proverbial. En 1307 se apresó a los Templarios en todo el territorio de Francia y se confiscó sus ingentes bienes, y después de un proceso, en el que se conculcó todo concepto de justicia y todo sentimiento de humanidad, más de un centenar de templarios fueron echados a la hoguera. Finalmente, el 18 de Marzo de 1314, Jacques de Molay, el Gran Maestro de los Templarios, fue quemado vivo en París. Violentamente, la codicia de un Rey y el fanatismo de un Papa, dieron fin con una institución filantrópica y benefactora de la humanidad. Los sobrevivientes, huyendo de la persecución del temporal y espiritual imperante en los pueblos de entonces, se acogieron a la hospitalidad de las logias masónicas, donde fueron bien recibidos, no sólo por la similitud en la organización de ambas instituciones, sino también por la homogeneidad en el fondo ético y filosófico.
  • Los Alquimistas Rosacruces. Como una reacción contra la intolerancia y el fanatismo de la Edad Media, algunos sabios y filósofos revivieron las enseñanzas de las Escuelas de los Misterios en Egipto, los cultores de la filosofía hermética tuvieron que velar su doctrina, bajo la forma de combinaciones químicas, destinadas a convertir los metales en oro, o fabricar la piedra filosofal o destilar el elíxir de larga vida. Así nació la alquimia, que con el tiempo generó la química de nuestros días, en el fondo de todo era una escuela Iniciática cuyas verdades se presentaban en forma simbólica constituyendo la alquimia esotérica; existe desde entonces también una alquimia experimental. Entre los más notables se señala a Alberto el Magno, Rogelio Bacon, Arnaldo de Villanova. Los Rosacruces Cuenta la tradición que en el siglo XIII, un gran Instructor espiritual, conocido como el nombre simbólico de Christian Rosenkreutz, fundó en Alemania, la Fraternidad de los Rosacruces, para incrementar el estudio de la religión, la ciencia y la filosofía, de acuerdo a la sabiduría Iniciática de las Escuelas de los Misterios, cuyo aprendizaje realizó en sus viajes por la India, Persia, Arabia, Grecia y Egipto. El fondo de la doctrina de los Rosacruces constituye una compilación de todos los aspectos de la sabiduría Iniciática De la naturaleza de esta Orden dicen los Rosacruces era tanto una escuela filosófica como una hermandad religiosa. Su propósito era impulsar a la Sabiduría ya la Virtud con la iluminación de la mente y la purificación de los corazones de aquellos que la seguían. Estos, a su turno, extendían la Verdad, la verdadera Sabiduría y la Virtud, para crear una aristocracia del intelecto y una La Masonería Especulativa.

Filosófica. O Especulativa. Porque orienta al hombre hacia la investigación racional de las leyes de la naturaleza, invita al esfuerzo del pensamiento que va desde la simbólica representación geométrica hacia la abstracción metafísica, Busca en la reflexión filosófica la penetración del sentido espiritual del movimiento de la historia, contempla en cada tiempo histórico las nuevas inspiraciones doctrinarias y asimila de cada sistema filosófico lo que pueda significar de aporte al patrimonio de la verdad abstracta, más allá del tiempo y del espacio y Porque entre los Maestros existen grados de perfeccionamiento que forman parte de la Masonería Filosófica, la que gobierna la Logia y de entre ellos regularmente eligen a un Maestro que los preside.

    • La Masonería Filosófica no trabaja en Logias sino en Cámaras Superiores (Capítulo, Areópago, Real Consistorio y Supremo Consejo Grado 33). En cada una de esas cámaras se trabaja en determinados grados.

+

  • El Capítulo trabaja entre los grados 4 y 18. Pero, fuera de ser miembro activo de la Masonería Filosófica, hay que serlo simultáneamente de una Logia.
  • El Soberano Gran Comendador es el presidente del Supremo Consejo Grado 33 que tiene jurisdicción sobre todas cámaras que trabajen en los grados 4º a 33º. Pero no tiene jurisdicción sobre la Gran Logia.
  • El presidente de la Logia es el Venerable Maestro.
  • La masonería es asiento acepta y patrocina todas las teorías y sistemas filosóficos que no pretendan para sí la exclusividad de la verdad ni tengan contenido católico. Es un sistema ecléctico que rechaza toda apertura a lo sobrenatural y tienen cabida tanto el ateísmo como el panteísmo, el iluminismo o el espiritismo, las doctrinas maniqueistas como el politeísmo. De modo más o menos oficial, los escritores masones han presentado la filosofía del siglo XVIII y el Deismo como su propia enseñanza, si bien no decisiva, siendo Su religión la de la Humanidad; su Evangelio la Ciencia y su Dios la Razón, filosóficamente es como un escepticismo y relativismo de tipo práctico y especulativo. La verdadera filosofía masónica es el humanismo secular, una ideología meramente humana proponente del racionalismo y el naturalismo. Según ella, la naturaleza está guiada por la razón que lleva por si sola a toda la verdad y consecuentemente, a una utopía de libertad, igualdad y fraternidad. Este debía ser el nuevo orden secular. La filosofía masónica es precursora de la Revolución Francesa e influye mas tarde en la filosofía comunista. Humanidad Es el término usado para designar al principio esencial de la Masonería. Aparece en un discurso Masónico de 1747. Otras consignas son: Tolerancia, No Sectarismo, Cosmopolita. El carácter cristiano de la sociedad bajo el régimen operativo de siglos pasados, dice Hughan, “se cambió por las reglas no sectarias que debían incluir bajo su manto a los creyentes de todas las sectas, sin consideración por sus diferencias de color o región, con tal de que se observaran las sencillas condiciones de moralidad, edad madura y un voto aceptado”. En la Masonería continental las mismas nociones son expresadas con las palabras Neutralidad, Lacitud, Confessionslosigkeit, etc.. En el texto de 1738. Un énfasis particular se pone en la Libertad de Conciencia y se acentúa el carácter universal no cristiano de la Masonería. El Masón es llamado un Verdadero Noahida, i.e. un seguidor del sistema precristiano y premosaico de la humanidad indivisa. Los tres artículos de Noé eran muy probablemente los deberes para con Dios, para con el vecino y para consigo mismo, inculcados desde los tiempos más antiguos en el Encargo a un Hermano recién recibido. Pueden también hacer referencia al Amor Fraterno, Auxilio y Verdad, con la religión generalmente definida como el “Gran Cemento” de la fraternidad y llamada por Mackey “la consigna de nuestra orden y la característica de nuestra profesión”. De los masones antiguos ya no se dice que estaban obligados a ser de la religión, sino solamente a cumplir con las costumbres cristianas de cada país. La designación de la así llamada religión no sectaria como la Antigua Católica descubre el intento de contraponer esta religión de Humanidad a la Católica Romana como la única verdadera, genuina, y originalmente católica. Se da a entender también el carácter no sectario de la Masonería en la era escogida en la página del título: “En el año 5723 de la Masonería” y en la “Historia”. Sobre la “Historia” Anderson comenta en el prólogo: Sólo un Hermano experimentado según la verdadera luz, puede hallar sin esfuerzo muchas convenientes alusiones en casi cada página de este libro las cuales Cowans y otros no iniciados incluso entre masones, no pueden percibir. Así, concluye Krause la “Historia” de Anderson, alegóricamente escrita en lenguaje codificado. Por eso, lejos de ser simples alusiones pueriles a secretos de poca importancia, la tendencia general de esta “Historia” es el exhibir el No Sectarismo de la Masonería. Dos puntos merecen mención especial: las declaraciones sobre los estilos de arquitectura Augusto y Gótico y la identificación de la Masonería con la geometría. Augusto, al que se alaba por encima de todos los otros estilos, se refiere al Humanismo. El Gótico, al que se culpa de ignorancia y estrechez de espíritu, se refiere a la ortodoxia cristiana y en particular a la católica romana. La identificación de la Masonería con la geometría pone de manifiesto el carácter naturalista de la anterior.
  • Patrón de Organización. La masonería especulativa conservó el patrón de organización de la operativa, tanto en la modalidad de constituir logias como en establecer normas de gobierno en lo que respecta a la elección de autoridades. Igualmente deberes y obligaciones de los miembros y formas peculiares de selección y admisión. Conservó los usos y costumbres tradicionales como el de organizar fiestas solsticiales, la admisión de nuevos miembros y la instalación de nuevas autoridades, mantuvo el temperamento de secreto y discreción; de jerarquización de valores humanos, según su capacidad y sus virtudes; de trato fraternal de respeto y tolerancia de la opinión ajena; de ayuda al necesitado y de beneficencia para el indigente. La auténtica masonería, considerada en el moderno significado de la palabra, llamada Masonería Moderna o Especulativa, surgió a principios del siglo XVIII con carácter de sociedad de Iniciados, primero al culto divino, que más tarde deviene en iniciación a las virtudes y adquiere el matiz filantrópico – racionalista con que se le distingue. La fundación de la masonería moderna podría precisarse en 1717 con la unión en Londres de cuatro gremios para formar la Gran Logia Masónica como liga universal de la humanidad. De aquí pronto pasó a Francia donde se fundó “El Gran Oriente de Francia” en 1736. La gran mezcla crea una nueva identidad anticatólica. Los primeros masones fueron protestantes ingleses y por lo tanto rechazaban el concepto de una Iglesia poseedora de dogmas de fe. Tomaron como patrones a Adán y los patriarcas acreditándose arbitrariamente las mayores construcciones de la antigüedad, entre ellas el Arca de Noé, la Torre de Babel, las Pirámides y el Templo de Salomón. Mezclaron las enseñanzas de las antiguas religiones y tomaron libremente de los grupos de culto, como los Rosacruces, los sacerdotes egipcios y las supersticiones paganas de Europa y del Oriente. El objetivo era crear una nueva gnosis propia de personas ascendidas a un nivel superior.
  • Evolución. La masonería propiamente dicha surgió en 1717 por obra de los pastores protestantes ingleses James Anderson y J. T. Desaguliers, continuadores del movimiento espiritual inspirado por Comenio. Recibe estructuración sistemática y definida en 1723, cuando se publica The Constitutions of the free-masons. Desde entonces, ha recogido las influencias de las corrientes intelectuales del enciclopedismo del siglo XVIII, del racionalismo y liberalismo del siglo XIX. La Idea De Libertad Se Convierte En La Piedra Angular De La Institución y abriéndose para recoger en su seno a todos los hombres libres que quieran sumarse a la tarea de redención humana que fomenta y propaga, independientemente de la actividad laboral o condición socioeconómica de los aspirantes, con la única condición de ser librepensadores y adherirse a los principios de la Libertad, Igualdad y Fraternidad.
  • Es Filantrópica Porque practica el altruismo, desea el bienestar de todos los seres humanos y no está inspirada en la búsqueda de lucros personales de ninguna clase. Sus esfuerzos y recursos están dedicados al progreso y felicidad de la especie humana, sin distinción de nacionalidad, raza, sexo ni religión, para lo cual tiende a la elevación de los espíritus y a la tranquilidad de las conciencias.
  • Progresista porque enseña y practica la solidaridad humana y la absoluta libertad de pensamiento.

QUIÉNES SON LOS MASONES.
HIJO, VEN A VER… ¡AHÍ VIENEN LOS MASONES!.
¿Quiénes son?. Esos… los que van caminando ahí con los pies bien plantados en el Universo. ¿Por qué truena la tierra a cada paso que dan?. Porque cada uno de ellos viene cargando sobre sus espaldas el peso de un Templo a la Verdad. ¿De dónde son?. Ellos no tienen fronteras, toman a la tierra como cama y como techo el cielo, formando una raza sin color y de todos los colores, pero tienen señas que los hacen diferentes a los demás. ¿Cómo los reconoces?. Llevan el silencio en su boca y el dedo listo para señalar lo injusto, lo falso y al hipócrita, estar entre ellos es como estar en casa, no necesitas máscaras solamente ser.
QUÉ HACEN.
Los Masones se reúnen en Logias de una hasta cuatro veces al mes bajo la dirección de un Venerable Maestro, la verdadera, pura y antigua Masonería cuenta solamente con los tres grados de Aprendiz, Compañero y Maestro Masón. Los Masones se dedican a mejorarse como hombres. Al igual que muchas otras personas, intentan vivir de acuerdo con los altos principios morales, como buenos ciudadanos. No pretenden tener el monopolio de estos ideales pero tienen sus métodos, peculiares que quizá no convienen a todo el mundo, pero que en muchos casos han dado resultados excelentes. La Masonería enseña y practica los principios y los ideales de gentileza, honestidad, decencia, amabilidad, honradez, comprensión y afecto. Defienden la creencia de que los hombres somos todos parte de la Fraternidad Humana.
CÓMO TRABAJAN EN LAS LOGIAS. Cada Logia desarrolla un plan de trabajo que es privativo de ella. Las reuniones son semanales o quincenales y en ellas se abordan, con la única limitante de no hacer proselitismo, temas de interés general: políticos, religiosos, filosóficos, científicos, etc.
TIPOS DE MASONES. Hay dos: Los que son Luz pero que son pocos. De estos podemos esperarlo todo ya que sus caras son lisas, no tienen arrugas ni permiten dobleces, no le temen a nada porque para ser Luz tuvieron que morir para vivir realmente, ellos han salido del seno de la tierra a ver la Luz y ser Luz para alumbrar el camino de sus Hermanos. Todo empieza y todo termina en el interior de ellos, en su alma, dejando el capullo como mariposas, cambiaron y dejaron la piel vieja por la nueva que esta llena de Luz. Y los que todavía son capullos De estos últimos hay muchos. (Anónimo).
EXISTE UNA CULTURA MASÓNICA. Si por cultura se entiende un cúmulo de conocimientos cosechados a través del cultivo y ejercitación de las facultades intelectuales, es obvio que el trabajo intelectual que se realiza en las Logias, a través del tiempo va haciendo que sus integrantes sean compenetrados de determinados valores humanos que, si bien en parte ya pertenecían al bagaje cultural de cada individuo al ingresar a la Institución, se han visto reforzados, pulidos y ampliados con el aporte mutuo del trabajo en Logia, lo que se manifiesta en la inconfundible conducta del masón, tanto privada como pública y en este sentido, cabe hablar de cultura masónica. Y esa cultura está al alcance de todos, de cualquier persona de bien, con inquietudes que lo capaciten para integrarse a un movimiento cultural que busca el perfeccionamiento del individuo por medio del debate de temas filosóficos, políticos, humanistas, etc., sin ser super genios o superdotados, sino hombres de la calle, trabajadores en las más variadas actividades caracterizados por afanes de mejoramiento moral, espiritual e intelectual tanto individual como colectivo.
DE QUIÉNES DEPENDEN. Institucionalmente, ya que no se concibe el masón sin Logia, todo miembro debe pertenecer a una Logia que generalmente está compuesta por 50 o 100 miembros y es totalmente independiente en la esfera de su competencia, sólo limitada por las facultades que las Logias cedieron voluntariamente a la Gran Logia a través de los Estatutos, Constitución y Reglamentos Generales, a los efectos de una más efectiva organización nacional. La Gran Logia es una entidad autónoma que no reconoce dependencia de ningún poder y organización extranjera o internacional y en tal carácter asume la exclusiva representación de los masones que la integran en los congresos, conferencias o reuniones masónicas internacionales a que concurra. El hecho de mantener fraternales y armónicas relaciones con sus similares de todo el mundo no implica en modo alguno sometimiento ni obediencia que comprometa su absoluta autonomía, independencia y soberanía institucional. Finalmente, cabe acotar que las autoridades de la Gran Logia, son elegidas y sólo rinden cuentas de su que hacer, ante el pueblo masónico reunido anualmente en Asamblea.
¿Cuesta mucho pertenecer a la Masonería? No. Podríamos decir que está al alcance de cualquier hombre capaz de ganarse su sustento.
HACEN BENEFICENCIA? Individualmente, cada masón aporta con dinero o con trabajo a instituciones sin fines de lucro cuyo objeto sea el bien común, como Bibliotecas, Cooperadoras, Hospitales, Asilos, etc.. Institucionalmente, la Gran Logia posee un Hogar de Niños en la Provincia de Buenos en el que aceptamos niños huérfanos que nos envía la Dirección de Minoridad y Familia del Ministerio de Bienestar Social, que son criados en todo el sentido de la palabra por maestros especializados recibiendo cariño, vestimenta y los alimentos que necesitan, concurriendo a la escuela pública de la zona. En Argentina Cómo Encuadra Lo Dicho Sobre La Masonería Con P2? La Propaganda Due era una Logia Masónica regularmente constituida dentro de la esfera de la Gran Logia de Italia. En determinado momento, en la década del 60, las autoridades de la Gran Logia advirtieron algunas conductas desviadas del sendero masónico, reconviniendo a la Logia para que retorne a su cause masónico regular. Ante la desobediencia de la Logia, fue separada, descubriéndose después el acierto de esta decisión, ya que las actividades de ese grupo presidido por Licio Gelli nada tenían que ver con las actividades masónicas, a tal punto que hasta anudó estrechos lazos con autoridades del Vaticano con el objeto de delinquir. Si se recuerda, en otro pasaje se habló que el número de miembros de una Logia está entre 50 y 100, ya que se trata de que todos los integrantes participen de los trabajos, como asimismo estrechar lazos de amistad y fraternidad muy intensos. Pues bien, la P-2 tenía mil afiliados, de acuerdo a la lista oficial de la Justicia Italiana, lo que habla bien a las claras que no podía funcionar jamás como una Logia Masónica.

MASONERÍA JUANÍTICA. La Masonería Simbólica se la conoce también como Masonería de San Juan, así como a cada una de sus Logias. Siendo San Juan Bautista considerado como el Patrono de la Orden, sobre todo de Rito de York y de algunos grados del Filosofismo, liga a la Orden al Mito Solar y a los fenómenos solsticiales. Según algunos autores la Masonería no es sino una versión más del Cristianismo Gnóstico que nace de la unión íntima del Judaísmo Cabalístico, del pensamiento Neoplatónico y de la Tradición Hermética de los Esenios y que siguió a Juan, el Boanerges, o el Evangelista. Este sería el Patrono del Escocesismo. Las cofradías Iniciáticas de los artesanos celebraban ya en los siglos XI y XII las fiestas solsticiales de San Juan de Verano (York) y de San Juan de Invierno (Escocesismo). Debemos recordar también que San Juan es el Patrono de los Templarios, antecesores directos y que las primeras Logias Simbólicas se llamaron Logias de San Juan porque fueron el resultado de la integración de las sociedades Iniciáticas Cristianas, cuyo Patrón fue siempre San Juan; que el Rito de los Hermanos de San Juan se fundó el 24 de junio de 1.535 y que la Logia Unida de Inglaterra lo hizo el 24 de Junio de 1.717. San Juan Bautista es el único Santo Protector de la francmasonería, su fiesta es celebrada el 24 de Junio y se conmemora con la llamada Fiesta de la Confraternidad Masónica. Que se hizo acreedor al Título de PROTECTOR DE LA INSTITUCION MASONICA”. Por estas razones muchas Logias de la hermandad, celebran la memoria de San Juan Bautista, el precursor de Cristo y el protector de nuestra comunidad. Los Caballeros Hospitalarios también le dedican su Orden así como muchas otras organizaciones Esotéricas. Krause, en su obra Kunsturkunden, proporciona abundantes pruebas históricas de que los masones primitivos, adoptaron como protector a San Juan Bautista. La tradición masónica es que la Logia Madre o primitiva, fue establecida en Jerusalén y dedicada a San Juan, primero al Bautista y luego al Evangelista y finalmente a ambos, ésta es la razón por lo que a las Logias se las llama de San Juan de Jerusalén porque descienden figurativamente de ésta Logia y por consiguiente reciben el mismo nombre general acompañado del nombre local que es el que las distingue. En los libros de instrucción masónica encontramos una pregunta que es de rigor hacerla a cualquier Hermano visitante: De donde Venís ? – A lo que se debe responder: DE LA LOGIA DE SAN JUAN. Para la Masonería la expresión La Logia de San Juan representa La estrecha relación que se conserva con la tradición Juanítica o Mística del Cristianismo primitivo. Recuérdese que estas fiestas se celebraban también el la era anterior a Cristo; los romanos hacían un festejo en honor al Dios JANO, el Dios de las dos caras o bifronte, que con la una cara mira siempre al pasado y con la otra al futuro o provenir. JANO se relaciona etimológicamente con JANUA que quiere decir puerta de donde viene el latín Januarius igual a Enero la puerta o primer mes del año. Puerta es también el significado originario de la letra DELTA, representada por un triángulo, por eso las puertas de las Iniciaciones en la antigüedad, eran triangulares. JANO, presidía todos los comienzos, del Latín Initium, de donde viene la palabra Initiare o Iniciar. En particular presidía también el ingreso del sol en los dos hemisferios terrestres, es decir los SOLSTICIOS. Tomemos también en cuenta que la palabra JANO, del latín Janus, tiene un parecido muy singular fonéticamente con Juan o Johannes. En hebraico, Juan o JEHO-JONNAM, significa Gracia o Poder de Dios, es decir Hombre Iluminado o Iniciado, por eso todo Iniciado tiene derecho con justo Título a llamarse “Hermano o Discípulo de San Juan”. La importancia Iniciática de la elección de este nombre se hace más evidente por sus variadas etimologías; la primera pagana o vuelta al pasado y la otra pos cristiana o vuelta al porvenir, en la que los elegidos o favorecidos de Dios, continúan y continuarán la tradición por todos los tiempos. La Expresión “Logia de San Juan”; viene a ser un nombre simbólico de toda reunión de Iniciados, de hombres iluminados o favorecidos espiritualmente aplicándose también a los que han sido admitidos en los misterios y más particularmente a los verdaderos hermanos de San Juan, los Maestros de la Sabiduría, que constituyen la GRAN LOGIA BLANCA, la más Justa y perfecta Logia de San Juan, en la cual debemos buscar la inspiración y el origen profundo y verdadero de nuestra ORDEN.

ORÍGENES.
HISTORIA ANTIGUA BREVE. ORIGEN MÍTICO. Es necesario establecer como premisa que la naturaleza misma de la Francmasonería como sociedad secreta hace difícil el tener certeza aun de sus documentos y autoridades reputados, reconocidos y recomendados. Mackey dice que Es el oprobio de la Francmasonería que su historia nunca se haya escrito con un espíritu de verdad crítica; que la credulidad … ha sido la fundación sobre la que se han establecido todas las investigaciones masónicas históricas, … que los eslabones perdidos de una cadena de evidencia han sido suministrados con frecuencia por invenciones gratuitas y que se han Sostenido descuidadamente declaraciones de enorme importancia por el testimonio de documentos cuya autenticidad no ha sido demostrada. Los textos que hacen referencia al origen de la masonería y sus misterios, datan de los años 1390 a 1410, se trata de dos manuscritos titulados Regius y Cooke, en ellos se relata una “historia antigua breve” y una “historia nueva larga”. En cuanto a sus orígenes Algunos históricos remontan sus comienzos al inicio de los tiempos. Otros considerando descubrimientos geológicos como emblemas Masónicos, la hacen remontar al Período Mioceno. Otros pretenden que la ciencia Masónica existía antes de la creación de este globo, diseminada entre los muchos sistemas con los que el gran imperio del espacio universal esta provisto. Varios la remontan a antes del diluvio a un tal Jabal constructor contratado por Caín y Enoch quien habría transmitido el arte de la construcción en laminas de oro en forma secreta. Sucesivamente estos conocimientos fueron revelados a Abraham, quien habría tenido a Euclides como discípulo y este a su vez los enseñó a los egipcios en un viaje mítico donde fundó una escuela del arte de la geometría y la construcción y de acá a los maestros y arquitectos que dirigieron la construcción de las pirámides. que procede de la organización mítica simbólica de los iniciados Egipcios; De los egipcios este arte habría sido retransmitido nuevamente a los israelitas en la época de los judíos y alcanzó su culmen con la construcción del templo de Salomón en Jerusalén, hecho que se nota dado el recurrente simbolismo alusivo en las épocas actuales. Lo sitúan en los ministerios antiguos de Eleusis, etc., en los comienzos de la antigüedad oriental; que su fundador fue Hiram Abiff de Tiro con su comunidad de albañiles, arquitecto del templo de Salomón, que había sido masón es decir que aceptan un remoto origen mítico y legendario de la masonería; que Tras su destrucción, el arte fue difundido a muchos otros pueblos como los cristianos. Depositarios de estos secretos habrían sido los Cuatro Santos Coronados (constructores), los ingleses y San Albano en Inglaterra en especial quien con ayuda del rey Athelstan los habría codificado. Cierto autor masón afirmó que Jesús usó muchas enseñanzas masónicas en su doctrina, y que el origen de la masonería se pierde en la noche de los tiempos. De esta manera, la enseñanza de las sociedades iniciáticas de la Antigüedad preparó, configuró y transmitió en gran medida el ideal, el simbolismo y la forma de trabajar de la Masonería.
Origen Griego. Otras tradiciones masónicas de las que nos habla J. N. Casavis en El Origen Griego de la Francmasonería (Nueva York, 1955), establece estos orígenes en los Artífices de Dionisio justo en el momento en el que se inició la construcción del Templo de Jerusalén. Su arquitectura estuvo basada en la filosofía hermética y la geometría sagrada, emplearon algunos símbolos de albañilería como el martillo y el cincel de forma operativa y especulativa, es decir constructiva y filosófica. Otros atribuyen los orígenes, en Grecia a la Escuela Pitagórica y su simbolismo cuyo conductor empleó por primera vez la palabra Filosofía en el sentido de amigo de la sabiduría. También de Grecia se sabe que Euclides maestro de las siete ciencias, filósofo y geómetra escribió unas reglas para los constructores o albañiles, quienes debieron estar Fraternalmente Unidos, en su labor, bajo el mandato del más instruidos de ellos: el Maestro. Esto puede considerarse como un curioso posible antecedente.
Esenios. Los Esenios, que poseían costumbres y rituales masónicos, también son considerados precursores. Según Filón de Alejandría, cuando los Esenios escuchaban a su jefe tenían la mano derecha sobre el pecho, un poco por debajo de la barba, y la izquierda más abajo, en la parte del costado. Acá nos encontramos ante un signo de reconocimiento de uno de los primeros grados de la masonería moderna.
Los Egipcios. Otros autores remontan el origen al Egipto faraónico, tal vez al comprobar los modelos ritualistas y leyendas, provenientes de ese país dentro del simbolismo masónico que efectivamente lo adoptó de las Escuelas de Misterios Egipcios, fundadas por Hermes en sus cultos a Osiris e Isis.
También refieren el origen de la masonería a Palestina, coincidente con la leyenda de la construcción del templo del Rey Salomón incorporada a la liturgia de la Orden Que se deriva de corporaciones de operarios creados por Numa, en el 715 a.C. Los romanos collegia y los Caballeros Templarios medievales forman también parte de las tradiciones que nos hablan del origen de la masonería.
EL MITO BÁSICO. El mito básico de la masonería, es la leyenda de Hiram Abíff versión simple del MITO SOLAR y una verdadera historia simbólica de la evolución de la conciencia del hombre. HIRAM ABIFF, era arquitecto de Tiro y experto en fundición de metales, era el hombre más sabio de su tiempo. SALOMÓN, que representaba la sabiduría del LOGOS, le escoge como jefe de las obras y le delega TODOS LOS PODERES. Era hijo de una viuda, de una mujer sin marido, como otra versión de la virgen que ya no necesita seguir siéndolo, porque no tiene significado en el mito. Es una viuda como la naturaleza cuando muere el sol, como en el caso de la leyenda de ISIS y Osiris y como cuando la Masonería se queda viuda sin HIRAM, hasta cuando recobre los signos verdaderos, resucite Hiram, vuelva la paz y se inicie el IMPERIO DE LA VERDAD; ésta es la razón de los trabajos de los Hijos de la Viuda en todos los talleres, pues sólo cuando brille el sol de la verdad ya serán innecesarios los mitos y leyendas.
El Manuscrito Cooke. En uno de los documentos masónicos más antiguo que se conserva, el Manuscrito Cooke, de 1410, se dice que Salomón confirmó los Reglamentos que su padre David había dado a los canteros. Este manuscrito presenta a Salomón como Gran Maestre de la Logia primigenia de Jerusalén, mientras que Hiram, arquitecto del primer Templo, era Gran Maestre delegado, el diseñador y operario más consumado de la tierra. Interesante respecto de la relación de los templarios con la importación de la leyenda de Hiram desde Tierra Santa es la obra de G. W. Speth, Builders´ Rites and Ceremonies: The Folk Lore of Masonry (Ars Quatuor Coronatorum Pamphlet, Londres, 1951)”En casi todos los catecismos masónicos más antiguos refiere el historiador escocés Andrew Sinclair en La Espada y el Grial, la serie de preguntas y respuestas confirmaba la tradición de la fundación de la primera logia masónica en el lado occidental del Templo de Salomón, donde Hiram apodado Abiff (en hebreo padre) había levantado dos columnas de bronce y como si Hiram fuera el padre de todos los masones.
Manuscrito Regius. Que sería el documento más antiguo de la masonería, datado hacia 1390 es donde se establece la fundación de la masonería en Egipto por Euclides. En el tercer grado masónico, denominado Maestro Masón, aparece la leyenda en que se atribuye el origen de la masonería a la construcción del Templo de Jerusalén. Los Antiguos Reglamentos del movimiento masónico que se remontan a principios del siglo XV, señalan la influencia del Mediterráneo Oriental sobre toda la tradición medieval relativa a la construcción del Templo de Salomón, confundido frecuentemente por los peregrinos con el santuario musulmán de la Cúpula de la Roca.
Indicios De La Masonería. El primer indicio de existencia de Las fraternales asociaciones de los constructores de los siglos X, XI, y XII, fueron motivadas por la tiranía de Monarcas Señores Feudales y frailes en especial benedictinos, cuando grupos de arquitectos y albañiles de las primeras catedrales ojivales, que querían emanciparse de la tutela, no encontraron otro recurso que agruparse estrechamente, constituyendo gremios que llegaron a monopolizar la construcción, comprometiéndose a guardar el secreto de su asociación y de arte y comunicándose entre sí en los pequeños edificios o cabañas Hutte O Logia, Para conservar los secretos y las técnicas del gótico instituyeron tres grados: aprendiz, compañero y maestro e implantaron ceremonias de iniciación y de fidelidad; a fin de defenderse de poderes tan absolutos. Históricamente, al recordar el significado de masón hay que remontarse a la edad media con sus gremios de artesanos. las asociaciones de francmasones aparecen en las obras de las catedrales y monasterios medievales por la concordancia con la arquitectura y el estilo gótico. Para los Compañeros constructores medievales, el Templo de Salomón era el símbolo de su oficio, la cumbre de la sabiduría y consideraban que los maestros que habían intervenido en su construcción eran Iniciados en todos los misterios que la Divinidad había tenido a bien revelarles y ejemplos a seguir si se quería alcanzar propósitos de altura. La primitiva idea de la Masonería Operativa fue la de unión, secreto, auxilio fraternal, ceremonias encaminadas a dar exclusivamente a los constructores masones fuerza capaz de oponerse con éxito a la tiranía feudal. Para conocerse entre sí, tanto en sus localidades como cuando viajaban, los masones empezaron a usar saludos y palabras sólo para ellos significativas. A principios del siglo XIV algunos maestros alemanes viajaron a Inglaterra a construir catedrales, pero los aprendices ingleses que trabajaban con ellos organizaron talleres propios y de este modo redactaron la primera ley masónica (La Constitución de York) y la Orden de la Fraternidad de los Libres Masones. Cien años más tarde se importó a las islas británicas el estilo renacentista italiano, por cuya causa los talleres masónicos, dedicados exclusivamente al gótico, estuvieron a punto de desintegrarse. Sin embargo, deseosos de conservar su organización, estos grupos admitieron gente rica e influyente bajo la denominación de hermanos patronos, por lo cual cambió el nombre a Fraternidad de los Masones Libres y los Aceptados. Hasta mediados del siglo XV no era conocida la palabra francmasonería y en esas épocas se verifican los primeros capítulos de las llamadas Grandes Logias, grandes talleres de constructores: Estrasburgo, Viena, Colonia y Berna, dependientes entre sí. Siendo Estrasburgo la última instancia cuando tenían que dirimir fallos entre problemas ínter logias surgidos. La Primera Reunión de Grandes Maestros que se tiene noticia documentada fue en Regensburgo el 25 de Abril de 1459 y la primera denominación especial de una agrupación masónica fue la de Hermanos Da San Juan en 1446; quienes adoptaron ese nombre, siendo constructores de la Catedral de Estrasburgo. Ellos iniciaron el empleo del Compás, la regla y la Escuadra como emblemas masónicos siendo inicialmente emblemas profesionales. Las asociaciones masónicas eran generales en esencia y estimuladas por los monjes se organizaron en cofradías bajo la advocación de algún Santo. A fines del siglo XV los masones eran obreros constructores: albañiles, canteros, carpinteros, escultores, tenían cinco categorías: aprendiz, compañero, maestro, inspector de obras y Arquitectos.
El simbolismo del obrero libre en un mundo dominado por el criterio feudal del vasallaje era algo más que el material, simbolizaba el compromiso que cada participe de la obra aceptaba mediante la reflexión personal. De esta manera, mientras los Iniciados eran conscientes del significado profundo de palabras y símbolos, el mundo en el que se movían solía quedarse sólo con el aspecto externo de la cuestión. Para mejor explicar esta diferencia nos sirve el ejemplo de los alquimistas: Éstos afirmaban poder convertir el plomo en oro mediante una maravillosa piedra que decían poseer, la piedra filosofal. Mientras que la sociedad solía entender esta piedra como algo real y mágico, los Iniciados simbolizaban con ella la Sabiduría, capaz de transformar la energía humana básica en fuerza constructiva, tanto en lo espiritual como en lo material. Los francmasones, convencidos de que la obra material de la Catedral y la espiritual del perfeccionamiento humano sólo era realizable mediante individuos libres honrados y responsables, transmitían en sus reuniones iniciáticas conocimientos científicos y filosóficos, como se realizó en las sociedades iniciáticas de la Antigüedad. Se partía de la concepción de que el Universo se rige por leyes armónicas y complementarias, leyes que poco a poco pueden irse conociendo, y que este conocimiento filosófico y material puede aplicarse al ser humano, parte fundamental del Universo, a fin de armonizarlo y perfeccionarlo. Junto a ello se daba la transmisión gradual del conocimiento (los diferentes grados masónicos), y el aspecto de solidaridad o ayuda mutua entre todos ellos. Con frecuencia se acusa a las corporaciones de francmasones medievales de haber sido meras instituciones gremiales de monopolio local del conocimiento. Aunque no dudamos de que ello fuera así en muchos casos, toda vez que cualquier obra humana está sujeta a fallos y a utilizaciones indebidas, la norma general no era ésa. Cuando un francmasón alcanzaba el grado de Maestro, es decir, capaz de crear por sí mismo, circulaba libremente por todas las logias, instruyendo a los aprendices y creando escuela. Por ello, los conocimientos arquitectónicos y simbólicos eran rápidamente extendidos para los baremos de la época por toda Europa. Eso sí, el conocimiento era transmitido solo a los iniciados, partiendo de la idea ya mencionada: para realizar la obra no era suficiente la simple habilidad artística o científica, sino que a ello debía unirse el conocimiento filosófico y el desarrollo espiritual. No bastaba con ser un buen cantero o vidriero, sino que además se exigía ser libre, honrado y responsable.
Los Comacini. Los historiadores masónicos explican por varios caminos la transmisión directa de los ritos y prácticas desde la logia del rey Salomón en Jerusalén hasta la actualidad. Aunque al parecer la palabra logia procede del término loggia, lugar de reunión de los antiguos Magistri Comacini, un misterioso gremio de arquitectos que vivían en una isla fortificada en el lago Como en la época de la disgregación del Imperio Romano. Un rey lombardo otorgó ciertos privilegios a los Comacini en un edicto promulgado en el año 643 y parece ser que estos habrían enseñado los secretos de la geometría sagrada y de los métodos de construcción a los constructores italianos de Rávena y de Venecia y a través de éstos a los gremios artísticos y artesanos del Medievo. A los herederos en Francia se les conoció como la Compangonnage (el Compañerazgo) cuya primera reunión constatada fue en el siglo XII, con motivo de la construcción de la catedral de Chartres.
Otras líneas del Compañerazgo fueron:

  • La del Maestro Santiago (Maître Jacques) conocidos como Compañeros del Deber.mz
  • La del Padre Soubisse que fue una escisión de la del Maestro Santiago.
  • Algunos se llamaban Hijos de Salomón, quienes fueron los encargados de erigir casi todas las catedrales dedicadas a Nôtre-Dame. Todos ellos eran los gremios de artesanos que construyeron las catedrales góticas mayores dirigidos en ocasiones por maestros canteros cistercienses o templarios llamados Fratres Solomonis.
  • San Bernardo de Claraval. Para sir Laurence Gardner, san Bernardo de Claraval, el fundador de la Orden del Císter y mentor de la Orden del Temple, habría logrado descifrar la geometría secreta de los constructores del Templo de Salomón, lo cual no debe resultar disparatado si nos atenemos a los enigmas existentes en torno a quién envió a Tierra Santa a los nueve caballeros fundadores de la Orden del Temple y con qué finalidad concreta. Esta colaboración y convivencia entre la Caballería Guerrera de los Templarios y el Compañerismo de Oficio de los Constructores produciría una corriente de doble sentido, que trasvasaría ritos, símbolos, conocimientos y experiencias en ambas direcciones, al servir todos ellos a la misma causa trascendente. El enriquecimiento por ello fue mutuo, teniendo estos ritos e iniciaciones caballerescos y de oficio su reflejo simplificado en los ritos con que las jerarquías superiores dirigían, del modo más aprovechable posible, las potenciales capacidades psico espirituales del pueblo medieval a quien se dirige principalmente la construcción religiosa.
  • Pre Masonismo Especulativo. No es entonces difícil imaginar que intentar demostrar la antigüedad de la Francmasonería con evidencia proporcionada por monumentos del pasado como las Pirámides y el Obelisco llevado a Nueva York en 1879, deberían haber dado por resultado una vasta literatura acerca de estos objetos. Aunque muchos masones inteligentes estiman estas reivindicaciones sin fundamento, la mayoría del gremio todavía acepta la declaración contenida en el Cargo después de la iniciación. Antigua sin ninguna duda es, subsistiendo desde tiempo inmemorial. En cada era monarcas (rituales americanos: los más grandes y mejores hombres de todos los tiempos) han sido promotores del arte, no han creído derogatorio a su dignidad el cambiar el cetro por la paleta, han participado de los misterios y se han reunido en las asambleas. Es verdad que en tiempos antiguos, caballeros que no eran ni masones operativos ni arquitectos (masones geométricos), se reunían con los masones operativos o dogmáticos en sus logias, observaban las ceremonias de admisión, y conocían sus señas de reconocimiento, pero esta Masonería no es de ninguna manera la Especulativa moderna, un método sistemático de enseñanza de la moralidad por medio de los principios de símbolos de la Francmasonería después de 1723. Sobre la pista del origen sincretista y esotérico, investigaciones históricas llevan a los Rosacruces, una confraternidad, fundada por varios intelectuales, científicos y Christian Rosenkreutz (Cristiano Rosacruz) quienes crearon una orden identificada con una rosa y una cruz (Rosacruces), que incorporó principios del agnosticismo, judaísmo y maniqueísmo, popularizaron los símbolos de la escuadra y el compás, practicaron la alquimia y la teosofía. que poseía el Núcleo Secreto común denominador de todas las religiones. Esta sabiduría se encontraba escondida en su tumba en un bosque alemán. La publicación de la leyenda apareció entre 1.614 y 1.616 en tres libros titulados Fama freternitatis, Confessio y las Bodas químicas de Christian Rosenkreutz. En realidad no existieron ni los Rosacruces ni su fundador, el autor de la leyenda fue el pastor protestante alemán Johann Valentín Andreae que buscaba alentar la unidad no obstante el relativismo de los protestantes frente al Papa y a los de Habsburgo. Durante el siglo XVI y el XVII los Rosacruces y su sabiduría fueron buscados. Uno de los lugares donde se buscaba con mayor interés era en las Corporaciones de Artes y Oficios de Inglaterra y Escocia las cuales contaban con un abundante bagaje de técnicas y simbolismos (misteres. Esta palabra originalmente tenía el significado latino de la palabra italiana mestiere, esto es oficio, trabajo que por influencia esotérica se interpretó como mystery (misterio). Estas corporaciones eran denominadas free-masons en inglés, franc maçons en francés frammassoni en italiano y masones en español, que en forma legendaria remitían sus técnicas, artes y simbolismos a las grandes construcciones de la antigüedad como el arca de Noé, el templo de Salomón, etc.
  • Las Fábulas de Anderson. Preston, Smith, Calcott y otros escritores de esa generación, dicen que La parte histórica de archivos antiguos, escritos por Anderson, son poco más que una colección de fábulas absurdas contenidas en Las Constituciones de los Francmasones de Anderson (1723, 1738) haciendo a la Francmasonería coexistente con la geometría y con las artes basadas en ella; sugiere que Dios, el Gran Arquitecto, fundó la Francmasonería y que esta por patrones a Adán, los Patriarcas, los reyes y filósofos de antaño. Incluso Jesucristo es incluido en la lista como Gran Maestro de la Iglesia Cristiana. La Masonería es acreditada con la construcción del Arca de Noé, la Torre de Babel, las Pirámides, y el Templo de Salomón. Autores ulteriores localizan el origen en los misterios esotéricos de Mesopotamia, Grecia y egipcios, Dionisiacos, de Eleusis, Mitraico, y Druídico; en sectas y escuelas tales como las de los Pitagóricos, Esenios, Caldeos, las del Zoroastrismo y las del Agnosticismo; en las sociedades Evangélicas que precedieron la Reforma; en las órdenes de caballería (Juanistas, Templarios); entre los alquimistas, Rosacruces, y Cabalistas; en sociedades secretas chinas y árabes. Se afirma además que Pitágoras fundó la institución Druídica y por lo tanto que la Masonería probablemente existía en Inglaterra 500 años antes de la Era Cristiana.
  • DESIGNACIÓN Conocida más universalmente por francmasonería, designa al obrero albañil libre de la edad media que pule la piedra organizado en forma especial para formar un grupo de trabajadores calificados que guardan efectivamente bajo juramento secretos técnicos y profesionales sobre palabras, signos y manejo de instrumentos. Este es el periodo llamado masonería antigua u operativa que es la continuación y transformación de las agrupaciones gremiales del Medievo y el Renacimiento. En su origen la masonería tuvo patronos; uno de ellos San Juan Bautista. LA MASONERÍA TOMA SU NOMBRE DEL ANTIGUO GREMIO DE LOS MASONES, LOS ARTESANOS QUE TRABAJABAN LA PIEDRA EN LA CONSTRUCCIÓN DE GRANDES OBRAS.

LA HISTORIA NUEVA LARGA. FUNDACIÓN.
NUEVAS CONSTITUCIONES. Con el declive de la construcción de las grandes catedrales en Europa y la propagación del protestantismo, los gremios de masones comenzaron a decaer y para sobrevivir comenzaron a recibir miembros que no eran masones de oficio. Con el tiempo, estos últimos se hicieron mayoría y los gremios perdieron su propósito original. Pasaron a ser fraternidades con el fin de hacer contactos de negocios y discutir las nuevas ideas que se propagaban en Europa. El arte de construir grandes obras con sentido filosófico inició un decaimiento progresivo y en el siglo XVIII permanece apenas un sentido de labor filosófica y de ayuda mutua entre los francmasones. En contraposición a la la operativa, la masonería propiamente considerada en el moderno significado de la palabra, la masonería moderna o especulativa o filosófica, nació y surgió a principios del siglo XVIII en 1717 el 24 de junio, cuando Se reúnen los masones de Londres para celebrar el Solsticio de Verano pero evolucionando y cambiando de espíritu con carácter de sociedad de iniciados, primero al culto divino y más tarde en iniciación a las virtudes y adquiere el matiz filantrópico – racionalista con que se le distingue; con la unión y fusión de cuatro gremios logias de la fraternidad con la Sociedad de Alquimistas Rosacruces que forman constituyen y fundan la Gran Logia Masónica de Londres llamada en su conjunto Gran Logia de Inglaterra y Westminster, como liga universal de la humanidad, adoptándose el nombre de francmasonería; por obra del pastor protestante ingles James Anderson y del hugonote refugiado Jean Theophile. Desaguliers continuadores del movimiento espiritual inspirado por Comenio. Esta siguió y en 1723 recibe una estructuración sistemática y definida cuando previamente revisadas por un comité de masones, Anderson publica The Constitutions of the free-masons, la reglamentación jurídica. Sus trabajos y arquitectura toman sentido simbólico; se trata de construir y edificar la catedral humana, el hombre ideal, para dar gloria a Dios, el gran Arquitecto del Universo. Desde entonces la masonería recogió influencias de corrientes intelectuales del enciclopedismo del siglo XVIII, del racionalismo y liberalismo del siglo XIX. Las constituciones tienen cuatro partes:

  1. Una historia legendaria del orden y del arte masónico;
  2. Los deberes “charges”; que son la parte más importante, compuesta por: El Rechazo del ateísmo, Promover la adhesión al poder estatal,
  3. El secreto y El reglamento de las logias;
  4. Una serie de cantos para los tres grados, aprendiz, peón (compagno) y maestro.

Estos deberes aún son aceptados por muchas logias pero han sido la causa de mucha polémica, de cismas y divisiones entre los masones. En las constituciones hay una referencia clara a: El esoterismo, El secreto y El relativismo que coexiste con el Deismo iluminista. Sus principios fundamentales, al inicio fueron: tolerancia religiosa; fe en el progreso de la humanidad; fe en Dios; cierto racionalismo que excluye las formas exteriores de la religión organizada como iglesia; aversión contra el sacerdocio oficial, contra la fe en los milagros y otros. Se trata del hito que marca la aparición de la Masonería Especulativa cuya obra de construcción es simbólica, filosófica y social, a diferencia de la Masonería Operativa cuya construcción era material. La transformación no fue repentina sino gradual y en ella sobreviven rituales, símbolos y tradiciones de muy antiguo origen. La Masonería moderna entiende que el ser humano y la Humanidad ideales deben ser construidos piedra a piedra con la misma libertad, honradez, amor y respeto, con los que se construía una catedral. La Gran Logia de Londres se convirtió en foco creador de innumerables logias en todo el mundo, que progresivamente fueron creando sus propias organizaciones nacionales, Grandes Logias o Grandes Orientes en cada país, vinculadas todas ellas por fraternales lazos de solidaridad y reconocimiento mutuos. Su organización esencial se completó en 1723 con la adopción del nuevo Libro de Constituciones y de los tres grados: aprendiz, compañero y maestro.
EL CISMA. El intento de conciliar todo esto fue la causa de un primer cisma masónico. Se acusó a la Logia de Londres (the moderns) de un racionalismo inmoderado. En antagonismo se constituyó la Logia de York (the Antients), quienes más esotéricos introdujeron en la masonería un cuarto grado de carácter sincretista llamado del “Arco Real”, donde se acuña un nombre que pretende ser el común denominador de la divinidad, se llama a Dios “Jahbulon” o “Jah-Bel-On” (derivado de Jah -Jahveh-, Bel del caldeo Baal y On de una divinidad egipcia . Tal como las mejores autoridades alemanas lo admiten la moderna Masonería especulativa empezó con esta unión en esta fecha casi exclusivamente con miembros Aceptados, se trata de auténticos Especulativos u hombres con intereses esotérico filosóficos, consumándose así la separación de la masonería de la corporaciones de trabajadores y artesanos del ramo de la construcción. De aquí pasó a Francia en 1736 donde se fundó El Gran Oriente de Francia. La gran mezcla crea una identidad anticatólica. Los primeros masones protestantes ingleses rechazaban el concepto de una Iglesia poseedora de dogmas de fe. La establecida en Francia, de origen escocés estuardista, fue favorecida por el espíritu racionalista francés: estableció como rito el escocés antiguo y aceptado, frente al de York de las logias inglesas; y en 1738 al fundarse la Gran Logia de Francia, la francesa quedó desvinculada de la inglesa, encontrándose desde entonces en abierta oposición. La mayor diferencia entre Obediencias u Organizaciones se produce en la segunda mitad del siglo XIX, al decidir el Gran Oriente de Francia y progresivamente otras Obediencias Masónicas, la aceptación de agnósticos o ateos entre sus miembros. La razón de esta diferencia es de origen histórico y social. en otros países de Europa se produjo una pugna entre la Iglesia oficial y la realidad social y una evolución política con frecuencia traumática. De esta diferencia de criterios surgió una Masonería de sistema anglosajón, que se llama a sí misma regular y difícilmente reconoce a las otras y una Masonería liberal. Pese a todo los masones trabajan en nombre de la Masonería universal, se esfuerzan en no plantear enfrentamientos y sus relaciones son en la mayor parte de los casos, fraternales y de reconocimiento mutuo. La Masonería no está dividida. Es como un árbol con muchas ramas pero el tronco es el mismo y desde años se persigue el acrecentamiento del común espíritu masónico. A juicio de muchos, tan perjudicial sería un enfrentamiento interno como un monolito ajeno a las ideas y prácticas masónicas. De esta división nacieron las tres ramas principales de la masonería actual. De esta división nacieron las tres ramas principales de la masonería actual: Rito ingles, Rito escocés, Rito simbólico francés. La francesa evolucionó hasta un difuso Deismo, inspirado en el racionalismo naturalista que le hace perder el matiz religioso que tenía; más adelante en un segundo proceso de transformación, cambia su concepción de una base aristocrática de la sociedad por una estructura más democrática, intelectual y politizada. Aunque se ha querido ver siempre una activa participación política en los designios de las logias, a las que se atribuyen la casi totalidad de las revoluciones burguesas del siglo XIX, lo cierto es que, en principio, la masonería no tomó parte trascendente en ellas. Hoy día está en entredicho la relación que pudo tener con la Revolución francesa, a pesar de la coincidencia de lemas como el epígrafe de libertad, igualdad y fraternidad. la Gran Logia de Inglaterra que era conservadora, ritual religiosa no siguió este camino y defendió principios como la fe en la gran voluntad revelada. Desde entonces persiste la división. Por un lado, la andeísta, de carácter ritual, muy conservador en moral y en costumbres, que forma un bloque dirigido por Inglaterra; por otro, una masonería carente de espíritu religioso, más intelectual, con base humanística e implicada fuertemente en los acontecimientos de su tiempo, particularmente en el campo del compromiso político; no obstante, al quedar superado el liberalismo político intelectual, que le dio base, por nuevas tendencias (socialismo, totalitarismo, neocapitalismo, etc.), devino en mero humanismo formalista. Pero Mientras que en Gran Bretaña la Iglesia anglicana favoreció y promovió la Masonería y la evolución política fue gradual, pervive el espíritu estático y religioso inicial, junto al carácter puritano y aristócrata, acepta todas las creencias pero no la ausencia de ellas; la francesa se convierte, pasado el Terror y bajo el Imperio, en paladín de las nuevas tendencias liberales. Masón y liberal serán términos coincidentes en algunos países europeos; durante el siglo XIX, la burguesía mercantil, intelectual o militar, desplaza al aristocratismo y al afán de perfectibilidad humana que la dominaban al nacer. En 1804, La Gran Logia General de Francia se convierte con Napoleón en el primer centro impulsor de la masonería en Europa, siendo designado gran maestre José Bonaparte. El predominio de la masonería francesa en Europa origina una incisión interna en el universo de la misma. La inicial ruptura de las logias francesas, por motivos religiosos, se acentúa más aún a mediados del siglo XIX, en 1877, cuando la Gran Logia del Oriente de Francia suprime y prohibe la obligación del lema: “A la Gloria del Gran Arquitecto del Universo”, quedando separada por ello del cuerpo masónico general y siendo repudiada por la Gran Logia unida de Inglaterra. En el siglo XVIII la masonería se extiende y difunde muy rápidamente por Europa y América. En 1721 se constituyó la primera logia en Francia; en 1717 en Rusia establecida por Pedro I; en 1723 en España; en 1734 en La Haya; en 1738, en Boston; etc. Después de 1815 una parte de la masonería toma otro sentido político y religioso especialmente en Francia, Italia y otros países latinoamericanos; algunos se unieron a los que eran adversarios del orden religioso y monárquico; en Italia quisieron conseguir el fin del papado y de la Iglesia; en Francia defendieron las leyes anticlericales de la tercera república; El ejemplo francés, anticlerical, laicista, racionalista y no pocas veces declaradamente ateo, fue imitado por muchos Orientes y Logias de América Latina, hasta nuestros días. Por eso, en muchos casos, nos hemos encontrado con masones deistas, anticlericales, racionalistas y defensores de la libertad absoluta de conciencia. A esta línea de masonería más intelectual, humanista y racionalista se le llama Irregular. en España defendieron la república que terminó en 1936. La masonería ha sido prohibida en varios países por razones políticas y religiosas. En varios países de América Latina, la masonería estuvo ligada a su independencia e historia. El continente americano ha sido también profundamente afectado por la masonería. Muchos líderes tanto de la corona española como de los movimientos independentistas fueron masones. En la actualidad las logias masónicas más florecientes están en los E.U., que poseen cuatro de los cinco millones de masones regulares que se calcula hay en el mundo. Le siguen los de Inglaterra con medio millón.

PENSAMIENTO CONTEMPORANEO. Fieles a sus antecedentes liberales, las sociedades masónicas son inconformistas de todo régimen político autoritario y están inscritas como una corriente más del pensamiento contemporáneo. Se declaran propagadoras de una vaga espiritualidad deísta y de un humanismo trascendente. Los masones se consideran libres pensadores para opinar sin contar con la Biblia o la Iglesia a la que consideran una tiranía y sin embargo están atados a la logia. La masonería sigue muy presente en los grupos de poder. En Inglaterra y países nórdicos, la masonería sigue vinculada a la realeza. En Francia, inclinada siempre a fórmulas de gobierno basadas en la estricta libertad individual, fue siempre respetada por todos los regímenes políticos hasta 1940 en que el mariscal Petain la declaró fuera de la ley. Posteriormente, en tiempo del general De Gaulle, quedó sin validez. La influencia masónica es poderosa tanto en la política como en los negocios. Cuando los masones han tomado control de un gobierno, como en Francia en 1877 y en Portugal en 1910, han establecido leyes para restringir las actividades de la Iglesia. En 1960, el gran maestre de la Chaine d’Union declaraba que los jalones permanentes de nuestra obra y justificación de nuestra existencia estaban marcados por el sentimiento de la fraternidad, el sentido cívico a escala universal y la protección del hombre y de los valores que representa y que le caracterizan esencialmente, a saber: Aquiescencia a la razón, a los valores morales permanentes y a la libertad, a grados del Rito Escocés Antiguo y es fundador de la organización paramasónica Orden Illuminati, asegura que la leyenda masónica de Hiram Abiff, asociada al tercer grado masónico es claramente luciferina. En el siglo XX se han efectuado varios intentos de unificación. El de 1910 fracasó al negarse Inglaterra a reconocer a la Gran Logia de Francia que insistía en no aceptar el espíritu ritual y simbolismo religioso que tenía aquella. El 15 de Mayo 1954 se llevó a cabo, sin éxito, otro nuevo intento, no obstante cinco grandes logias europeas llegaron a un acuerdo de unificación en Luxemburgo, dejando excluida a Inglaterra. Finalmente y tras algunas defecciones las de Austria, Suiza, etc., varios países europeos como Francia, Alemania, Bélgica, Holanda y Luxemburgo, según los acuerdos de sus respectivos grandes maestres aceptados en las reuniones de Estrasburgo y Bruselas de 1961 han llegado a una fusión total sustentada en la libertad de conciencia y tolerancia mutua, acuerdos a los que posteriormente se ha adherido Italia.
EL ESPÍRITU MASÓNICO. Las nuevas logias empezaron como sociedades conviviales y su distintivo espíritu Masónico solo se desarrolló poco a poco. La palabra Masónica fue un elemento que consolido la estructura de la masonería. Comenzó siendo un Signo de Reconocimiento Secreto para distinguir a los Miembros Operativos afiliados a las corporaciones de los Cowan u obreros independientes del ramo de la construcción. Aunque sobre este término también se desarrollaron series de interpretaciones mágico esotéricas. Las logias masónicas se fueron llenando de elementos esotéricos, los cuales al no poder ser ventilados abiertamente crearon una atmósfera de Secreto en torno a la actividad de las corporaciones. Este espíritu, tal como se exhibió en las nuevas constituciones estuvo en contradicción con aquel que animaba a los primeros masones. Los hechos demuestran que la Masonería moderna no es como Gould, Hughan y Mackey pretenden, una renovación del antiguo sistema, sino que es un nuevo orden de ninguna manera más antiguo que el primer cuarto del siglo XVIII. La entrada en estas corporaciones de elementos con un marcado interés esotérico, hombres que no eran propiamente trabajadores de ramo de la construcción, mezcló la leyenda de los Rosacruces con las leyendas propias del arte de las corporaciones. En un primer momento se distinguían los miembros de las corporaciones en: Operativos o trabajadores del ramo de la construcción propiamente hablando y Aceptados esoteristas que entraban en la corporación interesados en los secretos de los Rosacruces y también por intereses de tipo social. En 1786 Federico de Prusia reorganizó las órdenes masónicas, las reunificó, reglamentó su funcionamiento, su liturgia y estructuró sus grados. Desde esas fechas la fraternidad, dividida en diversos ritos como el escocés, el York, el francés, el egipcio, el templario y el nacional mexicano, se ha extendido por los 5 continentes y actualmente se encuentra presente en más de 200 países, agrupando entre sus filas a varias decenas de millones de masones. No hubo demasiados deseos de entendimiento con la Iglesia Católica. Cuando se dieron contactos fue más bien a un nivel personal. Claro que después del Concilio Vaticano II se dio un ambiente diferente e intentos de cambios. Pero como veremos posteriormente los logros no son tantos. El profesor Ricardo de la Cierva, historiador e investigador, ha dedicado muchos años de su vida al estudio de la masonería afirma que la masonería tiene una tesis fundamental y su esencia sólo puede ser comprendida por un masón. Esta tesis tiene un precedente en el siglo I después de Cristo, en los gnósticos, que buscaban la gnosis, el conocimiento profundo y que afirmaban poder alcanzarlo sólo ellos. El Papa León XIII, en su encíclica In eminenti, explicaba que la masonería es la actualización del paganismo antiguo y el gnosticismo. El gnosticismo nació como una reacción pagana contra el cristianismo y se ha venido reproduciendo a lo largo de la Historia hasta hoy. Se puede afirmar que la masonería es una organización que tiene como fin fundamental acabar con el cristianismo, implantar la secularización en la sociedad y esto se puede ver en la lectura de los rituales masónicos. Tomaron como patrones a Adán y los patriarcas y se acreditaron arbitrariamente las mayores construcciones de la antigüedad, entre ellas el Arca de Noé, la Torre de Babel, las Pirámides y el Templo de Salomón. Mezclaron las enseñanzas de las antiguas religiones y tomaron libremente de los grupos de culto, como los Rosacruces, los sacerdotes egipcios y las supersticiones paganas de Europa y del Oriente. El objetivo era crear una nueva Gnosis propia de personas ascendidas a un nivel superior. Como parte de su sincretismo, la Masonería no tiene reparo en incluir también a la Biblia, la cual ponen sobre su altar. Las logias pueden también recibir miembros de cualquier religión y cada cual aporta sus propios libros sagrados a los que se les da el mismo valor que a la Santa Biblia. Se propone como nueva religión universal mientras que las iglesias cristianas son relegadas a la categoría de meras sectas. La verdadera filosofía masónica es el humanismo secular, una ideología meramente humana proponente del racionalismo y el naturalismo. La naturaleza está guiada por la razón que lleva por si sola a toda la verdad y, consecuentemente, a una utopía de libertad, igualdad y fraternidad. Este debía ser el nuevo orden secular. La filosofía masónica es precursora de la Revolución Francesa e influye mas tarde en la filosofía comunista. Hay que tener claro que, para su finalidad principal, necesitan el poder.

ORIGEN SOCIOLÓGICO. Si se quiere entender que es la masonería es necesario conocer su origen. Sin embargo esta es una de las cuestiones más discutidas dentro de las investigaciones históricas. No obstante se puede hacer una distinción Clarificadora, distinguiendo entre lo que son los orígenes Sociológicos y los orígenes Históricos de la masonería. Vamos a extendernos en el aspecto histórico de la Masonería pues al hacerlo se abordan muchas cuestiones que aclaran principios confusos, malentendidos y calumnias cuya clarificación es necesaria a fin de entenderla, que es y que se pretende. La cuestión del origen de la Masonería es algo compleja pudiendo incluir varias contestaciones. La masonería surge en el ámbito cultural de la modernidad, caracterizada por el pluralismo social y doctrinal que nace de la Reforma protestante y sus ulteriores fragmentaciones, luego se ve alentada por el iluminismo con sus variadas formas de racionalismo e incredulidad (Deismo, agnosticismo. Paradójicamente una de las reacciones contrarias al fenómeno del pluralismo, marcará notablemente el surgir de la masonería, se refiere al fenómeno de las sectas, mundos cerrados no plurales, agrupados en torno a un jefe carismático, surgen como refugio ante el pluralismo social y contienen en muchos casos elementos de esoterismo. Este itinerario sociológico demuestra, paradójicamente, la necesidad que tiene el hombre de poseer una verdad que apuntale su vida y la profunda desazón de vivir en un mundo de manifiestas contradicciones, reaccionando de tres modos: , sienten la necesidad de resolverlas; , si no pueden resolverlas, optan por una evasión buscando refugio en el sectarismo; , tratan de dar una razón que haga compatible las contradicciones mediante el relativismo y el sincretismo.

EL ORIGEN DE LOS ALTOS GRADOS. La multiplicación de Altos Grados se debe al prominente caballero escocés André Michel de Ramsay (1686-1717), que para hacer más atractiva y difundir la masonería entre la nobleza de Francia, introduce la convicción de que la nobleza europea ha entrado en la masonería desde la época de las cruzadas, haciendo de ella más que una realidad corporativa, una realidad caballeresca con una intrincada estructura de grados. También se relaciona a la masonería con una presunta continuidad de la orden de los Templarios. Los partidarios de los Altos Grados le dieron a la masonería un acento fuertemente esotérico y ocultista, desplazando en el continente europeo la influencia de las logias inglesas, más racionalistas e iluministas. La pugna entre estas dos corrientes esotérico – ocultista y racionalista – iluminista tiene un fuerte enfrentamiento durante la Revolución francesa, donde prominentes masones “fríos” detentan el poder y persiguen a los masones de la llamada “Corriente Caliente”. En el plano internacional, la masonería llegó a los Estados Unidos en 1801. La primera logia influida por los Altos Grados se fundó en Charleston, ahí cristalizó la versión más difundida de la masonería: el Rito escocés antiguo y aceptado estructurado en 33 grados, y difundida por Albert Pike (1809-1891).

MASONERÍA AZUL. Pike dice que la gran mayoría de los Masones están lejos de ser Iniciados y se arrastran en la oscuridad egipcia. La masonería de los grados más altos, enseña las grandes verdades de la ciencia intelectual; pero acerca de estos, así como de los rudimentos y primeros principios, la masonería Azul es completamente ignorante. Sus dramas parecen tener la intención de enseñar la resurrección del cuerpo. La pretendida posesión de secretos misteriosos, ha permitido a la masonería Azul de contar sus iniciados por decenas de millares. Nunca fue ninguna pretensión a la posesión de conocimientos misterioso tan sin fundamento y tan absurda como la de los Grados del Capítulo del Arco Azul y Real. La parodia de Cristiandad de la Masonería Azul la hizo simplemente una emasculada e impotente sociedad con grandes y resonantes pretensiones y escasos resultados. Y aún así, sus multitudes adhieren a ella, porque la iniciación es una necesidad del Alma Humana y porque instintivamente anhela la unión de los muchos bajo el mando de una única voluntad, en cosas espirituales así como en cosas temporales, por una Jerarquía y un Monarca.
MASONERÍA REGULAR E IRREGULAR. Al extenderse la masonería por Europa, esa finalidad filantrópica y humanitaria que en sus principios se proponía la masonería no se mantuvo. Al lado de la masonería propiamente dicha, ordinaria, oficial, ortodoxa, surgieron numerosas sectas, unas particularmente herméticas, cabalísticas, eclécticas y seudomísticas (martinistas franceses, pietistas alemanes) u otras netamente políticas (iluminados bávaros); e incluso la masonería regular conforme pasaban los años se iba dividiendo en numerosas ramas y ritos. El paso definitivo de esta ruptura lo dio el Gran Oriente de Francia en 1877 al borrar de sus estatutos la obligación, hasta entonces exigida, de la creencia en el Ser Supremo al que dan el nombre de Gran Arquitecto del Universo. De resultas de esta actitud se siguió la condena de la Gran Logia de Inglaterra contra el Gran Oriente francés. La posición adoptada por la masonería francesa era consecuente con la actitud anticlerical, laicista y racionalista que sus miembros propugnaban. El paso francés fue secundado por muchos Orientes y Logias, tanto europeos como hispanoamericanos, que no admitieron como primera condición para ser miembros de la masonería la creencia en el Ser Supremo, condición ante la que no cabe ningún compromiso. De la masonería, pues, no se puede hablar en un sentido unívoco, ya que no existe una única masonería; existen muchas manosearías independientes unas de otras (masonería inglesa, norteamericana, alemana, austríaca, escandinava, holandesa, el Gran Oriente de Francia La Gran Logia Nacional francesa, las Masonerías italianas, las latinoamericanas, etc.) y dentro de estas mismas se da una variedad extraordinariamente de ritos (Rito escocés antiguo y aceptado, Rito de York, Rito escocés rectificado, Rito mixto universal, etc.). A la hora de analizar la masonería se tendrá que distinguir, más en cuanto a la finalidad que persiguen que en cuanto a los principios fundamentales de su doctrina, una masonería regular u ortodoxa, frente a una masonería irregular y heterodoxa. La primera sigue más fiel a los principios sobre los que fue fundada: creencia en un Ser Supremo, respeto de la Biblia y no injerencia en cuestiones políticas y confesiones, y ha preferido dedicar su actividad al campo humanitario; Y la segunda es la propugnada por el Gran Oriente francés, atea, sectaria y declaradamente anticatólica.
Una masonería regular u ortodoxa sigue más fiel a los principios sobre los que fue fundada: Creencia en un Ser Supremo, respeto de la Biblia y no injerencia en cuestiones políticas y confesiones, dedicando su actividad al campo humanitario. Es el Rito ingles vinculado a la realeza, de carácter aristocrático y puritano donde pervive el espíritu estático y religioso inicial, andeísta, de carácter ritual, muy conservador en moral y en costumbres, que forma un bloque dirigido por Inglaterra. Para que una Logia sea regular, es decir que sea reconocida como tal por las demás Logias, debe ser autorizada por una Carta Patente otorgada por una Gran Logia cuyas autoridades también son electas temporalmente entre los Maestros y un presidente es el Gran Maestro.
Una masonería irregular y heterodoxa. Es La promulgada propugnada y establecida en Francia por el El Gran Oriente Francés, de origen escocés estuardista, favorecida por el espíritu racionalista francés que estableció como rito el escocés antiguo y aceptado, racionalista, sectaria, atea, laicista y declarada anticatólica, frente al de York de las logias inglesas y en 1738 al fundarse la Gran Logia de Francia, quedó desvinculada de la inglesa, encontrándose desde entonces en abierta oposición. El paso definitivo de esta ruptura lo dio el Gran Oriente de Francia en 1877 por motivos religiosos al borrar de sus estatutos la obligación, hasta entonces exigida, de la creencia en el Ser Supremo nombrado Gran Arquitecto del Universo quedando separada por ello del cuerpo masónico general y siendo repudiada y condenada por la Gran Logia unida de Inglaterra. Desde entonces persiste la división. Una masonería carente de espíritu religioso, más intelectual, con base humanística e implicada fuertemente en los acontecimientos de su tiempo, particularmente en el campo del compromiso político; no obstante, al quedar superado el liberalismo político intelectual, que le dio base, por nuevas tendencias (socialismo, totalitarismo, neocapitalismo, etc., devino en mero humanismo formalista, inclinada siempre a fórmulas de gobierno basadas en la estricta libertad individual, fue siempre respetada por todos los regímenes políticos hasta 1940 en que el mariscal Petain la declaró fuera de la ley; aunque, posteriormente en tiempo del general De Gaulle, quedó sin validez dicha ley. El paso francés fue secundado por muchos Orientes y Logias, tanto europeos como hispanoamericanos, que no admitieron como primera condición para ser miembros de la masonería la creencia en el Ser Supremo, condición ante la que no cabe ningún compromiso. El Rito simbólico francés evolucionó hasta un difuso Deismo inspirado en el racionalismo naturalista que poco a poco le hace perder el matiz religioso que tenía. En un segundo proceso de transformación, cambia su concepción de base aristocrática de la sociedad por una estructura más democrática, intelectual y politizada. Aunque se ha querido ver siempre una activa participación política en los designios de las logias, a las que se atribuyen la casi totalidad de las revoluciones burguesas del siglo XIX, lo cierto es que en principio, la masonería no tomó parte trascendente en ellas. Hoy día está en entredicho la relación que pudo tener con la Revolución francesa, a pesar de la coincidencia de lemas de las mismas en el epígrafe de “libertad, igualdad y fraternidad”. Se convierte pasado el Terror y bajo el Imperio, en paladín de las nuevas tendencias liberales. Masón y liberal serán términos coincidentes en algunos países europeos; durante el siglo XIX, la burguesía mercantil, intelectual o militar, desplaza al aristocratismo y al afán de perfectibilidad humana que la dominaban al nacer. En 1804, se convierte con Napoleón en el primer centro impulsor de la masonería en Europa, siendo designado gran maestre José Bonaparte. Su predominio en Europa origina una incisión interna en el universalismo de la misma.
DOCTRINA. La exposición unitaria de la doctrina masónica es difícil y compleja dada la existencia de diversos tipos de masonería si se hace a un nivel fenomenológico, de experiencia concreta, de finalidad que persiguen. La tarea se facilita aunque no exenta de dificultad si se intenta ir a los fundamentos últimos de las doctrinas masónicas y a las consecuencias a las que sosteniendo tales doctrinas se llega. La encíclica Humanum genus de León XIII sirve de base para el desarrollo y análisis de la doctrina propugnada por la masonería. Puede analizarse su doctrina desde el punto de vista religioso, desde el punto de vista moral, y desde el punto de vista filosófico.
PRINCIPIOS. Terminología Masónica. l Gran Maestro (G.·.M.·.) es el cargo que ocupa el máximo dirigente de la masonería en cualquier país. El hermano de la Logia encargado de dirigir sus trabajos es el Venerable Maestro (V.·.M.·.). El Venerable Maestro tiene dos ayudantes: (Pr.·.V.·.) Primer Ayudante y (Sg.·.V.·.) Segundo Ayudante. El tercer y último grado de la Masonería Simbólica es el Maestro Masón (M.·.M.·.).; A L.·.G.·.D.·.G.·.A.·.D.·.U. A la Gloria del Gran Arquitecto del Universo; G.·.L.·..Gran Logia; Cp.·.Compañero; G.·.L.·.Prov. de Gran Logia Provincial de … Ap.·.Aprendiz; G.·.M.·.Gran Maestro H.·.Hermano; V.·.M.·.Venerable Maestro O.·.Oriente; Pr.·.V.·.Primer Vigilante R.·.L.·.Respetable Logia; Sg.·.V.·.Segundo Vigilante L.·.Logia.
Principios Generales. La Francmasonería es una fraternidad que incluye hombres y mujeres de todas las razas, nacionalidades y religiones. Queriendo eliminar todas las causas de división y conflicto, busca continuamente los medios que ayuden a todos los seres humanos a unirse y llegar a ser uno por el bien de la totalidad.La orden Masónica se divide en diferentes Ritos y Obediencias, que aunque pueden diferir, provienen de la misma fuente y Tienden a una misma meta. Cada Obediencia tiene su propia jerarquía y su propia organización; y los decretos emanados de sus organizaciones internas, son obligatorios para los miembros pertenecientes a dicha Obediencia.Los medios de reconocimiento usados por los Francmasones son universales y conocidos sólo por iniciados de los distintos grados, pero solo la autoridad reconocida de cada Obediencia tiene el derecho de crear Francmasones, emitir decretos en su Obediencia y conferir los grados en su jerarquía. En 1717 fue fundada la Gran Logia de Londres, por el reverendo anglicano James Anderson y por el hugonote refugiado Jean Theophile Desaguliers. Sus principios fundamentales, al inicio fueron: tolerancia religiosa; fe en el progreso de la humanidad; fe en Dios; cierto racionalismo que excluye las formas exteriores de la religión organizada como iglesia; aversión contra el sacerdocio oficial, contra la fe en los milagros y otros”.
LA MASONERÍA NO ES UNA RELIGIÓN. No está ni puede afiliarse a religión determinada, ni compite con ellas. No es una religión ni una secta, ni se presenta como un camino de salvación, sino como un pensamiento filosófico, un método de crecimiento personal de aumento de la conciencia personal que respeta y deja las creencias o la ausencia de las mismas, en el caso de la liberal a la libertad de conciencia de cada uno de sus miembros, que elevándose sobre toda clase de discusiones, ofrece a los amantes de la verdad, el terreno más apropiado para el cultivo de la inteligencia mutua, la búsqueda de la plenitud y la unión fraternal, como diría el filósofo masón Krause “del hombre en cuanto hombre”; Siempre que el masón acepte el compromiso de conocerse a sí mismo, desarrollar sus posibilidades en todos los sentidos, en la forma que desee y volcar ese conocimiento y mejora en beneficio del Universo del cual la Humanidad es parte sustancial. No reconoce en la investigación científica ninguna autoridad superior a la razón humana y rechaza por tanto las verdades reveladas que aceptan las religiones positivas. Admite en su seno personas de todos los credos religiosos, sin distinción, siempre que sean hombres libres y tolerantes y respeten todas las opiniones sinceramente profesadas, es decir, exentas de fanatismo, egoísmo y supersticiones. Sin embargo, La masonería tiene afinidad con los movimientos esotéricos, es pseudo espiritual, pseudo religiosa, teosófica, espiritista de la línea de Allam Kardec, Rosacrucista, misteriosa y con secretos que hace guardar bajo juramento con diversas penas incluída la muerte; no acepya ni comulga con los principios ideológicos cristinanos, es progresita. Es en última instancia una forma colegiada de reflexión filosófica y hoy a nadie se le ocurre plantear una contradicción entre filosofía y teología ya que se reconocen como jurisdicciones diferentes no aisladas. Por ejemplo, cuando el gran maestro de la Gran Logia de Chile, Jorge Carvajal, atacó a la iglesia católica por su intervención en materias como el aborto y la píldora del día después, demostró tener una moral relativiza la vida humana contraria a la doctrina católica. Propone un esfuerzo de autoconciencia y autenticidad personal que está por supuesto abierta a cualquier interpretación confesional y en esa libertad, naturalmente todas las opciones son posibles para el masón. Decir que por esa garantía de libertad la masonería es incompatible con el catolicismo sería como venir a decir que la Historia de las Religiones es una asignatura anticatólica porque estudia el fenómeno religioso poniendo a todas las religiones en el mismo plano o que la filosofía es anticristiana por el hecho de no ser ya sierva de la teología. Da culto al Gran Arquitecto del Universo y ha formulado sus propias doctrinas, tiene templos, altares, oraciones, un código moral, vestimentas rituales, días festivos, la promesa de retribución después de la muerte, jerarquía, ritos de iniciación y ritos fúnebres propios. Los masones tienen un concepto de la divinidad opuesto al de la revelación judéo – cristiana. No aceptan a Dios Trino, único y verdadero. Su deidad es impersonal, el falso dios de la razón. Es grave el abuso de los juramentos en nombre de Dios. Formalmente invocan la deidad en sus ritos de iniciación para sujetar al hombre, bajo sanciones directas, a objetivos contrarios a la voluntad divina, Rechaza la Iglesia Católica, la cual intenta destruir como uno de sus objetivos ampliamente documentado. El 24 de abril de 738, 21 años después de la fundación de la Masonería, Clemente XII escribió In Eminenti, la primera encíclica contra la Masonería. Desde entonces esta prohibido a los católicos entrar en la Masonería. Los ortodoxos y algunos grupos protestantes también han prohibido en diversas ocasiones la entrada de sus miembros en la Masonería.
NO ES ATEA TAMPOCO Reconoce al Gran Arquitecto del Universo como Símbolo de las supremas aspiraciones e inquietudes de los hombres que anhelan captar la esencia, el principio y la causa de todas las cosas. Para el esclarecimiento de la verdad no reconoce otro límite que el de la razón humana en la ciencia. Un sacerdote puede ser masón. La Condición Sine Qua Non Para Ser Masón, es ser hombre libre y de buenas costumbres. Es inherente a la condición de hombre libre, ser tolerante y no dogmático. Prelados que han cultivado estas virtudes y coincidieron con los ideales libertarios de la Masonería han sido masones como el cura Hidalgo paladín de la independencia mejicana, el padre Calvo fundador de la Masonería en Centroamérica, el Dr. Ramón Méndez, arzobispo de Venezuela y en la Argentina, Julio Segundo Agüero, etc.. Escasamente más serio es el rechazo del Ateísmo por las Grandes Logias británicas, americanas y algunas alemanas en su disputa con el Gran Oriente de Francia. Es verdad que la Gran Logia inglesa, en su comunicación trimestral del 6 de marzo de 1878 aprobó cuatro resoluciones, en las que declara que el más importante lindero antiguo de la orden, es la creencia en el Gran Arquitecto del Universo y se exige una declaración explícita de esta creencia de parte de los hermanos visitantes pertenecientes al Gran Oriente de Francia como un requisito para entrar en las logias inglesas. Medidas similares fueron tomadas por las Grandes Logias irlandesas, escocesas, y norteamericanas. Pero esta creencia en un Gran Arquitecto es tan vaga y simbólica, que casi cada clase de Ateísmo e incluso el Estúpido Ateísmo puede ser cubierto por ella. Además, las Grandes Logias británicas y americanas declaran que se satisfacen totalmente con tal ambigüedad, que es de hecho sólo una declaración verbal, sin mayor investigación sobre la naturaleza de esta creencia y que no sueñan con declarar que la Francmasonería es una iglesia, un concilio o un sínodo. Por consiguiente se reconocen como masones incluso a aquellos que con Spencer y otros filósofos Naturalistas de la época llaman a Dios el principio oculto todopoderoso que opera en la naturaleza o tal como los partidarios del Handbuch quienes sostienen que las Dos Columnas de la religión son el sentimiento de la pequeñez del hombre en la inmensidad de espacio y tiempo y la convicción de que todo lo que es real tiene su origen en lo bueno y de que todo lo que ocurre debe ser para el bien. Un Gran Orador americano, Zabriskie de Arizona, el 13 de noviembre de 1889 promulgó que miembros individuales pueden creer en muchos dioses si su conciencia y discernimiento así les mandan. Limousin aprobado por masones alemanes dice que La mayoría de los hombres conciben a Dios según las religiones exotéricas, como a un hombre todopoderoso; otros como la idea más elevada que un hombre puede formarse de acuerdo a las religiones esotéricas. Estos últimos son llamados Ateos según la noción exotérica de Dios rechazada por la ciencia, pero no son Ateos según la noción esotérica y verdadera de Dios. Al contrario, añaden otros son menos Ateos que los miembro de una iglesia, de quienes sólo difieren por tener una idea más alta de Dios o de lo Divino. En este sentido Thevenot, Gran secretario del Gran Oriente de Francia, en una carta oficial a la Gran Logia de Escocia (30 de enero de 1878), declara que La Masonería francesa no cree que existan Ateos en el sentido absoluto de la palabra y Pike mismo reconoce que Un hombre que tiene una concepción más alta de Dios que aquellos que lo rodean y que niega que la concepción de ellos sea Dios, será muy probablemente llamado Ateo por aquellos hombres que son en realidad mucho menos creyentes en Dios que él, etc. Así que toda la polémica es meramente nominal y formal. Además, hay que notar que la cláusula que declara que la creencia en el Gran Arquitecto es un requisito de admisión fue introducida en el texto de las Constituciones de la Gran Logia de Inglaterra, solamente en 1815 y este texto dice: Un Masón por consiguiente esta particularmente obligado a nunca actuar en contra de los dictados de su conciencia, con lo que la Gran Logia de Inglaterra parece reconocer que la libertad de conciencia es el principio supremo de la Francmasonería y que predomina por encima de todos los demás en caso de conflicto. Se implica asimismo la misma supremacía de la libertad de conciencia en el carácter no sectario, que los masones angloamericanos reconocen como la esencia más profunda de la Masonería Dos Principios, como dijo el Emperador alemán Federico III en un discurso solemne a masones en Estrasburgo el 12 de septiembre de 1886, … Caracterizan sobre todo nuestros propósitos a saber, la libertad de conciencia y la tolerancia”; y el “Handbuch” justamente hace notar que la libertad de conciencia y la tolerancia fueron por eso promulgadas como los cimientos de la Masonería por la más alta autoridad Masónica de Alemania. Por tanto el Gran Oriente de Francia tiene razón sobre la esencia de la cuestión según el punto de vista Masónico; pero se ha apartado de la tradición al suprimir símbolos y formulaciones simbólicas las cuales si se comprenden debidamente, de ninguna manera implican aserciones dogmáticas y no se pueden rechazar sin dañar la obra de la Masonería, ya que ésta necesita de formulas religiosas ambiguas adaptables a cada forma de creencia y a cada fase de desarrollo moral. Desde este punto de vista los símbolos del Gran Arquitecto del Universo y de la Biblia son verdaderamente de suma importancia para la Masonería. Así que varias Grandes Logias que al principio habían imitado el radicalismo francés finalmente guardaron esos símbolos. Un representante de la Gran Logia de Francia escribe en este sentido a Findel: “Estamos completamente de acuerdo con ustedes en considerar todos los dogmas, sean positivos o negativos, como radicalmente contradictorios con la Masonería, cuya enseñanza debe ser propagada sólo por símbolos que pueden y deben ser explicados por cada quien según su propia comprensión; por eso sirven para mantener la concordia. Por eso nuestra Gran Logia de manera facultativa retiene el Símbolo del Gran Arquitecto del Universo, ya que cada quien puede concebirlo de acuerdo a sus convicciones personales. A las logias se les permite el retener los símbolos, pero no hay ninguna obligación de hacerlo así y muchas no lo hacen. Excomulgarse los unos a los otros a causa de cuestiones metafísicas, nos parece a nosotros los masones la cosa más indigna que se puede hacer”. El órgano oficial de la Masonería italiana incluso recalca: La fórmula del Gran Arquitecto, que se reprocha a la Masonería como ambigua y absurda, es la afirmación más liberal y justa del inmenso principio de la existencia y puede representar ya sea al revolucionario Dios de Mazzini como al Satanás de Giosue Carducci en su famoso himno a Satanás; Dios como fuente de amor, no de odio; Satanás, como el genio de lo bueno, no de lo malo. En ambas interpretaciones es en realidad el principio de la Revolución que adora la Masonería italiana.
ANÁLISIS DOCTRINAL. Uno de los artículos fundamentales de la constitución de 1723 se expresa así: Todo masón está obligado en virtud de su título, a obedecer la ley moral; y si comprende bien el arte, no será jamás un estúpido ateo, ni un irreligioso libertino. Así como en los tiempos pasados los masones estaban obligados, en cada país, a profesar la religión de su patria o nación, cualquiera que esta fuese, en el presente nos ha parecido más a propósito el no obligar mas que aquella en la que todos los hombres están de acuerdo, dejando cada uno su opinión particular: a saber, ser hombres buenos y verdaderos, hombres de honor y probidad, cualquiera que sea la denominación o creencias conque puedan distinguirse. De donde se sigue que la masonería es el centro de unión y el medio de conciliar una verdadera amistad entre personas que sin ellas permanecerían en una perpetua distancia.
Divergencias. Las únicas divergencias serias entre masones sobre la interpretación de los textos de 1723 y 1738 se refieren a las palabras: “Y si entiende correctamente el Arte, nunca será un estúpido Ateo ni un Libertino irreligioso”. La controversia acerca del significado de estas palabras ha sido particularmente aguda desde el 13 de septiembre de 1877, cuando el Gran Oriente de Francia borró el párrafo, introducido en 1854 en sus Constituciones, por el cual la existencia de Dios y la inmortalidad del alma eran declarados la base de La Francmasonería y le dio al primer artículo de sus nuevas Constituciones el siguiente tenor: La Francmasonería es una institución esencialmente filantrópica, filosófica (naturalista, no dogmática) y progresista, tiene como objetivo la búsqueda de la verdad, el estudio de la moralidad universal, de las ciencias y de las artes y la práctica de la beneficencia. Tiene como principios la absoluta libertad de conciencia y la solidaridad humana. No excluye a nadie a causa de sus creencias. Su divisa es Libertad, Igualdad, Fraternidad. El 10 de septiembre de 1878, el Gran Oriente, además, decretó expurgar de los Rituales y de los procedimientos de la logia todas las alusiones a dogmas religiosas tales como los símbolos del Gran Arquitecto, la Biblia, etc. Estas medidas atrajeron solemnes protestas de casi todos los órganos angloamericanos y alemanes y llevaron a la ruptura entre las Grandes Logias angloamericanas y el Gran Oriente de Francia. Puesto que muchos masones librepensadores en América y en Europa simpatizaron en esta disputa con los franceses, ocurrió una ruptura mundial. Bastante recientemente muchas Grandes Logias de los Estados Unidos se negaron a reconocer la Gran Logia de Suiza como un Cuerpo Regular, porque guardaba relaciones amistosas con el ateo Gran Oriente de Francia. Esta ruptura parece mostrar, que en el precedente párrafo de los Antiguos Cargos, la creencia en un Dios personal es declarada como el más importante requisito previo y deber de un Masón y que la Masonería angloamericana al menos, es un campeón inflexible de esta creencia en contraste con la impiedad de Masonería latina. Pero en verdad toda Masonería esta llena de ambigüedad. Los textos de 1723 y 1738 de la ley fundamental acerca del Ateísmo son deliberadamente ambiguos. El ateísmo no es condenado de manera afirmativa, sino sólo suficientemente desaprobado para respetar las exigencias del momento, cuando un reconocimiento público del ateísmo habría sido fatal a la Masonería. No se dice que no se pueden admitir Ateos, o que ningún Masón puede ser un Ateo, sino sólo que si comprende correctamente el Arte, nunca será un estúpido Ateo, etc., i.e., que no sostendrá o profesara el Ateísmo de una manera tonta, con declaraciones, por ejemplo que choquen el sentimiento religioso y causen a la Masonería una mala reputación. Y aun tal estúpido Ateo no incurre en crítica más fuerte que la del simple hecho de que no comprende debidamente el Arte, un juicio meramente teórico sin ninguna sanción práctica. Tal desaprobación sirve más bien a alentar el positivismo moderno o el Ateísmo científico. La Masonería no es anticristiana, pues muchas Iglesias de esa religión la apoyan y promueven, perteneciendo sus obispos y pastores a ella, de forma abierta. Tampoco cabe decir que la Masonería sea anticatólica, toda vez que en su seno se respetan todas las creencias. lo que sí ha ocurrido históricamente es el enfrentamiento de la Iglesia Católica con la Masonería. La mayor virulencia se da en el siglo XIX, cuando los diferentes estados italianos se unifican en uno, u el Papa ve amenazada su posición como Rey de Roma; en ese momento la Santa Sede reacciona con dureza frente a todas las corrientes que, directa o indirectamente, propugnen los ideales bajo los que se unifica Italia: Estado Liberal, sociedades patrióticas -carbonari, anilleros…-, librepensamiento, etcétera. Una de las condenas más duras contra la Masonería la acusa de pretender la separación de la Iglesia y el Estado que defenderá el Concilio Vaticano II en el siglo XX -. Las calumnias a la Masonería fueron conscientemente alimentadas con las obras del estafador Leo Taxil (que terminó reconociendo públicamente su impostura), en las que se hablan desde apariciones demoníacas hasta banquetes en los que se devoran niños. Cualquier católico puede, desde el punto de vista de la Masonería, ingresar en ella. Se le exige lo mismo que a las personas de otras creencias o ideologías: tolerancia, fraternidad y desarrollo continuo de si mismo en beneficio de los demás. De lo dicho hasta ahora no cabe deducir que la Masonería pretenda una vuelta atrás, a doctrinas elaboradas en el siglo XVIII. El gran valor de la Masonería radica en que cada masón, cada generación de masones, re – elabora la continua y progresiva aplicación de los principios de Libertad, Igualdad y Fraternidad, que no significan lo mismo en el siglo XVIII que en el XX. Nada de cuanto es humano nos es ajeno, nada de cuanto es Universo nos es ajeno, por estar el hombre inmerso en ese Universo como parte consciente y valiosísima del mismo, capaz de comprender y ayudar a mantener la armonía del conjunto. No somos retrógrados cuando tratamos de mantener y estudiar las raíces de nuestra tradición, pues no se puede pretender entender el presente ni construir el futuro ignorando los origines. Uno de los artículos fundamentales de la constitución de 1723 expresa así: Todo masón está obligado en virtud de su título, a obedecer la ley moral; y si comprende bien el arte, no será jamás un estúpido ateo, ni un irreligioso libertino. Así como en los tiempos pasados los masones estaban obligados en cada país, a profesar la religión de su patria o nación cualquiera que esta fuese, en el presente nos ha parecido más a propósito el no obligar mas que aquella en la que todos los hombres están de acuerdo, dejando cada uno su opinión particular: a saber, ser hombres buenos y verdaderos, hombres de honor y probidad, cualquiera que sea la denominación o creencias conque puedan distinguirse. De donde se sigue que la masonería es el centro de unión y el medio de conciliar una verdadera amistad entre personas que (sin ellas) permanecerían en una perpetua distancia. De este texto y de las definiciones dichas, parece que la finalidad de la masonería es el ser una reunión de hombres que creen en Dios El Ser Supremo, que respetan la moral natural y quieren conocerse y trabajar juntos a pesar de la diversidad de opiniones religiosas, o de su pertenencia a confesiones o partidos opuestos. Bajo este difuso Deismo y filantropía se puede intuir una realidad más profunda. León XIII en su encíclica “Humanum Genus” puso de manifiesto como las doctrinas religiosas, filosóficas y morales en que se inspira la masonería como tal, cualquiera que sean las opiniones particulares de sus miembros, llevan a la negación de la existencia de Dios; a la negación de la misma moral; y abre camino al ateísmo, al panteísmo, al iluminismo, al espiritismo, etc.
LA PROPAGANDA MASÓNICA. declara que es una institución esencialmente caritativa, filantrópica, filosófica y progresista; que tiene como meta indagar la verdad, el estudio de la moral, combatir la superstición, practicar la caridad y que quiere trabajar solamente para el mejoramiento material y social de la humanidad; afirman reconocer y defender la existencia de Dios, la prevalencia del espíritu sobre la materia y que por eso, ningún ateo o materialista puede ser masón; que no se opone a la religión ni mucho menos a la Iglesia Católica, que no hay ninguna incompatibilidad entre la masonería y la Iglesia; más bien recomienda que cada uno practique su religión; que la masonería proclama la tolerancia y el respeto a las convicciones religiosas y políticas de los otros, la autonomía de la persona humana, el amor a la familia, la fidelidad a la patria y la obediencia a la ley; que ella considera a todos los hombres hermanos, libres e iguales, cualquiera que sea su raza, nacionalidad o religión; que sus leyes, constituciones y reglamentos prohiben expresamente hablar o discutir sobre política o religión; que hubo incluso obispos, curas y frailes ilustres miembros de la masonería sin que hubiera percibido la más mínima dificultad contra su fe y sus convicciones católicas; que sus leyes y rituales exigen constantemente que el verdadero masón sea virtuoso, ejemplar, de buenas costumbres, muerto para el vicio, sin errores ni perjuicios, observante de la ley, patriota, cumplidor del deber, apóstol del bien, generoso, devoto, confiado, pacífico, hermano de todos, protector de las viudas, abogado de los oprimidos.
NO TIENE DOGMAS. Para el cristiano la revelación de Dios es garantía de verdad; en la Biblia explicativa por la Iglesia asistida por el Espíritu Santo está toda la verdad sobre Dios, el hombre y el mundo. El dogma, como verdad revelada o principio innegable, está en las antípodas de la Masonería Y no reconoce otro límite que la razón para acceder al conocimiento. Tiene principios e ideales, cultiva virtudes, siempre con la máxima amplitud de criterios.

  1. Tolerancia e indiferencia. La mayoría de los masones dicen que son tolerantes con todos, que no imponen dogmas y que solo admiten lo que se discute racionalmente. Sin embargo el hecho de considerar todas las religiones iguales y no optar por ninguna es un indiferentismo religioso. No obstante la tolerancia, no se permite discutir los principios masónicos, cambiarlos.
  2. La Virtud De Los Masones. Los masones entIenden que la virtud es la capacidad de hacer el bien en su más amplio sentido y el cumplimiento de los deberes con la familia y la sociedad sin egoísmo ni vanidad. Enseñan a practicar la virtud como calidad suprema de la moral y como lealtad de conducta para con el ideal, que debe conducir hasta el sacrificio como sea necesario para el cumplimiento del deber. Considera la virtud como una realización siempre perfectible, porque el hombre no es invulnerable a las tentaciones y debilidades, pero el permanente esfuerzo del espíritu se convierte en eficaz baluarte de la virtud.
  3. El Concepto Masónico Sobre El Hombre Perfecto: lo que vale no es la gracia sino la virtud en sentido de auto redención, La espiritualidad masónica pide de sus adeptos una total y exclusiva pertenencia, dedicación y entrega, que ya no deja lugar para las exigencias espirituales ni doctrina cristiana de la Iglesiasobre justificación.

DOCTRINA MASÓNICA. Carece De Cuerpo Doctrinal Al Cual Se Llegue A Través De La Fe. Analizando las Constituciones de Anderson , es muy poco lo que se puede encontrar como Contenido Doctrinal. Explícitamente se habla de excluir discusiones de religión, nación o política. Ello hace que no se encuentre casi nada de doctrinal en las Constituciones.
SE PUEDE HABLAR DE UNA MORAL MASÓNICA. En todas las religiones y filosofías se encuentran las esencias de una sabiduría elaborada por los más grandes apóstoles y profetas de la humanidad, inspirados en los más sublimes sentimientos del corazón y templados en las duras experiencias de la vida de la historia. La Masonería busca la solidaridad de los valores morales, intelectuales, éticos y estéticos para lograr la consistencia armónica de la conducta humana. Esos principios morales, se encuentran unificados en un Código Moral, algunas de cuyas máximas señalamos: Quiere a todos los hombres como si fueran tus propios hermanos. Estima a los buenos, ama a los débiles, huye de los malos, pero no odies a nadie. No adules a tu hermano, porque es una traición, si tu hermano te adula teme que te corrompa. Escucha siempre la voz de tu conciencia. Evita las querellas, prevé los insultos, procura que la razón quede siempre de tu lado. No seas ligero en airarte, porque la ira reposa en el seno del necio. El corazón de los sabios está donde se practica la virtud y el corazón de los necios, donde se festeja la vanidad. Si tienes un hijo, regocíjate, pero tiembla del depósito que se te confía. Haz que hasta los diez años te admire, hasta los veinte te ame y hasta la muerte de respete. Hasta los diez años se su maestro, hasta los veinte su padre y hasta la muerte su amigo. Piensa en darle buenos principios antes que bellas maneras, que te deba rectitud esclarecida y no frívola elegancia. Haz un hombre honesto, antes que un hombre hábil. Lee y aprovecha, ve e imita, reflexiona y trabaja, ocúpate siempre en el bien de tus hermanos y trabajarás para ti mismo. Se entre los profanos libre sin licencia, grande sin orgullo, humilde sin bajeza y entre los hermanos, firme sin ser tenaz, severo sin ser inflexible y sumiso sin ser servil. Habla moderadamente con los grandes, prudentemente con tus iguales, sinceramente con tus amigos, dulcemente con los pequeños y eternamente con los pobres. Justo y valeroso defenderás al oprimido, protegerás la inocencia, sin reparar en nada de los servicios que prestares. Exacto apreciador de los hombres y de las cosas, no atenderás más que al mérito personal, sean cuales fueren el rango, el estado y la fortuna.
Moral Masónica Y Religión Natural. La masonería hace referencia genérica y predica la moral natural, así como al sustrato religiosos sobre el cual todos los hombres están de acuerdo, no ligada directamente a ninguna creencia religiosa o sistema de religiones, sistema filosófico, credo religioso alguno ni basada en revelaciones divinas sino una constituida por un fondo común de preceptos universales, una universal e inmutable más extendida, más universal que la de las religiones positivas exclusivistas puesto que clasifican a los individuos en paganos, idólatras, cismáticos … que enseña al hombre a ser mejor y a amar a sus semejantes, presentándose genéricamente un Deismo orientado a un teismo personal y poco más. Como en consecuencia inmediata de esta vaga moral naturalista, sigue fácilmente la negación de toda norma moral objetiva (ley eterna, ley divina, etc.), es el relativismo moral que puede llegar en la teoría y en la práctica, a sostener el principio de que el fin justifica los medios. La finalidad de la masonería es el estudio y la práctica de la moral Pero, una moral sin Dios, sin Cristo, sin Evangelio y sin concepciones metafísicas. La religión oficial y pública debe mantenerse en los límites de la religión natural indicados por las verdades básicas pacíficamente aceptadas y comunes a todas las religiones. Además de esta religión común a todos, se deja a cada uno sus creencias individuales. La masonería aparece como una sociedad secreta de fines filantrópicos y humanitarios. Su filosofía es religiosa, muy parecida al Deismo o sistema que, admite a un Dios personal y rechaza algunos de sus atributos positivos o cuando menos su acción reveladora. Es exactamente ese aspecto negativo que señaló Bossuet, calificándolo de ateísmo disfrazado del siglo XVI, enemigo del cristianismo que en Inglaterra se consolida como doctrina y que Voltaire, Rousseau y los enciclopedistas contribuyeron a su desarrollo en Francia, cuyos errores están solemnemente condenados por el Concilio Vaticano. Aunque quizá partiendo de la masonería irregular, esta se ha mostrado especialmente activa, según denuncia de León XIII, en la promulgación de leyes anticristianas, prescribiendo las órdenes religiosas, confiscando los bienes de la Iglesia, promoviendo activamente el divorcio, suprimiendo la enseñanza religiosa de las escuelas, quitando los emblemas cristianos de hospitales, aulas, tribunales de justicia, etc., También cabe enumerar entre sus objetivos el alejamiento de los sacerdotes de la cabecera de los moribundos, la inhumación con un solo rito civil, etc. El resumen de actividades de la Logi-Unión de los Pueblos, en 1891, proclamaba que todas las grandes leyes que desde hace veinte años han sido aprobadas en Francia y las que se aprobarán en lo sucesivo, han sido elaboradas en nuestros Talleres y han sido objeto de nuestros trabajos. Aunque quizá partiendo de la masonería irregular , esta se ha mostrado especialmente activa, según denuncia de León XIII, en la promulgación de leyes anticristianas, prescribiendo las órdenes religiosas, confiscando los bienes de la Iglesia, promoviendo activamente el divorcio, suprimiendo la enseñanza religiosa de las escuelas, quitando los emblemas cristianos de hospitales, aulas, tribunales de justicia, etc., También cabe enumerar entre sus objetivos el alejamiento de los sacerdotes de la cabecera de los moribundos, la inhumación con un solo rito civil, etc. El resumen de actividades de la Logi – Unión de los Pueblos, en 1891, proclamaba que todas las grandes leyes que desde hace veinte años han sido aprobadas (en Francia), y las que se aprobarán en lo sucesivo, han sido elaboradas en nuestros Talleres y han sido objeto de nuestros trabajos. Desde el punto de vista filosófico: la masonería acepta y patrocina todas las teorías que no pretendan para sí la exclusividad de la verdad. Es un sistema ecléctico en el que, rechazando toda apertura a lo sobrenatural, caben tanto el ateísmo como el panteísmo, el iluminismo o el espiritismo, las doctrinas maniqueas como el politeísmo. De un modo más o menos oficial, los escritores masones han presentado la filosofía del siglo XVIII, y el Deismo como su propia enseñanza, si bien no decisiva. En la masonería caven todos los sistemas filosóficos con tal que no tengan un contenido católico. Su religión es la de la Humanidad; su Evangelio, la Ciencia; su Dios, la Razón; filosóficamente podría calificarse como un escepticismo y relativismo de tipo práctico, y poco especulativo.
La enseñanza laicista. Los masones al tratar de mantenerse públicamente indiferentes ante la religión concreta han defendido los estados y la enseñanza laica o sin religión. Por eso han defendido tanto la separación entre Iglesia y Estado. También han luchado por escuelas públicas sin clases de religión. Muchas veces su actitud privada ha sido deferente, ya que han enviado sus hijos a colegios católicos. Ciertamente Dios y la religión no estorban al hombre, sino que le ayudan. Los masones, al defender teóricamente la libertad de conciencia para no caer en el fanatismo, violencia e injusticia, terminan en la neutralidad. El mismo Estado tiene que ser indiferente y neutro respecto de las religiones concretas. Pero ya hemos señalado que no son neutros respecto de sus principios, doctrinas, rituales y normas. En el fondo se cae en un agnosticismo.
El secretismo Juramentos y los ritos de iniciación. La masonería cela a los miembros en los ritos de iniciación. Los candidatos deben hacer juramentos de no revelar en absoluto los secretos de la masonería. Cada masón desconoce lo que enseñan y hacen en los grados superiores. Es por eso que muchos masones de grados inferiores no saben la verdadera naturaleza de la masonería. Como el cristianismo, la masonería expresa el deseo de buscar luz pero no se trata de Cristo. Mas bien asegura a los iniciados que recibirán la luz de la instrucción espiritual y que tendrán descanso eterno en la Logia Celestial si viven y mueren según los principios masónicos. En vista del hecho de que los secretos de la Masonería son desconocidos de la mayoría de los masones, los juramentos de secreto tomados sobre la Biblia son de lo más sorprendente e injustificable.
EL RITUAL DE INICIACIÓN. Para ser candidato deben cumplirse los requisitos: Creer en un Principio Superior o Causa Primera de todo lo creado al que se denomina comúnmente como Dios y que los masones, respetando siempre la libertad del individuo ante cualquier creencia particular denominan como Gran Arquitecto del Universo. Ser una persona Libre, la petición de afiliación a la Masonería ha de ser consecuencia de la innata libertad individual, lejos de toda presión, influencia o circunstancia que coarte dicha libertad. Ser una persona de buenas costumbres, es decir, ha de ser una persona digna de confianza, honrada en su forma de trabajar y de buena reputación. Cuando se solicita, la candidatura es avalada por dos masones que puedan dar razón de las cualidades personales del candidato. La solicitud es leída durante una Tenida Abierta o reunión de la Logia ante todos los miembros de la misma, con el fin de que alguno pueda aportar información adicional. Posteriormente, será entrevistado por miembros de la Logia que no mantengan ningún tipo de relación con el candidato, los cuales emitirán informes por separado. Finalmente, una vez obtenidas las votaciones favorables, el candidato estará en condiciones de recibir la iniciación. En la Ceremonia de Iniciación, el Candidato jura o promete Lealtad y Fidelidad sabiendo que en dicho juramento no hay nada incompatible con sus deberes familiares, civiles, morales o religiosos. Para el primer grado de aprendiz, se le pone una venda en los ojos y con vestimentas especiales se le conduce a la puerta del templo, donde él afirma que es un profano que se está allegando a la luz de la masonería. Y así en forma semejante, se suceden los rituales para cada grado. El candidato aceptado se compromete: Asistir puntualmente a las reuniones a las que sea convocado. Pagar los derechos de afiliación y satisfacer las cuotas mensuales. Ajustar su conducta a los Antiguos Usos, Deberes y Costumbres (Fidelidad a los Principios de la Orden y al Progreso Personal), Respetar la Constitución y Reglamentos Generales de la Gran Logia de España. No visitar Logias que no estén reconocidas por la Gran Logia de España. Confirma su creencia en el Gran Arquitecto del Universo.
LOS JURAMENTOS. Para cada grado de la masonería hay un juramento específico con las promesas evangélicas. La realidad es que el masón jura no revelar cosas que todavía no conoce.
El juramento del primer grado es como sigue: “Yo, en la presencia del Gran Arquitecto del Universo, … por la presente y sobre esto solemne y sinceramente juro, que esconderé siempre, encubriré y nunca revelare ninguna parte o partes, ningún punto o puntos de los secretos o misterios de o pertenecientes a los Libres y Aceptados Masones en la Masonería que se me hubieran dado a conocer hasta este momento, que se me den a conocer ahora o que puedan en cualquier momento futuro serme comunicados” etc.. “Estos varios puntos que solemnemente juro observar bajo pena, no menor, de que me corten la garganta y la lengua de raíz y de que mi cuerpo sea enterrado en las arenas del mar”, “o el castigo aun más eficaz de ser estigmatizado como un individuo deliberadamente perjuro, vacío de todo valor moral”. “Así que Dios me ayude”, etc.
Juramentos semejantes, excepto con castigos aun más severos, se toman en los grados superiores. Los contenidos fundamentales de las promesas son según Pike: decimoctavo grado: “Me comprometo y garantizo que sostendré siempre, que corresponde a la Masonería el enseñar las grandes verdades no sectarias, que no pertenecen exclusivamente a ninguna religión y reconozco que no tengo el mas mínimo derecho para exigir de otros que acepten ninguna interpretación particular de los símbolos Masónicos, que I les atribuya en virtud de mis creencias personales. Me obligo y solemnemente garantizo que respetare y sostendré por todos los medios y bajo cualquier circunstancia la Libertad de Expresión, la Libertad de Pensamiento y la Libertad de Conciencia en temas religiosos y políticos”.
Trigésimo Grado: “Yo solemnemente y libremente juro obediencia a todas las leyes y reglamentos de la Orden, cuya creencia será mi creencia, prometo obediencia a todos mis superiores regulares …. Me comprometo a dedicarme, alma y cuerpo, a la protección de la inocencia, a la defensa del derecho, a la derrota de la tiranía y al castigo de toda infracción contra la ley de la Humanidad y los derechos del Hombre … nunca, ni por interés ni por miedo, ni aun para salvar mi existencia, ni me someteré ni sufriré ningún despotismo material, que pudiera esclavizar u oprimir a la humanidad por la usurpación o el abuso del poder. Juro nunca someterme ni tolerar ningún Despotismo intelectual, que pretenda encadenar o trabar el libre pensamiento, etc.” B. “Yo solemnemente juro consagrar mi vida a los fines de la Orden de los Caballeros Kadosh, y cooperar lo mas eficazmente por todos los medios prescritos por las autoridades constituidas de la orden para alcanzarlos. Yo solemnemente juro y dedico a estos fines, mis palabras, mi energía, mi fuerza, mi influencia, mi inteligencia y mi vida. Yo juro considerarme en adelante y para siempre como el Apóstol de la Verdad y de los derechos del hombre”. C. “Yo me consagrare al máximo a traer el debido castigo sobre los opresores, los usurpadores y los perversos; Me comprometo a nunca perjudicar a un Caballero Kadosh, sea por palabra o por hecho. . .; juro que si lo encuentro como enemigo en el campo de batalla, salvaré su vida, cuando me haga el Signo de Auxilio, y lo libraré de prisión y cautiverio por tierra o por agua, aun al riesgo de mi propia vida o de mi propia libertad. Me comprometo a defender el derecho y la verdad aun por la fuerza y la violencia, si necesario y si debidamente ordenado por mis superiores regulares”. D. “Me comprometo a obedecer sin titubeo cualquier orden que sea de mis Superiores regulares en la Orden”.

LA CUESTIÓN DEL SECRETO. El secreto viola la libertad al masón pues el iniciado desconoce en lo que se mete quedando después condicionado e instrumentalizado en función de estrategias que el ignora. Al límite, no permite al iniciado saber hasta que punto esta entrando en una logia masónica regular o en alguna organización parecida o pseudo-masónica las cuales en muchas ocasiones son de carácter ilegal así llamadas obediencias salvajes, la machinatio. Esta segunda razón práctica hace referencia a la hostilidad al menos de una parte importante de la masonería en relación con la Iglesia, sobre todo la masonería latina tiene marcado acento anticlerical y laicista que eventualmente se extiende a la promoción de leyes y antivalores cristianos. En Estados Unidos la masonería ha apoyado leyes para favorecer el aborto, quitar todo signo religioso de las escuelas, favorecer a los homosexuales, la pena de muerte.La promoción del ocultismo. Aunque ha tendido a desaparecer, sobre todo en la masonería de la corriente fría , más racionalista y deista. En la masonería de franja es un argumento que no se puede dejar de lado.
Por Qué Es Secreta En Apariencia, es una sociedad secreta filantrópica. En Realidad es secreta política con actuación decisiva en múltiples cambios revolucionarios en todas partes del mundo, encaminados a sustituir la sociedad tradicional de Occidente por un nuevo orden basado en la supresión de las nacionalidades y religiones y la implantación de un gobierno mundial plenipotenciario. Estos objetivos finales no impiden que circunstancial y tácticamente, en combates locales, la Masonería postergue sus objetivos ateístas o hasta agite banderas chovinistas para reprimir a países vecinos en que se esté gestando un nacionalismo opuesto a la globalización o gobierno mundial. Esta ductilidad de procedimientos llevó a un masón a describir el estilo masónico diciendo que la Masonería es de un radicalismo oportunista en los medios e Inflexible en los fines. Una de sus particularidades es que cultiva el secreto hacia el exterior de la organización o los profanos y también hacia el interior, hacia los propios hermanos, con lo cual es frecuente que los adversarios de la organización sepan más sobre la estructura y fines de la organización, que sus propios miembros. Una institución: que persigue fines políticos pero no se constituye en partido político sometido a las normas constitucionales y controles estatales que velan por la regularidad y democraticidad de los partidos y reprimen a los partidos con financiamiento, símbolos, autoridades, lealtades o inspiración foránea (Ley de Sociedades Ilícitas); que no revela ni siquiera a sus afiliados derecha y francamente sus propósitos, sino que lo hace por cuentagotas (proceso de iniciación, por grados) y frena en cualquier etapa el proceso iniciático de los miembros que a juicio de sus jefes anónimos no reúnan las virtudes masónicas que los hagan dignos de seguir ascendiendo; que no publica la nómina de sus integrantes, siendo pues la única entidad que en el colmo de la humildad practica la filantropía escondiéndose a la luz pública; que somete a una rigurosa disciplina a miembros que en el mundo profano de la Administración Pública, en el Gobierno, en las Fuerzas Armadas ocupan posiciones de autoridad en el Estado, y por lo tanto impone una doble lealtad a tales afiliados … una institución tan singular obliga a plantear: ¿Acaso la Masonería, a diferencia de cualquier otra entidad cívica, religiosa, cultural, etc., logra superar tan graves obstáculos legales precisamente porque ejerciendo una influencia extraconstitucional en el Poder Público cuenta con la solidaridad non sancta de funcionarios oficiales masones que optan por servir a la Masonería y no a la República Oriental del Uruguay y a las autoridades votadas por el pueblo? Y en tanto aguardamos un debate serio, propio de hombres libres, racionales, tolerantes y amantes de la verdad y el método científico, aportaremos elementos de juicio objetivos a ese diálogo demasiado largamente postergado en nuestro país.
Por Qué El Secreto De La Masonería. Sus reglamentos prohiben al masón difundir los nombres de sus Hermanos (así se llaman entre ellos) y él solo puede hacer pública su condición cuando circunstancias de trascendencia para el bien común se lo impongan. Los secretos que existen son los medios de que se valen los masones para reconocerse entre sí en cualquier parte del mundo y también la clave para interpretar sus símbolos y las enseñanzas de orden moral que ellos encierran. Mas debe quedar en claro que la Masonería no es una sociedad secreta en cuanto a institución legalmente constituida, con personerías jurídicas otorgadas, fines igualmente conocidos por cuanto están enumerados en los Estatutos aprobados por el Gobierno de cada Nación y ampliamente difundidos en diccionarios, enciclopedias y publicaciones históricas. Pero en épocas de cruenta persecución que en algunos países se ha lanzado contra la Masonería, es lógico que se hayan constituido grupos de masones discretamente reservados, lo mismo que hicieron los cristianos perseguidos por el Imperio Romano. Sin embargo, como es fácil deducir, no es ésta la verdadera motivación del llamado secreto masónico que se refiere al estudio de los ritos simbólicos de la Orden, de los cuales surge la utilidad de los trabajos realizados en las Logias. Es bueno reconocer dos categorías muy distintas de sociedades secretas:
Las organizaciones secretas (clandestinas) políticas, cuya acción y ejercicio son de duración limitada y cuyos fines son concretos.
Las sociedades iniciáticas de ningún modo intentan ocultarse, pero su secreto consiste en reservar el conocimiento de los ritos y ceremonias a los iniciados porque se trata de un método racional de perfeccionamiento espiritual. La Masonería es por excelencia, una sociedad iniciática.EL MÉTODO. La masonería tal como surge de sus raíces anglosajonas, se presenta no como una doctrina, sino como un método que propone la libre discusión de problemas y aporta soluciones según el parecer de lo que parece justo y verdadero a la mayoría de los hermanos. La discusión tiene un límite: No está permitido poner en tela de juicio la existencia de Dios, aunque no se sabe de que Dios se habla, pues ni siquiera sobre un modelo monoteísta se ha llegado a un acuerdo. En realidad el único límite de la discusión, es el mismo método, este es lo único que no se cuestiona, todo lo demás es susceptible de cuestionamiento. Por ejemplo, quien propone la unicidad de una verdad, de una religión, de un camino, se coloca automáticamente fuera del método masónico. El ex Gran Maestro del Grande Oriente de Italia, Armando Corona, declaraba: El principio fundamental masónico es aquel según el cual no existe una única religión para llegar a la Salvación. Un famoso masón francés, Alain Gérard se expresaba así: La masonería del Gran Oriente de Francia, no es una religión, ni una filosofía, solamente un método. Este método según Gérard, no impide el tener opiniones propias bien definidas. Pero impone a todos el ponerlas a discusión, esto es, aceptar que en la eventualidad de que en la logia, se analicen, sean cuestionadas y se tome la hipótesis de que puedan ser falsas o puedan ser superadas por una síntesis mejor o puedan pasar la prueba. Todo ello según los principios de un debate libre. DESDE EL PUNTO DE VISTA FILOSÓFICO EL HORIZONTE DEL MÉTODO MASÓNICO sin el cual el método mismo sería ininteligible o impracticable comprende: Un principio epistemológico de tipo realista. Aunque no se concede la posibilidad de llegar a afirmaciones definitivas dogmáticas de la realidad, se acepta la consistencia del ser del mundo y la posibilidad de llegar a afirmaciones razonables sobre él. Un principio antropológico de tipo antropocentrista. Según este principio el hombre es libre y se encuentra al centro de su mundo. Un principio filosófico de tipo espiritualista. Según este principio tanto en el mundo como en el hombre hay algo más” tanto desde el punto de vista inmanente como trascendente. La masonería francesa y latina, se inclinan por una inmanencia de tipo materialista, contraria a la trascendencia sostenida por la Iglesia católica y afín a corrientes anticlericales e izquierdistas. Estos presupuestos son los más largamente aceptados, aunque habría que decir que en las diversas obediencias se marcan los acentos más en algunos aspectos que en otros, dando como consecuencia que se podrían distinguir corrientes filosóficas diversas en las diversas obediencias
Método de Crecimiento. La Masonería no es en todo caso una religión, por cuanto no se presenta como un camino de salvación, sino como un método de crecimiento personal y de aumento de la conciencia, en la búsqueda de una plenitud como diría el filósofo masón Krause “del hombre en cuanto hombre”. La masonería no es en última instancia sino una forma colegiada de reflexión filosófica, y hoy a nadie se le ocurre plantear una contradicción entre filosofía y teología ya que se reconocen como jurisdicciones diferentes. La masonería propone un esfuerzo de autoconciencia y de autenticidad personal que está por supuesto abierta a cualquier interpretación confesional y en esa libertad, naturalmente todas las opciones son posibles para el masón. Decir que por esa garantía de libertad la masonería es incompatible con el catolicismo sería como venir a decir que la Historia de las Religiones es una asignatura anticatólica porque estudia el fenómeno religioso poniendo a todas las religiones en el mismo plano, o que la filosofía es anticristiana por el hecho de no ser ya Sierva de la Teología. La masonería dice no ser religión pero da culto al Gran Arquitecto del Universo y ha formulado sus propias doctrinas, tiene templos, altares, oraciones, un código moral, vestimentas rituales, días festivos, la promesa de retribución después de la muerte, jerarquía, ritos de iniciación y ritos fúnebres propios. La filosofía y la teología son jurisdicciones diferentes pero no aisladas. Por ejemplo, cuando el gran maestro de la Gran Logia de Chile, Jorge Carvajal, atacó a la iglesia católica (El Mercurio, 11 XI, 2001) por su intervención en materias como el aborto y la “píldora del día después”, demostró tener una moral relativiza la vida humana. Esta moral es contraria a la doctrina católica.
Concepto De La Francmasone. Según sus estatutos, la F.M. es una asociación con fines filantrópicos, progresistas, empeñada en hacer avanzar a la humanidad en la práctica de las virtudes, hacia el progreso, la verdad, la tolerancia, la solidaridad. Es la iniciadora de todo cuanto de bueno y hermoso se hace en la humanidad, “sin discriminación” alguna por razones de nacionalidad, religión, raza. Los estatutos no hablan de política ni religión: Cada hermano es libre de creer lo que quiera. El problema es la imprecisión de estas fórmulas: cada uno puede interpretar a su antojo ideas aparentemente tan nobles como las referidas. ¿Qué es solidaridad? ¿En qué consisten, realmente, esas virtudes? Lo importante es cómo interpreta esas grandiosas palabras el mando supremo de la organización, y esto sólo muy infrecuentemente ha salido a luz. Estos son algunos de esos raros ejemplos:

  1. En 1785, la Policía de Baviera capturó documentos secretos de los “Iluminados de Baviera”, secta masónica que maquinaba un eficaz complot revolucionario contra los gobiernos de toda Europa. Su jefe, Weishaupt, logró huír, pero se incautaron los archivos completos y se alertó a todos los gobiernos de la época. Esa documentación está en los archivos públicos de Munich.
  2. En 1845 sucedió lo propio con la sociedad secreta “La Alta Venta Romana”. Por orden del Vaticano, el historiador Crétineau-Joly publicó el notable libro “L’Église Romaine en face a la Révolution” (disponible en Internet).
  3. En 1919, a la caída del sanguinario gobierno comunista de Bela Kuhn, en Hungría, el gobierno incautó los archivos masónicos de Budapest.
  4. En 1902, escándalo en Francia democrática y republicana: documentación incontestable prueba que los ascensos en el Ejército francés se hacen por “méritos” masónicos, postergando a los militares patriotas. Sabiamente, la masonería deja caer al Gabinete ministerial, aplaca así a la opinión pública y tiempo después introduce un equipo masónico de recambio. Los pueblos son de memoria corta.
  5. En los años 70 y 80 la justicia democrática italiana investigó y condenó las actividades de la logia “Propaganda Due” de Licio Gelli, que había infiltrado todos los resortes del poder en Italia (y tenía –¿tiene?– una importante cabecera de puente en Uruguay). El escándalo fue de tales proporciones, que la Masonería tuvo que presentar a la P-2 como logia “irregular” o “rebelde”, y hasta “ultraderechista”.
  6. Con esa documentación a la vista, se puede afirmar objetivamente:
    • Que la F.M. está formada por diversas sociedades secretas dispersas en el mundo. Su fin último es destruir la civilización actual y reemplazarla por otra racionalista y atea que tenga por religión la razón y la ciencia, como preámbulo táctico, pasajero, hacia el materialismo, entronizado en un Gobierno Mundial.
    • Que la F.M. generalmente no obra de modo directo, sino creando una conciencia revolucionaria (de ahí su afán en dominar la enseñanza pública y la prensa).

LA CRÍTICA DEL MÉTODO. La remoción de los argumentos prácticos no hacen automáticamente compatible la masonería con la confesión católica, no así en denominaciones protestantes como los Bautistas del Sur en los E.E. U.U.. A la base del rechazo católico de la masonería, no sólo están los argumentos prácticos, sino la irreconciliabilidad de los principios del método masónico con la fe. El relativismo que conlleva el método masónico aún cuando no se haga una profesión explícita de él, hace imposible el acto de fe tal y como lo entiende la Iglesia. La Masonería procede propagando ideas de aparente bondad, cuyo prototipo es la famosa divisa Libertad, Igualdad, Fraternidad que adoptó la Revolución Francesa, pero que interpreta a su modo. La Geometría. Como la Sociedad Real, de la que una grande y muy influyente proporción de los primeros Francmasones eran miembros, la Masonería profesa el método geométrico empírico, o positivista, de razonamiento y deducción en la investigación de la verdad. En general parece ser que sus fundadores pensaron seguir los mismos métodos para sus designios sociales que los que fueron escogidos por la Sociedad Real para sus investigaciones científicas. La Geometría como método se recomienda particularmente a la atención de los masones. Bajo esta luz, la Geometría puede muy bien considerarse como una lógica natural; puesto que la verdad es siempre consistente, invariable y uniforme, todas las verdades se pueden investigar de la misma manera. Las definiciones morales y religiosas, los axiomas y las proposiciones tienen una regular y cierta dependencia los unos en los otros tal como cualquiera en física o matemáticas. Persigan tal saber y cultiven tales preceptos de manera a afianzar el respeto Fraternal de esta sociedad y el honor de su futura promoción dentro de ella. Es tan sólo por inconsistencia que algunas Grandes Logias de América del Norte insisten en creer en la inspiración Divina de la Biblia como una cualidad necesaria y que no pocos masones en América y Alemania declaran la Masonería esencialmente como una institución cristiana. Según las Grandes Logias Alemanas, Desde el punto de vista religioso. la masonería proclama como principio básico e incontrovertible la independencia absoluta de la razón humana frente a cualquier autoridad o enseñanza. El naturalismo y el racionalismo son su punto de partida. Consecuencia de esta radical decisión es la negación de la mayor parte de deberes con Dios y el indiferentismo. Todas las enseñanzas de la Iglesia no serían más que mitos de los que el hombre moderno y culto debe librarse. En la recepción de los grados supremos es de rigor la apostasía bien de manera expresa o bien mediante la realización de acciones sacrílegas que la suponen. Como la Iglesia Católica afirma ser la encargada de transmitir la enseñanza de Cristo, la masonería cae fácilmente en el deseo de combatirla; no es de extrañar que una de las metas más codiciadas sea la de suprimir la sagrada potestad del Romano Pontífice y destruir por entero el Pontificado instituido por derecho divino. Las verdades religiosas cognoscibles con la luz natural de la razón y que son como los fundamentos de la fe (existencia de Dios, espiritualidad e inmortalidad del alma, distinción entre el bien y el mal, recompensa y castigos eternos, etc.) se convierte pronto para los masones en producto de la superstición y del fanatismo. Dios viene a ser una palabra del vocabulario de los pueblos infantiles, que se repudia cuando se alcanza la madurez de la civilización que supone la emancipación de la humanidad de cualquier tipo de esclavitud, civil, religiosa y moral. Así sea tolerancia inicial con las diversas nociones de Dios, va cambiando según se progresa en la escala jerárquica de la masonería. En el Rito Escocés Antiguo y Venerado, uno de los más difundidos, en el momento de recibir el grado 13, el Gran Maestro recuerda al candidato: “cuando fuiste iniciado en nuestra orden manifestasteis la idea de Dios según vuestro criterio y en armonía con vuestras creencias religiosas. Aunque aprobado nosotros vuestra manera de pensar sobre este importante asunto, deseamos que os sirváis amplificar aquellas primeras opiniones acerca de la existencia de Dios, y decirnos si habéis establecido alguna modificación a cuanto entonces expresasteis, como consecuencia de los estudios masónicos o de los dictados de vuestra conciencia. Los francmasones no pueden fomentar la existencia de Dios en el concepto sometido al efecto por las religiones positivas, porque en este caso tendrían que mostrarse partidarios de una u otra creencia religiosa, y bien sabéis que esto se opondría al principio de máxima libertad consignado en sus estatutos”. Dios el Gran Arquitecto. Muchos masones aceptan a Diós como el Gran Arquitecto del Universo, un Dios constructor del mundo y ordenador de la materia, La Fuerza Superior y el Ser Supremo, un concepto. Falta la idea del Dios de la revelación cristiana, trascendente al mundo, providente y personal con Quien el hombre se puede comunicar. Se cae en un Deismo. Un Masón esta obligado, por el ejercicio de su cargo, a obedecer la ley moral: y si entiende correctamente el Arte, nunca será un estúpido Ateo ni un Libertino irreligioso (en letras góticas). En tiempos anteriores los masones de cada país debían pertenecer a la religión de ese país o nación, cualquiera que fuera, En 1887 la logia masónica del Gran Oriente, de la que se inspira por lo general la Masonería en América Latina, formalmente eliminó la necesidad de que sus miembros crean en Dios o en la inmortalidad del alma. Ahora se piensa que es más conveniente que sólo se les obligue a seguir aquella religión con la que todos los hombres estén de acuerdo, dejándoles sus Opiniones particulares a sí mismos; esto es, ser hombres buenos y verdaderos u Hombres de Honor y Honestidad, por cualesquiera Denominaciones o Convicciones con las que se distingan; por lo que la Masonería llega a ser el Centro de Unión y el medio de conciliar una Amistad verdadera entre personas que deberían haberse quedado a una perpetua distancia. Los símbolos cristianos recibieron una interpretación secular. Así, la cruz pasó a ser un símbolo de la naturaleza sin mayor trascendencia. Las letras INRI sobre la cruz de Jesús, pasaron a significar Igne Natura Renovatur Integra = El fuego de la naturaleza lo renueva todo, que es un absurdo. En Masonería no se le rinde culto a un Dios ni mucho menos al diablo tal como se acusó en numerosas ocasiones. Un masón puede de acuerdo con sus ideas, rendir culto a los principios religiosos en los que crea o declararse agnóstico o no creyente. En ese sentido, la antigua formula masónica de “Gran Arquitecto del Universo” no debe ser entendida necesariamente como un Dios personalizado aunque cada uno está legitimado a pensarlo así en su conciencia, sino que simboliza la Energía, Armonía, Fuerza de la Vida u Origen del Universo que se desee. Jesucristo Es El CaminoLa Verdad y La Vida Descubrir la realidad sobre la masonería es muy doloroso para sus miembros y familiares. Pero el dolor puede llevar al bien si ayuda a la conversión de vida. Debemos amar a los masones sinceramente ya sean familiares, amigos o desconocidos. Debemos también apreciar y reconocer lo bueno que hagan. La condena de la Iglesia no es falta de caridad sino una verdadera expresión de amor. Enseñar la verdad y advertir el error es un gran acto de amor. Por eso la Iglesia tiene el deber de alertar a sus hijos sobre el peligro que los graves errores de la Masonería acarrean a su alma y las consecuencias para la vida eterna. Eso mismo también es lo que hizo Jesús. Vemos el ejemplo de Jesús con los recaudadores de impuesto y con los pecadores en general. Ama al pecador mientras condena el error y el pecado. Cardenal Pablo Poupard (Presidente del Consejo para la Cultura – Vaticano): “La francomasonería mete en un mismo paquete todas las visiones del mundo. Es lo que se denomina el relativismo absoluto. El cristiano no puede admitir esto porque sólo Jesucristo es la verdad. Había que decirlo de forma clara. Ninguna visión del mundo puede situarse en el mismo lugar que la verdad de Cristo que para la masonería es solamente el sabio y poderoso hombre puro par excelencia, el principal modelo y maestro de Humanidad. En el sistema sueco practicado por la Gran Logia del País Alemán, se dice que Cristo enseñó además de la doctrina cristiana exotérica destinada al pueblo y a la más torpe muchedumbre de sus discípulos, una doctrina esotérica para sus discípulos escogidos, tales como San Juan, en la que negó que El fuera Dios. Se dice que La Francmasonería desciende de la sociedad secreta cristiana en la que se propagó esta doctrina esotérica. Pero aun en éste sentido restringido de Cristianismo no Sectario, La Francmasonería no es una institución cristiana porque reconoce a muchos modelos y maestros precristianos de Humanidad. Todos los masones instruidos están de acuerdo en la importancia objetiva de este principio Masónico de Humanidad según el cual la creencia en dogmas es cuestión de importancia secundaria, e incluso es perjudicial para las leyes del amor y la tolerancia universales. La Francmasonería, por consiguiente, se opone no sólo al Catolicismo y al Cristianismo, sino también al sistema entero de verdad sobrenatural. Jesús según la Masonería. Se refiere a Jesucristo como el apóstol mayor de la humanidad, por haber superado el fanatismo de los romanos y de los sacerdotes. Jesús es “el Gran Maestro”, pero, para no ofender a otras religiones, el nombre de Jesús quedó prohibido en la logia. Las letras “INRI” sobre la cruz de Jesús, pasaron a significar “Igne Natura Renovatur Integra” (el fuego de la naturaleza lo renueva todo), lo cual es un absurdo, su verdadero significado es: “Iesus Nazarenus Rex Iudaeorum”, Jesús de Nazaret Rey de los Judíos. La Masonería y Fátima. Fue en un Portugal dominado por los masones en que se apareció la Virgen de Fátima en 1917. Como consecuencia, las ordenes religiosas fueron suprimidas, confiscaron las propiedades de la Iglesia y se quiso cortar su contacto con Roma. Es de notar que la Virgen se aparece en el bicentenario de la fundación de la Masonería. Ante un mundo dominado por sociedades secretas, la Virgen nos ofrece sus propios secretos. Realmente se trata de una batalla espiritual. La Virgen viene para advertirnos de los peligros en que se encuentra la humanidad. Graves errores amenazan nuestra salvación. La Virgen nos pide que renunciemos al pecado y volvamos a Dios. En 1917 toma poder el Comunismo. Pero el aviso del cielo va mas allá del mal del comunismo. Va a la raíz que es la filosofía moderna que se revela contra Dios y es conocida con el nombre general de Humanismo Secular. Esta filosofía, primero produjo la Masonería. Mas tarde, y como consecuencia lógica de la Masonería, aparece el Comunismo. En 1917, año de las apariciones, ocurrieron la revueltas en Roma inspiradas por la Masonería que clamaba por el fin del papado. En el mismo año surgió el código de ley canónica (Ver abajo) que explícitamente condena la Masonería. Mientras tanto, los pastorcitos estaban directamente amenazados por la Masonería. Arturo de Oliveira Santos, quién arrojó en la cárcel a Lucia, Jacinta y Francisco y amenazó con matarlos, era miembro de la temida autoridad masónica que gobernaba Portugal. La Condena De La Iglesia no es falta de caridad sino una verdadera expresión de amor. Enseñar la verdad y advertir el error es un gran acto de amor. Por eso la Iglesia tiene el deber de alertar a sus hijos sobre el peligro que los graves errores de la Masonería acarrean a su alma y las consecuencias para la vida eterna. Eso mismo también es lo que hizo Jesús. Vemos el ejemplo de Jesús con los recaudadores de impuesto y con los pecadores en general. Ama al pecador mientras condena el error y el pecado.

La exposición unitaria de la doctrina masónica es difícil y compleja dada la existencia de diversos tipos de masonería. Si se hace a un nivel fenomenológico, de experiencia concreta y de finalidad que persiguen; la tarea se facilita, aunque no exenta de dificultad si se intenta ir a los fundamentos últimos de las doctrinas masónicas y a las consecuencias a las que sosteniendo tales doctrinas se llega. La encíclica Humanum genus de León XIII sirve de base para el desarrollo y análisis de la doctrina propugnada por la masonería. Puede analizarse su doctrina desde el punto de vista religioso, desde el punto de vista moral, y desde el punto de vista filosófico. No se puede hablar de principios universales que sean válidos para todos los masones, ya que hay diferencia entre ellos, sin embargo podemos decir que se destaca el siguiente pensamiento.
Relativismo. Afirmar que el método masónico se sitúa en el horizonte del relativismo, no significa acusar a los masones en su conjunto o a personas concretas de negar la cognosibilidad filosófica, o la relevancia existencial de la verdad. Significa Constatar que se trata de un método que promueve una visión de la verdad como relativa y condicionada por variables independientes que la determinan, y esta es precisamente la definición del relativismo. Teniendo en cuenta el origen sociológico de la masonería y el método aportado se explica el éxito de la masonería ya desde el 1700 y sobre todo el siglo XIX, la masonería latina ha elaborado una serie de posiciones doctrinales más precisas, promoviendo el anticlericalismo, el laicismo, el naturalismo en todos los sectores. Batallas como la laicalisación de las escuelas, el divorcio, y más tarde el aborto han sido promovidas por obediencias masónicas latinas, cuyo anticlericalismo ha llego a tonos virulentos. La masonería regular ha precisado que se trata de obediencias separadas de la Gran Logia Unida de Londres, que han violado la prohibición de tomar partido en cuestiones religiosas y políticas. En cierto sentido no es de extrañar estas posturas extremas, en cuanto que se derivan de las premisas relativistas y Deístas del método. No obstante hay que afirmar que el uso del método es común a toda la masonería. Este método no es una simple técnica, implica un horizonte ético – filosófico que condividen los miembros de la logia, para que pueda funcionar. … El Reverendo. Joseph Fort Newton, publicó en 1914 la obra “The Builders” donde admite la centralidad del método masónico y explica que su principio se encuentra en la filosofía masónica, la cual tiene su punto clave en la idea de que el alma humana es afín a Dios y por ello dotada de poderes a los que nadie puede fijar un límite. Esto es un hecho y por ello su libertad debe ser un derecho, en torno a ello se postula la libertad de conciencia y de intelecto y la igualdad de todos los hombres ante Dios y la ley. … La referencia a Dios no se encuentra en la masonería Francesa y latina más anticlerical. Relativismo Absoluto. La francomasonería mete en un mismo paquete todas las visiones del mundo. Es lo que se denomina el Relativismo Absoluto.y el cristiano no puede admitir eso porque sólo Jesucristo es la verdad. Hay que decirlo de forma clara, ninguna visión del mundo puede situarse en el mismo lugar que la verdad de Cristo.
La Raíz Del Problema Del Relativismo. Aquí está la raíz del problema con las comunidades cristianas y en especial con la Iglesia católica, ya que ella enseña verdades no negociables, en cuanto que no se consideran de origen humano sino divino y por ello no se pueden poner en discusión con una perspectiva revisionista o de eventual abandono. Para comprender esta forma de proceder hay que tener en cuenta el origen sociológico de la masonería, el método masónico hace frente al pluralismo ideológico, proponiendo como clave de comprensión al Relativismo. Aunque los masones rechazan esta expresión en cuanto a que ellos no rechazan la adhesión a la verdad, pero es lo que ocurre de forma implícita. El escéptico piensa que no existe la verdad y el escético práctico piensa que no es importante. A diferencia de ellos el relativista se adhiere a alguna verdad, pero la considera como algo que depende de una variante independiente, que la determina y puede ser la razón humana.

TRES ÚNICOS PRINCIPIOS: LIBERTAD, IGUALDAD Y FRATERNIDAD. La forma concreta de entender y aplicar esos principios no está marcada y cada masón debe buscarla y realizarla personalmente. Esta exigencia no es puesta en practica mediante un examen o confesión de un masón a otros sino que se lleva adelante en la conciencia de cada uno.
LIBERTAD DE LA PERSONA HUMANA Y DE LOS GRUPOS HUMANOS, ya sean instituciones, razas o naciones y en todos sus aspectos, es decir, libertad de pensamiento y libertad de movimiento. Cree En La Libertad Y En La Fraternidad Como Utopías que el hombre debe proponerse y por Ellas trabaja en su Templo Interior, mediante el estudio de reglas morales y a favor de Una constante actitud ética en todo campo donde actúe.Teóricamente los masones defienden el derecho a pensar libremente, a creer lo que cada uno desee. Pero ya hemos visto que a algunos masones les imponen normas y juramentos que les quitan la libertad. Cuando a uno le dirigen el pensamiento y le exigen no decir nada de los secretos que encuentre no le conceden una absoluta libertad de conciencia. Los masones no pueden fomentar la idea de Dios de una religión, porque irían contra su principio de máxima libertad. Libertad como emancipación de toda autoridad nacional, espiritual, familiar. Al profano se le exige para entrar en la Masonería ser libre y de buenas costumbres. Esta vieja fórmula debe ser entendida como derecho y deber al desarrollar las propias condiciones e ideas sean cuales sean y ser coherente con uno mismo desarrollando esas condiciones e ideas de forma tal que mejoren aquella parte del Universo que le rodea, empezando por él mismo. No se trata de guardar una moral determinada sino de cada uno. El masón puede por supuesto aceptar unos principios morales establecidos, pero como ser libre, honrado y responsable, debe tener fundamentados en su conciencia dichos principios, y nunca aceptarlos por rutina o por presión social.
IGUALDAD DE DERECHOS Y OBLIGACIONES DE LOS INDIVIDUOS Y GRUPOS HUMANOS sin distinción de religión, raza, sexo o nacionalidad. Cree En La Ciencia Como Factor Del Progreso, guiada por valores eternos como el de la igualdad ante la justicia; en la igualdad de oportunidades. En Masonería no deben juzgarse las opiniones que son libres sino las actitudes que deben ser abiertas y carentes en lo posible de prejuicios, fruto de una reflexión e intuición propias. Debe abordarse la vida buscando lo que une antes que lo que separa y saber manifestar las diferencias con sinceridad para con uno mismo y con respecto a los demás. Esto significa que el masón no defensor de sus ideas y creencias no es coherente consigo mismo, entonces esa defensa debe ser realizada de forma abierta, tolerante y fraternal, huyendo de la concepción de ser el único portador de la Verdad Absoluta. Igualdad como supresión de toda jerarquía legítima y colectivización de la propiedad privada.
FRATERNIDAD ENTRE TODOS LOS HOMBRES Y ENTRE TODOS LOS PUEBLOS Y NACIONES, porque todos los seres humanos nacen libres e iguales en derechos y en dignidades. Cree En La Democracia Como Una Trama donde se interconectan las distintas formas de pensamiento y de creencias , dentro de la cual teniendo como marco el respeto al prójimo y la tolerancia en la divergencia se propone una sociedad progresista y fraterna. Fraternidad como supresión de las fronteras, etnias, culturas y tradiciones vernáculas, sumiendo a la humanidad en una masa o magma de seres no diferenciados que puedan ser sometidos dócilmente al Poder Mundial globalizador. El masón busca el progreso del Universo y de la Humanidad inserta en él y llama a ese progreso Luz, entendiéndolo en el sentido material importante y presente en nuestras preocupaciones y en el sentido espiritual, moral o filosófico.
EN QUÉ CREEN LOS MASONES. Como utopía personal, cada Masón propone elevar su condición de ser social, en la medida de sus propias energías, guiado por una escuela Iniciática que lo va formando en torno a principios morales. Creen En La Razón Que Permite Descubrir La Naturaleza De Las Cosas, entenderlas y respetarlas pero al mismo tiempo cree en la importancia de las doctrinas religiosas y las tradiciones culturales como formadores del Hombre Sentimental. Importancia de la razón. Los masones le conceden toda la fuerza a la razón y a la conciencia, dicen que la razón es autónoma. Para los católicos la razón tiene importancia; pero la verdad se encuentra entre la adecuada relación entre la razón y la fe, entre razón y comprensión de la revelación divina. Así evita uno ser un “racionalista”. Los masones basan su verdad en la razón y la ciencia. CreeN En La Posibilidad De Un Nuevo Humanismo capaz de dar prioridad por sobre los intereses personales, empresariales y nacionales, la preservación del hábitat de todos los seres. CreeN En Los Medios Pacíficos Para La Resolución De Conflictos y se opone a todo fanatismo político o religioso que ponga en riesgo la vida de las personas. Cree Y Se Guía Por Dos Trilogías Fundamentales Que Sintetizan Su Intelecto: Ciencia, Justicia Y Trabajo Y Libertad, Igualdad y Fraternidad. Además Cree en el Amor Fraternal.
Cada Masón verdadero mostrará tolerancia y respeto a las opiniones de los demás y se portara siempre con comprensión. Cree En La Necesidad De Tolerar la opinión contraria respetando la diversidad en las creencias religiosas y en las diferentes filosofías de vida. Cree entonces, en la Tolerancia como reaseguro a la libertad de pensamiento , Ella actúa como red de contención en los debates y su puesta a prueba permanentemente, va formando al Masón en un hombre con capacidad para escuchar, entender y actuar. CREEN EN La Ayuda Y Consuelo. No sólo entre los Masones sino con toda la comunidad humana. CREEN EN LA Verdad. Para conseguirla en su propia vida. No hace falta menos de toda una vida para llegar a ser un buen Masón.

Principios Fundamentales Y Espíritu. Ha habido muchas controversias entre masones acerca de los puntos esenciales de la Masonería. Masones anglófonos los llaman Linderos, término tomado del Deuteronomio 19:14, que significa Los Límites de la Libertad Masónica, o los límites inalterables dentro de los que todo albañil tiene que confinarse a sí mismo. Mackey no estipula menos de veinticinco linderos. El mismo número es adoptado por Whitehead como la medula de las investigaciones de los autores masones más hábiles.
Los Linderos. Los principales de ellos son: el método de reconocimiento por señas secretas, palabras, apretones de manos, pasos, etc.. Los tres grados incluso el Arco Real; la leyenda de Hiram del tercer grado; el correcto “tejado” de la logia contra “lluvia” y “nieve”, i.e., contra hombres y mujeres Cowans, o sea los que escuchan escondidos, i.e., intrusos profanos. El derecho que cada Masón regular tiene de visitar cada logia regular en el mundo. La creencia en la existencia de Dios y en la vida futura. El Volumen de la Ley Sagrada. La igualdad de los masones en la logia. El secreto. El método simbólico de enseñanza; la inviolabilidad de los linderos.
Los Landmarks.
Por el R:.H:. Rodolfo Mantilla Jácome Director de la Revista Solidaridad Gr:. Or:.Fisc:. de la Gr:. Log:. de los Andes Director de la Academia de Estudios Masónicos. Solidaridad No. 12, Vll:. de Bucaramanga (Colombia). El asunto de los Landmarks es definitivamente polémico. Por ello quien escribe sobre ellos no puede tener la pretensión de hacer afirmaciones inmodificables y mucho menos creer que es portador de la verdad indiscutible. El presente estudio tiene por finalidad intentar formular una teoría general sobre los Landmarks o Antiguos Límites, para de esta forma hacerlos comprensibles y manejables dentro de la dinámica Institucional, pues siempre encontramos que no existe claridad sobre ellos y suelen ser invocados sin mucha racionalidad, mas como un acto de fe o una imposición de autoridad, antes que como algo comprendido en su verdadera dimensión e importancia. Tres interrogantes están al inicio de este tema. En su formulación y respuesta deben quedar resueltos los aspectos esenciales del mismo. El primero es qué son los Landmarks, el segundo cuáles son sus características, el tercero cuáles son sus funciones. De este ejercicio de respuesta debe surgir una opinión racional, sólo eso y nada más es lo que pretendemos. Las definiciones . que suelen darse de los Landmarks son bastante parecidas: partamos de la dada por la Gran Logia de Massachussets que señala que “Los Landmarks son aquellos principios antiguos, universal y fundamentales, que ninguna autoridad masónica puede alterar ni repudiar”. De acuerdo con esta definición y las similares que solemos encontrar con alguna frecuencia, los Landmarks entrañan la condición de leyes no escritas, antiguas, universales, esenciales a la Institución Masónica, inalterables e irrepudiables. Adentrémonos un poco en estos conceptos para tratar de establecer su validez y alcance. Reglas de Derecho no escrito. La idea de unas leyes no escritas ajenas a la Masonería, es algo perfectamente aceptable y obvio, pues se trata de reconocer aquellos principios que contienen los pilares fundamentales de la Institución Masónica y dimanan con fuerza que cohesionante sus luces para mantener su vigencia, garantizando la presentación de su esencia e impidiendo de esta forma, que reglas contrarias la desnaturalicen, o el simple olvido o la mala práctica lleven a su desuso, trayendo como consecuencia su destrucción. Dentro de la teoría del derecho, el reconocimiento de unos principios generales no escritos es algo admitido y perfectamente elaborado, por lo que no constituye nada novedoso la aceptación de unos postulados rectores, que se deben encontrar como ejercicio lógico y racional, ya sea por el legislador en su tarea de crear y fundamentar las normas, o ya por el aplicador de las mismas, en su labor de interpretación, y que no requieren ser escritos, pues por su naturaleza son preexistentes a la normatividad positiva. Como lo señala Mans Puigarnau, “Hay principios inmutables que están en la conciencia del género humano, que en todos los pueblos a los que ha llegado la civilización se respetan como leyes, y que, sin embargo son la base sobre la que el legislador levanta su obra, no han recibido sanción expresa, tal vez porque se considera que no puede añadir autoridad a lo que el asentimiento general de las naciones y de los siglos se la ha dado sin contradicción; tal vez porque teme rebajar su importancia en el hecho de ponerles un sello nuevo que los comprenda con leyes, que tengan un carácter pasajero y mutable. Estos no son sólo leyes, sino que pueden llamarse con propiedad leyes de leyes; son reglas de orden superior, que siempre se suponen, aunque no estén reducidas a fórmulas oficiales de la ley ni pasen por las necesidades de una publicación que nadie necesita para conocerlos”. Por su parte la Corte Suprema de Justicia de Colombia refiriéndose al asunto dijo en importante decisión: “El ordenamiento jurídico no está constituido por una suma mecánica de textos legales. No es, como muchos pudieran creerlo, una masa amorfa de leyes. Todo orden jurídico está integrado por ciertos principios generales, muchos de ellos no enunciados concretamente por el Código Civil, pero de los cuales, sin duda se han hecho aplicaciones concretas a los casos singulares”. En el derecho colombiano el artículo octavo de la ley 153 de 1887, se refiere expresamente a las reglas generales de derecho, lo que ha llevado a nuestra Corte Suprema a admitir que “Esas reglas generales de derechos se hallan así por disposición expresa de la ley, erigidas en normas reguladoras de la vida jurídica”, argumento al cual podemos agregar que bien podría no existir esa disposición legal, vacío que no le quitaría a esos postulados su existencia ni su vigencia. Aplicando estos principios, la Jurisprudencia colombiana ha dado solución a importantes asuntos como lo fue en su momento el desarrollo del principio de la buena fe, con la aplicación de las viejas máximas, según las cuales el error común crea el derecho, Error communis facit jus, y aquella que prohibe a una persona fundarse en su propia torpeza o inmoralidad para obtener beneficios a su favor, Nemo auditur propriam turpidunem allegans. Que son aceptados entre otros como principios generales vigentes en el derecho positivo. Dentro de las reglas de Derecho no escrito caben tanto los Principios Generales de Derecho con las características ya anotadas y los Usos y Costumbres, que son aquellas normas que como consecuencia de su reiteración consuetudinaria, constituyen una forma de Derecho aceptado por la práctica, que es obviamente importante, útil y necesario, pero que no tiene las características superiores, de los denominados Principios Generales de Derecho. Esta distinción es importante por cuanto entre nosotros se habla de Landmarks o Antiguos Límites, que se erigen como los Principios Generales de Derecho Masónico y de Antiguos Usos y Costumbres, que no tienen la connotación de principios generales, sino que deben ser estudiados como practicas reiteradas, que por lo mismo se han convertido en costumbres aceptadas, de carácter supletorio ante la ley masónica y sometidas a un régimen diferente, entre otras razones porque estas no tienen el carácter de esencialidad, e inalterabilidad o inmutabilidad. Principios Generales de Derecho Masónico o Landmarks . De acuerdo con lo hasta ahora expresado, bien podemos afirmar que lo que ha querido significarse con la expresión Landmarks o Antiguos Límites son los denominados Principios Generales del Derecho Masónico, diferente a los Usos y costumbres de la Institución, que también son reconocidos como normas de derecho no escrito, consuetudinario, que tienen un valor supletorio, frente al derecho escrito en las Constituciones y leyes masónicas. Características de los Landmarks o Antiguos Límites . Estos Antiguos Límites o Landmarks, poseen características definidas y cumplen importantes funciones, que pasamos a explicar a continuación, partiendo de la idea aceptada de que ellos son, los fundamentos de la Institución Masónica. Constituyen reglas rectoras, punto de partida y de referencia, cuya observancia permite garantizar la conservación de la esencia masónica siempre y en todos los lugares. Estas reglas rectoras tienen como característica derivada de su naturaleza: ser esenciales, preexistentes, subordinantes, universales e inmutables La esencialidad, de los Antiguos Límites, denota que se trata de unas reglas que contienen valores culturales, sociales, éticos, jurídicos y políticos, que expresan lo fundamental de la Institución Masónica. Pues “Se trata, en efecto, de verdaderos principios en sentido ontológico, que informan las instituciones en que se manifiestan, y no de meras máximas o reglas heurísticas”. Nos estamos refiriendo entonces a aquellas ideas básicas sobre las que se funda la Institución Masónica, que surgen lógica y racionalmente de lo que ha sido, es y será la Orden en su propia naturaleza. La preexistencia de los Antiguos Límites, indica que siendo derivados de la propia naturaleza de la masonería, no necesitan, ni para su existencia, ni para su vigencia, de las codificaciones y normas positivas de la Institución. Por ello no requieren estar escritos ni codificados. Es tal su importancia y trascendencia que quien tenga su conocimiento, puede definir en su esencia la Masonería, así no tenga elementos materiales o normativos a la mano para realizar su labor. El ser subordinantes, refleja la característica de los Antiguos Límites de ser reglas superiores o principales, con importantes consecuencias en el sistema jurídico de la Orden Masónica por cuanto significan las directrices inmodificables del mismo y la dinámica cohesión del conjunto de constituciones, estatutos y reglamentos masónicos que le están sujetos, haciendo de ese ordenamiento jurídico un cuerpo lógico y racional. La Universalidad, señala como característica de los Antiguos Límites su referencia general a las actividades, finalidades y razón de ser de la Institución Masónica, porque los Antiguos Límites proceden de una apreciación objetiva e institucional, y constituyen una preceptiva común de la denominada “Masonería Universal”. La inmutabilidad, expresa la condición de permanencia que poseen lo Landmarks, en cuanto cumplen misión garantizadora y de preservación de la esencia de la Masonería. Si se alteraran estos Antiguos Limites, se tendrían consecuencias graves en la naturaleza de la Institución Masónica que se transformaría en otra cosa, dejaría de ser lo que ha sido, es, y debe seguir siendo. Las Funciones de los Landmarks o Antiguos Limites Señaladas las características principales de los Landmarks o Antiguos Limites, precisemos cuales son sus funciones o finalidades, las cuales podemos sustentar en las tareas que cumplen dentro de la organización del sistema jurídico estos Principios Generales de Derecho y que son las funciones fundamentadora, interpretadora, integradora y limitadora. Función Fundamentadora En cuanto a la tarea fundamentadora, es indiscutible que cualquier actividad, obra, proyecto, misión que se contemple dentro de la organización masónica, debe ser fundada en los Landmarks para que surja en consonancia con la realidad esencial de la Masonería, y no en contravía de esta, sustentándose en sus valores. Así, la creación de un proyecto humano en una Logia, debe estar inspirado en el respeto a los Derechos Humanos y particularmente en la dignidad y en la igualdad del hombre. Función Interpretadora. La función de Interpretación, es una importante tarea que cumplen los Landmarks o Antiguos Límites en el desarrollo de las instituciones y normas masónicas, pues, como ya lo tenemos dicho, estos principios constituyen referencias ineludibles y valiosas guías en el entendimiento y fijación del alcance y límites de las reglas escritas, o de los antiguos usos que constituyen el derecho consuetudinario masónico. La labor hermenéutica o de interpretación, es una tarea permanente de los aplicadores de la ley masónica, esto es, de quienes tienen que desarrollar en la práctica la Institución y sus disposiciones, y para ello deben tener presente la luminosa orientación de estos principios generales que son los Landmarks. No podrían por ejemplo, un Gran Maestro, ni una Gran Logia, ni una Logia, hacer una fusión institucional, con un club de servicios, por que violaría el principio fundamental de que la masonería es una Institución Cerrada, lo cual implica que sólo pueden acceder a ella y a sus trabajos, quienes pertenezcan a ella a través de la iniciación y permanezcan en el ejercicio de sus postulados. Un proyecto de fusión, como el puesto de ejemplo, tendría que ser censurado mediante una correcta interpretación y aplicación del principio general de ser la masonería una Institución Cerrada. Y si tal cosa ocurriera, se vulneraría la Institución Masónica en materia grave, pues dejaría de ser lo que es, para convertirse en otra cosa con diferente naturaleza. Función Integradora. La Función Integradora, la cumplen los Landmarks o Antiguos Limites, al permitir solucionar bajo la recta orientación de sus luces, todas aquellas situaciones en las cuales se evidencie la ausencia de una normatividad reguladora, que se requiera para resolver una situación concreta. Jurídicamente se habla de los vacíos legales, para hacer comprensible el concepto, que parte de la innegable realidad de que la dinámica de las instituciones sociales rebasa permanentemente la ley escrita, encontrándose los aplicadores de la misma con hipótesis fácticas que no están previstas dentro de las regulaciones del derecho positivo. En esta importante tarea, se cuenta con el auxilio imprescindible de los Landmarks o Antiguos Límites, que al contener los principios fundamentales hacen posible, junto con la utilización de otras reglas lógico racionales, la construcción de mecanismos de regulación no previstos en el derecho positivo, solución que de esta forma será acorde, conforme y correspondiente con un sistema general de derecho masónico presidido jerárquicamente por los Antiguo Limites. Una muestra de la función integradora de los Landmarks la encontramos en la posibilidad de definir, regular y controlar los entes denominados paramasónicos, que no aparecen en la Constitución de la Gran Logia de los Andes. Función Limitadora. La función Limitadora de los Landmarks constituye una importante tarea de fijación de linderos, que permiten establecer con propiedad aquello que le es de su naturaleza a la Orden Masónica, y aquello que rebasándolos queda por fuera y le es ajeno o contrario. Es indudablemente una importante función que se acompaña en la restantes ya enumeradas, porque esos límites deben ser referencia y guía tanto en la labor creativa, como en la interpretativa y obviamente en la integradora. No se podría, por vía de ejemplo, en la elaboración de una constitución, estatuto o reglamento, crearse una norma que riñera con algún Landmark, por ejemplo que estableciera, violando el principio de la igualdad de los seres humanos, alguna forma de discriminación de género o de raza o contra algún grupo de personas. Tampoco, sería admisible un proyecto masónico de creación de un partido político, porque atentaría contra el Antiguo Límite, que prohibe la participación de la masonería en la política partidista. Proceso de obtención de Los Landmarks. En cuanto a la existencia de los Landmarks o Antiguos Límites, mas técnicamente denominados Principios Generales de Derecho Masónico, recordemos, como hemos dicho antes, que son preexistentes a las normas positivas de la Masonería y no requieren ser creados mediante un acto de legislación, sino que se descubren en un ejercicio racional y lógico dentro de la dinámica del derecho masónico; en forma similar, a la manera como los juristas reconocemos la existencia de los principios generales de derecho profano, con la certeza de que están allí, y que su fijación es la consecuencia del ejercicio decantado de los pensadores y aplicadores del derecho, que a la manera de los astrónomos otean el firmamento buscando las luminarias que han de ser guías universales de su ciencia. Así van surgiendo en forma juiciosa los Antiguos Límites en la aplicación del derecho masónico y en el escudriñamiento y análisis de las instituciones masónicas. No se requiere, entonces su codificación como vanamente han pretendido hacerlo algunos apegados más a los dogmas, que al libre examen y la sana crítica. Se trata entonces de entender que al hablar de estos Landmarks, Antiguos Límites o Principios Generales de Derecho Masónico, nos estarnos refiriendo es, a esas categorías intelectuales, éticas, institucionales que nos recuerdan con certeza lo que es y lo que no es la Masonería, sin que pueda haber alguien tan osado y tan pretencioso de codificarlas, afirmando que son esos y nada mas que esos, dándole además dogmáticamente un carácter inmodificable a su enumeración. En derecho solemos hablar de enumeraciones taxativas o numerus clausus, para señalar la condición restrictiva de un reconocimiento o del cumplimiento de unos requisitos, admitiendo que esto es solo así en la mediada en que el legislador lo tenga dispuesto de esta forma. No existe elemento legal posible que tal condición establezca frente a los denominados principios generales de derecho profano y tampoco masónico. No cabe como concepto de los mismos una enumeración cerrada de estos, pretendiéndose equivocadamente con ello que no caben más Principios Generales. Lo que si es inmutable, y ya lo hemos señalado como una característica del Landmark a Antiguo Uso, es el Landmark mismo, y no el número de ellos. Recabemos un poco, en la afirmación de que el descubrimiento del Landmark, es un ejercicio intelectual de naturaleza lógica racional, en la que el análisis y estudio de las instituciones, de su historia, de sus normas, le permiten al aplicador mediante un procedimiento inductivo, ir de lo particular a lo general hasta encontrar la regla mayor, el principio que se comporta como e1 nervio de la figura, prestándole toda su dinámica y dándole su exacta dimensión. Por ejemplo, hemos dicho que uno de los Landmarks o Antiguos Límites, puede ser enunciado como el que la masonería es una Institución cerrada, a este principio general se llega, a partir de elementos normativos e históricos, coma lo son, el indiscutible modo de ingreso a la Masonería mediante un riguroso proceso de selección e iniciación ritual, el sigilo de los trabajos masónicos, los modos de reconocimiento, como la obligación de que la Logia esté a cubierto, etc…, que nos permiten catalogar como Landrmark indiscutible el carácter cerrado de nuestra institución, del cual se derivan varias consecuencias, una de ellas es la que colocábamos en un ejemplo anterior, que nos permite afirmar que conforme a este Landmark, no podría la Institución Masónica ingresar a un proceso de fusión con un club de servicio, precisamente por que tal acto vulneraría este principio general, dejaría al descubierto la Orden abriéndola a profanos, lo cual causaría un daño irreparable. Muchas otras aplicaciones, unas permisivas, otras prohibitivas, se desprenden de un Principio como este, siendo por ello un valioso instrumento Institucional; que además reúne las características ya anotadas de estos, como lo son el ser esencial, en la medida en que alude a aspectos fundamentales a la Naturaleza de la Institución Masónica, preexistente por cuanto no requiere su consagración en la normatividad positiva, subordinante, porque cualquier norma que se cree, cual obra que construya, cualquier actividad que se realice siempre debe estar ajustada a esta máxima y cuidarse de no contradecirla, universal, por cuanto gobierna la totalidad de la Masonería sin sujeción a tiempo o lugar, e inmutable, porque no puede ser variada, so pena de lesionar gravemente la Masonería en su esencia y naturaleza. Por lo tanto, no puede admitirse que los Landmarks, Antiguos Límites o Principios Generales de Derecho Masónico, le hayan sido dictados a la masonería por un iluminado, o que se deba creer en un listado que a manera de código, en forma dogmática se nos pretenda imponer. En ese sentido la elaborada lista del H:. Albert Gamaniel Mackey publicada en 1856, bajo el título de Fundamentos de la Ley Masónica (Fundation of Masonic Law), debe entenderse como un esfuerzo de buena fe, realizado por ese estudioso de la Masonería, que creyó encontrar los fundamentos de la Orden en esos veinticinco postulados; listado que no está respaldado por autoridad alguna, que no fue producido a instancias de una asamblea universal de la masonería, y que, ni siquiera la conocida como la primera de todas, la Gran Logia Unida de Inglaterra ha asumido como Institucional, ni ha elaborado lista de ellos. Incluso debemos recordar que en el desarrollo de estas ideas, algunos han elaborado listas más largas, otros unas más cortas y en lo que se refiere a las Grandes Logias Norteamericanas, algunas han dispuesto el sistema de adopción de un listado de los Landmarks, que no siempre coincide con el de Mackey. Otras apenas se refieren a su sujeción a los Landmarks pero sin entrar en complicadas enumeraciones y definiciones. Una crítica más de naturaleza estrictamente jurídica cabe al H:. Mackey y es la circunstancia de que confundió lamentablemente los Principios Generales de Derecho masónico, con los Antiguos Usos y Costumbres, que son una forma supletoria de derecho pero que no tienen el rango superior de los Antiguos Límites como ya lo hemos señalado. Dentro de este orden de ideas bien podemos intentar un ejercicio de búsqueda de algunos posibles Landmarks, lo cual hacemos no con el ánimo de establecer un listado o una codificación y mucho menos de establecer un numerus clausus de ellos, solamente lo proponemos para sustentar y poner a prueba nuestra tesis. Además del que ya hemos señalado como un Antiguo Límite, el que hemos enunciado como el que la Masonería es una Institución cerrada, podemos señalar otra regla que nos parece, que también tiene el mismo carácter y es El Simbolismo de la Masonería, postulado que contiene un aspecto esencial de la Institución Masónica al darle una de sus principales características, pues el uso simbólico de los instrumentos de trabajo ha sido siempre tradicional en la Orden, como lo señala lúcidamente González Ginório “Es un Antiguo Limite el simbolismo del arte operativo, en sentido moral como norma de conducta. Desde la más remota antigüedad se dio valor moral a los instrumentos de trabajo de los constructores, como se puede comprobar por los escritos de Confucio, de Pitágoras y por los documentos que se relacionan con las prácticas míticas y místicas de Egipto, India, Grecia y Roma”. De el simbolismo operativo se desprenden y se sustentan inmensa cantidad de instituciones, prácticas, usos y costumbres de la masonería que encuentran allí su perfecto soporte y sin el cual no tendrían razón de ser o no podrían ser, dentro de los cuales podemos enumerar los tres grados simbólicos, los modos de reconocimiento, el lenguaje masónico, etc. que la caracterizan, la hacen ser como es en todo lugar y siempre. La Logia, como lugar físico y espiritual de los Masones. Los masones nos reunimos en Logias, que son los lugares de trabajo como expresión física, pero también con sentido de pertenencia un hogar espiritual en el que vivimos la fraternidad. Igualmente, La Masonería es defensora de los derechos humanos. Es esta una importantísima regla que siempre ha estado vigente en la esencia de la institución masónica, que se ha regido siempre por la regla de humanidad, de búsqueda de progreso del ser humano, que ha defendido la libertad, la igualdad, la dignidad del hombre y la mujer, sin que pueda admitir ni en el mundo ni en las logias, cualquier forma de discriminación, de intolerancia, de esclavitud, de indignidad, de injusticia. De este postulado se desprenden importantísimas consecuencias que al ser aplicado con coherencia impide por ejemplo, dentro de la práctica masónica, cualquier forma de discriminación de genero con las mujeres, o de raza, o de clase. Los Masones son seres humanos de buenas costumbres, principio general que establece dentro de una moral sin dogmas, la condición ética del masón y de la condición para serlo y a partir de el dejar en claro el compromiso de la Orden de requerir en sus miembros permanentemente sujeción a la verdad, a la pulcritud, a la rectitud, a la honorabilidad, su respeto al ser humano, a la familia, a la sociedad, a la patria, no siéndole permitido la vulneración de las reglas fundamentales del buen ciudadano. La Masonería le opone al dogmatismo, el libre examen, el libre pensamiento y la razón. Esta regla, constituye un indiscutible Landmark o Principio General del Derecho Masónico, que entraña uno de los aspectos mas característicos de la masonería, cual es su permanente oposición a los dogmas y a las imposiciones. El masón por definición es esencialmente racional, sus conceptos, sus ideas, sus creencias son el resultado de su razonado juicio, de su libre pensamiento, de su particular percepción de las cosas sin que pueda imponérsele una creencia, una idea o un concepto que no tenga cabida lógicamente en su estructura mental o en su conciencia. En virtud de este Landmark, es imposible que la masonería se construya sobre dogmas, o que se pretenda imponer un dogma a quien deba ingresar- o permanecer en ella. Así, bajo tal perspectiva, la creencia en Dios es un acto personalísimo que no puede imponérsele a nadie. Esto no quiere decir que la masonería por ello sea atea, simplemente que respeta la postura individual de cada uno de sus miembros, que puede creer o no en un principio creador, cualquiera que sea la idea que se tenga de El. Un argumento más, de naturaleza normativa, y que muestra que incluso en la masonería inglesa, la creencia en el G. A. D. U., así como la regla de exclusión de la mujer de las logias, si bien es requisito de regularidad masónica, no es considerado un Landmark. Esto surge meridiano de la lectura de los principios básicos para el reconocimiento de una Logia, aceptados por la Gran Logia Unida de Inglaterra, entre los cuales señala 2. La necesidad de la creencia en el G.A.D.U., y en su voluntad revelada. 4. Que los afiliados a la Gran Logia y a las Logias individuales sean exclusivamente hombres; y que cada Gran Logia no tendrá relaciones masónicas de clase alguna con logias mixtas o con cuerpos que admitan mujeres como miembros, para después decir en el numeral 8. Que los principios de los Antiguos Límites, Costumbres y Usos de la Orden, serán estrictamente observados. Con lo cual está demostrando dentro de una lógica legislativa irrefutable, que para la masonería inglesa, los Antiguos Límites o Landmarks son principios fundamentales, que no entra a enunciar y mucho menos a enumerar, y de los cuales no hacen parte las reglas de reconocimiento de la exigencia de la creencia en el G.A.D.U., y la exclusión de la mujer, entre otras razones, porque éstas no son reglas esenciales o fundamentales para la Orden Masónica. Por ello, en su enunciación la Gran Logia Unida de Inglaterra las señala en lugar diferente a los Antiguos Limites, como acabamos de verlo. La Masonería es ajena como institución a la práctica religiosa. Este es otro postulado fundamental de la masonería, que no es una religión, que no pertenece a una religión, sin que se oponga a que sus miembros sean tan religiosos como quieran serlo. Un masón puede ser católico, si se lo permiten ser, o ser Anglicano, o pertenecer al Judaísmo, o al Budismo etc., o no pertenecer a ninguna religión, ni tener ninguna creencia religiosa. Pero lo importante es que en la Orden Masónica ese asunto no tiene cabida como práctica religiosa. Esto en nada se opone, a que a nivel de investigación en las logias se estudien la religiones y los fenómenos culturales que en torno a ellas se producen. La masonería es ajena como institución a la práctica política. Este es otro postulado que consideramos es uno de los Landmarks o Antiguos Límites. En su explicación es posible utilizar argumentos similares a los del acápite anterior, en el sentido de que es necesario afirmar que la masonería ni es un partido político, ni participa de ningún partido político, no persigue el poder político y mucho menos puede imponerle a sus miembros una determinada adhesión política; pero que los masones pueden tener las ideas políticas que los cautiven, y pueden pertenecer a los partidos o agrupaciones políticas que quieran. Lo importante es dejar en claro que el proselitismo político partidista no tiene cabida en la masonería. Sin que nada se oponga al estudio de los fenómenos políticos en las logias masónicas La masonería es una institución democrática. Esta regla, en nuestra opinión constituye otro Landmark, pues índica una postura general de la institución de resolver y solucionar todos sus asuntos apelando al racional criterio de sus miembros, cuya opinión es tenida en cuenta para efectos de la conformación de la opinión general. Es democrática porque rechaza las imposiciones inmotivadas o el desconocimiento de la opinión general. Dejemos ahí estos ejemplos de lo que pueden ser en nuestro criterio Landmarks o Antiguos Límites. La pretensión es solo proponerlos como tales, mostrando cómo la masonería está sustentada sobre principios y valores, que contienen su verdadera esencia y que sería impensable, o sería otra cosa diferente a lo que es, ha sido y será, si le quitamos esos soportes fundamentales. Algunos de los Landmarks propuestos pueden no llegar a serlo, seguramente pueden encontrarse muchos mas, y mas importantes aún, por ello, no es bueno intentar siquiera codificarlos y pretender imponerlos en forma taxativa. Ellos deben ser el producto meditado y juicioso del estudio y análisis de los intérpretes y aplicadores de las normas masónicas. Antiguos Usos y Costumbres de la Masonería La costumbre en el derecho en general juegan un importante papel, en la medida en que ella expresa aquellas normas o pautas que se han venido formando como resultado de la práctica cotidiana en alguna actividad específica, terminando por ser verdaderas reglas vigentes y aceptadas por una determinada comunidad, que todos los días las aplica y las observa. Tienen además la virtud de ser producto directo de la comunidad, ajustadas a sus necesidades y acordes en un todo con su cultura. Dentro de la Masonería también hablamos de los denominados Usos y Costumbres de la Orden, como aquella normativa que contiene reglas de procedimiento y gobierno, algunas de ellas provenientes de la masonería operativa; que sin tener la fundamentalidad ya señalada de los Landmarks o Antiguos Límites, si ha venido siendo reconocidas por la práctica universal a través del tiempo, y que por lo mismo se han venido trasmitiendo en forma reiterada, en constituciones, estatutos, reglamentos e incluso en forma oral. No cabe duda, que así como en el derecho en general, se habla y se reconoce la costumbre, y se le distingue obviamente de los principios generales de derecho, lo mismo ocurre en la Institución Masónica, cuya jurisprudencia tiene perfectamente claro el asunto; recuérdese para el caso lo dispuesto por la Gran Logia Unida de Inglaterra en sus principios básicos para el reconocimiento, que datan de 1929 y a los cuales ya nos hemos referido, en los que en forma expresa distingue entre los Antiguos Límites y las Costumbres y Usos de la Orden.
(That the principles of the Ancient Landmarks, and usages of the craft shall be strictly observed.) Que los principios de los Antiguos Límites, costumbre y usos de la Orden serán estrictamente observados. Los Antiguos Usos y Costumbres masónicas constituyen entonces reglas no escritas, que a diferencia de los Landmarks o Antiguos Límites, no son esenciales o fundamentales, porque si lo fueran serían principios generales, no son preexistentes, porque surgen por la práctica reiterada de las comunidades, son subordinados, no subordinantes, porque solo se aplican supletoriamente, no son universales por ser producto de prácticas locales y obviamente no son inmutables, por que al no ser esenciales su cambio o no aplicación, no desnaturalizan la institución como tal. Hemos señalado como una característica relevante de la costumbre su carácter supletorio, en cuanto está llamada a llenar los vacíos de la ley escrita, pero no puede aplicarse en perjuicio de ésta ni de los principios generales o Landmarks. De acuerdo con lo señalado, las reglas que normalmente suelen ubicar los autores masónicos como Landmarks, no pasan de ser sino Antiguos Usos o Costumbres de la Orden, lo cual no quiere decir que no son importantes, y que no cumplan una labor eficiente en los procedimientos y gobiernos de las Logias y de las Grandes Logias, como lo son incluso las reglas de la Creencia en el G.A.D.U., o la de la exclusión de las mujeres de las Logias. Lo que queremos señalar, es que podrán ser cambiados conforme a las necesidades de la masonería sin que se afecte su esencia o se modifique gravemente su naturaleza. De hecho, las Logias europeas que ya retiraron estas prohibiciones siguen siendo esencialmente masónicas, siendo el problema, más de relaciones internacionales en lo que respecta al reconocimiento masónico, pero eso es otra cosa sobre la cual tendremos que referirnos en otra oportunidad. Conclusiones. 1. Los Landmarks o Antiguos Límites, son los Principios Generales de Derecho Masónico, normas de derecho no escrito, que cumplen una importantísima tarea fundamentadora, interpretativa, integradora y limitadora. Tienen como características el ser fundamentales, preexistentes, subordinantes, universales e inmutables. Están allí, y allí permanecen sin necesidad de ser enumerados, ni contenidos en un código. 2. Los Antiguos Usos, también son normas de derecho no escritas, que sin tener las características de los Landmarks, cumplen una tarea supletoria en el derecho masónico, ante los vacíos de la ley positiva. No pueden oponerse a la ley escrita. 3. Para evitar confusiones y dificultades, las Constituciones Masónicas y los Estatutos Generales deben hacer referencia a la necesidad de observar los Landmarks o Antiguos Límites, y los Antiguos Usos y Costumbres de la Orden, sin proceder a enumerarlos, como lo hace la Gran Logia Unida de Inglaterra, que ni los precisa, ni los enumera. Sólo se limita a advertir de su existencia y de la necesidad de su observancia. 4. Los tradicionalmente presentados como Landmarks, como la lista de Mackey y otras similares, suelen ser antiguos Usos o Costumbres, pero no Landmarks o Principios Generales de Derecho Masónico, pues no reúnen las características ya anotadas para estos. En ese sentido, la creencia en el G.A.D.U. y la regla de la exclusión de las mujeres, son Antiguos Usos pero no Landmarks. Pueden ser eliminados, sin que se afecte la esencia de la Orden. 5. Sin embargo, las reglas anteriores, esto es la creencia en el G.A.D.U. y la exclusión de las mujeres de las logias, suelen hacer parte de los estatutos de reconocimiento, lo cual implica que para variarlos debe procurarse una modificación de estos estatutos, lo cual es más un problema de derecho interpotencial masónico o de diplomacia masónica. Bibliografía: Las Fuentes del Derecho Masónico.-José González Ginorio.
Constitución de los Linderos. En verdad no hay ninguna autoridad en La Francmasonería para constituir tales linderos o leyes fundamentales invariables. Estricta y judicialmente, incluso los Antiguos Cargos que según las Constituciones de Anderson, contienen las leyes inalterables, tienen un carácter legal obligatorio únicamente si están incluidas en el Libro de la Constitución de cada Gran Logia. Pero en práctica existen ciertas características que son universalmente consideradas como esenciales. Tales son los principios fundamentales descritos en el primero y sexto artículos de los Antiguos Cargos en lo concerniente a la religión. En los textos de las dos primeras ediciones en ingles (1723 y 1738) de las Constituciones de Anderson, a pesar de diferir ligeramente, son idénticos en su significado esencial. El de 1723 es el texto original restaurado por la Gran Logia de Inglaterra en las ediciones de las Constituciones de 1756 y 1813, e introducido más tarde en el Libro de las Constituciones de casi todas las otras Grandes Logias. Es el más autorizado. Pero el texto de 1738 que fue adoptado y usado por mucho tiempo por muchas Grandes Logias, es también de gran importancia por sí mismo y como una ilustración más amplia del texto de 1723 que su primer artículo de los Antiguos Cargos contiene la ley fundamental y la esencia de La Francmasonería moderna dice (texto impreso en el original de 1723): Bajo el Artículo VI, 2.
El comportamiento del Masón después de que la logia se ha cerrado y los hermanos no se han ido, se agregó: Para conservar la paz y la armonía, ningún resentimiento privado ni riñas se deben traer al interior de la logia, mucho menos una reyerta cualquiera acerca de Religión o Naciones o Política Estatal, puesto que sólo somos, como masones, de la Religión Católica, antes mencionada, somos también de todas las Naciones, Lenguas, Afinidades e Idiomas y estamos decididos en contra de toda Política [impreso en el original en letras góticas] puesto que hasta hoy nunca ha conducido al bienestar de la logia y nunca lo hará. Este mandato ha sido siempre estrictamente ordenado y observado especialmente desde la Reforma en Gran Bretaña o del disentimiento y secesión de estas Naciones de la comunión de Roma. En el texto de 1738 los mismos artículos dicen: I. Acerca de Dios y la Religión. Un Masón esta obligado por el ejercicio de su cargo a observar la ley moral como un verdadero hijo de Noé, el primer nombre de los Francmasones y si entiende correctamente el oficio, nunca será un estúpido ateo ni un libertino irreligioso ni actuara en contra de su conciencia. En tiempos antiguos los masones Cristianos estaban encargados de cumplir con las costumbres cristianas de cada país donde viajaban o trabajaban; pero siendo que la Masonería se encuentra en todas las naciones, incluso de religiones diferentes, están ahora generalmente encargados de adherir a esa religión, en la que todos los hombres están de acuerdo, (dejando a cada Hermano su propia opinión particular), o sea, ser hombres buenos y verdaderos, hombres de honor y honestidad, sin importar los nombres, religiones o convicciones que los distingan; porque todos ellos están de acuerdo con los tres grandes artículos de Noé, bastante para mantener el cemento de la logia. Así la Masonería es el centro de su unión y la feliz manera de conciliar la verdadera amistad entre personas que de otra manera deberían haberse quedado a una perpetua distancia. VI. 1. Comportamiento en la logia antes de cerrar: Ningún … resentimiento privado ni disputa sobre nación, familia, religión o política debe, por ningún motivo ni bajo ningún tono ni el pretexto que sea, ser traída dentro de las puertas de la logia; ya que como masones somos de la más antigua religión católica, antes mencionada, y de todas las naciones en la escuadra, el nivel y la plomada; y como nuestros predecesores de todos los tiempos estamos decidimos en contra de las disputas políticas, ya que son contrarias a la paz y al bienestar de la logia. Para apreciar debidamente estos textos que describen la Francmasonería moderna Especulativa es necesario compararlos con los requerimientos correspondientes de las Constituciones Góticas (o Cristianas) que reglamentaban las antiguas logias de la Masonería Operativa hasta y después de 1747. Estos requerimientos están uniformemente resumidos en las sencillas palabras: “El primer encargo es éste, que sean fieles a Dios y a la Santa Iglesia y no incurran en error o herejía”. El radical contraste entre los dos tipos es evidente. Aun cuando un Masón de acuerdo a la Antigua Constitución se encontraba ante todo obligado a ser fiel a Dios y a la Iglesia, evitando herejías; sus obligaciones religiosas según el nuevo texto, se reducían esencialmente a la observación de la Ley Moral resumida prácticamente en los principios de Honor y Honestidad, en los que todos los hombres están de acuerdo. Esta Religión Universal de la Humanidad que gradualmente elimina las accidentales divisiones de la humanidad debidas a opiniones particulares o religiosas y a los prejuicios nacionales y sociales, debe ser el vínculo de unión entre los hombres en la sociedad Masónica, concebida como el modelo de asociación humana en general.
El Templo Masónico. En resumen, el Templo que pretendemos construir está siempre inacabado, y cada generación de masones aporta una piedra más a la obra común, adecuada a su época y su marco geográfico.
TRABAJO EXTERNO. Realizaciones, Intenciones Y Métodos. El trabajo externo aunque uniforme en su carácter fundamental y líneas generales, varía considerablemente en diferentes países y con distintos símbolos Masónicos. Propósitos Caritativos o Filantrópicos son perseguidos principalmente por las Masonerías inglesa, alemana y americana, mientras que prácticamente son descuidados por los Masones en los países latinos, que están absortos en actividad política. Pero aun en Inglaterra, donde se gastan, relativamente, las más grandes cantidades para propósitos caritativos, la filantropía Masónica no parece ser inspirada por muy altos ideales de generosidad y desinterés, por lo menos con respecto a la gran mayoría de los hermanos; las contribuciones principales son hechas por unos cuantos hermanos muy ricos y el resto por los acomodados. Por otra parte, Son casi exclusivamente masones y sus familias quienes aprovechan la caridad Masónica. La beneficencia Masónica hacia el mundo profano es poco más que figurativa, consistiendo en la propagación y aplicación de los principios Masónicos por los que los Masones fingen promover el bienestar de la humanidad y si los Masones, particularmente en los países Católicos, de vez en cuando se dedican a trabajos caritativos como ordinariamente se entiende, su objetivo es ganar simpatía y así hacer avanzar sus verdaderos propósitos. En los Estados Unidos, un aspecto característico del trabajo externo es la propensión a exhibirse en la construcción de suntuosos Templos Masónicos, en procesiones Masónicas, la pose de primeras piedras y la dedicación de edificios públicos y aun de iglesias cristianas. Esta tendencia ha sido frecuentemente censurada por escritores Masónicos. La masonería de este continente se ha vuelto loca yendo en pos del alto ranguismo y de los altos títulos. No ponen atención al simbolismo puro, simple, bello de la logia y el oropel, perifollos, fuego y plumas del Ritualismo y Templarismo escoceses, sacude hasta sus mismas fundaciones. Muchos han pasado por la ceremonia sin ninguna inspiración; pero en los desfiles públicos de las logias incluso en Inglaterra, se encuentran generalmente en la primera línea y en los banquetes Masónicos no pueden ser igualados ni superados.
Objetivo Externo. El objetivo verdadero de los trabajos interno y externo, es la propagación y aplicación de los principios Masónicos. El verdadero método Masónico es que la logia es el terreno común en el que hombres de diferentes religiones y opiniones políticas, con tal que acepten los principios generales Masónicos, se pueden reunir; por tanto, no interfiere, directa ni activamente, con la política de los partidos, pero excluye las discusiones políticas y religiosas de las reuniones, dejando a cada Masón aplicar los principios a los problemas de cada día.
Rechazo Externo. Pero este método es abiertamente repudiado por la Masonería contemporánea en los países latinos y por muchos Consejos Supremos del Antiguo y Aceptado sistema escocés, por la Gran Logia de Hungría; el Gran Orienta de Bélgica, etc.. Fue y es prácticamente rechazado también por la masonería alemana e incluso por la americana y la inglesa. Por eso las logias Masónicas americanas por lo menos y abiertamente así lo reivindican. Algunos de los principales autores Masónicos, jugaron un papel preponderante en el movimiento de independencia. Las logias de los Ancianos en general, promovieron este movimiento y las de los modernos se pusieron del lado de la Gran Bretaña. Según la Revista Masónica, la Francmasonería fue instrumental en la formación de la Unión Americana (1776) reivindicando cincuenta y dos o incluso cincuenta y cinco de los cincuenta y seis Signatarios de la Declaración de Independencia como miembros de la Orden. Otras publicaciones periódicas Masónicas, sin embargo reivindican que sólo seis de los signatarios y sólo nueve de los presidentes de los Estados Unidos eran francmasones. En la Revolución francesa (1789) y en los movimientos revolucionarios posteriores en Francia, Italia, España, Portugal, América Central y del Sur, Cuerpos Masónicos, se dice, tomaron una parte más o menos activa, como lo declaran prominentes representantes de las Grandes Logias en los diferentes países y en muchos casos por historiadores imparciales profanos. En Rusia también la Francmasonería, finalmente, llegó a ser una Conspiración Política de asociaciones organizadas Masónicamente que cubrieron el terreno. Incluso con respecto a la más reciente Revolución Turca, parece cierto que el Nuevo partido turco, que hizo y dirigió la Revolución, fue guiado por masones, y que la masonería, sobre todo los Grandes Orientes de Italia y Francia, tuvieron un papel preponderante en esta Revolución. Dirigiendo estas obras, la Francmasonería propaga principios que, lógicamente desarrollados, como se muestra antes, son esencialmente revolucionarios y sirven de base para todo tipo de movimientos revolucionarios. Dirigiendo a los Masones a descubrir por si mismos reformas prácticas en conformidad con los ideales Masónicos y a trabajar para su realización, fomenta en sus miembros, y a través de ellos en la sociedad en general, el espíritu de innovación.
Entrenamiento y Revolucion. Como una asociación aparentemente inofensiva y aun caritativa, pero que es en realidad, por su secreto y ambiguo simbolismo, sujeta a las más diversas influencias, proporciona en tiempos críticos un refugio para la conspiración, y aun cuando sus logias no se transformen ellas mismas en clubes de complots, los Masones son entrenados y alentados a encontrar asociaciones nuevas para tales propósitos o a utilizar asociaciones existentes. Por eso, la Francmasonería en el siglo XVIII, como un aliado poderoso de la infidelidad, preparó la Revolución francesa. Se selló la alianza de la Francmasonería con la filosofía, públicamente, por la iniciación solemne de Voltaire, jefe de estos filósofos, el 7 de febrero de 1778 y su recepción de la túnica Masónica del famoso materialista Hermano Helvetius. Antes de la Revolución, nacieron varias sociedades conspiradoras relacionadas con la Francmasonería de la que se apropiaron sus formas y métodos; Illuminati, clubes de Jacobinos, etc. Un número relativamente importante de los principales revolucionarios fueron miembros de logias Masónicas, entrenados por la vida en la logia para sus carreras políticas. Incluso el programa de la Revolución expresado en los derechos del hombre fue, tomado de los principios Masónicos y su divisa: “Libertad, Igualdad, Fraternidad” es la misma de la Francmasonería. De la misma manera, la Francmasonería junto con los Carbonari, cooperaron en el movimiento revolucionario italiano del siglo XIX. Casi todos los jefes prominentes y entre ellos Mazzini y Garibaldi, son ensalzados por la Masonería como sus miembros más distinguidos. En Alemania y Austria la Francmasonería durante el siglo XVIII fue un poderoso aliado del partido llamado de Las Luces (Aufklaerung) y del Josefinismo; durante el siglo XIX de los partidos pseudo Liberal y anticlerical. Para apreciar debidamente la actividad de la Francmasonería en Alemania, Suecia, Dinamarca e Inglaterra, y en Francia bajo el régimen Napoleónico, no se deben descuidar las relaciones especiales entre la Francmasonería y las dinastías reinantes. En Alemania dos terceras partes de los masones fueron miembros de las antiguas Grandes Logias Prusianas bajo el protectorado de un miembro de la Dinastía Real, lo que implica un control severo de toda actividad de la logia en conformidad con los objetivos del Gobierno. Así que los francmasones alemanas son difícilmente capaces de una actividad independiente. Pero ellos indudablemente fomentaron el movimiento por el que Prusia gradualmente llegó a ser el principal estado de Alemania, considerado por ellos como el representante y el protector de la revolución moderna en contra del Ultramontanismo”, la intolerancia, y las Usurpaciones Papales.
También promovieron el Kulturkampf. El famoso jurisconsulto Masón Gran Maestro Bluntschli, fue uno de los principales agitadores en este conflicto, también inspiró la Kulturkampf suiza. Por su instigación, la asamblea de la Federación de las Grandes Logias alemanas, con el objeto de aumentar la actividad de la logia en el sentido de la Kulturkampf, declaró, el 24 de mayo de 1874, declaró que es un deber profesional para las logias, el cuidar que los hermanos lleguen a ser totalmente conscientes de las relaciones de la Francmasonería con la esfera ética de la vida y con los propósitos culturales. Los Francmasones están obligados a realizar los principios de la Francmasonería en la vida práctica y a defender las fundaciones éticas de la sociedad humana, siempre que sean atacados. La Federación de las Grandes Logias alemanas facilitará, que cada año se propongan a todas las logias cuestiones de actualidad para discusión y acción uniforme. Los Francmasones alemanes harán incansables esfuerzos para ejercer una firme influencia en la vida general de la nación, siguiendo los principios Masónicos, manteniendo así una perpetua y silenciosa “Kulturkampf”. Los medios principales que emplearan serán las bibliotecas populares, conferencias, la afiliación de asociaciones e instituciones afines, la creación, donde sea necesario, de instituciones nuevas, a través de las cuales el espíritu Masónico penetrara a la nación. Una actividad semejante es desplegada por los francmasones austríacos. La organización principal que en Francia afianzó el éxito de la Francmasonería fue la famosa Liga de Instrucción fundada en 1867 por el Hermano F. Macé, que posteriormente fue miembro del Senado. Esta liga afilió e implicó con su espíritu a muchas otras asociaciones. La Masonería francesa y sobre todo el Gran Oriente de Francia han desplegado la actividad más sistemática como el elemento político dominante en la Kulturkampf francesa desde 1877. De los documentos oficiales de la Masonería francesa contenidos principalmente en el Boletín oficial y en los Compte – Rendu del Gran Oriente se ha demostrado que todas las medidas anticlericales pasadas por el Parlamento francés fueron decretadas de antemano en las logias Masónicas y ejecutadas bajo la dirección del Gran Oriente, cuyo objetivo declarado es controlar todo y a todo mundo en Francia. “Yo dije en la asamblea de 1898 declara el diputado Massé,orador oficial de la Asamblea de 1903, que es el deber supremo de la Francmasonería el interferir cada día más y más en las contiendas políticas y profanas … Éxito en la lucha anticlerical es en gran medida debido a la Francmasonería; porque es su espíritu, su programa, sus métodos, que han triunfado. Si, se ha establecido el Bloc, esto se debe a la Francmasonería y a la disciplina aprendida en las logias. Las medidas que ahora tenemos que acelerar son la separación de la Iglesia y del Estado y una ley sobre la enseñanza. Confiemos en la palabra del Hermano Combes. Por mucho tiempo la Francmasonería ha sido simplemente la república oculta”, i.e., el parlamento y el gobierno secretos de la Francmasonería en realidad gobiernan Francia; el Estado, el Parlamento y el Gobierno profanos simplemente ejecutan sus decretos. Somos la conciencia del país; somos cada año la campanilla fúnebre que anuncia la muerte de un gabinete que no ha cumplido con su deber sino que ha traicionado a la República; o somos su apoyo, diciendo alentadoramente en un solemne momento: Le presento la voz del país … el satisfecit que usted desea, o su reproche que mañana será sellado por su caída. Requerimos vigilancia y sobre todo confianza recíproca, si hemos de llevar a cabo nuestro trabajo, aún no terminado. Este trabajo, usted sabe … el combate anticlerical continua. La República debe librarse a sí misma de las congregaciones religiosas echándolas fuera con un enérgico golpe. El sistema de medias tasas es peligroso en todas partes; el adversario debe ser aplastado de un solo golpe. “Es fuera de duda”, declaró el presidente de la Asamblea de 1902 Hermano Blatin, con respecto a las elecciones francesas de 1902, que habríamos sido derrotados por nuestros bien organizados adversarios, si la Francmasonería no se hubiera extendido sobre todo el país. Junto con esta actividad política, la Francmasonería empleó contra sus adversarios, fueran reales o supuestos, un sistema de espionaje y de falsas acusaciones, cuya exposición provocó la caída del gabinete Masónico de Combes. En verdad, todas las reformas anticlericales Masónicas llevadas a cabo en Francia desde 1877, tales como la secularización de la educación, las medidas en contra de las escuelas privadas cristianas y los establecimientos caritativos, la supresión de las órdenes religiosas y la expoliación de la Iglesia, de manera declarada culminaron en una reorganización anticristiana e irreligiosa de la sociedad humana, no sólo en Francia sino en todo el mundo. Por eso la Francmasonería francesa, siendo el abanderado de toda la Francmasonería, pretende inaugurar la era de oro de la república Masónica universal, incluyendo en la hermandad Masónica a todos los hombres y a todas las naciones. La victoria del Galileo, dijo el presidente del Gran Oriente Senador Delpech, el 20 de septiembre de 1902, ha durado veinte siglos. Pero ahora él muere a su vez. La misteriosa voz, que anuncio a Julián el Apóstata la muerte de Pan, hoy anuncia la muerte del impostor Dios que prometió una era de justicia y paz a aquellos que creían en él. La ilusión ha durado mucho tiempo. El mentiroso Dios desaparece ahora a su vez; muere para reunirse en el polvo de las edades con las divinidades de India, Egipto, Grecia, y Roma, que vieron a muchas criaturas postrarse delante de sus altares. Hermanos Masones, nos alegramos declarando que no somos totalmente ajenos a este derrocamiento de los falsos profetas. La Iglesia Romanista, fundada en el mito Galileo, empezó a deteriorarse rápidamente desde el mismo día en el que se estableció la Asociación Masónica. La afirmación de los masones franceses: Somos la conciencia del país, no era cierta. De las estadísticas oficiales se determinó, que en todas las elecciones hasta 1906, la mayoría de los votos fueron en contra del Bloc Masónico, y aun el resultado de 1906 no prueba que el Bloc o masonería, en sus medidas y propósitos anticlericales representaban la voluntad de la nación ya que lo contrario es evidente por muchos otros hechos. Mucho menos representa él la conciencia de la nación. El hecho es que el Bloc en 1906, obtuvo una mayoría tan sólo porque la mayor parte de esta mayoría votó en contra de su conciencia. Sin duda las reivindicaciones de la Francmasonería en Francia son muy exageradas, y los éxitos que han obtenido son debidos principalmente al rebajamiento de la tonalidad moral en la vida pública y privada, facilitado por la desunión existente entre los católicos y por los serios errores políticos que cometieron.La Masonería no es un grupo de presión. Hemos visto ya que en la Masonería no se dan consignas políticas ni ideológicas, sino que cada cual expone su reflexión ante un problema, sin haber una postura obligatoria para todos. La Masonería no pretende sustituir a otros grupos (partidos políticos, sindicatos, asociaciones de todo tipo), que cumplen su misión y entendemos necesarias para la vida colectiva. En ningún caso se produce una antítesis, siendo plenamente complementarias unas con otras. Si acaso, suele ser bastante enriquecedor para el masón el poder aportar visiones más globales, o aspectos distintos en una cuestión, al llevar adelante su papel en partidos, sindicatos o asociaciones. Otro punto que debe aclararse es la cuestión vertida sobre nosotros de ostentar un poder secreto mediante la mutua ayuda entre masones. En primer lugar, conviene señalar que el deber de todo masón a prestar ayuda y solidaridad a todos los demás, y no solo a los demás masones. Si con éstos le une un especial vínculo de fraternidad, que da al trabajar en el mismo sentido y con los mismos objetivos, ese vínculo debe tener un limite en el sentido de justicia y equidad. Ningún masón está obligado a prestar una ayuda que, en su conciencia, suponga una injusticia o un favoritismo. Por lo tanto, dependerá de su sentido de justicia, y éste debe ser muy alto en alguien que se dice francmasón. Otra cuestión que debe ser aclarada es que nadie está obligado, en Masonería, a dar ayuda si con ello se priva de lo que es necesario para si y su familia. Recordamos que nadie puede dar si previamente no tiene, tanto en el sentido espiritual como en el material. La Masonería no es elitista. Entre nosotros se cuentan personas de diferentes procedencias, niveles, formación y profesión. Partimos de la base de la radical igualdad de todos los seres humanos, de su múltiple variedad que nos enriquece y equilibra. El elitismo social está proscrito en Masonería, y ello se muestra incluso a nivel simbólico en determinadas ceremonias, recordando la igualdad de todos los francmasones, aún ostentando diferentes grados.
Masonería en EspaÑa. La masonería se ha considerado siempre como sociedad secreta con fines más secretos aún, claramente anticatólica y muy vinculada a la actividad política; además, por ser la masonería sociedad internacional se ha señalado a los masones como traidores a la patria. Es moderna o especulativa que es la masonería en el sentido actual de la palabra, establecida en 1727 al fundarse la Matritense, primera logia de Madrid, por Lord Wharton, si bien funcionaba otra desde 1726 en Gibraltar. En 1739 Lord Raimond constituía la Gran Logia Provincial de España, con sede en Andalucía. Son logias de fundación y obediencia inglesas y durante el siglo XVIII, mantuvieron, en gran parte, el espíritu inicial que las creara, formando parte de las mismas una minoría ilustrada española, de carácter selectivo aristocrático e intelectual. La figura más destacada de este periodo es el conde de Aranda, que desvincula la masonería española del Oriente ingles, aceptando en cambio el rito escocés de las logias francesas. En 1780, se crea el primer Gran Oriente español, que alcanza gran florecimiento con Montijo, sucesor de Aranda. En este primer periodo, la masonería española tiene ya alcance y significación política debido a la actividad de Aranda y, principalmente, de Montijo, en quien se ha querido ver uno de los responsables del motín de Aranjuez. Al iniciarse el siglo XIX, la influencia masónica en España es doble: hay logias de inspiración francesa favorecidas por la presencia en España de José Bonaparte, y las hay de inspiración inglesa. De aquellas formas parte los ilustrados llamados afrancesados; de estas los patriotas, entre los cuales se forman los cuadros de los liberales que intervienen en las Cortes de Cádiz. Las logias españolas quedaron reducidas a la clandestinidad al retornar Fernando VII, si bien en 1816 se establece un nuevo Gran Oriente en Granada, continuación del de Montijo; estas logias, que eran el vehículo de transmisión de la ideología política liberal, devienen en reductos de conspiraciones contra la monarquía absoluta. La masonería española adquiere entonces unas características peculiares: carácter conspirador y reducto del militarismo romántico liberal, pues a ella pertenecen todos aquellos (Lacy, Riego, Torrijos, etc.) que protagonizaron en España, de manera sistemática y continuada, el sinfín de pronunciamientos propios del siglo XIX hispánico. Los hombres que acceden al poder durante el llamado trienio constitucional (1820-23) procedían del Gran Oriente español; un grupo discrepante sale de las logias y, aceptando de estas sólo el ritual y los símbolos, constituyen una sociedad típica española, los Comuneros, donde se sustituye la doctrina masónica por un especial ideal revolucionario, burgués y liberal, aplicado a España. Es este el momento de más fuerte influjo político de la masonería española, particularmente en 1822. En este mismo año se funden masones y parte de los comuneros (el ala izquierda de los comuneros pasa al carbonarismo), bajo la dirección de Pérez de Tudela, terminando así por desvirtuarse lo que quedara en las logias de primitivo espíritu masónico. En 1824, la masonería está prohibida y de nuevo en clandestinidad, sin embargo, entre las revoluciones de 1854 y 1868, las logias españolas actúan con efervescencia en los medios políticos, educacionales, intelectuales y militares, adquiriendo un fuerte matiz anticatólico. Hasta 1868 no sale la masonería a la calle, reconocida públicamente, asistiendo los miembros de las logias con sus insignias y símbolos a los entierros del infante Enrique y de Prim (1870). A raíz de la revolución de 1868, la masonería española conoce un periodo, aunque corto, de auge e influencia en la vida nacional. Los responsables más directos de la revolución pertenecían a las logias, civiles o militares; por ello, en la Constitución de 1869 se cree percibir claras huellas del espíritu masónico español que le dio vida. Este papel decisivo jugado por la masonería en España perdura durante el efímero reinado de Amadeo I, quien había detentado elevados grados en las logias italianas. Con la Restauración, en 1874, aparecen nuevas leyes que la prohiben y desde entonces se ha querido siempre ver en ella un activo artífice de los múltiples y contradictorios bandazos y vaivenes de la política hispánica. De modo especial se le atribuye una participación muy directa en la implantación de las dos repúblicas españolas, estimándose que jugaron un significativo papel en el desarrollo y desenlace de los acontecimientos que originarán la Guerra Civil de 1936. En 1888, los tres Grandes Orientes españoles, además del Supremo Consejo de Colón en la Habana, se unificaron en uno solo, formando logia aparte el Gran Oriente militar español. Los reyes españoles de la casa de Borbón, que nunca aceptaron grados de la masonería, al menos hasta 1874, la prohibieron a medida que lo hacía la Iglesia Católica. A raíz de la Bula prohibitiva de Clemente XII, en 1738, lo hizo Felipe V; después Fernando VI, Fernando VII, etc. Actualmente, la masonería está prohibida por Ley del 1º de marzo de 1940, sobre delitos de masonería y comunismo.
Bastante semejante es el trabajo externo del Gran Oriente de Italia que también pretende ser el porta estandarte de la Francmasonería en la lucha laica de la luz y de la libertad Masónicas en contra de los poderes de la oscuridad espiritual y de la esclavitud que se refieren por supuesto al papado, y sueña con el establecimiento de un nuevo y universal imperio republicano con una Roma Masónica que reemplazara al imperio papal y Cæsareo, como metrópolis. El Gran Oriente de Italia ha declarado frecuentemente que es seguido entusiásticamente en esta lucha por la Francmasonería del mundo entero y sobre todo, por los centros Masónico de París, Berlín, Londres, Madrid, Calcuta, Washington. No ha sido contradicha ni por una sola Gran Logia en ningún país, ni las alemanas ni otras Grandes Logias no rompieron de ningún modo sus relaciones con ella a causa de su vergonzosa actividad política y anti religiosa. Pero aunque los objetivos de los masones italianos son quizás más radicales y sus métodos más astutos que los de los franceses, su influencia política debido a la desigualdad de las condiciones sociales circundantes es menos fuerte. Lo mismo se puede decir de las Grandes Logias belga y húngara, que también consideran al Gran Oriente de Francia como su modelo político.

Unión Universal. Desde 1889, fecha del congreso Masónico internacional, reunido en París, los 16 y 17 de julio de 1889, por el Gran Oriente de Francia, se han hecho sistemáticos y continuos esfuerzos para crear una unión más estrecha de la Francmasonería universal con el fin de realizar eficaz y rápidamente los ideales Masónicos. Los aliados especiales del Gran Oriente en esta tarea son: el Consejo Supremo y la Gran Logia Simbólica de Francia y las Grandes Logias Masónicas de Suiza, Bélgica, Italia, España, Hungría, Portugal, Grecia; Las Grandes Logias de Massachusetts y de Brasil también fueron representadas en el congreso. En el siglo XX se han efectuado varios intentos de unificación. El de 1910 fracasó al negarse Inglaterra a reconocer a la Gran Logia de Francia, que insistía en no aceptar el espíritu ritual y simbolismo religioso que tenía aquella. El 15 de Mayo 1954 se llevó a cabo, sin éxito, otro nuevo intento, no obstante, cinco grandes logias europeas llegaron a un acuerdo de unificación en Luxemburgo, dejando recluida a Inglaterra. Finalmente y tras algunas defecciones (las de Austria, Suiza, etc.), varios países europeos, como Francia, Alemania, Bélgica, Holanda y Luxemburgo, según los acuerdos de sus respectivos grandes maestres aceptados en las reuniones de Estrasburgo y Bruselas de 1961 han llegado a una fusión total sustentada en la libertad de conciencia y tolerancia mutua, acuerdos a los que posteriormente se ha adherido Italia. En la actualidad las logias masónicas más florecientes están en los E.U.A., que poseen cuatro de los cinco millones de masones regulares que se calcula hay en el mundo; le siguen los de Inglaterra con medio millón. Fieles a sus antecedentes liberales, las sociedades masónicas son inconformistas de todo régimen político autoritario y están inscritas como una corriente más del pensamiento contemporáneo. Se declaran propugnadoras de una vaga espiritualidad deísta y de un humanismo trascendente. En 1960, el gran maestre de la Chaine d’Union declaraba que “los jalones permanentes de nuestra obra y justificación de nuestra existencia” estaban marcados por: el sentimiento de la fraternidad, el sentido cívico a escala universal y la protección del hombre y de los valores que representa y que le caracterizan esencialmente, a saber: aquiescencia a la razón, a los valores morales permanentes y a la libertad.
El programa seguido por el Gran Oriente de Francia, en sus líneas principales, dice así: La Masonería, que preparó la Revolución de 1789, tiene el deber de continuar su trabajo. Esta tarea se debe de cumplir por la aplicación consistente, completa y estricta, de los principios de la Revolución a todos los departamentos del orden religioso, moral, judicial, legal, político y social. Como las reformas políticas necesarias están realizadas en la mayoría de sus puntos esenciales, de aquí en adelante la aplicación consistente de los principios revolucionarios a las condiciones sociales de la humanidad será la tarea principal de la Masonería. La república social universal, en la que, después del derrocamiento de toda clase de tiranía espiritual y política”, de los poderes dinásticos y teocráticos y de los privilegios de clase, reinara la más grande libertad individual posible y una igualdad social y económica en conformidad con los ideales Masónicos franceses, verdaderos objetivos finales de esta labor social. Los siguientes se consideran como los medios principales:
Destruir radicalmente, por la persecución abierta de la Iglesia o por un sistema hipócrita y engañoso de separación entre el Estado y la Iglesia, toda influencia social de la Iglesia y de la religión, insidiosamente llamada clericalismo y hasta donde sea posible, destruir a la Iglesia y toda verdadera, i.e., religión sobrehumana, que vaya más allá de un incierto culto de la patria y de la humanidad.
Laicaliizar o secularizar, por un igualmente hipócrita y engañoso sistema de no sectarismo, toda vida pública y privada y, sobre todo, la instrucción y educación populares. No sectarismo tal como lo entiende el partido del Gran Oriente es un sectarismo anticatólico e incluso anticristiano, ateo, positivista, o agnóstico disfrazado de no sectarismo. La libertad de pensamiento y conciencia de los niños tiene que desarrollarse sistemáticamente en el niño en la escuela y ser protegida, lo más que se pueda, en contra de toda influencia perturbadora, no sólo por parte de la Iglesia y de los sacerdotes, sino también de los propios padres de los niños y aun por medio de la coacción moral y física, sí necesario. El partido del Gran Oriente la considera como la indispensable e indefectiblemente vía segura hacia el establecimiento definitivo de la república social universal y de la pretendida paz mundial, como ellos la imaginan, y de la gloriosa era de solidaridad humana y de insuperable felicidad humana en el reino de libertad y justicia.
Esfuerzos. El esfuerzo para lograr una unión más estrecha con las Francmasonerías angloamericana y alemana se hizo principalmente por la Gran Logia Simbólica de Francia y la Agencia Masónica Internacional de Neuchâtel dirigida por el ex Gran Maestro suizo Quartier-La Tente, vinculado con la pequeña Gran Logia Alpina de Suiza. Estas dos Grandes Logias, como agentes secretos del Gran Oriente de Francia, actuaron como mediadores entre éste y los Cuerpos Masónicos de países anglófonos y alemanes. Con las Grandes Logias inglesas y americanas sus esfuerzos, hasta ahora, habían tenido poco éxito. Sólo la Gran Logia de Iowa parece haber reconocido a la Gran Logia de Francia. La Gran Logia inglesa no sólo rechazó la oferta, sino que incluso declaró, el 23 de septiembre de 1907, por medio de su archivista: “Creemos que, estamos mejor en Inglaterra, separados de tal gente. De hecho, la Francmasonería tiene un tan mal olor en el Continente de Europa, a causa de ser explotada por Socialistas y Anarquistas, que tenemos que romper enteramente las relaciones con la mayoría de los Grandes Cuerpos que han abandonado nuestros Linderos”. Las Grandes Logias americanas (Massachusetts, Missouri, etc.), en general, parecen estar resueltas a seguir el ejemplo de las Grandes Logias inglesas. Las Grandes Logias alemanas, al contrario, por lo menos la mayoría, cedieron ante la presión ejercida en ellas por un gran numero de hermanos alemanes. Cautivadas por el partido del Gran Oriente, el 3 de junio de 1906, la Federación de las ocho Grandes Logias alemanas, por 6 votos a 2, decretó establecer relaciones amistosas oficiales con la Gran Logia, y el 27 de mayo de 1909, por 5 votos a 3, restaurar las mismas relaciones con el Gran Oriente de Francia. Este último decreto provocó las más grandes demostraciones de alegría, triunfo y jubilación en el partido del Gran Oriente, que lo consideró como un evento de gran importancia histórica. Pero entre tanto una discusión en la prensa pública fue provocada por algunos artículos incisivos del “Germania” con el resultado de que, las tres antiguas Grandes Logias Prusianas, que constaban de 37198 hermanos controladas por el protectorado, abandonando su ambigua actitud enérgicamente condenaron el decreto del 27 de mayo de 1909, y la actitud de las 5 otras así llamadas Grandes Logias “humanitarias” alemanas, que constaban de solo 16448 hermanos. Se esperaba que, las Grandes Logias británicas y americanas, incitadas por el ejemplo de las Grandes Logias alemanas, frente al secular enemigo común del Vaticano, se unirían al partido del Gran Oriente antes del gran congreso Masónico universal, que se tendría en Roma en 1911. Pero en lugar de una más estrecha unión de la Francmasonería universal soñada por el partido del Gran Oriente, el único resultado fue una división entre las Grandes Logias alemanas por el que la federación misma fue momentáneamente sacudida hasta sus cimientos. Pero a pesar del fracaso de las negociaciones oficiales, había muchos alemanes y no pocos masones americanos, que evidentemente favorecían por lo menos, los principales objetivos anticlericales del partido del Gran Oriente. Sorprendente evidencia de esto fue la resultante y violenta agitación mundial, que, con la ocasión de la ejecución del anarquista, Hermano Ferrer, un miembro activo del Gran Oriente de Francia fue provocada por los Grandes Orientes de Francia y de Italia para motivar la organización de un Kulturkampf internacional según el modelo francés. En casi todos los países de Europa, la separación del Estado y de la Iglesia y la laicizacion o neutralización de la enseñanza y educación populares, fueron y son todavía exigidas por todos los partidos de Izquierda con redoblada impetuosidad. El hecho de que hay también masones americanos, que evidentemente defienden la Kulturkampf en América e inspiran la Kulturkampf internacional, es atestado por el ejemplo de los Hermanos. J.D. Buck, y A. Pike. Buck publicó un libro, “El Genio de la Francmasonería”, en el que defiende muy enérgicamente una Kulturkampf para los Estados Unidos. Este libro que, en 1907, estaba en su 3ra edición, se recomienda ardientemente a todos los masones americanos por los periódicos Masónicos. A. Pike, como el Gran Comendador del Supremo Consejo Maestro Mundial (Charleston, Carolina del Sur) no perdió ninguna oportunidad para, en sus cartas, excitar el espíritu anticlerical de sus colegas. En una larga carta del 28 de diciembre de 1886, por ejemplo, le ruega al Gran Comendador italiano, Timoteo Riboli, amigo íntimo de Garibaldi, de hacer todo lo que este en su poder, para unir a la Masonería italiana en contra del Vaticano. El escribe: El Papado … ha sido durante mil años el verdugo y la maldición de la Humanidad, la impostura más desvergonzada, en su pretensión al poder espiritual de todas las edades. Con sus túnicas empapadas y apestando con la sangre de medio millón de seres humanos, siempre con el apreciado olor de carne humana quemada en sus narices, se regocija con la renovada perspectiva del poder. Ha enviado por todo el mundo sus anatemas en contra del gobierno Constitucional y del derecho de los hombres a la libertad de pensamiento y conciencia. Además, “En presencia de esta ‘Cobra di capello’ espiritual, este enemigo mortal, traicionero, asesino, el más formidable poder en el mundo, la unidad de la Masonería italiana es de necesidad absoluta y suprema; y ante esta necesidad superior y omnipotente todas las consideraciones menores deben deferirse; las disensiones y la desunión, en presencia de este enemigo de la raza humana son criminales”. No debe haber ninguna insistencia inflexible, intransigente en opiniones particulares, teorías, prejuicios, profesiones: sino al contrario, concesiones mutuas y cooperación armoniosa. La Francmasonería del mundo se regocijará al ver cumplida y consumada la Unidad de la Francmasonería italiana. Periódicos Masónicos importantes , por ejemplo, El Tyler-Keystone Americano (Ann Arbor), abiertamente patrocinan los esfuerzos del Partido del Gran Oriente francés. La absoluta unidad del Gremio, dice el Antiguo Gran Maestro Clifford P. MacCalla (Pennsylvania), es un glorioso concepto. Ni las fronteras de los Estados ni los vastos océanos separan a la Fraternidad Masónica. Por todas partes es una. No hay iglesia universal, ni Cuerpo universal de política; solo hay una Fraternidad universal, esta Francmasonería; y cada Hermano que es un miembro digno, puede sentirse orgulloso de ella. Debido a la solidaridad existente entre todos los Cuerpos Masónicos y entre los masones individuales, todos son solidariamente responsables por las maldades de sus compañeros miembros. Masones representativos, sin embargo, exaltan la pretendida saludable influencia de su orden en la cultura y el progreso humanos. La Masonería”, dice Frater, Gran Orador, Washington, “es el santuario de grandes pensamientos, de bellos sentimientos, el seminario para el perfeccionamiento de los estándares moral y mental de sus miembros. Es como un deposito de moralidad que llueve su benigna influencia en la mente y en el corazón”. La Francmasonería Moderna según otros masones “es un reformador social y moral. Nadie dice el Keystone de Chicago, “ha calculado o puede calcular el tan extenso carácter de la influencia de la Masonería en el mundo. No se limita de ninguna manera a los Cuerpos del Gremio. Cada iniciado es un portador de la luz, una fuente luminosa”. “En Alemania como en los Estados Unidos y Gran Bretaña aquellos que han sido lideres de hombres en la vida intelectual, moral y social, han sido francmasones. Ejemplos eminentes en el pasado han sido los Hermanos Fichte, Herder, Wieland, Lessing, Goethe. El más grande de todos ellos fue I.W. von Goethe. Bien podemos estar orgullosos de un tal hombre” etc.Desarrollo De La Literatura. Los Masones alemanes reivindican para la Francmasonería una parte considerable en el espléndido desarrollo de la literatura alemana en los siglos XVIII y XIX. Estas reivindicaciones, sin embargo, cuando se examinan con espíritu crítico, resultan o infundadas o exageradas. La Francmasonería inglesa, estaba entonces en un bajo nivel moral e intelectual y retrogradando hacia la ortodoxia, no estaba calificada para ser la creadora o un factor importante en la libre pensadora “Cultura de la Ilustración”. La Masonería alemana, entonces dominada por el sistema sueco y la Estricta Observancia e intelectual y moralmente degenerada, como los mismos historiadores Masónicos lo reconocen, no estaba en mejor condición. En verdad los principales hombres literarios de la época, Lessing, Goethe, Herder, etc. fueron cruelmente engañados y defraudados por lo que vieron y experimentaron en su vida de la Logia. Lessing habló con desdén de la vida de la Logia; Goethe describió las asociaciones Masónicas y sus hechos como “necios y pícaros”; Herder escribió, el 9 de enero de 1786, al famoso Hermano filólogo Heyne; “sostengo un odio mortal a las sociedades secretas y, como resultado de mi experiencia, tanto dentro de sus círculos más íntimos y fuera de ellas, las mando a todas el demonio. Por las constantes conspiraciones para dominar y el espíritu de intriga que se arrastra bajo la cubierta”. La Francmasonería, lejos de contribuir a la grandeza literaria de estos u otros hombres importantes, se aprovechó del esplendor exterior que su membresia reflejó. Pero la ventaja no fue de ninguna manera merecida, ya que, aun en la plenitud de su fama literaria, no ellos, sino estafadores ordinarios, como Johnson, Cagliostro, etc., fueron los centros alrededor de los cuales el mundo Masónico gravitó. Todos los hombres superiores pertenecientes a la Francmasonería: Fichte, Fessler, Krause, Schröder, Mossdorf, Schiffman, Findel, etc., cuando se esforzaron por depurar la vida de la Logia de la charlatanería, fueron tratados ignominiosamente por la mayoría de los masones ordinarios y aun por las autoridades de la Logia. Hombres de semejante tendencia de pensamiento son estigmatizados por partidarios Masónicos ingleses y americanos como materialistas e iconoclastas.
Trabajo Silencioso y Efectivo. Lo cierto es que las Logias trabajan silenciosa, callada, secreta y efectivamente por la penetración, propagación y aplicación de los principios Masónicos no sectarios en todos los intersticios de la sociedad y vida humanas con sus muchas relaciones y los recipientes de sus muchos favores son intimidados por sus grandes logros, pero no pueden decir de donde llegó. Las revistas Masónicas abundan en pasajes a este efecto. La Francmasonería hace su trabajo silenciosamente como el trabajo de un río profundo que silenciosamente empuja hacia el océano. El abandono de viejos temas y la formación de nuevos, no siempre surge de la causa inmediatamente perceptible que el mundo designa, sino que es la culminación de principios que han trabajado en las mentes de hombres por muchos años, hasta que por fin el momento y el ambiente propicio encienden la verdad latente en vida, y como la luz de la razón fluye de mente a mente y la unidad de propósito de corazón a corazón, entusiasmando a todos con una poderosa causa común y moviendo naciones como un solo hombre hacia la realización de grandes fines. Con este principio la Institución de la Francmasonería difunde su influencia al mundo de la humanidad. Nunca antes en la historia de las edades la Francmasonería ha ocupado una posición tan importante. Nunca fue su influencia tan notable, el número de sus miembros tan extenso, ni su enseñanza tan venerada. La real fuerza de la Francmasonería en su trabajo externo es en verdad, que hay más masones y con frecuencia mejor calificados para el desempeño del trabajo Masónico, fuera de la hermandad que dentro de ella, en el momento actual. A través de su moralidad pura influeye a la sociedad imperceptiblemente, siembra la semilla que trae fruto en sanas leyes y virtuosos decretos. Sostiene el derecho, releva al apurado, defiende al débil y levanta al caído en el sentido Masónico. Así, silenciosa pero segura y continuamente, construye en el gran tejido de la sociedad humana. Funcionamiento. La Francmasonería misma en Europa y en América funda sociedades e instituciones similares en forma y objetivo para todas las clases sociales e infunde en ellas su espíritu. Desde aproximadamente 1750, ha ejercitado una influencia notable sobre todas las otras sociedades con obligación de juramento. Así Lo declaran los Hermanos L. Blanc, Deschamps, etc. En los Estados Unidos según la Enciclopedia de Fraternidades, existen más de 600 sociedades secretas, funcionando más o menos bajo el velo del simbolismo Masónico notablemente influenciadas por la Francmasonería, de manera que uno de cada tres adultos varones en los Estados Unidos es miembro de una o más de tales sociedades secretas. Acusaciones. La Francmasonería, dice la Enciclopedia, es por supuesto, mostrada como la Madre Fraternidad de hecho y de nombre. La Fraternidad Masónica es directa o indirectamente la organización madre de todas las sociedades secretas modernas, buenas, malas e indiferentes. Muchos francmasones angloamericanos están habituados a protestar fuertemente en contra de todos los cargos que acusan a la Francmasonería de interferir en asuntos políticos o religiosos o de hostilidad a la Iglesia o deslealtad a las autoridades públicas. Incluso la alaban como uno de los baluartes más fuertes de la religión, y no como la sirvienta de la religión y la sirvienta de la iglesia. No hay nada en la naturaleza de la Sociedad, dice el Artesano Real, que haga necesario renunciar a una sola frase de cualquier creencia, ni a abandonar ninguna costumbre religiosa o a eliminar un dogma de fe. A nadie se le pide que niegue la Biblia, o que cambie su relación con la Iglesia o a ser menos atento a las enseñanzas de sus instructores y consejeros espirituales. La Masonería en verdad contiene la medula de la Cristiandad. Es un gran error el pensar que es un enemigo de la Iglesia. No se presenta a sí misma como un substituto de esa institución predestinada por Dios. Se presenta a sí misma como un asociado, como un aliado, como un ayudante en la gran obra de la regeneración de la raza, del ennoblecimiento del hombre. En consecuencia, niegan el derecho a la Iglesia Romana de excluir de su comunión aquellos de su grey que han tomado responsabilidades en la Orden de la Francmasonería. Anticristianismo. Aunque tales protestaciones parecen ser sinceras y muestran un elogiable deseo de no entrar en conflicto con la religión y la Iglesia, son desmentidos por conocidos hechos. Pero entre la Masonería y la religión cristiana o católica, tomadas como verdaderamente son: Francmasonería no sectaria y Cristiandad o Catolicismo dogmático, ortodoxos, hay una oposición radical. Aunque la Masonería es oficialmente no sectaria, no impide a masones individuales ser sectarios en sus relaciones no Masónicas. La Francmasonería necesariamente combate todo lo que la Cristiandad contiene fuera de la religión universal en la que todos los hombres están de acuerdo, todo aquello que es característico de la religión cristiana y católica, rasgos distintivos no sólo como superfluos y meramente subjetivos, sino también como adiciones espurias que desfiguran la verdad objetiva universal, que profesa. Ignorar Cristo y la Cristiandad, es prácticamente rechazarlos como estructuras que son esenciales. Pero va más lejos y ataca al Catolicismo abiertamente. No hay nada en la religión católica que sea adverso a la masonería, porque la verdad es que la Masonería encarna esa religión en la que todos los hombres están de acuerdo. Esto es tan verdadero como que toda religión verdadera, dondequiera que se encuentre, es en substancia la misma. Ni está en él poder de ningún hombre ni Cuerpo de hombres el hacerlo de otra manera. Doctrinas y formas de observancia conformes a la piedad, impuestas por directores espirituales, pueden ser tan variadas como las direcciones del viento; y como estos últimos pueden guerrear el uno con el otro sobre la faz de la tierra entera, pero no son religión. Intolerancia y celo, las suposiciones del clero, con todas sus innumerables invenciones para amplificar e impresionar al mundo … son siempre las principales causas de disputa, odio y venganza, que difaman y destierran a la religión y sus inseparables virtudes, y provocan daño atroces, dondequiera que se encuentra la humanidad en la tierra. El papado y el clero están tan unidos que pueden ser llamados lo mismo; el primero es un caso especial del segundo, una forma particular de un principio vicioso, el resultado del orgullo de la autosuficiencia y el deseo de poder. El Romanismo y la Francmasonería no son sólo incompatibles sino que se oponen radicalmente el uno al otro. Masones americanos dicen: No haremos masón a un hombre, hasta que sepamos que no es católico.

Actuación Revolucionaria De La F.M. El acontecimiento del que más se ufana la F.M. es la Revolución Francesa, primer gran embate de los poderes ocultos contra la cultura tradicional greco-romana-cristiana. En la sesión del Gran Oriente una de las principales ramas de la F.M. mundial, en 1920, el masón Juan Bon se jactó: La Sociedad de los Jacobinos gran autora de la Revolución Francesa, no era más que la cara externa de la logia masónica. Los preparativos de la Revolución Terrorista de 1789 llevaron varios años. El Congreso Masónico de Wilhelmsbad Alemania de 1782, con participación de todas las logias de Europa, decretó la fusión de todos los sistemas masónicos y se convirtió en el estado mayor de la revolución que comenzó a preparar en Francia. Los congresos masónicos de París de 1785 y 1787 decretaron la Revolución, que había de propagarse por toda Europa. El 70% de los diputados del Tercer Estado en los Estados Generales de 1789 eran masones. Por el juego de su propia ideología igualitaria, los elementos más moderados de las logias fueron desapareciendo por riguroso orden de lista bajo el filo de la guillotina a manos de otros masones que llevaban a sus naturales extremos la doctrina revolucionaria. Algo idéntico ocurrió en Cuba, en que las logias prestaron decisivo concurso al ascenso al poder de Fidel Castro, para encontrarse en seguida con la ingrata sorpresa de que habían dejado de ser útiles y debieron exiliarse para no marchar al paredón, lo que no todos lograron. La historia de la segunda república española ofrece ejemplos del mismo tipo, en que masones y liberales ilusionados con una aplicación “hasta aquí no más” de los principios revolucionarios pagaron con su vida semejante ilusión. La República Española ofrece innumerables ejemplos de este género. Tras acumular méritos revolucionarios, como el asesinato en masa de curas, monjas, militares y personas del pueblo, los republicanos se encontraron con que el Poder Mundial mandaba sacrificar a la España Masónica para alcanzar el objetivo fundamental de salvar a la Rusia Soviética de un venidero ataque alemán. Otros reaccionaron a destiempo, como en América Simón Bolívar, que aceptó afiliarse a la Masonería embaucado por sus bellos ideales libertarios y luego tuvo que disolverla por decreto presidencial al comprobar sus actividades subversivas. Vale la pena detenerse en el Decreto firmado por el Libertador Simón Bolívar el 8 de diciembre de 1828: “Habiendo acreditado la experiencia, tanto en Colombia como en otras naciones, que las sociedades secretas sirven para preparar los trastornos políticos turbando la tranquilidad pública, que ocultando sus operaciones con el velo del misterio hacen presumir fundadamente que no son buenas ni útiles a la sociedad… decreto: Artículo 1º . Se prohíbe en Colombia todas las asociaciones y confraternidades secretas sea cual fuere la denominación de cada una… Mente Masónica De Bolívar. Simón Bolívar no pudo haber sido ateo porque fue masón y el requisito sin e qua non para optar a la iniciación masónica es creer en Dios o en un ser superior que los masones denominan Gran Arquitecto del Universo. No pudo ser iconoclasta porque jamás se dedicó a destruir imágenes por su misma condición de masón, vale decir de mente universal y tradicionalista, mal podría irrespetar los valores de ninguna iglesia, ni de idea alguna concebida por los hombres. Fue católico en el verdadero sentido etimológico de la palabra: Universal osea que no permitía que nada ni nadie limitase su razón a simples creencias sin bases denominadas comúnmente dogmas y no pudo haber abandonado enseguida a la masonería porque en la Academia de la Historia reposa un documento oficial que hace constar que Bolívar recibe su Segundo grado, para lo cual necesita haber permanecido algún tiempo dentro de la Orden, además de que extraoficialmente se dice que en Nueva York hay constancia de haber recibido grados superiores, pero de lo cual no existen pruebas. Hay algo que no puede ser negado y es de hecho de que fueron los principios masónicos inculcados por Simón Rodríguez también masón los que influenciaron al joven Simón Antonio de la Santísima Trinidad. Libertad, Igualdad y Fraternidad, lema que la Revolución Francesa tomó prestado de los masones y que caló profundamente en la conciencia de quien gracias a esa enseñanzas sublimes habría de convertirse en la figura más descollante de la historia universal al dar la libertad a cinco naciones y rechazar la corona que se le ofrecía para que gobernase monárquicamente. Bolívar fue un gran estadista y como tal conocía bien el arte de la política y la importancia de mantener buena relaciones con un poder tan importante como la iglesia. La mente del Libertador fue formada desde la infancia para convertirse en el librepensador que fue durante toda su vida y sabemos que aún desde el mas allá continua manteniendo su condición de masón debido a la máxima que dice: Sacerdos in eternum (Esto es un dogma de fe) . Tomado de Pio Gil Nº19 Enero-Febrero 1995. La galería de masones “sorprendidos” es larguísima y harían bien en documentarse y poner en remojo sus barbas los masones que lean estas líneas poseídos de injusta ira contra quienes queremos evitarles sucumbir a manos de sus “hermanos” más coherentes. Veamos unos ejemplos: Gabriel Terra – Presidente y luego dictador de la R.O.U. derechista y simpatizante del Eje Roma-Berlín. Agraciado con la máxima jerarquía masónica visible es arrojado sin contemplaciones del poder cuando la dinámica revolucionaria exigió sustituirlo por la dictadura zurdificante de Baldomir. Salvador Allende Gossens – Suprema autoridad de la masonería chilena. Hizo a su país feudatario de la Cuba de Castro. Su “hermano” el derechista Alessandri le regaló inconstitucionalmente el poder renunciando a una segunda vuelta electoral. Allende preparó un autogolpe para establecer la dictadura comunista pero el Ejército se le adelantó y el día antes de que su régimen cayera y el “compañero Presidente” se suicidara, la Masonería lo expulsó de sus filas porque “quemaba” (noticia publicada en esa fecha por “El País” de Montevideo). Augusto Pinochet – Allende confiaba en la fraternal lealtad masónica del General, pero la Masonería tenía otros planes. El precio del poder, para Pinochet, fue la ayuda clandestina chilena a Gran Bretaña para la recuperación de las Malvinas. Con infinita sorpresa, el General, poco erudito en las cosas de la organización a la que pertenecía, tuvo que aprender a manos del Juez Garzón que el masón está al servicio de la masonería y no la masonería al servicio del masón. La propia Francia frente – populista del masón León Blum encerró en campos de concentración a los republicanos derrotados que huían a su territorio. Según los arriba referidos documentos de Baviera, Roma, Budapest y la Pe-Due y tantos otros, los puntos principales de la propaganda son: En Lo Religioso Indeferentismo. Proliferación de sectas esotéricas, gnósticas, seudomísticas, orientales (teosofía, etc.). En Lo Moral. Debilitar legalmente los lazos del matrimonio, destruir la vida de familia y abolir el derecho sucesorio (por ej. por tributación confiscatoria). Sanción de leyes contra natura so pretexto de lucha contra la discriminación. En Lo Estético. Culto de la fealdad y la extravagancia en las artes. Abominación del clasicismo. (“Un siglo más de esta literatura, y hasta el espíritu exhalará un olor fétido”, clamaba Nietzsche). En Lo Social. Sustitución de aristocracia por plutocracia. La riqueza, única distinción social. Encender la lucha de clases marxista llegando al proletariado por la vulgaridad, la corrupción, la envidia, de donde nace el odio al patrono. Y obrando simultáneamente desde el extremo opuesto, fomento de la explotación liberal de los trabajadores para matar todo intento de conciliación y armonía entre las clases. En Lo Industrial Y Económico. Vulgarización de los productos ordinarios, centralización de la propiedad en monopolios, que llevan a la abolición de la propiedad privada y al socialismo de Estado. Independencia de los bancos centrales para que el Estado pierda el control de su moneda. Mercado único universal. En Lo Político. Acabar con el patriotismo y el legítimo orgullo por la identidad nacional y en nombre del progreso y de la evolución establecer el internacionalismo como ideal de la fraternidad humana. El Nacionalismo es un veneno difícil de desarraigar, enseña la UNESCO en Hacia el Entendimiento Mundial Paris, documento oficial de esa organización educativa, científica, cultural y comunista. En Lo Internacional. Tiranía mundial a través de una Organización de las Naciones Unidas dotada de poderes de intervención armada y un aparato judicial que reprimirá penalmente a todo el que no piense lo políticamente correcto.

La Masonería obra con lenta sugestión, esparciendo el fermento revolucionario en forma insidiosa. Los jefes supremos y secretos lo siembran entre las logias superiores y éstas lo transmiten a las inferiores, desde donde va a las instituciones masónicas filiales y a la prensa que se encarga del pueblo. Como vimos al comienzo, la Organización se jacta de una absoluta prescindencia política y religiosa en sus reuniones y actividades. La documentación masónica no respalda esa aseveración. Examinemos unos pocos ejemplos:
(en la jerga masónica, congreso, convención) de la F.M. francesa de 1894 se adoptó la resolución siguiente publicada en el Boletín del Gran Oriente de Francia de agosto-septiembre de ese año “Todo profano admitido a recibir la luz masónica deberá prestar de inmediato el juramento siguiente: Prometo por mi honor que sea cual fuere la situación política o de otro género en la que me encuentre algún día, responderé a toda convocatoria que pueda formularme la Franc-Masonería, y a defender, por todos los medios a mi alcance, todas las soluciones que ella dé a las cuestiones políticas y sociales”. Veamos ahora lo resuelto por la Asamblea General de la F.M. francesa publicado por el referido Boletín Oficial de 1903, página 365: Los parlamentarios francmasones que son en cierto modo emanación de la Orden (es decir de la F.M.) deben durante sus mandatos ser tributarios a la misma. Tienen la obligación de tomar como directrices los trabajos (en la jerga masónica, actividades, decisiones) de la asamblea general. En toda circunstancia de su vida política tienen la obligación de someterse a los principios que nos rigen…, de dar cuenta de su mandato ante sus talleres (en jerga masónico, células, logias). Deben en el seno del Parlamento formar grupos que actúen en los mejores intereses de la Franc-Masonería. Queda así establecido que los parlamentarios francmasones dependen durante sus mandatos, No De Sus Electores sino de la organización franc-masónica; que en toda circunstancia de su vida política están obligados a acatar los principios y las directivas del Gran Oriente y que deben formar entre ellos Sean Cual Fueren Sus Partidos Políticos, grupos que actúen en interés de la Franc-Masonería. En 1930 el Gran Oriente (del que depende la principal rama de la F.M. del Uruguay) ordena a todas sus filiales estudiar cuál ha sido la actitud de los parlamentarios masones durante la crisis ministerial y averiguar si realmente han prestado todo su apoyo al hermano Daladier quien era el jefe de gobierno de Francia. ¿No se necesita una Ley De Defensa De La Democracia Representativa? (En cuya votación deberían abstenerse de participar los parlamentarios masones, para evitarse problemas disciplinarios con su organización). Investigación Seria Y Un Debate Público Sobre Estos Temas. Es luz lo que proclaman las logias. Entre pues a raudales en su proyección universal y que sea un debate con amplia difusión periodística sin exclusiones ni discriminaciones. La cuestión es por demás delicada si se considera cuáles son esos principios a los que debe acatamiento, a espaldas de sus pobres electores, el parlamentario o gobernante masón según lo que acabamos de leer. En efecto: no se trata aquí de que dichos jerarcas que paga el pueblo estén obligados a sustentar nebulosas doctrinas filosóficas o inocentes caprichos doctrinarios, sino que se les impone usar sus cargos en el Estado para PROPAGAR y VOTAR normas de las que depende el ser o no ser de la Nación y sus habitantes.

Lealtad. Con respecto a la lealtad hacia el gobierno legal masones americanos pretenden que en todas partes los Francmasones, individual y colectivamente, son defensores fieles y activos de los gobiernos republicanos o constitucionales. Nuestros principios son todos republicanos. Fidelidad y Lealtad, y paz y orden, y subordinación a las autoridades legales son los dioses tutelares de la Francmasonería y francmasones ingleses declaran que, la lealtad de los masones ingleses es proverbial. Estas protestaciones de francmasones ingleses y americanos, en general, se consideran sinceras en lo que concierne a sus gobiernos reales. Ni aun el revolucionario Gran Oriente de Francia piensa en derrocar el orden político actual en Francia, lo que seria en total conformidad con sus deseos. La pregunta es, si los francmasones respetan un Gobierno legítimo en su propio y en otros países, cuando no esta inspirado por principios Masónicos. En este aspecto tanto los francmasones ingleses como los americanos, por sus principios y conducta, provocan el veredicto condenatorio de la opinión pública ilustrada e imparcial. Hemos ya precedentemente indicado el caprichoso Artículo II de los Antiguos Cargos, calculado para alentar la rebelión en contra de los Gobiernos que no están de acuerdo con los deseos de la Francmasonería. La Crónica del Francmasón no hace mas que expresar fielmente los sentimientos de la Francmasonería angloamericana, cuando escribe:
Rebelión. Si afirmáramos que bajo ninguna circunstancia se ha encontrado a un Masón dispuesto a tomar las armas en contra de un mal gobierno, declararíamos solamente que en momentos de prueba, cuando el deber en el sentido Masónico para con el estado significa antagonismo al gobierno, habrían fracasado en el deber más alto y más sagrado de un ciudadano. La rebelión en algunos casos es un deber sagrado, y nadie, sino un intolerante o un necio, dirá, que nuestros compatriotas se equivocaron, cuando tomaron las armas en contra del Rey James II. La lealtad a la libertad, en un caso de esta clase, anula todas las otras consideraciones, y cuando rebelarse significa ser libre o perecer, sería inútil insistir en que un hombre debe recordar obligaciones que nunca se pensaron para robarlo de su condición de ser humano y de ciudadano.
Tiranía. Tal lenguaje satisfaría igualmente a todo movimiento anárquico. Las declaraciones citadas se hicieron en defensa de masones conspiradores españoles. Sólo una página más allá, la misma revista Masónica inglesa escribe: Ciertamente la Masonería italiana, que ha rendido un tan inestimable servicio en la regeneración de este país tan espléndido, es digna de la alabanza más alta. Un francmasón, movido por altos principios, dice la Voice de Chicago, asestaría justificadamente un golpe a la tiranía y se asociaría con otros para obtener el necesario remedio, por medios que ordinariamente no son justificables. La historia ofrece muchos casos de actos que han sido justificados por eventos posteriores, y ninguno de nosotros, masones o no, nos inclinamos a condenar los complotes tramados entre Paul Revere, Dr. J. Warren y otros, en la antigua Taberna del Dragón Verde, el cuartel general de la Francmasonería Colonial en Nueva Inglaterra, porque estos complots fueron inspirados por elevados propósitos y el resultado no sólo los justifico, sino que coronó a esos héroes con la gloria. Ningún francmasón, dijo Right Rev. H. C. Potter en el centenario del Gran Capítulo del Arco Real, Nueva York, puede honorablemente doblar la rodilla delante de ningún potentado extranjero ni siquiera delante del Rey Edward VII de Inglaterra, civil o eclesiástico (el Papa) u ofrecer fidelidad a ninguna soberanía extranjera, temporal o espiritual. De esta declaración es evidente que, según Potter, ningún católico puede ser Masón. En conformidad con estos principios, francmasones americanos e ingleses apoyaron a los lideres del movimiento revolucionario en el continente europeo. Kossuth, que había sido un líder en la rebelión contra la tiranía austríaca, fue entusiásticamente recibido por masones americanos, solemnemente iniciado en la Francmasonería en Cincinnati, el 21 de abril de 1852, y se le ofreció un generoso regalo como prueba de que en el altar de la Logia de San Juan el fuego del amor irradió tan intensamente, que encendió con su luz incluso los más profundos apartados y las fortalezas montañosas de Hungrí. Garibaldi, el más grande francmasón de Italia y Mazzini fueron también alentados por los francmasones angloamericanos en sus empresas revolucionarias. El Masón tenaz, dice la Voice (Chicago), nunca será hallado comprometido en conspiraciones o complotes con el propósito de derrocar y subvertir un gobierno basado en los principios Masónicos de libertad y derechos equitativos. Pero; declara Pike, “con lengua y pluma, con todas nuestras influencias abiertas y secretas, con el dinero, y si fuera menester, con la espada, promoveremos la causa del progreso humano y laboraremos para conceder derechos políticos al pensamiento humano, darle libertad a la conciencia humana (sobre todo de las usurpaciones papales y derechos justos a la gente en todas partes. Dondequiera que una nación luche por ganar o recuperar su libertad, dondequiera que la mente humana afirme su independencia y las personas exijan sus derechos inalienables, allí irá nuestra más cordial simpatía.Propagacion Y Evolucion De La Masonería. Los miembros de la Gran Logia formada en 1717 por la unión de cuatro logias antiguas, fueron hasta 1721 pocos en número e inferiores en calidad. La entrada de varios miembros de la Sociedad Real y de la nobleza cambió la situación. Desde 1721 se han extendido a través de Europa. Esta rápida propagación fue principalmente debida al espíritu de los tiempos que, cansado de las disputas religiosas, intranquilo bajo la autoridad eclesiástica y descontento con las condiciones sociales existentes, buscó la iluminación espiritual y el consuelo en los misterios antiguos y deseó, uniendo hombres de tendencias afines, reconstruir la sociedad sobre una base completamente humana. En esas circunstancias la Francmasonería con su vaguedad y elasticidad, pareció a muchos un excelente remedio. Para adaptarse a las necesidades de países y clases sociales diferentes, el sistema original (1717-23) fue sometido a modificaciones más o menos profundas. En 1717, contrariamente a Gould, solo una sencilla ceremonia de admisión o un grado parece haber estado en uso en 1723; dos aparecen tal como lo reconoció la Gran Logia de Inglaterra: “Aprendiz Ingresado” y “Compañero del Gremio o Maestro”. El sistema de tres grados, practicado primero alrededor de 1725, llegó a ser universal y oficial solamente después de 1730. Los símbolos y formas rituales, tal como fueron practicados desde 1717 hasta la introducción de más grados después de 1738, junto con los “Antiguos Cargos” de 1723 o 1738, se consideran como la Francmasonería pura original. Un cuarto, el grado “Arco Real” usado al menos desde 1740, es primeramente mencionado en 1743, y aunque ajeno al sistema de la Masonería pura y antigua es muy característico de la Masonería anglosajona posterior. En 1751 una rival, la Gran Logia de Inglaterra, “según las Instituciones Antiguas” fue establecida y por la actividad de su Gran secretario, Lawrence Dermott, pronto superó a la Gran Logia de 1717. Los miembros de esta Gran Logia son conocidos con la denominación de “Masones Antiguos”. Se llaman también “Masones de York” por referencia, no a la efímera Gran Logia de toda Inglaterra en York, mencionada en 1726 y reavivada en 1761, sino a la supuesta primera Gran Logia de Inglaterra congregada en 926 en York. Por fin, la Gran Logia Unida de Inglaterra, ganó el control adoptando en 1813 sus formas rituales. En su espíritu religioso la Masonería anglosajona después de 1730 retrogradó indudablemente hacia una bíblica ortodoxia cristiana. Este movimiento es atestado por la Cristianización de los rituales y por la popularidad de los trabajos de Hutchinson, Preston, y Oliver con los masones angloamericanos. Es debido principalmente al conservatismo de la sociedad anglófona en cuestiones religiosas, a la influencia de miembros eclesiásticos y a la institución de “capellanes de la Logia” mencionados en los archivos ingleses desde 1733. La reforma provocada por los artículos de unión entre las dos Grandes Logias de Inglaterra (1 diciembre, 1813) consistió sobre todo en la restauración del carácter no-sectario, de acuerdo con el cual toda alusión a una religión particular (cristiana) se debe omitir en los procedimientos de la logia. Además, se decretó que “habrá la más perfecta unidad de obligación de disciplina, o funcionamiento … según los genuinos linderos, leyes y tradiciones … en todo el mundo masónico desde el día y fecha de la dicha unión (1 diciembre, 1813) hasta que el tiempo no sea más”. Tomando esta acción la Gran Logia Unida sobrestimo su autoridad. Su decreto fue respetado, hasta cierto punto, en los Estados Unidos, donde la Masonería, primero introducida hacia 1730, siguió en general las fases de evolución Masónica en la madre patria.
El título de Madre-Gran Logia de los Estados Unidos fue el objeto de una prolongada y apasionada polémica entre las Grandes Logias de Pennsylvania y Massachusetts. La opinión predominante actualmente es que, desde tiempo inmemorial, i.e., antes de las autorizaciones de la Gran Logia existió en Filadelfia una logia regular con archivos fechados de 1731. [66] En 1734 Benjamín Franklin publicó una edición del “Libro de Constituciones” inglés. Los principales representantes de la Gran Logia moderna de Inglaterra en los Estados Unidos eran Coxe y Price. Los estatutos de varias logias fueron establecidos por la Gran Logia de Escocia. Después de 1758, sobre todo durante la Guerra de Independencia, 1773-83, la mayor parte de las logias pasaron a los “Ancianos”. La unión de los dos sistemas en Inglaterra (1813) fue seguida por una unión similar en América. La forma real del rito americano desde entonces practicada se debe principalmente a Webb (1771-1819), y a Cross (1783-1861).
En Francia y Alemania, al principio, la Masonería fue practicada según el ritual inglés pero la así llamada Masonería “escocesa” pronto apareció. Puesto que sólo los nobles eran entonces considerados admisibles en la buena sociedad como miembros totalmente calificados, la sociedad de caballeros Masónicos se interpretó como una sociedad de Gentilshommes, i.e., de nobles o por lo menos de hombres ennoblecidos o armados caballeros por la sola admisión en la orden, la cual según el antiguo ritual inglés todavía en uso, es “más honorable que el Vellón de Oro, o la Estrella o la Jarretera o cualquier otra Orden bajo el Sol”. La pretendida asociación de la Masonería con las órdenes de caballeros guerreros y con las religiosas era mucho más aceptable que la idea de un desarrollo a partir de las cofradías de labradores de cantera. Así pues un discurso presentado por el Caballero escocés Ramsay delante de la Gran Logia de Francia en 1737 e introducido por Tierce en su primera edición francesa del “Libro de Constituciones” (1743) como un “discurso del Gran Maestro”, marcó su época. En ese discurso la Masonería fue datada desde “la intima asociación de la orden con los Caballeros de San Juan de Jerusalén” durante las Cruzadas; y se dijo que las “antiguas logias de Escocia” habían conservado la Masonería genuina, perdida por las inglesas. Poco después de 1750, sin embargo, y dado que la practica de ciencias ocultas fue atribuida a los Templarios, su sistema fue fácilmente adaptable a toda clase de propósito Rosacruz y a prácticas tales como la alquimia, la magia, la cábala, el espiritismo, y la necromancia. La supresión de la orden con la historia del Gran Maestro Jacques de Molay y su pretendido renacimiento en la Masonería, reproducido en la leyenda de Hiram, representando la caída y la resurrección del justo o la supresión y la restauración de los derechos naturales del hombre, se adaptaba admirablemente con ambos sistemas, cristiano y revolucionario, de los grados elevados. Los principales sistemas Templarios del siglo XVIII fueron el sistema de la “Estricta Observancia”, organizado por el estafador Rosa y propagado por el entusiasta von Hundt; y el sistema sueco, constituido por los grados franceses y escoceses en Suecia.
En ambos sistemas se prometía obediencia a superiores desconocidos. Se supuso falsamente que la cabeza suprema de estos sistemas Templarios, que eran rivales entre si, fue el impostor Jacobino, Charles Edward, quien declaró en 1777, que nunca había sido un Masón. Casi todas las logias de Alemania, Austria, Hungría, Polonia, y Rusia estuvieron, en la segunda mitad del siglo XVIII, envueltas en la disputa entre estos dos sistemas. En las logias de Francia y otros países [70] la admisión de mujeres a las reuniones de las logias ocasionaron una inmoralidad escandalosa. El espíritu revolucionario se manifestó muy pronto en la Masonería francesa. Ya en 1746 en el libro “La Franc-Maçonnerie, écrasée”, un experto ex-Masón, quien, siendo Masón, había visitado muchas logias en Francia e Inglaterra, y consultado encumbrados masones con cargos oficiales, describió como el verdadero programa Masón un programa que, según Boos, el historiador de La Francmasonería (pág. 192), en grado asombroso coincide con el programa de la gran Revolución francesa de 1789. En 1776 este espíritu revolucionario fue llevado a Alemania por Weisshaupt por medio de un sistema conspirador, que pronto se extendió por todo el país. Charles Augustus de Saxe-Weimar, el Duque Ernest de Gotha, el Duque Ferdinand de Brunswick, Goethe, Herder, Pestalozzi, etc., son mencionados como miembros de esta orden de Illuminati. Muy pocos miembros, sin embargo, fueron iniciados en los más altos grados. Los Illuminati franceses incluían a Condorcet, el Duque de Orleans, Mirabeau y Sieyès. Después del Congreso de Wilhelmsbade (1782) se hicieron reformas en Alemania y en Francia. Los principales reformadores alemanes, L. Schröder (Hamburg) e I.A. Fessler, trataron de restaurar la sencillez y pureza originales. El sistema de Schröder es de hecho practicado por la Gran Logia de Hamburgo, y un sistema modificado (Schröder-Fessler) por la Gran Logia Real York (Berlín) y la mayoría de las logias de la Gran Logia de Bayreuth y Dresden. Las Grandes Logias de Frankfort-on-the-Main y Darmstadt practican un ecléctico sistema basado en el ritual inglés. Exceptuando a la Gran Logia York Real, que tiene “Orientaciones Internas” y una “Orientación más profunda” escocesas, las otras rechazan los altos grados. La más grande Gran Logia de Alemania, la Nacional (Berlín), practica un sistema escocés corregido (Observancia Estricta) de siete grados y el “Landes Grossloge” y sistema sueco de nueve grados. El mismo sistema es practicado por las Grandes Logias de Suecia, Noruega, y Dinamarca. Estos dos sistemas aun declaraban que la Masonería es una institución cristiana y, como la Gran Logia York Real, se negaban a iniciar judíos. Findel dice que la razón principal es para evitar que la Masonería sea dominada por gente cuyos fuertes apegos raciales son incompatibles con el carácter no-sectario de la institución.
El principal sistema en los Estados Unidos (Charleston, Carolina del Sur) es el llamado Antiguo y Aceptado Rito escocés, organizado en 1801 sobre la base del Rito francés escocés de perfección, que fue establecida por el Consejo de los Emperadores de Este y Oeste (París, 1758). Este sistema, que se propagó por todo el mundo, puede considerarse como el tipo revolucionario de la Masonería Templaria francesa, que lucha por los derechos naturales del hombre en contra de los despotismos religiosos y políticos, simbolizados por la tiara papal y una corona real. Se esfuerza por ejercer una influencia preponderante sobre las otras organizaciones Masónicas, dondequiera que se establezca. Esta influencia le es garantizada por los sistemas Gran Oriente de los países latinos; se resiente aun en Gran Bretaña y Canadá, donde los jefes supremos de gremios de la Masonería son también, en general, miembros prominentes de los Consejos Supremos del Rito escocés. Había, en 1908, veintiséis Consejos Supremos universalmente reconocidos del Antiguo y Aceptado Rito escocés: EE.UU. de América: Jurisdicción del sur (Washington), establecida en 1801; Jurisdicción del norte (Boston), 1813; República Argentina (Buenos Aires), 1858; Bélgica (Bruselas), 1817; Brasil (Río de Janeiro), 1829; Chile (Santiago), 1870; Colon, para las Islas de la India Occidental (La Habana), 1879; Colombia (Cartagena); República Dominicana (S. Domingo); Inglaterra (Londres), 1845; Egipto (Cairo), 1878; Francia (París), 1804; Grecia (Atenas), 1872; Guatemala (para Centroamérica), 1870; Irlanda (Dublín), 1826; Italia (Florencia), 1858; México 1868); Paraguay (Asunción); Perú (Lima), 1830; Portugal (Lisboa), 1869; Escocia (Edinburgo), 1846; España (Madrid), 1811; Suiza (Lausana), 1873; Uruguay (Montevideo); Venezuela (Caracas). Consejos Supremos no universalmente reconocidos existían en Hungría, Luxemburgo, Nápoles, Palermo, Roma, Turquía. Los fundadores del rito, para darle un gran esplendor, inventaron la fábula de que Federico II, Rey de Prusia, fue su verdadero fundador, y esta fábula, bajo la autoridad de Pike y Mackey, se mantenía todavía como probable en la edición de la “Enciclopedia” de Mackey (1908).

¿Cómo Actúa La Masonería En Política? La Masonería no es una asociación política ni puede confundir su actividad con la de ningún partido político, pero el masón no debe estar al margen de los grandes problemas políticos de los pueblos y del mundo entero. En el seno de la Masonería conviven hombres de diversos partidos democráticos y de diversas concepciones sociológicas, mientras sean respetuosos y tolerantes. Generalmente, por ignorancia o mala fe, se asocia a la Masonería en acciones políticas determinadas. En realidad, es la tarea del hombre masón imbuido de nuestros principios e ideales, quien actuó protagónicamente para promover los grandes movimientos transformadores de la humanidad. Tanto la Revolución Francesa, como la lucha por la emancipación de los pueblos coloniales de nuestra América, hasta la estructura jurídico política de República que adoptaron todas sus Constituciones, llevan el innegable sello de las ideas y acciones masónicas. El masón conserva fuera de la Logia toda su libertad de ciudadano y puede dedicar el ardor de su entusiasmo al servicio de sus ideales. Los masones, como tales, no irrumpimos a la vida pública como institución, sino cuando se hace necesaria nuestra acción conjunta para atemperar los espíritus y fijar la senda del progreso dentro de la fraternidad y convivencia humanas. Fue la Masonería Argentina la que consiguió el apaciguamiento definitivo de las luchas internas después de Caseros y hasta la organización nacional y la federalización de Buenos Aires. La influencia masónica es poderosa tanto en la política como en los negocios. Cuando los masones han tomado control de un gobierno, como en Francia en 1877 y en Portugal en 1910, han establecido leyes para restringir las actividades de la Iglesia. El continente americano ha sido también profundamente afectado por la masonería. Muchos líderes tanto de la corona española como de los movimientos independentistas fueron masones. La masonería sigue muy presente en los grupos de poder. ¿Quiénes son los masones que hoy ocupan cargos públicos? Es tradición y conducta de los masones no revelar el nombre de sus Hermanos y menos aun cuando se trata de masones que ocupan cargos de trascendencia. Lo que sí hace la Masonería, es admitir la condición masónica de aquellos que ya fallecieron y esto sólo después de años.

Principios De La Logia José Artigas. La Logia José Artigas fue fundada el l9 de Junio de l988 en Buenos Aires con el número 422 y es dependiente de la Gran Logia de la Argentina de Libres y Aceptados Masones. Tiene su domicilio en la Sede de la Gran Logia, Calle Presidente Juan D. Perón 1242 en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Surge de aunar ilusiones y deseos de muchos Hermanos Masones Uruguayos y Argentinos, con proyección de unidad latinoamericana, y con la propuesta de guiarse por pautas trazadas desde la Confederación Masónica Interamericana. Al tomar como nombre el del prócer Uruguayo José Artigas, afirma como concepto fundamental que el hombre es un sujeto con derechos inviolables, protagonista de su futuro y, como tal, defensor de la Libertad y Dignidad humana. Por lo tanto, sostiene que el hombre estará siempre por encima de las cosas, su ética por encima de la técnica y el espíritu por sobre la materia. La Logia José Artigas trabaja por afianzar una sociedad masónica inserta en la sociedad profana, en donde la educación aparezca como una necesaria fraternidad, capaz de concretar el principio democrático de Igualdad de oportunidades y posibilidades para todos. Con este objetivo se propone lograr la formación de masones dispuestos para participar en el afianzamiento de la Democracia, el desarrollo social, cultural y económico del país y que puedan adoptar libremente una posición crítica frente a su propia realidad. Esta logia sabe que la metodología de aprendizaje masónico no se reduce solamente a la interpretación de símbolos y rituales, sino que se dirige a inculcar en sus miembros, principios éticos y morales para poder volcarlos en favor de un estilo de vida democrático. La Logia José Artigas, por tanto, basa sus trabajos en la Educación y la Cultura, columnas estas fundamentales para una sociedad de hombres libres y fraternos, y en pos de un mundo donde los seres humanos disfruten de la Libertad, la Igualdad y la Fraternidad, como resultado de la Unión, la Justicia y la Paz Universal. ¿ Por Que Estamos Escuchando El Tango La Cumparsita? Las costas de Buenos Aires y Montevideo tienen en común la naturaleza del Río de la Plata que une a la República Argentina y la República Oriental del Uruguay. Unidos por esa naturaleza, sus pueblos han sabido forjar a partir del origen musical de sus inmigrantes, una música que habría de constituirse en sonido característico de principios del Siglo: LA DANZA DE LOS NEGROS. En la raíz cultural común, las comparsas de los negros ejecutaban, llenando de alegría y con particular colorido, las fiestas ritualísticas del carnaval en las calles de Buenos Aires y Montevideo. En el marco de ese acervo cultural compartido, el músico uruguayo Gerardo Matos Rodríguez escribe los compases de una música carnavalesca titulada La Cumparsita, que luego estrenaría el director de orquesta argentino Roberto Firpo. Años más tarde, los argentinos Pascual Contursi y Enrique P. Maroni le pusieron letra a esos acordes carnavalescos cuando su ritmo re – interpretado en una nueva medición, se había transmutado al ritmo del dos por cuatro con que comenzaba a ejecutarse una nueva forma musical: EL TANGO. Nacía así para Argentina y Uruguay, como resultado de una herencia cultural de los inmigrantes que poblaron sus ciudades, un sonido y una composición (La Cumparsita) que le darían identidad propia a la música rioplatense, para sus pueblos y para el mundo, constituyéndose, por su fuerza expresiva y fuerte arraigo popular y urbano, en uno de los principales productos culturales del Siglo XX. Como el Río de la Plata y la música, la Masonería une a argentinos y uruguayos en un interminable y fraterno devenir común. “Mi autoridad emana de vosotros y ella cesa ante vuestra presencia soberana”(José Artigas). Declaración De Principios Más Explícita. Si, la Declaración de Principios aprobada en su momento por una Asamblea Masónica y presentada ante el Gobierno Nacional en oportunidad de tramitar nuestra Personería Jurídica, textualmente dice: La Masonería es una institución esencialmente filosófica, filantrópica y progresista . Son sus principios: La Libertad, La Igualdad y La Fraternidad y su lema: Ciencia, Justicia y Trabajo. Se propone la investigación de la verdad, la perfección del individuo y el progreso de la humanidad. Considera que la moral es tanto un arte racional , como un fenómeno evolutivo propio de la vida colectiva, que obedece a las leyes naturales. Reconoce al Gran Arquitecto del Universo como símbolo de las supremas aspiraciones o inquietudes de los hombres que anhelan captar la esencia, el principio y la causa de todas las cosas. Para el esclarecimiento de la verdad no reconocer otro límite que el de la razón humana basada en la ciencia. Exige de sus adeptos la más amplia tolerancia y por ello respeta las opiniones políticas y las creencias de todos los hombres. Reconoce que todas las comuniones religiosas y políticas merecen igual respeto y rechaza toda pretensión de otorgar situaciones de privilegio a ninguna de ellas en particular. La Masonería, institución esencialmente humana, trabaja sin tregua por el logro de sus fines, buscando una más armónica estructuración de la vida sobre bases de amor y de justicia social. Viene actuando, por ello, desde el fondo de los tiempos, como el tenso resorte que acelera la evolución teniendo en cada etapa de la historia una finalidad determinada de acuerdo con las necesidades y aspiraciones del ambiente. Flecha de un anhelo proyectado al porvenir, sus esfuerzos del pasado han contribuido a los progresos de que goza el presente. Aspira por la evolución y el esfuerzo organizando de la sociedad al perfeccionamiento cada vez mayor de las instituciones sociales, transformándolas en las que satisfagan, dentro de un régimen de libertad, justos anhelos de mejoramiento. Procura por todos los medios lícitos a su alcance, dignificar al hombre capacitándolo, por un desarrollo superior de la conciencia, para el mejor y más amplio uso de los derechos y libertades. Condena la intolerancia , abomina el fanatismo y declara su repudio por los regímenes de fuerza y de violencia como contrarios a la razón y denigrantes para la especie. Reconoce en la fraternidad la condición primordial del género humano, es substantivamente pacifista y considera a la guerra como un crimen horrendo. Estima que el trabajo es un deber esencial del hombre y como tal le dignifica y le honra, sin establecer distingo ni categorías, pero juzga que el descanso es un derecho y se esfuerza porque la vejez, la invalidez, la infancia y la maternidad gocen de los beneficios del amparo colectivo a que son acreedores. La Gran Logia de la Argentina de Libres y Aceptados Masones es soberana e independiente de todo otro cuerpo, pero podrá celebrar pactos y convenios con otros cuerpos masónicos regulares del mundo y reservar para sí el derecho exclusivo de legislar sobre el simbolismo de toda su jurisdicción dentro de los usos, costumbres y ceremonias transmitidos desde la antigüedad.American Co-Masonry – Declaración De Principios. La Francmasonería es un sistema moral desarrollado e inculcado a través del simbolismo. La Co-Masonería Americana esta fundada en los principios de libertad de conciencia, solidaridad y justicia, Hermandad de la Humanidad. Está organizada como “The American Federation of Human Rights, Incorporated,” basa en el Deber Humano del servicio mutuo. La Co-Masonería Americana es la Francmasonería abriendo sus Templos tanto a las mujeres como a los hombres, ya que reconoce que es necesaria la fuerza de ellos unidos y que los esfuerzos de un solo sexo son inadecuados para la solución de los problemas económicos, sociales y éticos de la Humanidad. De acuerdo con la antigua declaración de la Francmasonería, la Co-Masonería Americana declara la existencia de un Poder Supremo bajo el nombre de “El Gran Arquitecto Del Universo”, y al mismo tiempo deja a la Razón Humana en perfecta libertad de diferir con respecto a Sus Atributos. No impone ninguna restricción en la búsqueda de la verdad, y en orden de asegurar tal libertad, exige la máxima tolerancia de sus miembros.
Organización. La Co Masonería Americana tiene una organización propia a ella misma, una Constitución y un Reglamento General los cuales son obedecidos por todos los miembros desde el primer grado hasta el grado más alto La Constitución, así como los reglamentos generales y judiciales, han sido formulados y revisados con el fin de asegurar el funcionamiento regular de las diversas divisiones de la Orden, y están basados en la Constitución de 1726 y la Gran Constitución formulada por la Asamblea Universal de Consejos Supremos en Lausanne el 22 de Septiembre de 1875 y adoptado por la mayoría de los Consejos Supremos el 1 de Mayo de 1874. Herencia. Es heredera de las antiguas tradiciones, cuyos sabios principios, fuerza moral y disciplina ha mantenido, ha preservado las reglas usadas en la antigüedad así como los signos, toques, palabras sagradas y palabras de pase del Rito Escocés Antiguo, empleados por la gran mayoría de los Francmasones en el mundo. Hermandad. Todos sus miembros una Hermandad y son parte de una Institución que les permite reconocer y ser reconocidos por los Francmasones de cualquier Rito en cualquier lugar del mundo. Rito. Consiste en los treinta y tres grados del Rito Antiguo Escocés, los cuales son: Grados Simbólicos. Masonería Azul, en la cual los Co – Masones trabajan desde el grado primero hasta el tercero inclusive. Logias de Perfección, en la cual los Co – Masones trabajan desde el grado cuarto al grado catorce inclusive. Estos grados pueden ser conferidos por los Capítulos Rosacruces. Logias Capitulares o Capítulos, Masonería Roja, en las cuales los Co – Masones trabajan desde el grado quince hasta el grado dieciocho inclusive. Logias Filosóficas o Areópagos, Masonería Negra, en la cual los Co – Masones trabajan desde el grado diecinueve al grado treinta inclusive. Cortes de Apelación o Nulidad, compuesto por Co-Masones del grado treinta y uno. Consistorio, compuesto por Co – Masones del grado treinta y dos. Grandes Consejos de Soberanos Gran Inspectores del grado 33º. Supremo Consejo de Soberanos Gran Inspectores del grado 33º de la Masonería Americana. Grados Superiores. Además de los grados del Rito Escocés, la Masonería Americana trabaja los siguientes grados del Rito de York: Grado de la Marca. Grado del Arco Marinero. Administración. Los Co-Masones de los grados treinta y uno, treinta y dos y treinta y tres forman la Masonería Blanca o Masonería Administrativa. En cada Logia, desde la de los Maestros Masones hasta el Consejo Supremo, el sufragio universal es soberano, pero la soberanía de los miembros de una Logia no debe nunca derogar la soberanía de los miembros de otra Logia del mismo grado o grados inferiores o superiores. Admision. Para ser admitido a la iniciación el aplicante debe ser libre, tener una honorable reputación, tener una educación suficiente para recibir e impartir las instrucciones no escritas y tener una conducta irreprochable. Los Candidatos a la Co – Masonería deben tener 21 años, excepto por una dispensa especial del Muy Soberano Gran Comandante de la Orden en cuyo caso el primer grado puede ser conferido a la edad de dieciocho años, el segundo grado a la edad de veinte años y el tercer grado a la edad de veintiún años. El status de Co – Masón es permanente, pero la membresía puede retirarse a aquellos que: Han sido condenados por ciertas penalidades en los tribunales de justicia. Han cometido crímenes Masónicos o que hayan violado las obligaciones tomadas en conexión con la Orden que signifiquen ser borrados de los registros de la Orden. Ahora no son libres, y no mantienen una reputación honorable, tal como aquella que tenían al tiempo de su iniciación. Fraternidad. En virtud del principio de Fraternidad, que constituye el fundamento de la Francmasonería, La Co – Masonería Americana le da la bienvenida a todos los Masones de otras Obediencias que tal como ellos trabajan para el logro del Gran Trabajo, el progreso de la Humanidad tanto en la parte material como moral y espiritual. Por lo tanto, es el deber de todos los Co – Masones, dar la bienvenida a los Hermanos de todos los Ritos reconocidos por el Supremo Consejo de la Co – Masonería Americana, independiente de su filosofía o creencias religiosas, concediéndoles después de recibir las pruebas de su iniciación y la apropiada examinación, el derecho de visita, aun cuando ellos no reconozcan nuestra organización. La cabeza de la Logia, cualquiera sea el grado, puede rehusar, bajo su responsabilidad personal, la admisión a los visitantes. Obediencia. La Co – Masonería Americana es una Obediencia independiente y no ha creado ningún Rito nuevo. Lo que la distingue de otras Obediencias es que en vez de admitir solo hombres en sus filas, acepta mujeres en igualdad de condiciones. Proclama los mismos derechos para ambos sexos, una absoluta libertad de conciencia, y exige la más absoluta tolerancia a todos los miembros, para asegurar una libertad ilimitada en la búsqueda de la verdad. Evita discusiones políticas y religiosas cuando estas no pueden ser llevadas con la requerida tolerancia y moderación; le da la bienvenida a todos los que son libres y tengan una conducta intachable, cualquiera sean sus convicciones religiosas o filosóficas. Ignorancia. La Co – Masonería Americana busca destruir la ignorancia en todas sus formas y sus programas pueden explicarse como sigue: El Co – Masón le debe obediencia tanto a su Orden Co – Masónica como a las leyes de su país o estado. Debe vivir una vida honorable, practicar la justicia, amar a su vecino, trabajar incesantemente por la verdadera felicidad de la humanidad y ayudar a los seres humanos a emanciparse de la servidumbre de las pasiones y la ignorancia. Desde el primer hasta el último grado, cualquiera sea el grado al que el aspirante desee ser admitido, la primera condición requerida es que tenga una reputación intachable. Los miembros de la Orden Co – Masónica deben ayudarse y apoyarse los unos a los otros en todas las condiciones y circunstancias de la vida. Pensar en cosas elevadas, hablar la verdad, hacer el bien, ser tolerante con los otros, buscar la verdad, practicar la libertad en la ley, igualdad fraternal, justicia y solidaridad, son los deberes que el Consejo Supremo de la Co-Masonería Americana prescribe a sus miembros, buscando construir, a la Gloria del Gran Arquitecto del Universo, a la perfección de la Humanidad y al servicio del Jefe de todos los verdaderos Francmasones, el verdadero Templo Masónico abierto tanto a hombres como mujeres.
MASONERÍA EN COLOMBIA. En mi condición de Gran Maestro de la Muy Respetable Gran Logia de Colombia con sede en Santafé de Bogotá, interpretando el sentimiento de todos los hombres libres y de buenas costumbres vinculados a las Logias masónicas de nuestra jurisdicción, debo manifestar que resulta particularmente honroso y a la vez muy grato para mí, presentar a Usted, amigo visitante, un afectuoso y fraternal saludo de bienvenida a esta página web, esperando que su contenido le permita obtener una información aproximada o complementar su conocimiento acerca de los postulados y principios que orientan el que hacer cotidiano de nuestra augusta Institución. La Masonería es un movimiento del espíritu dentro del cual tienen cabida todas las tendencias y convicciones favorables al mejoramiento moral y material del género humano. Es una asociación universal, filantrópica, filosófica y progresiva, que procura inculcar en sus miembros el amor a la verdad, el ejercicio responsable de la libertad, la práctica constante de la virtud, el sano ejercicio de la tolerancia, el estudio de las ciencias y las artes y la pasión por el trabajo, haciendo de los hombres unos verdaderos hermanos, unidos por los lazos indisolubles de la fraternidad y la solidaridad. No obstante la nobleza de sus fines, la masonería ha sido vilipendiada y perseguida descarnadamente a lo largo de los siglos, por personas fanáticas e intolerantes que han encontrado en la sociedad de la escuadra y el compás, un duro obstáculo en su propósito de imponer sus dogmas y doctrinas, subyugando el pensamiento, asfixiando las libertades individuales y desconociendo los más elementales derechos del hombre. Si bien nuestro interés no es el de dar respuesta a esas campañas de difamación orquestadas por los enemigos de la Orden, queremos invitarlo a que con ojo crítico y desprevenido se asome por esta ventana que nos ofrece la tecnología, para que Usted mismo se de a la tarea de construir su propio concepto y sus propias conclusiones. Pretendemos igualmente aprovechar las maravillosas posibilidades que nos ofrece la cibernética, para acercarnos un poco más a todos los masones que se encuentran esparcidos bajo la bóveda celeste y que hacen parte de nuestra cadena de unión y fraternidad. Va para todos ellos un fuerte abrazo fraternal. Luis Eduardo Botero Hernández. Gran Maestro. Declaración De Principios. 1º Es un movimiento filosófico activo, universalista y humanitario, en el que pueden albergarse todas las orientaciones y criterios que tienen por objeto el mejoramiento material y moral de la humanidad sobre la base del respeto a la personalidad humana. En sentido simbólico levanta un Templo al perfeccionamiento moral de la humanidad. Para la realización de esta obra de fraternidad universal, admite en su seno, sin distinción de nacionalidad, raza, creencia religiosa, etc., a todas los hombres libres y de buenas costumbres que se sientan atraídos por este ideal y estén dispuestos a servirle con rectitud de propósitos, claridad, serenidad de juicio y pureza de ideales. No quiere fanáticos, ni sectarios de ninguna clase, sino espíritus libres y comprensivos que no olviden nunca la tolerancia y el amor fraternal que se deben todos los hombres. No es un órgano de ningún partido político ni agrupación social y afirma el propósito de estudiar e impulsar, al margen y por encima de aquellos, los problemas referentes a la vida humana, para asegurar la paz, la justicia y la fraternidad entre los hombres y los pueblos. Proclama la existencia de un principio creador al cual llama Gran Arquitecto del Universo, pero deja a sus miembros en absoluta libertad pera dar a ésta primera causa e1 nombre y para asignarle los atributos que correspondan a la creencia religiosa que cada uno de ellos profese. Su doctrina entera, en todo caso, se encierra en esta inscripción: Ama A Tu Prójimo. Por lo tanto, no prohibe a sus miembros ningún dogma religioso y rechaza todo fanatismo. Establece que el trabajo es uno de los deberes y derechos del hombre y lo exige a sus adeptos como contribución indispensable al mejoramiento de la colectividad. Propugna y defiende los postulados de libertad, igualdad y fraternidad y, por consecuencia, combate la explotación del hombre por el hombre, los privilegios y la intolerancia. Reconoce que es posible alcanzar la paz entre los hombres y las naciones en forma definitiva, superando la violencia y utilizando la razón. Que para el advenimiento de la paz es necesario ser actores y participar en la historia asumiendo un compromiso inteligente y ético. No cree posible el progreso si no es a base del respeto a la personalidad, la justicia social y la más estrecha solidaridad entre los hombres. Consecuentemente, sin inscribirse en ningún sector político, ostenta el lema de Libertad, Igualdad y Fraternidad. La Libertad. Para elevar al hombre ante sus propios ojos, para hacerle digno de su misión en la tierra, la Masonería sostiene un principio que el Creador Supremo, ha dado al hombre, como el bien más precioso: la Libertad, patrimonio de la humanidad entera, que nadie tiene el derecho de apagar ni amortiguar y que es el origen de los sentimientos del honor y de la dignidad. Teóricamente los masones defienden el derecho a pensar libremente, a creer lo que cada uno desee. Pero ya hemos visto que a algunos masones les imponen normas y juramentos que les quitan la libertad. Cuando a uno le dirigen el pensamiento y le exigen no decir nada de los secretos que encuentre no le conceden una absoluta libertad de conciencia. Los masones no pueden fomentar la idea de Dios de una religión, porque irían contra su principio de máxima libertad. La Fraternidad. La Masonería exige a sus adeptos conservar aún con sacrificio de su parte, la armonía y fraternidad que deben reinar entre los miembros de la gran familia Masónica y poner cuantos medios justos, prudentes, honrados y eficaces están a su alcance para evitar cualquier mal a la Orden Masónica, a sus hermanos o sus semejantes, rendir culto al bien y a la verdad y sacrificarse abnegadamente por el Deber y por su Patria. Por ello no admite sino a hombres de honor y probidad, independientes y con entereza de carácter a toda prueba. El Secreto. La Masonería para llevar a feliz término sus ideales, impone a sus miembros el riguroso secreto en la labor, que es tradicional auxiliar de la Institución; la prudencia en el obrar, que es garantía del acierto; la edificación por el ejemplo, que es fuerza moral por excelencia, el desinterés en las acciones, que es germen de prestigio; la abnegación personal, que centuplica el poder, de las ideas; la discreta propaganda, que es fértil simiente; la perseverancia, que es augurio del buen éxito. El Ingreso. Los postulados anteriores indican que los aspirantes a hacer parte de nuestra gran familia universal, deben acercarse con mente limpia y dispuesta a recibir sus enseñanzas. El ingreso a la Masonería es una determinación muy íntima que requiere meditarse y no debe acometerse de manera precipitada, imprudente o por presiones extrañas. Desde el momento mismo de cruzar el umbral de la logia masónica consciente de la seriedad de este acto, este recinto debe convertirse en un lugar sagrado para quien desea hacerse miembro suyo. Es en todo caso importante que los aspirantes a pertenecer a la Masonería tengan en cuenta los siguientes aspectos: La Masonería es ante todo una institución organizada para fines de moralidad absoluta sobre bases humanitarias y científicas, desposeídas de toda fuerza dogmática; es decir que la bondad o maldad, lo lícito, lo moral o inmoral de los actos humanos, está en la naturaleza propia de esos actos, que la Razón analiza libre de la presión de toda imposición sectaria. Reconoce la existencia de un ser Supremo, y a nadie rechaza por sus creencias u opiniones religiosas o políticas. La Masonería no ofrece ventajas, beneficios ni privilegios, ya en lo que se refiere a posición civil, ya en lo referente a relaciones personales ora en concerniente a los negocios. Para poder sentirse a gusto en nuestras reuniones, quien aspire a ingresar a la Masonería debe estar absolutamente dispuesto a aceptar con sinceridad de alma que todos los hombres son iguales, independientemente de su posición social, su capital, su capacidad intelectual, etc. La Masonería a pesar de lo que afirman sus detractores no trabaja por la destrucción o aniquilamiento de las relaciones civiles. Si el aspirante a ingresar a la Masonería movido únicamente por la curiosidad, o por el deseo de ensanchar su circulo social, muy pronto se llevará a engaño. La mera curiosidad no conduce a la posesión de los secretos de la Masonería; y aquél otro fin social se puede satisfacer mucho más fácil en muchas otras asociaciones con relativa facilidad. El simbolismo alcanza un alto grado de desarrollo en la Masonería y en gran parte en la esencia de su universalidad. Los hombres de lenguas distintas pueden encontrar tropiezos para entenderse, pero el simbolismo les facilita el entendimiento sin recurrir a la palabra hablada. El simbolismo es el medio más efectivo con el cual la Masonería lucha por unir a todos los hombres. El simbolismo en la Masonería se ocupa de los valores intelectuales, morales y espirituales de la vida. Los grados Masónicos no son hechos frívolos ni ligeros. Cada paso de la carrera masónica tiene un significado profundo. Recibiréis amplia satisfacción por el estudio de estos principios y por la aplicación que de ellos hagáis en vuestra vida diaria. La Casa. Muy pocas casas de las también pocas sobrevivientes en el deteriorado y ahora renaciente centro de Bogotá, pueden hoy relatarnos en sus recintos y fachadas el esplendor y la belleza, el progreso y hálito de grandeza urbana que poseyó el corazón capitalino durante la primera mitad del siglo XX, con el primor y la fidelidad con que lo hace la mansión que hoy deleitará a nuestros lectores. En ella confluyen, como en libro abierto, hechos, situaciones y personajes protagonistas de la historia moderna del país que rara vez nuestros relatores y cronistas oficiales ligan con la arquitectura doméstica. Para ellos, la historia solo ha tenido como ámbito los capitolios y los campos de batalla, las iglesias, los conventos y los solemnes edificios públicos. Casi siempre olvidan que la ciudad, antes que una suma de monumentos, es un apretado tejido de moradas en las cuales los grandes actores del acontecer nacional pasaron la mayor parte de su vida. Allí, en la serena placidez de la biblioteca, en la cálida intimidad de la alcoba y en la esplendorosa amplitud de sus salones, los hombres públicos y sus esposas pensaron, estudiaron y decidieron sus destinos. Amaron y sufrieron. Levantaron a sus hijos, Atendieron en suntuosas veladas a sus amigos y enemigos. Concibieron las grandes empresas. Forjaron el progreso. Solo salían a la plaza pública o iban al foro parlamentario a comunicar y refrendar lo decidido en el hogar. Por eso la arquitectura es elemento inseparable de la historia. Y Sus Protagonistas. Otra virtud excepcional de esta mansión es la permanencia de su función habitacional. Durante 65 años de su primera vida, cumplidos en diciembre de 1988 y aún antes, ya que, encargada al Arquitecto – Ingeniero Alberto Manrique Martín sobre un lote que la familia de su cliente ya poseía, fue residencia de su dueña, Doña Olga Dávila Alzamora, casada en primer matrimonio con Don Leo R. Kopp y luego de prolongada viudez, esposa del Presidente de la República Alfonso López Pumarejo. Cuatro nombres ilustres cuya sola mención apretada en dos renglones, evoca el nacimiento y consolidación de la nueva Colombia en la industria, en el arte, en la política y en la economía, en el señorío y dignidad que caracterizaron las familias de una sociedad que ejercía con limpidez y eficiencia su liderazgo. Bien diferentes a las de hoy, unas, circunscritas a sus egoístas intereses y otras, envueltas en manejos fraudulentos que ponen en tela de juicio la noble función que la bolsa y la banca deben cumplir en favor del bienestar nacional. De “Bier” A “Cerveza”. Terminaba el siglo XIX con el desangre de la guerra civil, cuando ya Don Leo Sigfried Kopp, nacido en Offenbach Alemania, residía en El Socorro Santander, con un nutrido grupo de sus esforzados paisanos llegados a las breñas del Fonce y el Chicamocha con la meta de ayudar a la consolidación de un país joven, como magistralmente lo relata Pedro Gómez Valderrama en su libro La Otra Raya del Tigre. Allí en la ciudad comunera, pensó por primera vez en el establecimiento de una cervecería pero su sueño no cristalizó. Deja Santander por la capital, contrae matrimonio con Doña Mary Castello y en medio de grandes esfuerzos y vicisitudes constituye, el 4 de abril de 1889 una sociedad que bautiza con el sonoro y germano nombre de Kopp Deutshe Brauerei Bavaria que traído a nuestro idioma sería en traducción algo macarrónica Cerveceria Alemana Bavaria De Kopp. Inútil ahora y materia de otro medio, el elogio a la que hoy representa una de nuestras grandes empresas, la primera cervecería de América Latina y la tercera del mundo. Pero su mención era imprescindible en el hilo de nuestra mansión como adelante se verá. La Manzana Se Va Conformando. Con el mismo esfuerzo y tenacidad que puso en la formación de su imperio cervecero, Don Leo S. levanta su familia y aún tiene tiempo para altruistas ideales que lo llevan a ingresar a la Masonería en el año de 1913 dentro de la cual obtiene cuatro años más tarde como miembro de la Logia Propagadores de la Luz, el Grado 30. Animado por el amplio campo de servicio a la comunidad que le brinda la Logia, solicita el ingreso de Guillermo uno de sus hijos como adoptivo de la Masonería, petición que se acepta a tiempo que promueve la erección del Templo Masónico de Bogotá con una donación de cinco mil pesos oro como base para la compra de la casa de la carrera 5ª entre calles 17 y 18 justo a la vuelta de nuestra casa de marras en la misma manzana en que ahora se desenvolverá esta relato. Belleza Samaria Aclimatada En Bogotá. Por la misma época, Don José Domingo Dávila, industrial y pionero de sus hijas de Santa Marta su ciudad natal, a la capital. Olga, una de ellas, llega a Bogotá de cuatro años y ya en su bella juventud recibe de su padre un lote en la calle 18 marcado con el número 109 entre carreras 5ª y 7ª, una de las zonas residenciales más elegantes de la ciudad, el barrio las Nieves. Admirada por la sociedad bogotana dentro de la cual se desempeña con la gracia de su acento costeño, Olga es pedida en matrimonio por un joven de ascendencia colombo – germana, Leo R. Kopp y Castello, uno de los hijos del fundador de Bavaria y Fenicia, quien acaba de regresar de Alemania después de haber realizado sus estudios y haber prestado el servicio militar en la caballería del ejército germano. Viene a ayudar a su padre y sus hermanos en la gran empresa. La joven pareja decide erigir su hogar en el predio de la calle 18. Un Gran Arquitecto Para Una Gran Mansión. Para el efecto, llaman a Alberto Manrique Martín, arquitecto de la familia y de sus múltiples empresas y uno de los más respetados y prestigiosos profesionales de Bogotá. Ya para esa fecha, ha construido para Don Leo R. varios edificios de renta y algunas adiciones para sus fábricas, obras entre las cuales se destaca un imponente inmueble de tres plantas en la esquina de la carrera 7ª con calle 24 (como es obvio en Bogotá, ya demolido) desarrollado dentro del suntuoso lenguaje de la corriente Beaux Arts, que Manrique ha discernido en sus estudios en París y Bruselas. Y como si esto fuera poco, Don Alberto, en su corto pero fulgurante ejercicio, ya ha sido Secretario de Obras Públicas Municipales y Director de la Oficina de Edificios Nacionales. Más tarde, en plena madurez profesional, erigirá el majestuoso y nunca bien lamentado Hotel Granada, el Edificio Cubillos, primer rascacielos de Bogotá con sus escalofriantes 8 pisos y muchas innovaciones tecnológicas y un sinnúmero mansiones del centro, La Merced y Teusaquillo. Concepción Europea Para Una Familia Bogotana. Bien pronto el arquitecto Manrique percibe las excepcionales características de amplitud y de comodidad que debe contemplar en el diseño de semejante encargo. Está frente a una familia que ha vivido y conoce a fondo la vida y el refinamiento de la cultura europea y que desean recrearlo en el medio social bogotano. Así que, sobre el amplio lote de Doña Olga de poco frente, de apenas 16 metros y extenso fondo, concibe un amable palacete de riguroso lenguaje francés, resuelto en dos plantas y recostado sobre uno de los linderos del lote. Esta disposición le permite despejar toda una franja longitudinal hacia el oriente y crear en ella un amplio jardín que da plena luz y paisaje y abre extensa fachada exterior a la casa. Al fondo de este gran espacio, un pequeño cuerpo independiente acoge el “garaje” para la flamante “limosina” y sobre él la habitación para el “chauffeur” como rezan textualmente las convenciones del los planos. Hacia el exterior, un amplio portón de finísimo cedro con su perímetro ornado en piedra labrada, da acceso cubierto al gran patio. Traspuesto el umbral, una marquesina protege la escalinata de entrada al gran vestíbulo que antecede al salón y el “fumoir”, recintos localizados sobre la fachada. El hall acoge en un verdadero acierto estético, la escalinata que asciende en tres tramos hacia las habitaciones a tiempo que el mismo recinto sirve de antesala al gran comedor, enchapado totalmente en madera y coronado, como el gran salón, por una suntuosa araña de cristal. A partir de este punto, en ordenada sucesión, aparecen el “Office”, la cocina, las despensas y las habitaciones del servicio de cara al patio, cercado en parte como corral para gallinas. Tratado De Protocolo Domestico. El segundo piso es todo un tratado de refinadas costumbres hogareñas en donde la elegancia, la cortesía, el refinamiento y hasta un discreto protocolo familiar rigen el diseño y la disposición de las habitaciones. A partir del vestíbulo que recibe la escalera, coronado por una maravillosa claraboya, toda la fachada es ocupada por el departamento matrimonial, compuesto por la gran alcoba de la señora, su baño y el amable balcón resuelto a manera de “bay window” en donde doña Olga pasaba sus ratos de lectura. El en extremo opuesto, la habitación del señor y al medio, amabilidad por una chimenea, el salón de encuentro del matrimonio. Ambito singular, amable y pleno de un sutil encanto que hoy, al visitarlo, alejado ya de su incomparable función de intimidad, hace retroceder el tiempo a la dorada época en que el matrimonio Kopp Dávila tomaba allí el té o tenía horas de amable diálogo, una vez los hijos se iban a dormir. Hacia el fondo, el segundo piso se desarrolla con las alcobas juveniles, ambas con baño privado, el cuarto de juegos, el de costura y el de la plancha y uno muy singular en donde el dueño de casa guardaba sus arreos, armas e implementos de caza. Vísperas Del Cuatricentenario. Era este el palaciego ambiente de una casa enclavada en el centro de una ciudad que se aprontaba a celebrar su cuarto centenario en un momento de esplendor urbano y mucha prosperidad. No en vano la forzada venta de Panamá, la bonanza del café y el oro, una pujante industria y un activo comercio hacían que la arquitectura, el ornato, las obras públicas, la instrucción y la higiene desterrarán el atraso, el alejamiento y aquella faz pueblerina que ahora se trataba de vestir con ornamento francés y con la aparición de los primeros balbuceos de la arquitectura moderna. Pero para la familia Kopp Dávila, las celebraciones de Agosto de 1938 no la encuentran completa ya que tres meses antes de las fiestas, el 9 de abril, muere don Leo R.. Doña Olga, su viuda, continua viviendo en la casa hasta cuando viaja a Londres y contrae segundas nupcias con Alfonso López Pumarejo, a la sazón Embajador ante su majestad Isabel II. Fue una unión feliz pero fugaz ya que la salud del estadista se deteriora paulatinamente y muere el 20 de noviembre en la capital británica. Nuevamente la casa de la calle 18 acoge a Doña Olga hasta cinco meses antes de su muerte, acaecida el 3 de mayo de 1988, cuando los médicos le aconsejan, ante cierto ambiente húmedo que ha desarrollado la mansión debido a filtraciones en la cubierta, que la abandone. De Un Gran Arquitecto, Ahora Para El Gran Arquitecto Del Universo. Y ahora después de 65 años, se cierra para la casa su primer ciclo e inicia una segunda vida. Enterados del inminente traslado de la viuda del gran estadista, los directivos de la Gran Logia Masónica de Colombia, vecinos por años de la manzana, colindante su sede con la mansión por su parte posterior y fervientes admiradores de su belleza y valores, concretan con la familia Kopp Dávila su adquisición. Ya varios almacenes del sector habían hecho ofertas por la casa con el innoble propósito de convertirla en bodega. Pero la familia rechazó semejantes propuestas ya que deseaba un mejor destino para su hogar y el de sus mayores. No olvidan que Don Leo Siegfried tronco de la familia, había sido gran impulsador de los ideales masónicos en una época difícil para esta benemérita y muchas veces vilipendiada fraternidad de hombres libres y de buenas costumbres, que respetan otras creencias y reconocen la existencia de un supremo ente creador como El Gran Arquitecto del Universo. Consolidada en Colombia desde los albores de la independencia, muchos de sus protagonistas activos masones, la Logia aspira ahora a conformar en la manzana un bello conjunto arquitectónico del cual formará parte primordial la casa, la cual abrirá al oriente su bella fachada interior, conformando un espacio público respaldado al fondo con el nuevo templo que erigirán en breve, orientado en sentido oriente – occidente como lo estipulan sus normas. Con esta obra de creación de un nuevo espacio público, y la muy acertada y respetuosa intervención que recibió la mansión de los arquitectos Alfonso Suárez Nitola y Carlos Turriago, miembros activos de la Logia Murillo Toro que ha tomado con entusiasmo el embellecimiento del inmueble, la masonería hace un valioso aporte a la recuperación del centro de Bogotá y refleja su voluntad de franca apertura y servicio a la comunidad. Ya en sus manos, la casa de recibir un lucimiento general de sus fachadas, a las cuales se aplicó un bellísimo y alegre color curaba suave. Se repararon sus cubiertas y la maravillosa carpintería de finísimo cedro salió a relucir luego de la remoción del esmalte que la ocultaba. Pronto se reiniciará el lavado del incomparable trabajo de talla que ostenta su pétrea fachada principal y el brillo de los quetzales, motivo que adorna la gorja de sus balcones. Concebida para una gran familia, los Kopp Dávila, por Alberto Manrique Martín, una de las glorias de la arquitectura colombiana, ahora la casa será el ámbito para honrar al Gran Arquitecto del Universo. Amén. Elementos De La Regularidad Masónica Colombiana. 1. Las Grandes Logias que aspiren a mantenerse dentro de un régimen jurídico de relación, deben cumplir y aceptar los siguientes requisitos: Regularidad de origen: esto es, cada Gran Logia deberá haber sido legalmente reconocida por tres o más Logias regularmente constituidas y no ocupar territorios jurisdiccionales de otra Gran Logia regular. Reconocimiento de un principio superior e ideal, generalmente designado como Gran Arquitecto del Universo. Integración exclusiva de la fraternidad, por hombres libres. Jurisdicción exclusiva sobre los tres grados simbólicos, sin compartir su gobierno con ningún otro organismo. Uso en los trabajos de las tres grandes luces de la Francmasonería: Volumen de la ley sagrada o moral, Escuadra y Compás. Prohibición de discusiones sectarias sobre política o religión. Ceremonial, según fórmulas emblemáticas y relacionadas con el Arte de Construir, reserva de los trabajos y secreto masónico. Leyenda del Tercer Grado. Reconocimiento de los Antiguos Usos y Costumbres y de la fórmula de tolerancia exteriorizada en la Constitución de 1723. 2. Deberán respetar igualmente el derecho jurisdiccional de otras Potencias Simbólicas (unitario, dividido o compartido), siempre que se base en un universalismo masónico de tipo humanitario. 3. Toda Potencia ejerce jurisdicción exclusiva en su territorio políticamente considerado. Cualquier organismo masónico derivado de una potencia foránea, deberá depender en adelante, necesaria y exclusivamente, de la Potencia regular con jurisdicción en el expresado territorio. En atención a casos especiales creados o por razón de fraternidad, se admite la excepción de funcionamiento y trabajo de Logias dependientes de Potencias foráneas, cuya fecha de existencia sea anterior a la fundación o regularidad de la Potencia Nacional o que actualmente mantenga tratados, pactos o convenios al respecto. 4. Cada Potencia recibirá en su seno a las Logias que encontrándose en su territorio y dependiendo de otra Potencia Simbólica, expresen su deseo de colocarse bajo su jurisdicción; respetándoles su Rito. Recíprocamente, toda Potencia queda en la obligación fraternal de contribuir a que las Logias que estaban adheridas y funcionando en otra jurisdicción, pasen a depender de la Potencia del territorio ya ocupado. 5. Toda Potencia Masónica Regular que por alguna causa viera amenazada su existencia o funcionamiento normal en el país de cuyo territorio goce de jurisdicción, tiene derecho de asilo en otra jurisdicción Simbólica. Igualmente los hermanos, que por alguna causa vieran amenazados sus derechos humanos o ciudadanos, y se vieran precisados al exilio voluntario u obligatorio, gozan del derecho de asilo en otra jurisdicción Simbólica. Esta prerrogativa será ejercida en casos que no signifiquen delitos comunes. La calificación de las causas que motiven el pedido de asilo, corresponde a la Potencia a la cual el mismo se solicita. 6. Con el objeto de propender al mejor esclarecimiento de la regularidad de cada cuerpo, se recomienda a las potencias el intercambio de informaciones sobre la situación masónica de sus respectivos países. 7. las diferencias o conflictos que se suscitaren entre las Potencias Confederadas que puedan afectar las relaciones de las mismas, o la integridad de la Confederación Masónica Interamericana (C.M.I.), serán sometidas a consideración del Consejo Ejecutivo, el que actuará como amigable componedor, pudiendo por razones fundadas de conveniencia u oportunidad, delegar tales cometidos a una o más Potencias. (Tomado del documento “Fundamentos para un Derecho Masónico Interpotencial”, originario de la C.M.I.). Historia De La Masonería En Colombia. Los principios filosóficos del siglo XVIII con que la Masonería había logrado desquiciar las bases sustanciales de la Edad Media no sólo se extendieron por toda Europa como un patrimonio de los hombres cultos, sino que infiltrándose paulatinamente, lograron llegar hasta las colonias americanas no obstante las precauciones tomadas por la Corona Española para evitarlo. Los criollos que acudieron al Viejo Mundo tuvieron oportunidad de ponerse en contacto directo con los propulsores de aquél movimiento renovador, afiliándose muchos de ellos a la Francmasonería, impregnando así sus espíritus con las doctrinas que proclamaban la anhelada igualdad, la libertad y la fraternidad. Entonces la ideología del enciclopedismo fruto de preclaros masones y filósofos franceses abrió amplias perspectivas a los sentimientos embrionarios de los americanos. El principio de la soberanía popular trajo como consecuencia el desprestigio del carácter divino de la monarquía, con lo que poco a poco fue formándose en la conciencia de los atribulados americanos el concepto de democracia y el deseo de disfrutar de las libertades individuales y políticas inherentes al nuevo orden social, planteado por la revolución ideológica que como la luz de un nuevo amanecer, alumbraba los pardos horizontes de la humanidad. Con motivo de haber sido condenada la francmasonería por el Papado, el monarca español Don Fernando VI dictó el 2 de julio de 1751 en Aranjuez una real cédula proscribiéndola por completo de su reino ibérico y sus dominios de ultramar, estableciendo muy severas sanciones para los transgresores de su voluntad soberana. De esas causas quedó encargado el férreo Tribunal de la Santa Inquisición para que juzgara y en cuyas manos perdieron su libertad cuando no sus vidas innumerables americanos que tan solo reclamaban el derecho de ser tratados como seres humanos y la posibilidad de ser los arquitectos de su propio destino. Así las cosas, los miembros de tan implacable Tribunal, encontraron en aquellos hombres de espíritu libre el mejor combustible para sus hogueras, descubriendo horrendas formas de ejercer el tormento en el secreto de las cárceles, en la humedad de las mazmorras y en los calabozos sombríos, donde la perfidia criminal de los esbirros pretendió ser grata al cielo con oraciones y salmos maculados de odio. Al mismo tiempo, quienes pretendían mantener incólume el statu quo y prolongar en el tiempo ese régimen de oprobios y de explotación desmedida del nuevo mundo, trataron de impedir muy porfiadamente la introducción y circulación de libros y publicaciones con el torcido aunque ingenuo propósito de mantener sumidos en la ignorancia a los pueblos americanos. No obstante lo anterior, el himno de la libertad y la igualdad empezó a escucharse en todos los rincones del Continente, entonado al unísono por valerosos patriotas a quienes los americanos debemos no solamente nuestra existencia como naciones libres e independientes, sino además ese derecho de poder determinar nuestro propio rumbo y la realización de ese acariciado anhelo de pensar y razonar por nosotros mismos. Esa tendencia continental golpeó también a las puertas de nuestro país, desempeñando en él un papel importantísimo en los sucesos históricos de nuestro proceso de independencia. En el último cuarto del siglo XVIII se organizaron en Santafé de Bogotá las primeras logias masónicas, una de las cuales fue la dirigida por Don Antonio Nariño y Alvarez, uno de los prohombres más sobresalientes del momento, quien con el fervor indoblegable de su espíritu trabajó incansablemente por acabar con el velo de la ignorancia y reivindicar la dignidad de sus compatriotas. Además de traducir y divulgar la Declaración de los Derechos del Hombre y del Ciudadano, Nariño prohijó en efecto el levantamiento de columnas de nuestra primera logia, a la cual bautizó con el sonoro y hermosísimo nombre de “El Arcano Sublime de la Filantropía”. Con el correr de los días, lo más granado de la intelectualidad santafereña empezó a darse cita con inusitada frecuencia en la biblioteca de Don Antonio Nariño, ubicada ésta en la Plazoleta de San Francisco, hoy conocida como Parque Santander, en la casa de habitación construida en el mismo inmueble en donde hoy funciona el Jockey Club, en cuyas tenidas empezó a gestarse el movimiento revolucionario de 1810. A tales reuniones litúrgicas asistían entre otros: su cuñado, el abogado José Antonio Ricaurte y Rigueiro, custodio de los estatutos de la sociedad secreta; José María Lozano y Manrique, hijo del marqués de San Jorge; los Azuola: José Luis, fundador del Correo Curioso; Luis Eduardo, prócer de la independencia el antioqueño; Juan Esteban Ricaurte y Muñiz, padre del héroe de San Mateo; su íntimo amigo Francisco Antonio Zea; el canónigo Francisco Tovar; el abogado, prócer y mártir boyacense José JoaquÍn Camacho y Lago; el también abogado Andrés José de Iriarte y Rojas, a más de los franceses Rieux y Froes, de Pedro Fermín de Vargas y del quiteño Espejo. Es de anotar que durante el proceso de independencia fueron muchos los masones españoles, franceses e ingleses, que llegaron a nuestro país con el objeto de coadyuvar nuestra gesta revolucionaria, enriqueciendo con su pensamiento y sus vivencias el ideario de la revolución. En 1819, en los meses posteriores a las batallas de Boyacá y el Pantano de Vargas en las cuales se puso punto final a la dominación española, se fundó en Santafé de Bogotá el taller denominado Los Corazones Sensibles, del cual era miembro insigne el General Francisco de Paula Santander. Junto a él un selecto grupo de reconocidos patriotas y humanistas se congregó para participar en los trabajos masónicos de dicha logia con el paso de los meses adoptó como título distintivo el de Logia Luz de Colombia No. 1 y posteriormente Fraternidad Bogotana No. 1. Durante esa primera mitad del siglo XIX llegaron a funcionar en nuestro país varias logias masónicas regulares y un número indeterminado de logias militares y de ocasión, auspiciadas por la Gran Logia de Inglaterra, por el Gran Oriente Francés, por la Gran Logia de España y las Grandes Logias de los Estados Unidos. Tras un obligado receso ocasionado por la expedición en 1828 del Decreto que prohibió el funcionamiento de las sociedades secretas en el territorio de la Gran Colombia y gracias al concurso de algunos masones ingleses y jamaiquinos, se constituyó en Cartagena de Indias el Supremo Consejo Neogranadino, el cual propició el levantamiento de columnas en diferentes rincones de nuestra geografía. La masonería bogotana tan solo vino habría de reiniciar sus actividades hasta el año de 1849 al fundarse la Respetable Logia Estrella del Tequendama a instancias de algunos visionarios masones españoles que habían llegado a nuestro país como miembros de la Compañía de Teatro de Belaval, González y Fournier. Muy pronto esos masones ibéricos despertaron el entusiasmo de muchos masones de los masones criollos que a pesar de todo pululaban en el medio desde los albores mismos de la independencia. Importante papel habrían de jugar esos obreros del pensamiento durante la segunda mitad del siglo XIX a quienes correspondió eliminar los reductos del régimen colonial y la esclavitud, crear las bases de nuestro desarrollo económico y librar una muy dura batalla para ampliar el abanico de libertades y garantías ciudadanas. No obstante lo anterior, la Masonería en Colombia cayó nuevamente en sueños en 1886 perseguida y combatida con fiereza por el movimiento acaudillado por el Presidente Rafael Nuñez y distinguidos miembros de grupos de intolerantes derechistas que accedieron desde entonces al poder. Para 1912 la masonería reinició sus labores con renovados bríos y en 1922 se fundó la Gran Logia De Colombia con sede en Santafé de Bogotá, por cuyas logias han desfilado muchos y muy prestantes miembros de nuestra sociedad algunos de los cuales han llegado a desempeñarse en las más altas magistraturas del Estado, en el foro, en la industria, el comercio, en la cátedra, irradiando con su conducta los principios de nuestra augusta y benemérita institución.

Confederacion Masonica Colombiana. Antecedentes Historicos. La C.M.C., es un organismo plural compuesto por las diferentes Grandes Logias legal y regularmente constituidas en el país, el cual tiene por objeto servir de instrumento para la integración masónica en el plano nacional y para asegurar y mantener la unidad de principios y de acción en el territorio colombiano. Sus antecedentes se remontan al mes de enero de 1949, año en el cual se reunió en Bogotá la “Primera Conferencia de Grandes Logias Colombianas”, en cuyo seno se establecieron criterios sobre unificación de liturgias, acción defensiva, acción social, difusión, patrimonio, fisco masónico y relaciones exteriores. Posteriormente, en los años de 1961 y 1962, se llevaron acabo dos grandes “Congresos Nacionales Masónicos” en los cuales se adoptaron decisiones de carácter general y se fijaron algunas directrices y líneas doctrinarias para garantizar la efectividad de la acción institucional, en el planteamiento, estudio y solución de los grandes problemas nacionales. Luego de las reuniones de Grandes Maestros celebradas en octubre de 1981 y junio de 1982, se acordó la creación de una instancia permanente para la integración masónica en Colombia, cuya concreción finalmente se hizo posible con la firma del Tratado en cuya virtud se formalizó la creación de la C. M. C.º, hecho acaecido en la ciudad de Cúcuta, el 4 de diciembre de 1982. Ideales Y Principios. La Masonería Colombiana se halla estrechamente unida en torno de los Antiguos Límites, usos y costumbres de la Orden y su trabajo se orienta por los mandatos de la moral, de la justicia y de la libertad. Su posición frente a los partidos políticos y a las actividades religiosas, es de inalterable independencia porque así lo establecen sus principios y porque ella está consagrada en la Carta Fundamental de la Orden. Las Grandes Logias de Antiguos, Libres y Aceptados Masones, como todas las Grandes Logias Regulares del Universo, ejercen soberanía plena en su respectiva jurisdicción, dentro de un marco de absoluta autonomía e independencia, practicando la Francmasonería únicamente dentro de los grados de Aprendiz, Compañero y Maestro. Las Grandes Logias Confederadas ratifican sus vínculos de amistad y el recíproco respeto entre las distintas jurisdicciones, dentro de la inmutable norma que fija el Landmark IV según el cual, “El Gobierno Supremo de la Fraternidad está presidido por un oficial llamado Gran Maestro”. Advierten por ello, la necesidad de una más íntima cohesión entre los Grandes Orientes para mantener la unidad de principios y de acción en el ámbito nacional. Ese trabajo conjunto debe reflejarse en todos los miembros de la Orden por distantes que se hallen. y repercutir en la Nación entera, pues la justicia, la paz y la libertad son patrimonio colectivo inalienable que todos debemos preservar y disfrutar por igual. Las Grandes Logias mantienen asimismo, su fidelidad a los principios democráticos de gobierno, que garanticen la moral y la justicia dentro de las instituciones de la República y la libertad de conciencia y de acción de todos los hombres. Miembros. Desde la época de su creación, la C.M.C. se ha venido reuniendo en forma regular y de ella hacen parte las siguientes potencias masónicas: Muy Respetable Gran Logia Nacional De Colombia, con sede en Barranquilla. Opera en los Departamentos del Atlántico, Cesar y Magdalena. Gran Logia De Colombia, con sede en Santafé de Bogotá. Opera en el Distrito Capital de Santafé de Bogotá y en los Departamentos de Antioquia, Boyacá, Cundinamarca, Huila, Meta, Tolima, Caldas, Amazonas, Caquetá, Vichada, Vaupés, Guanía, Casanare y Putumayo. Serenisima Gran Logia Nacional De Colombia, con sede en Cartagena. Opera en los Departamentos de Bolívar, Sucre, San Andrés y Providencia. Gran Logia Occidental De Colombia, con sede en Cali. Opera en los Departamentos del Valle, Cauca, Risaralda, Quindío, Caldas, Nariño y Chocó. Gran Logia Oriental De Colombia “Francisco De Paula Santander”, con sede en Cúcuta. Opera en el Departamento de Norte de Santander. Gran Logia De Los Andes, con sede en Bucaramanga. Opera en el Departamento de Santander. Gran Logia Del Oriente Unido De Cordoba, con sede en Montería. Opera en los Departamentos de Córdoba y Sucre.
Masonería en España. El tipo de masonería estudiado hasta ahora no fue exactamente el que arraigó en los países latinos, concretamente en Italia y España, en los que la masonería se ha considerado siempre como sociedad secreta con fines más secretos aún, claramente anticatólica y muy vinculada a la actividad política; además, por ser la masonería sociedad internacional se han señalado a los masones como traidores a la patria. La primera Gran Logia se fundó en Londres en el año 1.717, de ella derivaron todas las otras Grandes Logias que forman la Masonería moderna. Las primeras fundadas fuera de Inglaterra son las de Madrid y de Gibraltar, por ello podemos decir que en España la Masonería goza de más antigüedad que en otros muchos países. En España la Masonería se alejo de los principios Tradicionales de la creencia en un Gran Arquitecto del Universo o bien dejando de seguir las reglas de no hablar de política ni de religión en las Logias. Por ello no tuvo nunca el reconocimiento de las demás Grandes Logias regulares del mundo. En la época franquista abiertamente antimasónica autorizó, no obstante, el funcionamiento de las Logias en el interior de las bases americanas. Este hecho provoco, que la Masonería desapareciera en España durante 40 años. Muchos masones en el exilio tuvieron la oportunidad de ingresar en Logias regulares y esto influyó favorablemente para que en 1977 reemprendieran actividades masónicas en España. En 1.982 con ayuda de la Gran Logia Nacional Francesa, se fundó la Gran Logia de España, independiente y por primera vez reconocida por la totalidad de las otras Grandes Logias Regulares del mundo, siendo la única obediencia regular en el Estado.
En España, la masonería moderna o especulativa, que es la masonería en el sentido actual de la palabra, fue establecida en 1727 al fundarse la Matritense, primera logia de Madrid, por Lord Wharton, si bien funcionaba otra desde 1726 en Gibraltar. Años después, en 1739, Lord Raimond constituía la Gran Logia Provincial de España, con sede en Andalucía. Son logias de fundación y obediencia inglesas y, durante el siglo XVIII, mantuvieron, en gran parte, el espíritu inicial que las creara, formando parte de las mismas una minoría ilustrada española, de carácter selectivo aristocrático e intelectual. La figura más destacada de este periodo es el conde de Aranda, que desvincula la masonería española del Oriente ingles, aceptando en cambio el rito escocés de las logias francesas. En 1780, se crea el primer Gran Oriente español, que alcanza gran florecimiento con Montijo, sucesor de Aranda. En este primer periodo, la masonería española tiene ya alcance y significación política debido a la actividad de Aranda y, principalmente, de Montijo, en quien se ha querido ver uno de los responsables del motín de Aranjuez. Al iniciarse el siglo XIX, la influencia masónica en España es doble: hay logias de inspiración francesa favorecidas por la presencia en España de José Bonaparte, y las hay de inspiración inglesa. De aquellas formas parte los ilustrados llamados afrancesados; de estas los patriotas, entre los cuales se forman los cuadros de los liberales que intervienen en las Cortes de Cádiz. Las logias españolas quedaron reducidas a la clandestinidad al retornar Fernando VII, si bien en 1816 se establece un nuevo Gran Oriente en Granada, continuación del de Montijo; estas logias, que eran el vehículo de transmisión de la ideología política liberal, devienen en reductos de conspiraciones contra la monarquía absoluta. La masonería española adquiere entonces unas características peculiares: carácter conspirador y reducto del militarismo romántico liberal, pues a ella pertenecen todos aquellos (Lacy, Riego, Torrijos, etc.) que protagonizaron en España, de manera sistemática y continuada, el sinfín de pronunciamientos propios del siglo XIX hispánico. Los hombres que acceden al poder durante el llamado trienio constitucional (1820-23) procedían del Gran Oriente español; un grupo discrepante sale de las logias y, aceptando de estas sólo el ritual y los símbolos, constituyen una sociedad típica española, los Comuneros, donde se sustituye la doctrina masónica por un especial ideal revolucionario, burgués y liberal, aplicado a España. Es este el momento de más fuerte influjo político de la masonería española, particularmente en 1822. En este mismo año se funden masones y parte de los comuneros (el ala izquierda de los comuneros pasa al carbonarismo), bajo la dirección de Pérez de Tudela, terminando así por desvirtuarse lo que quedara en las logias de primitivo espíritu masónico. En 1824, la masonería está prohibida y de nuevo en clandestinidad, sin embargo, entre las revoluciones de 1854 y 1868, las logias españolas actúan con efervescencia en los medios políticos, educacionales, intelectuales y militares, adquiriendo un fuerte matiz anticatólico. Hasta 1868 no sale la masonería a la calle, reconocida públicamente, asistiendo los miembros de las logias con sus insignias y símbolos a los entierros del infante Enrique y de Prim (1870). A raíz de la revolución de 1868, la masonería española conoce un periodo, aunque corto, de auge e influencia en la vida nacional. Los responsables más directos de la revolución pertenecían a las logias, civiles o militares; por ello, en la Constitución de 1869 se cree percibir claras huellas del espíritu masónico español que le dio vida. Este papel decisivo jugado por la masonería en España perdura durante el efímero reinado de Amadeo I, quien había detentado elevados grados en las logias italianas. Con la Restauración, en 1874, aparecen nuevas leyes que la prohiben y desde entonces se ha querido siempre ver en ella un activo artífice de los múltiples y contradictorios bandazos y vaivenes de la política hispánica. De modo especial se le atribuye una participación muy directa en la implantación de las dos repúblicas españolas, estimándose que jugaron un significativo papel en el desarrollo y desenlace de los acontecimientos que originarán la Guerra Civil de 1936. En 1888, los tres Grandes Orientes españoles, además del Supremo Consejo de Colón en la Habana, se unificaron en uno solo, formando logia aparte el Gran Oriente militar español. Los reyes españoles de la casa de Borbón, que nunca aceptaron grados de la masonería, al menos hasta 1874, la prohibieron a medida que lo hacía la Iglesia Católica. A raíz de la Bula prohibitiva de Clemente XII, en 1738, lo hizo Felipe V; después Fernando VI, Fernando VII, etc. Actualmente, la masonería está prohibida por Ley del 1º de marzo de 1940, sobre delitos de masonería y comunismo. Recuento. De la primera Gran Logia de Londres en el año 1.717, derivaron todas las otras Grandes Logias que forman la Masonería moderna. Las primeras fundadas fuera de Inglaterra son las de Madrid y de Gibraltar, es decir que en España la Masonería goza de más antigüedad que en otros muchos países. El tipo de masonería estudiado hasta ahora no fue exactamente el que arraigó en Italia y España, en los que la masonería se ha considerado siempre como sociedad secreta con fines más secretos, claramente anticatólica y muy vinculada a la actividad política. En España, la masonería moderna o especulativa en el sentido actual de la palabra, fue establecida en 1727 al fundarse la Matritense, primera logia de Madrid, por Lord Wharton, si bien funcionaba otra desde 1726 en Gibraltar. Años después, en 1739, Lord Raimond constituía la Gran Logia Provincial de España, con sede en Andalucía. Son logias de fundación y obediencia inglesas y durante el siglo XVIII, mantuvieron en gran parte el espíritu inicial que las creara, formando parte de las mismas una minoría ilustrada española de carácter selectivo aristocrático e intelectual. La figura más destacada de este periodo es el conde de Aranda que desvincula la masonería española del Oriente ingles, aceptando en cambio el rito escocés de las logias francesas. En 1780 se crea el primer Gran Oriente español que alcanza gran florecimiento con Montijo, sucesor de Aranda. En este primer periodo, la masonería española tiene ya alcance y significación política debido a la actividad de Aranda y principalmente de Montijo, en quien se ha querido ver uno de los responsables del motín de Aranjuez. Al iniciarse el siglo XIX, la influencia masónica en España es doble: A. Hay logias de inspiración francesa favorecidas por la presencia en España de José Bonaparte, y B. las hay de inspiración inglesa. De aquellas formas parten los ilustrados llamados afrancesados y de estas los patriotas, entre los cuales se forman los cuadros de los liberales que intervienen en las Cortes de Cádiz. Las logias españolas quedaron reducidas a la clandestinidad al retornar Fernando VII, si bien en 1816 se establece un nuevo Gran Oriente en Granada continuación del de Montijo; estas logias, que eran el vehículo de transmisión de la ideología política liberal, devienen en reductos de conspiraciones contra la monarquía absoluta. La masonería española adquiere entonces unas características peculiares: carácter conspirador y reducto del militarismo romántico liberal pues a ella pertenecen todos aquellos (Lacy, Riego, Torrijos, etc.) que protagonizaron en España de manera sistemática y continuada el sinfín de pronunciamientos propios del siglo XIX hispánico. Los hombres que acceden al poder durante el llamado trienio constitucional (1820-23) procedían del Gran Oriente español; un grupo discrepante sale de las logias y aceptando de estas sólo el ritual y los símbolos constituyen una sociedad típica española, los Comuneros, donde se sustituye la doctrina masónica por un especial ideal revolucionario, burgués y liberal, aplicado a España. Es este el momento de más fuerte influjo político de la masonería española, particularmente en 1822. En este mismo año se funden masones y parte de los comuneros (el ala izquierda pasa al carbonarismo) bajo la dirección de Pérez de Tudela, terminando así por desvirtuarse lo que quedara en las logias de primitivo espíritu masónico. En 1824 la masonería está prohibida y de nuevo en clandestinidad, sin embargo entre las revoluciones de 1854 y 1868, las logias españolas actúan con efervescencia en los medios políticos, educacionales, intelectuales y militares, adquiriendo un fuerte matiz anticatólico. Hasta 1868 no sale la masonería a la calle, reconocida públicamente, asistiendo los miembros de las logias con sus insignias y símbolos a los entierros del infante Enrique y de Prim (1870). A raíz de la revolución de 1868, la masonería española conoce un periodo corto de auge e influencia en la vida nacional. Los responsables más directos de la revolución pertenecían a las logias, civiles o militares; por ello, en la Constitución de 1869 se cree percibir claras huellas del espíritu masónico español que le dio vida. Este papel decisivo jugado por la masonería en España perdura durante el efímero reinado de Amadeo I, quien había detentado elevados grados en las logias italianas. Con la Restauración, en 1874, aparecen nuevas leyes que la prohiben y desde entonces se ha querido siempre ver en ella un activo artífice de los múltiples y contradictorios bandazos y vaivenes de la política hispánica. De modo especial se le atribuye una participación muy directa en la implantación de las dos repúblicas españolas, estimándose que jugaron un significativo papel en el desarrollo y desenlace de los acontecimientos que originarán la Guerra Civil de 1936. En 1888, los tres Grandes Orientes españoles, además del Supremo Consejo de Colón en la Habana, se unificaron en uno solo, formando logia aparte el Gran Oriente militar español. Los reyes españoles de la casa de Borbón, que nunca aceptaron grados de la masonería, al menos hasta 1874, la prohibieron a medida que lo hacía la Iglesia Católica. A raíz de la Bula prohibitiva de Clemente XII, en 1738, lo hizo Felipe V; después Fernando VI, Fernando VII, etc. Actualmente, la masonería está prohibida por Ley del 1º de marzo de 1940, sobre delitos de masonería y comunismo. En España la Masonería se alejo de los principios Tradicionales de la creencia en un Gran Arquitecto del Universo o bien dejando de seguir las reglas de no hablar de política ni de religión en las Logias. Por ello no tuvo nunca el reconocimiento de las demás Grandes Logias regulares del mundo. En la época franquista abiertamente antimasónica autorizó, no obstante, el funcionamiento de las Logias en el interior de las bases americanas. Este hecho provoco, que la Masonería desapareciera en España durante 40 años. Muchos masones en el exilio tuvieron la oportunidad de ingresar en Logias regulares y esto influyó favorablemente para que en 1977 reemprendieran actividades masónicas en España. En 1.982 con ayuda de la Gran Logia Nacional Francesa, se fundó la Gran Logia de España, independiente y por primera vez reconocida por la totalidad de las otras Grandes Logias Regulares del mundo, siendo la única obediencia regular en el Estado. Orden Francmasones. Para ser candidato deben cumplirse los requisitos: Creer en un Principio Superior o Causa Primera de todo lo creado al que se denomina Dios y que los masones, respetando siempre la libertad del individuo ante cualquier creencia particular denominan como Gran Arquitecto del Universo. Ser una persona Libre, la petición de afiliación a la Masonería ha de ser consecuencia de la innata libertad individual, lejos de toda presión, influencia o circunstancia que coarte dicha libertad. Ser persona de buenas costumbres, es decir, digna de confianza, honrada en su forma de trabajar y de buena reputación. Cuando se solicita, la candidatura es avalada por dos masones que puedan dar razón de las cualidades personales del candidato. La solicitud es leída durante una Tenida Abierta o reunión de la Logia ante todos los miembros de la misma, con el fin de que alguno pueda aportar información adicional. Posteriormente, será entrevistado por miembros de la Logia que no mantengan ningún tipo de relación con el candidato, los cuales emitirán informes por separado. Finalmente, una vez obtenidas las votaciones favorables, el candidato estará en condiciones de recibir la iniciación. El candidato aceptado se compromete: Asistir puntualmente a las reuniones a las que sea convocado. Pagar los derechos de afiliación y satisfacer las cuotas mensuales. Ajustar su conducta a los Antiguos Usos, Deberes y Costumbres (Fidelidad a los Principios de la Orden y al Progreso Personal), Respetar la Constitución y Reglamentos Generales de la Gran Logia de España. No visitar Logias que no estén reconocidas por la Gran Logia de España. Confirma su creencia en el Gran Arquitecto del Universo. En la Ceremonia de Iniciación, el Candidato jura o promete Lealtad y Fidelidad sabiendo que en dicho juramento no hay nada incompatible con sus deberes familiares, civiles, morales o religiosos.

TRABAJO INTERNO. La Masonería tiene una extensa jerarquía compuesta por 33 grados. Trabajo. De principio a fin, dice Pike “la Masonería es trabajo”. El trabajo Masónico, propiamente dicho, es el trabajo ritual interno secreto por el que los Masones se hacen y son educados para el trabajo externo que es acción para el bienestar de la humanidad según los principios Masónicos. Los Masones son hechos por las tres ceremonias de iniciación: Primer grado. Pasaje o segundo grado. Crecimiento o tercer grado. Manual de Instrucción Masónica. Esta constituido por los símbolos exhibidos en estas ceremonias y explicados de acuerdo a los principios Masónicos y a las indicaciones verbales dadas en los rituales y en las conferencias de los tres grados. La educación así empezada se completa por la vida total de la logia, en la que se aconseja a cada Masón el tomar una parte activa: asistiendo regularmente a las reuniones de la logia, aprovechando, según su habilidad los medios que la Masonería le ofrece, perfeccionándose en conformidad con los ideales Masónicos, contribuyendo a las discusiones de temas Masónicos, gobernando bien la logia, que se representa como un modelo del gobierno de la sociedad en general.
El culto: El segundo código masónico dice que el verdadero culto a Dios consiste en las buenas obras. En el ritual empleado para el candidato a Maestro Masón (grado 3), el venerable abre y cierra el trabajo en nombre de Dios y de un patrono, digamos, “San Juan de Escocia”. El absurdo es evidente.
Las oraciones: Hacen oraciones; con todo, no las hacen en el nombre de Jesús, como lo enseña la Biblia, ni tampoco lo mencionan a Él.
Ceremonias fúnebres: En los funerales hay una ceremonia en la logia, sin la presencia del cuerpo del fallecido; otra en una iglesia o en una residencia; y otra en el cementerio. En todas ellas se enfatiza la salvación por las obras y se afirma que el fallecido está pasando de la logia terrestre a la logia celestial. Lógicamente, esta manera de hablar se fundamenta en que la masonería cree que su adepto está salvo: una salvación sin Cristo y sin su sangre expiatoria.
Funcionamiento. En cuanto al funcionamiento concreto nos encontramos con una logia que es una agrupación de masones, presidida por un maestro. Una obediencia o Gran Logia que es una federación de logias presidida por un Gran Maestro; estas son nacionales. Igualmente se llaman logias “a los templos o locales donde se reúnen o trabajan; también se llaman escuelas, talleres, templos o santuarios”. El delantal es el símbolo del trabajo y de la jerarquía tradicional de aprendices, compañeros y maestros.Los instrumentos de la Masonería. La Masonería es una sociedad iniciática en la que se encuentran las diferentes escuelas de pensamiento y concepciones de la vida. En primer lugar, el carácter iniciático significa que el ingreso en Masonería, el paso a los diferentes grados y el trabajo masónico en general, obedece a unos rituales o ceremonias precisas que tienen un significado simbólico. El efecto, la vivencia de cada masón, será diferente ante la misma ceremonia, y eso es precisamente lo que se pretende: que cada cual reflexione y estudie según su estilo, aportando su versión para el conocimiento de los demás. El carácter iniciático de las enseñanzas es tan antiguo como la Humanidad, y la Masonería mantiene esas viejas tradiciones. En los rituales masónicos no hay nada de magia o de irracionalidad, tienen un significado básico que se explica a los Iniciados, y a partir de esa base cada uno enriquece o desarrolla las diferentes aplicaciones que desee. El trabajo masónico intenta provocar en sus participantes una toma de conciencia de los problemas y cuestiones que se plantean, en todos los órdenes del mundo. A continuación les pide honda reflexión acerca de lo que cada uno entiende como soluciones o conclusiones, tratando de verlas desde diferentes concepciones o puntos de vista. Se trata de fomentar el libre análisis y el desarrollo de la propia conciencia. La Masonería no pasa a una acción inmediata -salvo cuando se trata de una ayuda o acto de fraternidad concreto-, sino que cada masón, como ha quedado dicho, aporta su progresivo enriquecimiento al medio en el que ser desenvuelve. Por eso, el ritmo de trabajo masónico tiene unas pautas de reflexión y lentitud que facilitan el análisis y buscan causas profundas. El trabajo masónico tiene dos vertientes, una filosófico-simbólica y otra social, ambas necesarias. Puede ser que un masón concreto prefiera inclinarse más por un aspecto que por otro, pero cada cual es libre de aportar los trabajos que prefiera. La Masonería ha sido criticada por su secreto. En realidad, la Masonería no es una sociedad secreta -el hecho de que estés leyendo estas líneas así lo prueba-, y pese a la prohibición que la Constitución española hace de las sociedades secretas, las diferentes Obediencias masónicas de nuestro país se hallan legalizadas. Esto es así porque son conocidos nuestro principio, estatutos y objetivos. En lo que si se mantiene el secreto es en los rituales y formas de trabajar. El significado de este secreto, que por otra parte se encuentra publicado en numerosos libros de acceso a cualquiera, es el símbolo de que la obra de transformación y perfeccionamiento humano debe ser llevado a cabo en el interior, en la reflexión y conciencia. Por otra parte también son “secretas” las reuniones de Consejos de Administración de empresas, de órganos de dirección de partidos políticos, etcétera. Que después de sus reuniones estas entidades celebren ruedas de prensa no significa que se cuente efectivamente todo lo ocurrido y planeado. Ningún masón está obligado a guardar secreto de su pertenencia a la Masonería, pero tampoco está obligado a reconocerlo si es interpelado, pudiendo negarlo si así lo estima conveniente o lo prefiere. Lo que no debe hacer ningún masón es contestar a decir si otra persona lo es, por respeto a la libre decisión de cada uno a afirmarlo o desmentirlo. El sistema de diferentes grados dentro de la Masonería, que llegan al 33º en el Rito Escocés Antiguo y Aceptado, también utilizado por “El Derecho Humano” no desmiente la igualdad de los masones. En el sentido iniciático ya descrito, se considera que el acceso a nuevas capacidades de reflexión y actitud masónica debe ser marcado por el paso a un nuevo grado, marcado por un ritual especifico. El Grado Superior tiene nuevos derechos, pero también y sobre todo nuevos deberes, dentro del trabajo masónico. De esta forma, se avanza gradualmente en el conocimiento simbólico y filosófico. Pero no hay que olvidar que la Iniciación es obra de la vida entera, y que todo francmasón continua siendo, simbólicamente, un Aprendiz, abierto a todo y a todos. El funcionamiento interno de la Masonería es democrático, como lo fue durante siglos, aún antes de que la democracia llegara a la vida política. El sufragio libre y secreto se aplica en las elecciones anuales para todos los cargos, en la admisión de nuevos masones, en los Congresos generales de cada Obediencia, en la toma de decisión sobre cuestiones administrativas, etcétera. Cada masón conoce sus derechos y deberes por la Constitución, estatutos y reglamentos de su Obediencia, Federación o Jurisdicción, o Logia.

Organización. Está organizado en ritos que se dividen en grados. Unos grupos tienen más grados que otros. Así el de York tiene 10 y el escocés 33. De esta forma presenta José Cabral los aspectos principales: Los juramentos: Para cada grado de la masonería hay un juramento específico con las promesas evangélicas. La realidad es que el masón jura no revelar cosas que todavía no conoce. Segundo Grado;: El masón “Compañero” jura: “No revelaré jamás ninguno de los secretos de la masonería a los que no son masones, ni siquiera a los Aprendices, y esto bajo pena de que me arranquen el corazón y de que mi cuerpo sea arrojado a los cuervos”. Simbolismo . El 24 de junio de 1717, día de San Juan Bautista, se fundó en Londres la primera Gran Logia o federación de Logias de la que tenemos noticia. En adelante a la Masonería de Logias la llamamos simbólica, pues éstos masones, ya no se proponen levantar una catedral, sino un Gran Templo Moral. Las Logias modernas trabajan en tres grados: Aprendiz, Compañero y Maestro. Los Maestros gobiernan la Logia y regularmente, eligen entre ellos a las autoridades. La logia debe ser un tipo del mundo y los masones tienen la intención de tomar parte en la regeneración de la raza humana. El simbolismo de la Francmasonería es el alma misma de la Masonería, dice Pike en una carta a Gould del 2 de diciembre de 1888 y Boyd el Gran Orador de Missouri, confirma: que La Masonería … es del principio al fin, símbolo, símbolo, símbolo. Los símbolos: Se usan mucho los instrumentos del albañil y del arquitecto, así como los que usaban los sacerdotes del Antiguo Testamento. El delta – triángulo que tiene en el centro un ojo que representa todos los atributos de la Divinidad – se encuentra encima del trono del venerable Maestro, entre el sol y la luna, que representan las fuerzas del sumo Creador. La escuadra representa la mortalidad; el nivel, la igualdad y la plomada, la rectitud. Origen De Los Símbolos. Puesto que los masones, incluso en sus conferencias oficiales y rituales, generalmente reivindican un origen egipcio al simbolismo Masónico y una íntima afinidad de los usos y costumbres Masónicas con aquellos de los Antiguos Egipcios; tales interpretaciones se han de considerar oficialmente autorizadas. Pike dice, además, que casi cada uno de los símbolos Masónico antiguos tiene cuatro significados distintos, como si uno estuviera dentro del otro. El significado moral. El significado político. Desde el punto de vista político Pike, con muchos otro Masones Escoceses angloamericanos, interpreta todo Simbolismo Masónico en el sentido de una lucha sistemática contra toda clase de despotismo político y religioso. Hiram, Cristo y Molay se ven tan sólo como representantes de la Humanidad, los Apóstoles de Libertad, Igualdad y Fraternidad. El significado filosófico y El significado espiritual. SE INGRESA A ELLA A TRAVÉS DE UNA INICIACIÓN QUE ES UN RITO SIMBÓLICO diferente en cada grado y su conocimiento sólo accesible a quienes se le ha reconocido ese grado. Sus miembros aprenden sus preceptos en ceremonias ritualísticas dramatizadas que siguen antiguas formas, usos y costumbres de los constructores de catedrales utilizando las mismas herramientas como guías alegóricas. En las Logias se aprende a amar la Patria, someterse a las Leyes, respetar a las autoridades legalmente constituidas y a considerar el trabajo como un Deber esencial del ser humano. El ritual de iniciación: Para el primer grado (aprendiz) se le pone una venda en los ojos, y con vestimentas especiales se le conduce a la puerta del templo, donde él afirma que es un profano que se está allegando a la luz de la masonería. El masón “Aprendiz” jura: “No revelaré ninguno de los secretos de la masonería, bajo pena de que me corten el cuello”. Y así, en forma semejante, se suceden los rituales para cada grado. En el grado 18° se enseña al iniciando la naturaleza de Lucifer en cuanto Ángel de la Luz; y se celebra una parodia de misa con pan y vino “consagrados” por el Venerable Maestro de la Logia. En el ritual de iniciación del grado 29° el iniciando pisa y escupe sobre un crucifijo, al que considera como signo de destrucción y muerte oprobiosa. Al llegar al treintavo grado (llamado “Kadosh”), se debe pisar la tiara papal y la corona real, simbolizando el repudio a sus mayores enemigos, la Iglesia y el Estado. Entonces se jura liberar a la humanidad “de las ataduras del despotismo” (que se refiere, sobre todo a la Iglesia Católica). Ventajas. Las principales ventajas del simbolismo, que no es particular a la Francmasonería sino que se refiere a los misterios y doctrinas de todas las edades y de todos los factores de la civilización, son las siguientes: Es adaptable a todas las opiniones posibles, doctrinas, y gustos, atrae al candidato y fascina al iniciado. Conserva la unidad no sectaria de la Francmasonería a pesar de diferencias profundas de religión, raza, sentimiento nacional, y tendencias individuales. Resume la sabiduría teórica y práctica de todas las edades y naciones en un idioma universalmente inteligible. Entrena al Masón a considerar las instituciones existentes, religiosas, políticas, y sociales, como fases pasajeras de la evolución humana y a descubrir por su propio estudio las reformas que se deben realizar en nombre del progreso Masónico, y los medios para realizarlas. Le enseña a ver en las doctrinas y dogmas predominantes tan sólo las concepciones subjetivas o los símbolos cambiantes de una verdad universal más profunda en el sentido de los ideales Masónicos. Permite a la Francmasonería disimular sus verdaderos propósitos de los profanos, e incluso de aquellos de entre los iniciados que son incapaces de apreciar esos objetivos, como la Masonería se propone. Celo. Pike dice que la Masonería oculta celosamente sus secretos e intencionalmente lleva al error a los intérpretes presumidos. Parte de los Símbolos son mostrados … al Iniciado, pero es intencionalmente engañado con interpretaciones falsas … Los iniciados son pocos aunque muchos oyen el Thyrsus … El significado de los Símbolos no se descubre enseguida. Les damos sólo indicaciones generales … Debe descubrir el significado profundo y misterioso por sí mismo … Es para cada uno de los Masones el descubrir el secreto de la Masonería por la reflexión en sus símbolos y por una sabia consideración de lo que es dicho y hecho en el trabajo … El grito universal en todo el mundo Masónico es por la luz: las logias son escuelas, la labor es estudiar, el sueldo será aprender. Los tipos y símbolos, los mitos y alegorías de la institución empiezan apenas a investigarse con referencia al significado fundamental y los Francmasones ahora comprenden completamente la tan frecuentemente citada definición de la Masonería como una ciencia de moralidad oculta en alegorías e ilustrada por símbolos.Interpretación. Los símbolos Masónicos pueden y son interpretados en sentidos diferentes. Eclesiásticos Ortodoxos Anglicanos trataron todo el simbolismo del Antiguo y Nuevo Testamento en relación con el simbolismo del Templo de Salomón como un simbolismo Masónico y a la Masonería, como a la Sirvienta de la Religión que, en casi todas partes de cada grado se refiere distinta y plenamente a un Salvador crucificado. Muchos autores Masónicos en los países latinos y algunos de los principales autores angloamericanos, declaran que el simbolismo Masónico en su original y apropiado sentido se refiere sobre todo al culto solar y fálico de los antiguos misterios, sobre todo los egipcios. Pike dice que es en los símbolos antiguos y su significado oculto, que los verdaderos secretos de la Francmasonería consisten. Éstos deben revelar su naturaleza y propósitos verdaderos. Interpretacion. En conformidad con esta regla de interpretación, tenemos: La letra (G) en el símbolo de Gloria (Estrella Resplandeciente) o la Gamma griega (cuadrado), resumiendo a toda la Masonería es normalmente explicada con el significado de Generación. Como un principio macho o macho – hembra se explican La letra inicial del tetragramaton (Yahweh) y el nombre completo. Con el mismo sentido según la antigua interpretación, se explican las dos columnas Boaz y Jachin, La Rosacuz (una cruz con una rosa en el centro); El punto dentro del círculo; El “vesica piscis”, El bien conocido símbolo del Salvador; El Triple Tau; Sol y Luna; Hiram y Cristo (Osiris); El ataúd; La Cámara Media y aun el Sancta Sanctorum, como adyta o las más santas partes de cada templo, normalmente contenían horribles objetos de culto fálico. La Cruz (un cuadrado doble o cuádruple) no es ningún símbolo específicamente cristiano. Para todos nosotros es un emblema de la Naturaleza y de la vida Eterna; de ellos sólo deje que cada quien diga por sí mismo. La Cruz X (Cristo) fue el Signo de la Sabiduría Creadora o Logos, el Hijo de Dios. Mithraism marcó a sus soldados en la frente con una cruz, etc. I.N.R.I., la inscripción en la Cruz, Masónicamente dice: Igne Natura Renovatur Integra. La regeneración de la naturaleza por la influencia del sol simboliza la regeneración espiritual de la humanidad por el fuego sagrado (verdad y amor) de la Masonería como una institución completamente naturalista. El primer asesino de Hiram es la Realeza que es el ejemplo típico de la tiranía, golpeando con su regla de hierro a la garganta de Hiram y haciendo de la libertad de palabra una traición. El segundo asesino es el Pontificado (Papado) apuntando el cuadrado de acero al corazón de la víctima. Cristo agonizando en el Calvario es para la Masonería el más grande entre los apóstoles de la Humanidad, desafiando el despotismo romano y el fanatismo e intolerancia del sacerdocio”. Bajo el símbolo de la Cruz, “las legiones de la libertad marcharán a la victoria”. El Kadosh (decimotercer grado), pisoteando la tiara papal y la corona real, se destina a desahogar una justa venganza en estos grandes criminales por el asesinato de Molay y como apóstol de la verdad y de los derechos del hombre, librar a la humanidad de la esclavitud del Despotismo y de la Tiranía espiritual. En la mayoría de los rituales de este grado, todo respira venganza en contra del Despotismo religioso y político. Por eso se dice que los Símbolos Masónicos resplandecen de ideas, que deben penetrar el alma de cada Masón y ser claramente reflejados en su carácter y comportamiento, hasta que llegue a ser una columna de fortaleza para la fraternidad. No hay ni una iota del Ritual Masónico que esté vacío de significado”, agregó la “Voice” de Chicago. Estas interpretaciones, es verdad, no han sido adoptadas oficialmente por los ritos angloamericanos del gremio; pero aparecen como totalmente autorizados, aunque no los únicos autorizaron ni siquiera por su sistema ni por los dos primeros artículos de los Antiguos Cargos (1723), que contienen la ley fundamental de la Francmasonería. Carácter No Sectario De La Masonería Y Su Simbolismo. Pike comentó que La Masonería no propaga ninguna creencia, excepto la suya propia muy sencilla y sublime enseñada por la Naturaleza y la Razón. Nunca ha habido una falsa Religión en el mundo. La única revelación universal permanente esta escrita en la Naturaleza visible y es explicada por la Razón y completada por las sabias analogías de la fe. No hay mas que una religión verdadera, un dogma, una creencia legítima. Por consiguiente, también la Biblia como un símbolo Masónico se interpreta como un símbolo del Libro de la Naturaleza o del Código de la razón y conciencia humanas, mientras que los dogmas cristianos y otros, no tienen para la Francmasonería sino la importancia de símbolos cambiantes que cubren la única verdad permanente, de la que la Ciencia y Artes Masónicos son una Revelación Progresiva junto con su aplicación. Hermandad. Debe el Adepto entender el significado de los Símbolos y Oliver declara: “Hermanos, de rango y cargo elevado, desconocen a menudo los principios elementales de la ciencia. Masones, pueden haber sido Maestros de la Cátedra por cincuenta años y aun no haber aprendido el secreto de la Hermandad. Este secreto es, en su propia naturaleza, invulnerable; para el Masón que ha llegado a conocerlo, que sólo podía haberlo supuesto y ciertamente no haberlo recibido de nadie; lo ha descubierto, porque ha estado en la logia, marcado, aprendido e interiormente digerido. Cuando llega al descubrimiento, él incuestionablemente, lo guarda para sí mismo, sin comunicarlo ni aun a su Hermano más íntimo, porque, si esta persona no tiene la capacidad para descubrirlo por si mismo, querría asimismo la capacidad para utilizarlo, si lo recibiera verbalmente. Por esta razón será para siempre un secreto”.

LA BOVEDA DE LA LOGIA. El Templo Masónico tiene en su techo representada la Bóveda Celeste, la cual es azul y tachonada de estrellas, encontrándose entre estas una zona de la esfera celeste que se extiende 8°,5 a uno y otro lado de la eclíptica, en la cual se mueve el sol en su movimiento aparente, la Luna, los grandes planetas y la mayoría de los pequeños. La disposición de esas estrellas no debe ser arbitraria, sino que debe representar lo más acertadamente posible, las constelaciones visibles en el cielo del hemisferio en que trabaja la Logia. El cielo de la Logia debe ser uniforme y continuado desde el muro Oriental hasta el Occidental, en razón de que a la Logia la cubre el mismo Cielo, sin interrupciones, entre la porción correspondiente al Cielo que da sobre el estrado Oriente, hasta el Pavimento del mosaico. Entre la parte del Cielo correspondiente al Oriente, en la parte superior del muro Oriental, a ambos lados del dosel que se encuentra por encima del sitial del Venerable Maestro, deben dibujarse el Sol y la Luna. El Sol, a la derecha del Venerable Maestro; y la Luna, a su izquierda. El glifo de la Luna se representa en su cuarto creciente y colocado horizontalmente, indicando el Alma y la aparición de una nueva Luna, tal como lo encontramos en el Tarot o Kábala Egipcia, en la Clave Tercera: “La Emperatriz”. Su posición obedece a que antes de las glaciaciones, la Tierra tenía otro eje de rotación. Actualmente, el ángulo que forma el Plano de la órbita de la Tierra con el Plano de la eclíptica, es de 23º 27´, más o menos. Respecto a la ubicación de la Luna en el Oriente, es explicable si la consideramos como una de las Lumbreras naturales que nos ilumina. No es lógico entonces ubicarla en el Poniente. Desde la Tierra, nos parece que los planetas y las estrellas se encuentran bajo una cubierta imaginaria que circunda nuestro Planeta. Esta cubierta se denomina Esfera Celeste. Los Planetas se desplazan a través de la eclíptica, contra el fondo formado por doce conjuntos de Estrellas. Los antiguos viajeros al atravesar los mares y desiertos, elaboraron mapas observando a las Estrellas en las noches; los Astrólogos antiguos reunieron los mapas realizados en el hemisferio Norte como en el hemisferio Sur, creando el Zodíaco. Al advertir la sorprendente relación que existía entre la vida terrestre y los grandes astros que recorren el cielo, los Astrólogos buscaron la Luz del conocimiento contemplando la Bóveda Celeste, e identificaron la primera religión “natural” del ser humano que es la Astrología, haciendo coincidir desde la antigüedad, los nombres de las constelaciones con los nombres y signos del Zodíaco, relacionando cada glifo con determinadas características humanas y partes del cuerpo. Las primeras representaciones del Zodíaco aparecen en los Kudurrus Babilónicos; en el Alto Egipto, en Dandará la más célebre de las ciudades, en la cual la diosa del amor “Hathor”, esposa de Horus de Edfú y madre de Ihy, “El musico”, se encontró en el Templo de Edfú, dos capillas: una, contenía una reliquia de Osiris; otra, un Zodíaco (Actualmente, en Louvre). La zona eclíptica del cielo, esta dividida en 12 constelaciones de unos treinta grados de longitud cada una, a partir de la intersección de la eclíptica y el ecuador celeste, o punto vernal, a las cuales se les dio los nombres de: Aries, Tauro, Géminis, Cáncer, Leo, Virgo, Libra, Escorpión, Sagitario, Capricornio y Piscis, que corresponden a los signos del Zodíaco significando faja o figura de animales de acuerdo con la forma que representan las estrellas en el firmamento. Estos Signos agrupados de tres en tres, corresponden a las cuatro estaciones del año: verano, otoño, invierno y primavera; donde el verano corresponde a la entrada del Sol en el signo Cáncer y así sucesivamente. El Sol recorre esta órbita en un año, es decir en doce meses. Pero el tiempo que el Sol emplea en recorrer cada signo no es constante, debido a la no uniformidad de su movimiento aparente. En el hemisferio Norte, un observador, debido al movimiento de rotación de nuestro planeta, colocándose debajo de la proyección de Piscis a las 0 HH, puede observar de acuerdo a la Latitud en que se encuentre, a las dos horas aproximadamente, a Aries; y así sucesivamente, hasta llegar a estar frente a la constelación de Virgo, al Mediodía. De igual manera, un observador colocado en el hemisferio Sur, a partir del Mediodía estará frente a la constelación de Virgo; dos horas más tarde, se encontrará frente a Libra, y así sucesivamente, hasta poder observar a Piscis a la Media Noche. Durante la construcción del Templo de Salomón y hasta hace aproximadamente 2000 años, el paso del Sol por el punto vernal (primavera) coincidía con su entrada con el signo correspondiente a la constelación de Aries. Como consecuencia del fenómeno de la precesión de los equinoccios el punto vernal retrograda sobre la eclíptica a razón de 50″,26 cada año, es decir, unos 30° ( o un signo del Zodíaco ) cada 2150 años. Actualmente, el principio de la Primavera coincide con el paso del Sol a través de la constelación de Piscis, pero se continúa diciendo que entra en este momento en el signo Aries. Existe pues, un desplazamiento del Zodíaco y la constelación homónima. Tendrán que transcurrir 25790 años, para restablecer la coincidencia de las constelaciones y los signos. En las proyecciones Esterográficas y de Mercator, la esfera celeste, señala a la constelación de Piscis en el Horario de las 0.0 – 24.00 H. ( Media Noche ); y a la Constelación de Virgo a las 12.00 H. ( Mediodía ), hora en que el Sol está en el Cenit o punto más alto sobre el horizonte. Trabajando dentro del Esoterismo, al iniciar y terminar los trabajos, tal como los señala la Liturgia de los tres primeros Grados, y como la Luz aparece por Oriente y va hacia Occidente a combatir la obscuridad, se debe colocar el signo Virgo en Oriente, sobre el sitial del Ven:. Maest:., indicando ” Al Mediodía “. En el Poniente se debe colocar el signo Piscis, señalando ” Media Noche “. Considero adecuado complementar algunas ideas esbozadas en la representación alegórica de la Bóveda Celeste. Estas obedecen a la necesidad de conocer la información que nos brinda la simbología dentro del contexto esóterico; no como una simple curiosidad por un respetable mito, sino como un medio de reflexión que le ha permitido al hombre combinar los conocimientos geométricos con las ideas filosóficas, lanzándolo a una gran aventura en la explicación del universo.
Desde siempre el hombre ha dividido el año en estaciones según la temperatura media. La astronomía ha sido la ciencia que nos ha guiado a través del ciclo de las estaciones. Los indios, los griegos y posteriormente los árabes, conocieron tres estaciones : Primavera, Verano e Invierno; mientras que los pueblos del norte solo conocieron dos: Verano e Invierno . Después los griegos instauraron el Otoño adoptado por los romanos y es causado por la rotación sobre el eje orbital de cualquier planeta alrededor del Sol, donde las diferencias entre las diversas estaciones son debidas a la variación de los rayos luminosos. Es normal dividir el tiempo en estaciones a partir del instante de los dos equinoccios y de los instantes intermediarios de los dos solsticios. En la Tierra, cuyo ángulo de rotación es de 23° 27′, las estaciones varían para las regiones situadas más allá del círculo polar, en las cuales el Sol permanece seis meses por encima y seis meses por debajo del horizonte. En los lugares tropicales, por estar situados entre los dos trópicos, están marcados por un contraste entre una larga estación seca de Verano y una estación de lluvias (Invierno), que varían de acuerdo a la latitud en que se encuentren. Los sacerdotes guardianes de estos calendarios se vieron implicados en un problema semejante al que nos atañe, con relación al desplazamiento de las indicaciones astronómicas, y es así, como en el año 776 de la E:. V:., los astrónomos se reunieron en un congreso en la ciudad sagrada de Copán, en América Central, para resolver por cómputos matemáticos referencias a las inquietudes sobre la no coincidencia de los calendarios. Su propósito fue encontrar la causa y tratar de detener la desviación entre ambos. Existe un gran altar de piedra con el cual conmemoraron la reunión de dieciséis matemáticos de ese congreso. Desafortunadamente, las guerras de la conquista fueron sumamente sangrientas y destructoras y la ciencia no tuvo mejor suerte que la de los pueblos amerindios, ya que los monumentos y documentos astronómicos fueron destruidos en gran parte por los primeros misioneros cristianos, para obligarlos a abandonar sus viejas creencias en nombre de la Fe Católica.
El calendario gregoriano está organizado de tal manera, que el 21 de marzo de todos los años es el principio de la Primavera; actualmente obedece a la reforma del calendario juliano ordenada por el Papa Gregorio XIII en 1582. Se decidió restablecer las estaciones existentes según el ciclo del Sol en el año 325 E:. V:., haciendo coincidir las duraciones del año civil y del año trópico. Como durante 1257 años transcurridos desde aquella fecha se había acumulado un error de 10 días, se decretó : 1°. Que el día jueves 4 de octubre de 1582 fuese el viernes 15 de octubre de 1582. 2°. Que en lo sucesivo fuesen bisiestos todos los años múltiplos de cuatro, pero que de los años seculares ( los terminados en dos ceros ), sólo fuesen bisiestos aquellos cuyo número de centenas fuese múltiplo de cuatro. La reforma gregoriana fue aceptada por los países católicos. Francia la adoptó el mismo año, pero pasando del 9 al 20 de diciembre. En Gran Bretaña el cambio se efectuó en 1752, pasando del dos de septiembre al catorce del mismo mes ( se había acumulado un día más de retraso. ) En el Japón se adoptó el calendario gregoriano en 1863, en Rusia en 1918, en Rumania y Grecia en 1924; y en Turquía en 1927.
El inicio de la Era de Acuario, presenta controversia por la circunstancia de encontrar posiciones variables debidas a los nuevos métodos utilizados en la técnica de las mediciones. Como también, a los diversos procesos psicológicos en la interpretación de los símbolos. Como lo manifiestan algunos iniciados en la Kábala para los cuales la Era de Acuario empezó en 1962.
La Proyección de la esfera celeste en el Templo Masónico tiene un sentido Universal, de tal manera que los glifos representados en el techo puedan ser comunes en los Templos durante la Era de Acuario y consistentes tanto en el Hemisferio Norte como en el Hemisferio Sur.
También, por reemplazar el Sol que es el centro de nuestra Galaxia, por la figura: resultante al colocar dentro del circulo – que representa el infinito, la cruz – + – que representa la materia; la cual une y combina a los átomos en sucesivas agrupaciones, más y más complejas, según las leyes principios geométricos, que expresan la Sabiduría del G:. A:.
La información geométrica y el conocimiento intuido en los Arcanos Dos y Tres de la Kábala, son comunes a los MM:., imponiéndo sus lazos, sin perjuicio de que cada uno le pueda añadir sus combinaciones individuales, dándole una interpretación alegórica, con el fin de intentar explicar el Universo y el sentido de la vida a partir de ciertas vivencias filosóficas cuyas fuentes alegóricas y mitológicas se pierden en la noche de los tiempos.
Sin embargo, dentro de esta complejidad, la geometría como disciplina matemática es pilar intelectual en la cohesión para entender los conceptos filosóficos.

CALENDARIOS Y NÚMEROS MASÓNICOS. Se llama Calendario Masónico el modo de computar el tiempo, usado entre los masones; es decir, la manera de expresar las fechas de un modo que no sea la empleada por los iniciados en la masonería. La introducción del Cómputo masónico de tiempo, se debe a los Altos Grados de diversos Ritos. En 1875, algunos acordaron suprimirle, adoptando el calendario usual. Los principales Calendarios masónicos son siete: El del RITO SIMBÓLICO (el más usado en la masonería): La era masónica se obtiene añadiendo 4.000 al año en curso. Así 2001 es igual a 6001. El año masónico va de 1o. de marzo (primer mes) al 28 de febrero (ó 29 si es bisiesto) del año siguiente. Febrero es, pues, el deudécimo mes. La datación masónica se obtiene según el ejemplo siguiente: 28 diciembre 1999 = 22o. día del 10o. mes 5999. Los doce meses de este año masónico reciben los nombres siguientes: Nissam = Marzo; Ijar = Abril; Sivan = Mayo; Thamuz = Junio; Ab = Julio; Eliul = Agosto; Tishri = Septiembre; Heshvan = Octubre; Kislev = Noviembre; Theved = Diciembre; Schevat = Enero; Adar = Febrero. El del RITO ESCOCÉS: Es el calendario hebreo puro. El año principia en Septiembre; su numeración se obtiene agregando 3760 a la era vulgar, de manera que 2001 más 3760 = 5761. Los nombres y los días se designan por sus nombres hebraicos. El del RITO DE MISRAIM: Se reduce a agregar 4004 a la era vulgar, y por lo tanto se debe escribir 6005 en vez de 2001. El del RITO TEMPLARIO: Cuentan como año primero el de la fundación de la Orden, que fue el 1118 de la era vulgar, y escriben como año la diferencia entre la era vulgar y 1118, o sea 2001 – 1118 = 883, en vez de 2001. El del RITO DE LA ESTRICTA OBSERVANCIA: Toma como año primero el de la destrucción de la Orden de los Templarios, que fue el de 1314, y escriben la diferencia entre la era vulgar y 1314, o sea 2001 – 1314 = 687 en vez de 2001. El de la ORDEN DE REALES ARCOS: Consideran como año primero el de la fundación del segundo Templo de Jerusalén por Zorobabel en 530, antes de Cristo, y escriben la fecha añadiendo 530 a la era vulgar, o sea 2001 más 530 = 2531, en vez de 2001. El de la ORDEN DE REALES Y SELECTOS MAESTROS: Fechan desde 1.000 años antes de Cristo en que quedó terminado el Templo de Salomón, y añaden por los tanto 1.000 a la era vulgar, escribiendo 3001 en vez de 2001.
Las siglas utilizadas en cada caso suelen ser las siguientes: A.L. = Anno lucis. Año de la Luz. En algunos casos A.D.V.L. Año de la verdadera Luz. Es utilizado en los ritos Simbólico, Escocés y de Misraim. A.O. = Año de la Orden. En los ritos Templario y de Estricta Observancia. A.I. = Año de la invención. En el rito de la Orden de los Reales Arcos. A.T. = Año del Templo. En el rito de la Orden de Reales y Selectos Maestros. Por lo que respecta a los números, los masones los dividen en “femeninos” (los pares) y “masculinos” (los impares). El número 1 presenta a la divinidad; el 2, las tinieblas; el 3, es el número perfecto e indica la armonía; el 4, es el número divino; el 5, indica la luz, el matrimonio y la naturaleza, siendo definido como número hermafrodita, al estar compuesto del 3 (masculino) y del 2 ( femenino); el 6, indica salud y justicia; el 7 es el número venerable; el 8, representa la amistad indicando el primer cubo: 2 + 2 + 2 + 2 = 8; el 9 es el número considerado finito; el 10, finalmente, indica el cielo porque conserva a todas las relaciones armónicas: 1 (masculino) + 2 (femenino) + 3 (armonía) + 4 (número divino).
EL EJE. El símbolo del eje nos remite a una recta imaginaria alrededor de la cual se produce un movimiento rotatorio. Aunque esta recta bien puede ser horizontal, como ocurre con la barra que une las ruedas del carro, la idea de eje está esencialmente ligada a la de verticalidad, con la que manifiesta su plenitud simbólica y su carácter axial. El vocablo “eje” deriva etimológicamente del latín “axis”. Dentro del Templo varios son los símbolos que lo manifiestan: las Columnas J y B, los tres Pilares, las Espadas, la Plomada del Hermano Segundo Vigilante; cada uno de ellos nos ofrece distintos aspectos de una misma imagen, la vertical. Pero si nos atenemos a su carácter fundamental, es decir a su inmovilidad generadora de rotación, nos tenemos que referir a la recta imaginaria que centra el mismo Templo, la cual representa la idea arquetípica de eje, puesto que liga mutuamente por su centro los distintos planos o estados jerarquizados. Este eje está a veces representado en su parte alta con una plomada que pende del punto medio del techo del Templo. Su proyección atraviesa el Altar para hundirse finalmente en el punto medio del suelo de la Logia. Este eje primordial une por su centro los tres planos o niveles arquetípicos. En lo alto la salida del cosmos, la estrella polar, punto vacío alrededor del cual pivota la bóveda celeste. Seguidamente el corazón de la Logia, centro de la cruz vertical, el Altar y las Tres Grandes Luces, a las que el eje atraviesa entre la Escuadra y el Compás. Y finalmente el centro de la Tierra, cruz horizontal donde convergen los vértices de los cuatro cuadrados, dos blancos y dos negros que a su vez se multiplican conformando el Pavimento Mosaico. Así como el centro en el plano, desde su inmutabilidad genera el círculo, el eje desde su inmovilidad en lo tridimensional, genera un mundo, el espacio de la Logia. En torno a este eje se producen las circumambulaciones de los Hermanos, al igual que las dos serpientes se enroscan y desenroscan en torno al caduceo, el equilibrio de las fuerzas cósmicas, sentidos ascendente y descendente. Cada Hermano desde cualquier punto del Templo puede contemplar dicho eje y reconocerse a él mismo como tal. Con sus pies en la tierra conjuga el blanco con el negro, con su cabeza (el cielo) está en contacto con lo suprahumano, y con su corazón hace de intermediario entre ambas polaridades, contribuyendo con su trabajo y su recta intención a que las energías fluyan de arriba a abajo y de abajo a arriba. Y a su alrededor el mundo gira.
B:.O:.A:.Z:. Boaz es, en el R.·. E.·. A.·. A.·., la palabra sagrada que secomunica deletreada al Aprendiz masón en la tenida de iniciación puesto que no sabe leer ni escribir en el Libro de la Vida al inicio de su andadura por los Pequeños Misterios. El estudio del significado de cada una de las tres primeras letras que el masón recibe debe formar parte de su aprendizaje. Es el nombre de la columna levantada a la izquierda de la puerta del Templo de Salomón y se corresponde a la columna B de la Logia masónica. Boaz es junto a la columna B.·. donde reciben su salario los obreros que han recibido esa palabra. Se refiere a la naturaleza interior del Aprendiz y por esta razón encierra un secreto irrevelable por más que se la pronuncie o escriba. Es una transcripción latina de una palabra hebrea de tres letras, Beth, Ayin y Zayin. Sus valores numéricos respectivos son 2, 70 y 7 y su suma da 79, número que equivale a la unidad aritmética que simboliza la Unidad del Gran Arquitecto expresada en la Logia. 79 = 7+9 = 16 = 1+6 = 7 = 7+6+5+4+3+2+1 = 28 = 2+8 = 10 = 1+0 = 1. También el estrado del 1er Vig.·., a quien corresponde el pilar de la Fuerza, se sitúa junto a la columna B. Ello es así ya se encuentre la columna situada a la izquierda de la puerta del Templo como en el Rito Escocés o a la derecha como en el Rito Francés. Al igual que Jakin, son nombres de realeza y también como tales figuran esculpidos en las columnas del Templo de Salomón y están representados en las columnas de la Logia. Ello se corresponde perfectamente con la naturaleza Real del Arte que los masones practican en su Templo a cubierto del mundo profano. El Libro de Rut narra la historia de Boaz, labrador justo de la tribu de Judá de cuyo linaje desciende el Rey Salomón. Boaz desposa a Rut la moabita, viuda de Majlón, tras haberla favorecido permitiéndole espigar en sus campos y entregándole seis medidas de cebada. La recepción de los dones de Boaz por parte de Rut se corresponde con el aspecto pasivo o receptivo del Tronco de la Viuda, mientras que el relato de la viuda limosnera del evangelio de S. Marcos (Mc. 12, 41-44) evoca su faceta activa. Boaz toma para sí a Rut junto con el campo de su marido muerto “a fin de mantener el nombre del difunto sobre su herencia y para que el nombre del muerto no desaparezca de entre sus hermanos y de la puerta de su lugar” (Rut 3, 10). A los Hijos de la Viuda les corresponde el mantenimiento y la vivificación del nombre de Boaz a la puerta del Templo masónico.
El rito masónico se desarrolla a través de determinados signos, palabras y toques. Gracias a ellos el masón es reconocido como tal: “¿Cómo reconoceré que sois masón? – Por mis signos, palabras y toques”. En ellos también se guardan los “secretos del grado”. Refiriéndonos concretamente a los signos, recordaremos que en la entrada Rito mencionamos que en la Masonería los gestos rituales llevan el nombre de “signos”. De nuevo encontramos aquí la estrecha relación que existe entre el rito y el símbolo, que en su aspecto de símbolo gráfico y geométrico, podría ser considerado como un signo, es decir como algo que tiene un significado, que traduce una idea en definitiva. De hecho los toques también son signos anuales, y las palabras sagradas y de paso (pertenecientes a los símbolos sonoros) no dejan de ser en el fondo signos vocales. Específicamente considerados como escenificación ritual de los símbolos visuales y geométricos, los signos, en los tres primeros grados, se realizan en “escuadra, nivel y perpendicular”, y por tanto han de estar necesariamente vinculados al simbolismo de esas tres herramientas, a lo que ellas significan en tanto que representación de ideas fundamentales relacionadas con la construcción de la mansión interna. Apuntaremos que la escuadra, el nivel y la perpendicular son también las “tres joyas móviles” de la Logia, y esa movilidad está sin duda relacionada con la idea del rito como símbolo en acción. Cada grado tiene sus signos correspondientes, entre los que podemos distinguir los signos de al orden y los signos de reconocimiento. Signo de al orden. En el grado de aprendiz este signo se realiza teniendo el brazo derecho horizontal es decir a nivel a la altura de la garganta, mientras que el brazo izquierdo cae en perpendicular a lo largo del cuerpo. Con los pies se forma una escuadra. En el grado de compañero el brazo derecho horizontal se sitúa a la altura del corazón, en tanto que el izquierdo realiza la forma de la escuadra. Los pies también en escuadra. En el grado de maestro el brazo derecho, horizontal, está a la altura de las dos caderas, y el izquierdo cae en perpendicular. Los pies en escuadra al igual que en los grados anteriores. Señalaremos que en algunos rituales se dice que es estando en posesión del signo de al orden como los “secretos masónicos son comunicados”. Sin duda esto encierra una profunda enseñanza, pues está claro que ese “estar al orden” no se refiere tan sólo a un orden externo, sino sobre todo a un estar al orden “interiormente”, para que sea posible la “recepción” de la luz masónica.
Signo de reconocimiento.En cada uno de los tres grados, estando “al orden”, con el brazo derecho se traza el nivel y la perpendicular, describiéndose la escuadra. Esto gesto ritual vendría a decir que el masón se reconoce como tal gracias a la perpendicular, al nivel y a la escuadra. En el primer grado ese gesto comienza a la altura de la garganta (signo gutural), en el segundo a la altura del corazón (signo cordial), y en el tercero a la altura de las dos caderas (signo umbilical). Pueden verse aquí tres etapas o niveles en el proceso de realización masónica, que va del más exterior al más interior, pues la región umbilical, donde traza su signo el maestro, está simbolizando aquí la idea de centro, sin duda alguna ligada al significado de la “Cámara del Medio”. Resulta también esclarecedor la misma palabra “reconocimiento”, pues no se trata tan sólo de que mediante ese signo un masón sea reconocido por otro en su condición de tal. Desde luego que esto es así, pero ha de existir una lectura más profunda. Aquí, reconocimiento quiere decir “conocerse a sí mismo”, o “reconocer” lo que se es. A ello contribuye sin duda la enseñanza simbólica transmitida mientras el masón está “al orden”, la cual, más allá de un momento determinado del ritual, ha de ser una actitud permanente durante el desarrollo de los trabajos en Logia. Por otro lado, el “signo de reconocimiento” también es llamado “signo penal”, aquel que corresponde a la “pena” que es sobrevenida al masón si incumple el juramento solemne prestado ante las Tres Grandes Luces de la Masonería en el momento de su recepción en cualquiera de los grados. Esa punición forma parte desde luego del proceso iniciático, si no no estaría contemplada en la Masonería, y se refiere al estado de “errancia” o de “pérdida” que en ocasiones puede darse durante ese mismo proceso, debido fundamentalmente a la identificación con los “metales” del hombre viejo, del profano que se resiste a la transmutación.
EL MANDIL: Recibid este mandil, distintivo del Masón, y más honroso que todas las condecoraciones humanas, porque simboliza el trabajo. Única fuente de salud, del saber, de la virtud y de la riqueza. Os da derecho a sentaros entre nosotros, y sin el nunca deberéis de estar en logia”. Con estas solemnes palabras, el Venerable ciñe al neófito el mandil de Aprendiz Masón. Blanco, limpio como los sueños, y alto como sus ideales. Distintivo de quienes deseosos del conocimiento, sanos y virtuosos, alcanzarán la mayor de las riquezas : la elevación espiritual. El Mandil, Símbolo del trabajo, es el único distintivo que da derecho al Masón, para entrar en los Templos y tomar parte en las Tenidas, siendo por consiguiente indispensable para todos los Hermanos, incluso, altos Dignatarios. Las Joyas de los Grados y de los Cargos son tan sólo las condecoraciones, mientra que el Mandil es el verdadero vestido Masónico. En las Tenidas de algunes Grados de la Masonería Filosófica, están dispensados los Hermanos de ceñir el Mandil, porque simbólicamente, el trabajo ha acabado para ellos, pero en los trabajos Simbólicos donde se figura que éstos empiezan, el MandiI es obligatorio. Los, esenios, aquellos antiguos judíos que practicaban su propia Doctrina, tenían la firme opinión de que la pureza íntima y la rectitud de conducta, se evidenciaban vívidamente por la apariencia externa de la persona. El Mandil es pues para los masones, el emblema del mismo cuerpo físico con el cual venimos para trabajar sobre la tierra, y con el objeto de adquirir aquellas experiencias que nos transformarán en artistas verdaderos, logrando el magisterio o dominio completo sobre nuestro mundo. La percepción de este Mandil, como simple envoltorio o vestido exterior, así como la esencia misma del ser, es consecuencia de la visión espiritual que se consigue en la búsqueda de la Luz El Mandil como Símbolo Masónico tiene diferentes significados según el Grado que se ocupe, así observaremos en el Grado de Aprendiz la Faldeta, Baveta, o Solapa, levantada, lo cual quiere indicar que se desconoce la potencia espiritual, pero que, con tesón, con voluntad y verdadero interés, se podrá conquistar el equilibrio moral y la fuerza espiritual necesaria a todo Masón para lograr alcanzar el recto sentido del bien. Está confeccionado de piel de cordero, como emblema de la humildad y la tolerancia, pureza de intenciones, simbolizando la perfección del cuerpo y pureza del alma, que son dos de las cualidades más importantes y esenciales para un buen Masón. El Mandil es el emblema del trabajo que redime y fecunda, que regenera y perfecciona las almas, fortaleciendo el cuerpo; indica así mismo, que todos sus actos deben ser de completa actividad, armonía y laboriosidad. EL Mandil además de ser el Símbolo de la inocencia del Masón, lo es de su conducta caballeresca, de su determinación de no causar mal moralmente a nadie; también lo es de su indulgencia con la apatía e ignorancia de los hombres, de su perdón benévolo para sus Hermanos cuando, consciente o inconscientemente le hacen mal, y de su consagración espiritual a los valores y virtudes para un mejoramiento de la Humanidad, par lo cual el hombre se eleva sobre la bestia y el mundo va hacia adelante por el camino ascendente, hacia su mejor progreso. En el lenguaje académico, la palabra Mandil proviene del latín “mandile” y es un delantal que se coloca atado con un cordón a la cintura y que llega hasta los muslos; sirve para preservar los vestidos de los trabajos de los artesanos. El Mandil de todo Masón cualquiera que sea su Grado, debe ser de piel de cordero por su pureza y blancura, porque así no se destruye el carácter emblemático y simbólico de la prenda. Sabemos que el cordero, simbólicamente está considerado como una alegoría de la inocencia y su piel blanca lo es de la pureza, cualidades que la Masonería distingue en todos los Iniciados. Por eso el verdadero Mandil Masónico debe ser confeccionado con esa piel pura y sin mancha, de forma cuadrada, con solapa triangular y sin ningún adorno. La forma de usar el Mandil y su enseñanza simbólica varía según la Cámara en que se trabaje. El Aprendiz Masón debe llevar el Mandil durante sus trabajos regulares, con baveta levantada, con lo que forma la figura de un polígono de cinco lados, por lo que se convierte en una figura geométrica más avanzada que el cuadrado. Otra configuración que se nota en el Mandil, consiste en que resulta una combinación entre el Cuadrado y el Triángulo; este último representa a la primera de las figuras geométricas, y el cuadrado es la suma de dos triangulos; esta explicación da a conocer que la geometría desempeña un papel importantísimo en las enseñanzas Masónicas. Ya conocemos la explicación geométrica del Mandil del Aprendiz; ahora veamos, el significado moral. El triángulo es emblema del espíritu del hombre; el cuadrado, segunda figura geométrica perfecta, representa a la materia o sea al cuerpo, y el polígono, que afecta la forma en que lo usan los Aprendices, simboliza el trabajo material del Iniciado al pretender modelar la piedra tosca, por lo que en atención a la forma en que están colocadas estas figuras geométricas, significan que el Aprendiz debe educar su espíritu para dominar la materia, y moralmente, debe entablar la lucha para dominar las pasiones que se consideran como defectos propios de la materia, lo que toca al Iniciado modelar para vivir en armonía con todos sus semejantes. Existe otra explicación oculta del Mandil con relación a los tres ángulos, los que representan a las tres fuerzas vivas del hombre: el espiritu, el cuerpo y el alma; el primero se manifiesta por medio de la inteligencia, el segundo por la materia y el tercero por el fenómeno de la actividad locomotora, es decir la vida. Un pensamiento dice que, la lucha que debe primeramente entablar un Iniciado al recibir su Mandil, para recibir las primeras enseñanzas Masónicas, son precisarnente, combatir el error, las preocupaciones y la ignorancia, todas perjudiciales al progreso de la humanidad. El Mandil en el sentido material, representa el trabajo peculiar del hombre. El debe protegerse para que no se manche, ensucie o lastime con las aristas de su piedra bruta, y en sentido figurado, recuerda constantemente que nuestras acciones deben tener como base el dictado de nuestra conciencia para que no nos corrompamos con falsas apreciaciones ni torcidas enseñanzas, lo que en realidad significa el trabajo material de “Labrar la Piedra Bruta. Todo Aprendiz que ostenta el blanco Mandil de su Grado, debe dirigir sus miradas hacia la Columna. del Norte y a su Palabra Sagrada y aglutinando lo mejor de sus ideales, hacer uso de la Fuerza que lo respalda para dominar “su” materia y luchar para modelar su espíritu y lograr su perfección. Esto le dará una mejor voluntad para cumplir sus deberes para con el G:.A:.D:.U:., para con sus semejantes y para consigo mismo.
EL ALTAR. El Ritual Masónico establece y practica sus procedimientos litúrgicos de acuerdo con los Dogmas que la Ortodoxia Masónica propaga a sus adeptos por medio de enseñanzas Morales, Filosóficas y Científicas. Para llevar a la práctica todas esas teorías en el orden netamente instructivo, es necesario desarrollarlas por medio de Ceremoniales Litúrgicos y es el motivo por el que se han levantado Templos Simbólicos a la Sabiduría, a la Verdad y a la Virtud, dentro de cuyo ambiente se llevan a cabo toda clase de Trabajos Intelectuales que tienen por objeto Educar, Instruir y Preparar al Iniciado haciendo uso de Aparatos, Utiles, Herramientas, Enseres y demás Figuras Propias de la Decoración especial de las Logias Masónicas. De todos estos apoyos que maquillan la Metodología Educacional Masónica, el Ara o Altar de los juramentos es uno de los más importantes. La palabra “Ara”, proviene del latín Ara o Araus, vocablos que en términos castizos se traduce como Altar o Piedra de los Sacrificios. Dentro del Sistema Masónico, la palabra Ara se refiere al Altar o Altar-Ara de Altus o Altura que viene siendo el Sitio Sagrado que se destina al ejercicio de algunas Ceremonias como la de prestar Juramentos, depositar Ofrendas, ofrecer Libaciones, ejecutar Sacrificios, quemar Inciensos, etc. En las Logias existen cuatro tipos de Ara, la primera o Altar de los Juramentos, consta de una Mesa elevada sobre Triangulos Gradines y se encuentra en el centro del Templo, frente a las Dos Columnas de la entrada del Templo y delante del sitial del Venerable Maestro. En cada una de sus caras lleva grabadas las palabras. “Amana”, “Hur” y “Eubulus”, que significan Verdad, Libertad y Prudencia. En todas las Cámaras, al Altar de los Juramentos se le destina como su nombre indica, para tomar la protesta a los Iniciados, a los Afiliados y a los Regularizados, después de haber sido admitidos como miembros activos de las Logias. La Segunda Ara es también de Forma Triangular y se le denomina Altar del Fuego, se coloca al extremo Sur de la Logia a la derecha del Primer Experto, pues es de ahí, de donde emanan las llamas del Fuego, durante el Acto de Purificación Simbólica de los Recipiendarios. En sus Tres Caras aparece la figura del Sol brillando en todo su esplendor. La Tercera, es el Mar de Bronce. Se encuentra colocado a la Izquierda del Segundo Experto, es un Recipiente Circular sostenido por Doce Bueyes y representa a la Inmensidad de los Océanos, como fuente de donde se producen las tempestades, las tormentas, los huracanes y en general todos aquellos trastornos que en la atmósfera se manifiestan con intensidad y que Simbólicamente azotan a los postulantes durante su recepción. Por ultimo el Altar de los Perfumes, también de Forma Triangular y en el que se deposita el Pebetero que se usa en la Logia para quemar el incienso que cubre el ambiente dentro del Templo al final de la Iniciaciones. En cada una de sus caras aparece la Luna en sus tres fases, llena, creciente y menguante, se coloca al extremo Sur de la Columna “B” en Occidente. Sobre el Ara aparecen también: un cojín de forma triangular hecho de terciopelo o seda color púrpura ribeteado con un cordón de oro que remata en tres borlas una en cada esquina; encima del Cojín se ve la Biblia, el Compás y la Escuadra Algunas Logias colocan también su Carta Patente. Sobre el Ara y durante los trabajos, estará abierto el Libro de la Ley o la Sagrada Escritura de la Religión predominante del País en que se trabaje. Los Actos más solemnes como Juramentos, Consagraciones, Afiliaciones, Regularizaciones, etc. se efectúan frente al Ara y los Hermanos al pasar ante ella siguen por el lado de la Columna. del Norte para ir a Oriente y para venir a Occidente bajan por el lado de la Columna del Sur a fin de que siempre quede a la derecha del que pasa a su frente. El Ara es uno de los principales Símbolos de la Masonería y es imprescindible en las Logias Simbólicas. Representa al Sol y como la Logia representa al Universo, se coloca precisamente en el centro para significar mejor el Sol que se le supone en el centro del Universo o cuando menos en el centro del Sistema Planetario. Algunas Logias la utilizan de forma Rectangular en forma de una Pirámide Cuadrangular Truncada. En otras, la utilizan de forma de uin cilindro, en forma de Pirámide truncada.
LOS GUANTES. La costumbre de entregar dos pares de guantes al recién iniciado, uno para sí mismo y el otro para la mujer que más respeta, tiene una larga tradición histórica. Posiblemente, su origen se remonta al siglo X. Una crónica relata que en el año 960, los monjes del Monasterio de San Albán en Maguncia le ofrecían un par de guantes al obispo en su investidura. En la oración que se pronunciaba en la ceremonia de la investidura, se imploraba a Dios que vistiera con pureza las manos de su sirviente. Durandus de Mende (1237 – 1206) interpretaba los guantes como símbolo de modestia, ya que las buenas obras ejecutadas con humildad deben ser mantenidas en secreto. En la investidura de los reyes de Francia, éstos recibían un par de guantes, tal como los obispos. Las manos ungidas y consagradas del rey, así como las de un obispo, no debían tener contacto con cosas impuras. Después de la ceremonia, el Hospitalario quemaba los guantes, para impedir que pudieran ser utilizados para usos profanos. En el año 1322 en Ely (Inglaterra), el Sacristán de la catedral compró guantes para los masones ocupados en la “nueva obra”, y en 1456, en el Colegio Eton, se señala que cinco pares de guantes fueron entregados a los albañiles que edificaban los muros, “como es obligación por costumbre” . También hay un documento que precisa que en el Colegio Canterbury en Oxford, el Mayordomo anotó en sus cuentas que “se dieron veinte peniques como glove money (dinero de guante) a todos los masones ocupados en la reconstrucción del Colegio”. En 1423 en York (Inglaterra) diez pares de guantes fueron suministrados a los albañiles (“setters”) con un costo total de dieciocho peniques. En Inglaterra, en las épocas isabelina y jocobina (1558-1625), los guantes tenían un prestigio que es difícil comprender en la actualidad. Se trataba de un artículo de lujo, poseedor de muchos simbolismos, y constituían un regalo apreciado. El guante significaba entonces un profundo y recíproco vínculo entre quien lo daba y quien lo recibía. En 1571, Robert Higford envió un par de guantes a la mujer de Larence Banister. En 1609 J. Beaulieu le comunicó a William Trumbull que ” Mi señor le ha regalado 50 chelines en un par de guantes a Monseñor Marchant como retribución por haberle enviado el diseño de la escala. ” En el Año Nuevo de 1606 los músicos reales le obsequiaron cada uno un par de guantes perfumados al rey Jacobo I. En 1563 el Conde de Hertford, con quien la reina estaba disgustada, queriendo congraciarse con ella le escribió al Lord Robert Dudly que deseaba una reconciliación y ruega que le presente a la Reina, en su nombre, un pobre par de guantes como prenda. Los guantes eran un regalo acostumbrado en el Año Nuevo, que a veces era sustituido por el “dinero de guante”. Asimismo, los guantes constituían un obsequio tradicional de los enamorados a sus prometidas. En la obra de Shakespeare (quien era hijo de un guantero) “Much Ado about Nothing” (Mucho trajín por nada), el personaje femenino Hero declara “estos guantes, que el conde me envía, son un excelente perfume” (Acto lll, escena 4). El payaso en The Winter´s Tale ( Historia de Invierno) declara: “si no estuviera enamorado de Mopsa, no debieras tomar mi dinero, pero estando encantado como estoy, estaré también esclavizado con ciertas cintas y guantes (Acto IV, escena 4). En Enrique V el rey intercambia guantes con el soldado raso Williams (Acto IV, escena 1). Entre 1598 y 1688 en muchos documentos escoceses se menciona la entrega de guantes a los picapedreros y albañiles. Estos documentos se refieren a masones operativos, pero también respecto a los especulativos existen documentos antiquísimos. Desde 1599 existen pruebas que a cada masón en su iniciación debía entregársele un par de guantes – que pagaba de su bolsillo. El documento más antiguo en esta materia es el llamado Estatuto Shaw, dirigido a la Logia Kilwinning en diciembre de 1599, donde se estipula que los derechos de iniciación en la logia sumaban 10 libras esterlinas escocesas, con 10 chelines para los guantes. Documentos de la Logia de Melrose de los años 1674-1675 demuestran que tanto los aprendices como los compañeros tenían que pagar derechos de ingreso ” con guantes suficientes para toda la compañía…” En un documento de Aberdeen en 1670 se expresa que el aprendiz debe pagar “cuatro dólares reales con un mandil de un par de buenos guantes para cada uno de los hermanos”. El uso de lino en vez de cuero es interesante, pero se explica por tratarse de una zona donde existían numerosas tejedurías de lino. En 1686, Robert Plot, en “The Natural History of Stafford-shire” (Historia Natural del Condado de Stafford), relata que era costumbre entre los Francmasones “que cuando cualesquiera son admitidos en la Sociedad, se convoca una reunión (o Logia como la llaman en algunas partes), que debe consistir de por lo menos 5 o 6 de los Antiguos de la Orden, a quienes los candidatos obsequian con guantes, y asimismo a sus esposas…”. Esta es aparentemente la primera mención del obsequio de un par de guantes a la mujer como parte de la ceremonia de iniciación. En 1723 se publicó el documento llamado Examen de un Masón en el periódico londinense El Correo Volante, que comienza así: “Cuando es recibido un nuevo Francmasón, después de haber entregado a todos los presentes un par de guantes para hombre y un par para mujeres y un mandil de cuero…” Posteriormente, esto se transformó en una tradición en todas las iniciaciones, y aparece en todos los rituales de iniciación franceses del siglo XVIII, aunque cabe señalar que en Inglaterra y Escocia se perdió paulatinamente la costumbre y desde comienzos del siglo XIX ya ni se menciona en las actas y reglamentos de las logias. En 1724 se menciona que una logia en Dunblane entregaba un par de guantes y un mandil a sus iniciados. En 1754, en Haughfoot (Inglaterra), la logia estableció “que nadie puede entrar a la logia sin un par de guantes para cada miembro de la susodicha logia”. En la primera “revelación” francesa conocida, que data de 1737, llamada Carta de Herault, se señala que el aprendiz recibe en la ceremonia de iniciación un mandil de cuero blanco, un par de guantes para sí mismo y un par de guantes para la mujer que más estima. La tradición se mantiene viva especialmente en las logias que trabajan en el Rito Escocés Antiguo y Aceptado, si bien otras logias también practican la misma costumbre. Es interesante mencionar que en los grados superiores del Rito Escocés se usan guantes de diversos colores, especialmente negro y verde, además del blanco, apropiados al simbolismo del grado.
LA LETRA G. Naturalmente hemos visto, tanto en iglesias católicas romanas como en muchas protestantes, la cruz labrada o esculpida en alguna posición prominente, circunstancia tomada como símbolo expresivo de la cristiandad. Cosa similar ocurre, cuando observamos en toda Logia Masónica una letra G, en el Este, pintada en la pared o esculpida en madera, o metal y suspendida sobre la silla del Maestro, en realidad, el más prominente y más familiar de todos los símbolos de la Francmasonería. Es ese brillante jeroglífico, que solamente los Artífices vieron una vez; única vez en que lo comprendieron, pues una vez visto supieron al mismo tiempo lo que significaba. Existe cierta incertidumbre sobre la fecha exacta en que este símbolo fue introducido por vez primera en la Masonería Especulativa. No fue derivado, en su presente forma, de los Masones activos de la Edad Media, que conferían sobre la Francmasonería tanto de su simbolismo, que no se encuentra entre los adornos arquitectónicos de las antiguas catedrales. El Dr. Olíver dice que era “en las lecturas antiguas;” aunque esa es una expresión incierta. De la Masonería Criticaea de Prichard, que fue publicada en 1730, parece que el símbolo no estaba en uso en esa fecha; pero puede haber sido omitido. Si Tubal Caín, que fue publicado en 1738, es, como se pretende, idéntico a la obra de Prichard, la cuestión está definida, pues contiene la lectura en la letra G, a cuya referencia se aplica directamente. Sin embargo, el símbolo fue bien conocido y reconocido en 1766, y algunos años antes, el libro titulado Salomón en Toda su Gloria, cuya primera edición apareció en ese año, dice, en la página del título, ser la traducción original del Francés. Contiene la referencia a la vez que la explicación del símbolo. Esta obra contiene abundantes evidencias internas de que es una traducción y de aquí que el sitábolo puede, lo mismo que otros del sistema posterior a 1717, haber sido primeramente introducido en el continente, y después regresada su tradición, todo lo cual indicará una fecha algunos años anteriores a 1776 para el tiempo de su adaptación. En el ritual contenido en Tubal Caíin ( p. 18 ) o, si es únicamente una reproducción de la Masonería Criticada, es decir, en 1768 o 1730, existe una prueba que se titula “La repetición de la Letra G” y que el Dr. Oliver da en sus señales ( p. 454 ) como una parte de las “antiguas lecturas.” Verso prosaico en la forma de catecismo entre examinador y respondedor tiene forma afectada grandemente, en esas antiguas lecturas y dice “Resp. –En medio del Templo de Salomón se encuentra una G”. Y ahora, en cuanto a la significación del símbolo, podemos decir en primer lugar, que la explicación de ningún modo es o ha sido esotérica. Como el símbolo mismo ha estado siempre expuesto al público, formando, como en efecto lo hace, una parte prominente del mobiliario de la Logia, para ser visto por todos, del mismo modo nuestros autores masónicos, de los tiempos primitivos, no han vacilado en escribir, abiertamente y en el lenguaje más llano sobre su significación. El hecho es que la instrucción secreta referente a este símbolo no relata el conocimiento del mismo, ni el modo en el cual y para el cual ha sido obtenido ese conocimiento. Hutchinson, quien escribiera mucho antes de 1776, dice en su Espíritu de la Masonería, (lectura VIII, ) ” …. ahora me incumbe demostrar a ustedes la grandiosa significación de la letra G con la cual las Logias y las medallas de Mmasones se adornan.” ” El aplicarla al nombre de Dios únicamente significa privarla de una parte de su sentido Masónico; aunque ya he demostrado que los símbolos usados en las Logias son expresivos de la esencia de la Div:., el gran objeto de la Masonería como Arquitecto del Mundo.” ” Esta letra significativa designa la geom:., la que, para los artífices, es la ciencia por la cual se calculan y forman todos sus trabajos y para los Masones contiene la determinación, definición, prueba del orden, belleza y sabiduría maravillosa del poder de Dios en su creación.” Además, el Dr. Federico Dalcho, distinguido Masón de South Carolina, en una de sus creaciones pronunció y publicó en 1801 el siguiente texto : “La letra G, que adorna la Logia del Maestro, no es solamente expresiva del nombre del Gran Arquitecto del Universo, sino también designa la ciencia de la Geo:. tan necesaria a los artistas. Pero la adaptación de ella por los Masones no implica más que el respeto a las invenciones, las cuales demuestran al mundo el poder, la sabiduría, y beneficencia del sublime Arquitecto de las obras de la creación.” Finalmente, el Dr. Oliver ha dicho, en su obra Restos Brillantes de los Escritores Masónicos Primitivos, que “… el término G.A.D.U. se usa entre los Masones en significación de éste ser glorioso y sublime, designado por la letra G, que puede aplicarse por todos los hermanos al objeto de su adoración.” Más citas son innecesarias para demostrar que desde los tiempos primitivos, desde la adaptación de la letra como símbolo, su explicación no ha sido considerada parte esotérica o secreta del ritual. Ningún escritor Masónico ha vacilado en dar una explicación demasiado precisa de su significado. Pues el modo en que se obtuvo, así como el objeto de esa explicación, son las únicas cosas ocultas acerca del símbolo. La letra G, como símbolo nunca fue admitida en el sistema Masónico. El uso de ella, como inicial, se debe necesariamente al idioma Ingles y a los tiempos modernos. Pues requiere, por lo tanto, para su representación como símbolo las dos necesarias características de la universalidad y antigüedad. La letra griega gamma, ha sido venerada por los pitagóricos porque era la inicial de la Geometría. Pero esta veneración no podía participarse por otras naciones cuyo alfabeto no tenía gamma, y en donde la palabra significativa de la Geometría era enteramente diferente. No hay duda que la letra G es un símbolo muy moderno, pues no pertenece a ningún sistema antiguo, anterior al origen del lenguaje Inglés. Por deducciones y antecedentes de eruditos Masónicos, parece ser que en realidad se trata de una alteración del símbolo cabalístico del hebreo antiguo, pues la letra yod, que representa el nombre sagrado de Dios, es en realidad el nombre más sagrado. Y tendría en el Tetragrama su significación en ese idioma. Esta letra yod, es la letra inicial de la palabra Jehovah, y se encuentra constantemente entre los escritores hebreos como la abreviatura o símbolo de ese nombre sacratísimo, que en realidad nunca ha sido escrito. Ahora, como la G es en igual manera la inicial de Dios, el equivalente inglés del hebreo Jehovah, letra que ha sido adoptada como el símbolo destinado a suplir en las Logias modernas el lugar del símbolo hebreo. El primero que se adoptó por los fabricantes de rituales ingleses ha sido, sin observación alguna, transportado a la Masonería del continente y se encuentra como símbolo en todos los sistemas de Alemania, Francia, España, Italia, Portugal y todos los otros países donde ha sido introducida la Masonería; también en Alemania sirve, del mismo modo que en Inglaterra, únicamente como un símbolo inteligente. La letra G en tal caso, tiene en la Masonería la misma fuerza y significación que la letra yod tenía entre los cabalistas. Es únicamente el símbolo de la letra hebrea, y como esa es el símbolo de Dios, la letra G es solamente el símbolo del símbolo. En cuanto a su referencia de la Geometría , Kloss el historiador Masónico alemán, dice que los Masones activos antiguos aplicaban la ciencia entera de la Geometría al arte de la construcción, cuya aplicación dio a los Masones ingleses modernos ocasión de abarcar todo el sistema de la Francmasonería bajo el título de Geometría, por lo que tanto el símbolo de esa ciencia, así como el de Dios, fue adoptado con el fin de dar elevación al Grado de Comp:. Masón. En efecto, el símbolo, al considerarse sagrado por su referencia al Gran Geómetra del Universo fue digno de aplicarse a esa ciencia, la que ha sido desde los tiempos más remotos considerada como sinónimo de la Masonería.
Las Obediencias. Las obediencias son federaciones administrativas de logias o de grupos nacionales de logias, que aceptan la prioridad de una logia originaria, o por lo menos aceptan el someterse a una cierta coordinación. Los “ritos”, son sistemas de grados masónicos, en función de los cuales se prescriben ceremonias y características específicas. Eventualmente al interno de una misma obediencia, se pueden encontrar ritos diversos, sin que esto comporte un cisma. Y al contrario se puede encontrar el mismo rito en diversas obediencias. Esto en el plano teórico, pues en la práctica se dan cismas, divisiones y rivalidades, por motivos de obediencias y de ritos y por interferir los jefes de un ámbito en el de otro. En cuanto a las obediencias se pueden distinguir: La obediencia de la Gran Logia Unida de Inglaterra , reconocida como la “Gran Logia Madre” para todo el mundo, por la mayoría de los masones en el mundo (cerca de seis millones). Sus textos principales son “Basic Principles for Grand Lodge Recognition” (Principios para el reconocimiento de la Gran Logia) y “Aims and Relationships of the Craft” (Fines y Relaciones del Arte). Estos escritos determinan los criterios de Regularidad Masónica de la Gran Logia, los cuales son tres: Regularidad de origen. Sólo una Gran Logia puede fundar una logia regular, o tres logias regulares conjuntamente. La regularidad de territorio (Solo se puede reconocer una Gran Logia por País). Regularidad de doctrina. Se necesita creer en Dios como el Gran Arquitecto del Universo. Usar un libro que contenga la sagrada ley que normalmente es la Biblia, pero en oriente puede ser otro. La exclusión de las mujeres. La prohibición de discusiones políticas. No obstante estas bases deducidas de las Constituciones de Anderson su interpretación es muy variada y discutida. Se pone en entredicho la regularidad, sobre todo de las logias de Francia, España y América Latina a las cuales se acusa de admitir ateos, de no usar la Biblia y de ocuparse de temas políticos (las logias se convierten en núcleos de poder), así como de admitir mujeres. ¿Por qué en la Masonería no hay mujeres? La Masonería está esparcida por todo el mundo y en cada lugar adopta las costumbres y tendencias del medio que sean compatibles con sus principios. Así, está generalizada en todas partes la Masonería masculina, lo que no impide que en algunos países se practique la Masonería mixta y/o la femenina. La razón que explica la existencia mayoritaria de la Masonería masculina está en el hecho histórico irrefutable que, como se dijo en otro pasaje, la Masonería actual deviene de los gremios de constructores, de la Edad Media que, obviamente estaban integrados exclusivamente por hombres. La mujer en la Masonería. La Orden Masónica Mixta Internacional “El Derecho Humano”.Las normas masónicas tradicionales no permitían el acceso de la mujer a la Masonería, dentro del concepto de su época de contemplar a aquella como un ser sin plena libertad ni capacidad. Este es un ejemplo de cómo la Masonería se mueve con la Historia, como no podía ser menos, y de cómo sus ideales encuentran nuevos desarrollos al paso de los tiempos. En efecto, poco a poco se va creando la llamada “Masonería Femenina de Adopción”, en la cual la mujer es aceptada bajo una especie de tutela de los hombres y con separación en las reuniones. Por eso resulta tan importante y, para su época, progresista, que en 1892 la hermana Marie Deraismes, iniciada en una logia liberal de Paris, y el senador Georges Martin, creen la Obediencia “Le Droit Humain” con dos planteamientos que siguen siendo fundamentales hoy en día: su carácter mixto, es decir, con plena igualdad y fusión de hombres y mujeres; y el de internacional, es decir, que con una estructura de federaciones nacionales autónomas, todas ellas se integran en una común Organización Mundial, actualmente presente en más de cincuenta países de los cinco continentes. El “Derecho Humano” se integra en la Masonería Liberal, mantiene relaciones de reconocimiento con numerosas Obediencias masónicas de diversos países y varias de sus federaciones pertenecen a la Organización masónica “CLIPSAS”. El reconocimiento mutuo significa que un masón del Derecho Humano tiene libre acceso, en calidad de visitante, a las reuniones de otras Obediencias, tratándose como a un hermano más. Actualmente existen Obediencias Liberales que integran a la mujer por separado (logias masculinas y femeninas), y algunas Obediencias de carácter nacional con sistema mixto.
No deseamos negar la validez de nuestros hermanos masones de otras Obediencias. Por eso, nos limitamos a exponer las características básicas de nuestra Orden, y a recordar que la Masonería es un Gran Árbol de tronco único y múltiples ramas, de raíces profundamente antiguas. Por eso, soporta los vendavales que afectan a una rama determinada, o la siempre posible desviación o descomposición de una de ellas (caso Propaganda Dos).
El CLIPSAS. Centre de Liaison et d’Information des Puissances çonniques signataries de l’Appel de Strasbourg (Centro de Unión e Información de las potencias masónicas firmatarias del Apelo de Estrasburgo). Reúne desde 1971, los grandes Orientes de Francia, Bélgica y Alemania y las grandes logias de Holanda, Dinamarca e Italia. Estas obediencias denuncian el dogmatismo y conservadurismo de las logias anglosajones, y admiten en sus filas ateos, agnósticos y mujeres y no renuncian a una acción política en favor de los derechos del hombre y de la democracia. Aunque los logias de lengua española no adhieren formalmente al CLIPSAS, por lo general se encuentran en posiciones similares

La Masonería de Franja. La Gran Logia Unida de Inglaterra, denomina masonería de franja (frangia, fringe masonry, al límite), al conjunto de obediencias cuyos intereses se centran en el ocultismo y la magia. Aspectos que la masonería regular ha ido progresivamente abandonando. Esta masonería de franja pretende ocuparse de los Grados superiores Azules. El simbolismo de esta masonería se inspira en el antiguo Egipto.
La Masonería Irregular. Consideradas como irregulares por parte de la Gran Logia Unida de Inglaterra y en base a las constituciones de Anderson son las obediencias femeniles y mixtas surgidas con el propósito de reconocer con pleno título de pertenencia a la masonería a las mujeres. La principal logia irregular es el orden mixto Le Droit Humain fundada por la feminista María Deraismes en 1893 en Francia.
Logias de Adopción. Una mención aparte se debe hacer de las que son simples auxiliares que organizan a las hijas y esposas de los masones, sin considerarlas propiamente miembros de la orden.
Los Ritos. Existen diferentes ritos. El más difundido en América Latina es el Rito Escocés Antiguo y Aceptado, que consta de 33 grados. En las enciclopedias masónicas se encuentran centenares de ritos o sistemas de grados. Al centro de los ritos se encuentra.
El Rito de Emulation el cual nace de la Gran Logia Unida de Inglaterra con sus tres grados básicos, aprendiz, peón y maestro, y es el más difundido en el mundo. En este rito cada grado tiene jerarquías propias. En algunos lugares tiene grados complementarios como el grado del Arco Real, grado complementario del maestro o el grado Mark Master que complementa el de peón. En la masonería anglosajona se encuentran también difundidos los grados Knights Templar.
El Rito de York. En los Estados unidos se encuentra largamente difundido el cual reúne los grados del Arco Real, el Marco grados del cuarto al séptimo, los grados Crípticos (del octavo al décimo) y cuatro ulteriores grados templarios.
El Rito Escocés Antiguo y Aceptado, Otro rito largamente difundido es dividido en 33 grados, donde los masones más importantes son de grado 33, cosa que no necesariamente ocurre en otros ritos. La Masonería tiene una extensa jerarquía compuesta por 33 grados. Primer Grado: El masón Aprendiz jura: “No revelaré ninguno de los secretos de la masonería, bajo pena de que me corten el cuello”.
Iniciación en el sendero ético. En el grado de Aprendiz de la Francmasonería Simbólica, se dedica el Masón a la Iniciación en el sendero ético. Un adolescente frente a un trozo de piedra de forma irregular labrándola con un mazo y el cincel, simbolizan sabiamente el significado del grado de Aprendiz. En esta alegoría, la piedra de forma irregular, representa una personalidad inculta y sin propósito de vida conscientemente definido. Corresponde al aprendiz masón cultivar su personalidad y dar una orientación definida a su existencia, mediante el uso de los instrumentos que le proporciona la Francmasonería. Es decir, que le corresponde labrar la piedra bruta de su personalidad, desbastar sus irregularidades, con el mazo de la voluntad y el cincel de la inteligencia; hasta convertirla en una piedra cúbica hecha a escuadra, capaz de servir de material adecuado para construir un templo espiritual a la Gloria del Gran Arquitecto del Universo.
Segundo Grado; El masón Compañero jura: “No revelaré jamás ninguno de los secretos de la masonería a los que no son masones, ni siquiera a los Aprendices, y esto bajo pena de que me arranquen el corazón y de que mi cuerpo sea arrojado a los cuervos”.
Iniciación en el sendero psíquico. Así se llama la ceremonia por la cual un Aprendiz es ascendido al segundo grado y pasa a ser Compañero Masón. El aumento de salario demuestra que la Francmasonería en sus rituales y símbolos, permite afirmar que ella sigue el sendero de la evolución espiritual progresiva y gradual, como en la Escuela de los Misterios de la antigüedad, de las cuales es su heredera y continuadora. Es una escuela que enseña y educa por métodos especiales. Comienza su obra bienhechora en sus adeptos y por intermedio de éstos la termina en la sociedad profana.No se puede clasificar la Francmasonería entre las instituciones individualistas o colectivistas. Es seguidora de la doctrina ECLÉCTICA. Se interesa primeramente en la educación del individuo, porque concibe que sería absurdo propender al progreso de la sociedad, sin antes instruir y educar a los miembros que la componen. El todo es la suma de la partes. Masón, en todo caso su propósito es el progreso espiritual de la sociedad y de toda la humanidad. Este propósito final resalta elocuentemente en los recomendaciones que el ritual de aumento de salario hace al masón. Le dice que debe esforzarse para despertar en cada hombre el sentido de la dignidad personal. Cristianamente dice que debe desear para los demás lo que para sí mismo desearía. Ser caridad de luz para los que la necesitan. Constituirse en ejemplo de cuantos le rodean. Termina encareciendo que los hermanos trabajen por aquellos que sumidos en la ignorancia y la miseria, constituyen el pueblo que es la base de la evolución y el progreso de la humanidad.
Tercer Grado: Gabriel López de Rojas, quien fuera iniciado a la masonería en los mas altos grados del Rito Escocés Antiguo y es fundador de la organización paramasónica Orden Illuminati asegura que la leyenda masónica de Hiram Abiff, asociada al tercer grado masónico es claramente luciferina.
Iniciación en el sendero espiritual. Se han analizado los estudios desde los puntos de vista ¨exotérico y esotérico¨ en las iniciaciones de primero y segundo grados. Ahora nos corresponde referirnos a la iniciación en el sendero espiritual o transcendente sea la Maestría¨. La Francmasonería constituye un camino para que sus adeptos intenten el supremo esfuerzo de trascender de la muerte a la inmortalidad, que tal es la magna tarea que corresponde al Maestro Masón; habiendo pasado de la ignorancia a la sabiduría y del reino de la ilusión al de la Verdad en los grados inferiores. La Tarea que designamos no es simbólica; sino la realidad pura e incuestionable, puesto que cualquier persona que puede experimentarla por sí misma, sin impedimento alguno y sin más condición que buscar la Verdad y practicar la Virtud, en el Sendero de la Perfección, es decir, La Verdadera Realización.
Interpretación espiritualista de la Francmasonería. El tema materialismo – espiritualismo, correspondió en su discusión a los filósofos pre – socráticos de Grecia, siendo Heráclito y Demócrito los primeros. Demócrito, fundador de la teoría atomista sobre la constitución de la materia, fue el precursor de las modernas teorías sobre la indestructibilidad de la existencia del alma, pero compuesta por átomos. Heráclito, proclama que el fuego es la potencia vital creadora; sentó como doctrina la constante mutación de la vida, precursor de la dialéctica principio de la negación: Nada existe todo fluye, todo deviene. En esta forma en los albores del surgimiento de la cultura occidental, surgen los concepto del átomo simbolizando el materialismo y el fuego, el espiritualismo. Posteriormente Platón, plantea la tesis que la realidad es la idea intangible y de la inmortalidad del alma y Aristóteles señala que la realidad es la cosa sensible. Así nacieron las expresiones clásicas ¨Idealismo y Realismo¨. El idealismo de Platón mantuvo un repunte en Plotino y el neoplatonismo del siglo II inspiró los primeros teólogos, como Ori genes y San Agustin. La teología católica acepta las enseñanzas aristotélicas y posteriormente del escolasticismo de la Edad Media. En aquella época pensar diferente era caer en tremenda herejía y ser candidato a las penas impuestas por la inquisición.
El materialismo moderno. Doctrina que sólo reconoce en el universo la sustancia, como materia, niega el espiritualidad o inmortalidad del alma. Tiene el materialismo dos connotaciones: Una negativa, que rechaza todo lo suprasensible e inmaterial y otra positiva que explica que la materia es la única realidad del ser y que el universo se debe a sus atributos. El filósofo inglés HOBBES, aplica el atomismo de Demócrito a la explicación integral del universo y se convierte en el vocero del materialismo. Se pueden considerar como seguidores de HOBBES, en su materialismo a: Strauss, Feurbach, Bauer, Stirner, Moleschott, Buchner, Holbch Y Marx, en sus conceptos que la materia es el principio y el fin del universo.
Espiritualismo. Es la doctrina filosófica que reconoce la existencia de seres inmateriales. El vocablo espiritualismo viene del latín ¨EPIRITU¨, que quiere decir soplo y significa sustancia incorpórea. El espiritualismo no es una escuela filosófica definida con características precisas. Pero se le puede reconocer algunos principios: A. El reconocimiento de un ser espiritual como causa primera del universo. B. La inmortalidad del alma. C. La existencia de seres inmateriales. Por ello se consideran espiritualistas las religiones que tienen como Culto a un Dios espiritual, las instituciones esotéricas que proclaman la evolución espiritual de la humanidad y las escuelas filosóficas que reconocen la existencia de seres espirituales. Se pueden consideras espiritualistas en el terreno filosófico a Giordano Bruno, Descartes, Spinoza, Leibnitz, Barkeley, Kant, Schelling, Hegel, Schpenhauer entre otros.
En el grado 18° se enseña al iniciando la naturaleza de Lucifer en cuanto Ángel de la Luz; y se celebra una parodia de misa con pan y vino “consagrados” por el Venerable Maestro de la Logia.
En el ritual de iniciación del grado 29° el iniciando pisa y escupe sobre un crucifijo, al que considera como signo de destrucción y muerte oprobiosa.
Al llegar al treintavo grado (llamado “Kadosh”) se debe pisar la tiara papal y la corona real, simbolizando el repudio a sus mayores enemigos, la Iglesia y el Estado. Entonces se jura liberar a la humanidad “de las ataduras del despotismo” (que se refiere, sobre todo a la Iglesia Católica). Los masones se consideran libres pensadores para opinar sin contar con la Biblia o la Iglesia a la que consideran una tiranía y sin embargo están atados a la logia.El Rito Francés, mucho más simplificado y escaso de grados y; ritos más complejos como los de la masonería egipcia,
El Rito de Menphis tiene 92 grados y el de Misraïm, 90.

Grado del Arco Real de Jerusalén. Que puede considerarse como la culminación de los grados de la masonería simbólica, ya que sin ella la Suprema Orden del Santo Arco Real de Jerusalén no tendría sentido y ésta es la razón por la que su desarrollo está íntimamente ligado al del simbolismo. Aunque Tienen su organización independiente, no sería incorrecto decir que un masón no conoce la historia completa, o no ha finalizado su formación, hasta que se convierte en Compañero de la Orden. Las más remotas referencias del Arco Real en actas de reunión de logias inglesas, aparecen precisamente en una de Modernos, en Bristol en 1758. Posteriormente, en 1766, su Gran Maestro Lord Blayney fue exaltado en un Capítulo que al parecer se estableció con La ayuda de la Logia Caledonia. El nuevo Capítulo adquirió el título de “The Excellent Grand and Royal Chapter” y el 27 de Julio de 1766, un mes después de su exaltación, Lord Blaney, Primer Principal del Capítulo y autonombrado “Muy Excelente Gran Maestro del Real Arco de Jerusalén”, otorgó una carta patente de institución a determinados masones, de entre los Modernos, los cuales establecieron así un Supremo Gran Capítulo, con él mismo en la presidencia. Esa célebre carta patente, llamada “Charter of Compact”, está expuesta en la Biblioteca del Freemasons’ Hall, en la Great Queen Street de Londres. El Segundo Templo. Al contrario de los demás pueblos, los judíos veneraban a un Diós espiritual que no podían retratar, pintar o esculpir. Hasta su Nombre era objeto de misterios y temor; por ello se utilizaban nombres sustitutivos como Adonai, El Eloe o El Shadaí, cuyo significado es Dios el Todopoderoso. Los hijos de Israel estaban divididos en doce tribus y de entre ellas, la sacerdotal era la de los levitas (de Levy). Sus antepasados habían sido trasladados como esclavos a Egipto muchos años antes tal como relata la Biblia. Salieron de ese país conducidos por Moises, “el hombre de Dios”, atravesando el Mar Rojo. Después, a lo largo de cuarenta años, se instalaron en el país del Este del Mediterráneo y permanecieron allí sin terminar nunca del todo la conquista del territorio. El periodo más importante de este pequeño país fue en el siglo Décimo antes de Cristo bajo dos reyes consecutivos, David y su hijo Salomón. David planificó un templo en Jerusalén, a la que había hecho su capital, pero fue su hijo Salomón el que finalmente lo edificó. Este es el templo y su construcción sobre el cual se basan los rituales de los tres grados simbólicos de la Masonería. Después de la muerte de Salomón en el 930 a.C., diez de las tribus se sublevaron y el país se dividió en dos reinos: Israel en el Norte con esas diez tribus y Judá en el Sur con las otras dos. En el 600 a.C., el reino del Norte fue dominado por sus invasores y solo quedó en manos judías el pequeño reino de Judá, en un área reducida alrededor de Jerusalén. Catorce años después, Nabucodonosor, Rey de Caldea, el más poderoso del Oriente Medio, capturó Jerusalén, lo saqueó llevándose los tesoros del Templo a su capital, Babilonia a unos ochocientos kilómetros al Este, y los instaló en el templo de Bel. Dejó a Jerusalén en ruinas y deportó a sus habitantes hacia Babilonia. En general, los judíos consiguieron mantener sus tradiciones y su carácter a pesar del cautiverio, de tal modo que, cuando les permitieron irse, cincuenta años después, su primer cuidado fue reasumir su culto a Dios. Esto ocurrió cuando el imperio caldeo fue conquistado por Ciro, Rey de los medas y los persas, y un edicto este rey permitió a los judíos regresar a las ruinas de Jerusalén Y empezar la reconstrucción del Templo. No obstante, el pueblo que Entonces vivía en Jerusalén no estaba en condiciones de aceptar el regreso de sus antiguos enemigos, por lo que los judíos encontraron una oposición considerable; pero con sus caudillos Zoroabel, Ageo y Josué, el Templo se reconstruyó definitivamente hacia el 530 a.C.. Es sobre este segundo Templo sobre el que se basa el ritual del Arco Real. El Supremo Gran Capítulo Del Arco Real En España. Varios masones ya familiarizados con el ritual a través de su pertenencia a capítulos franceses, pidieron al “Grand Chaprîte de l’Arche Royale pour la France” la constitución y consagración del primer Capítulo en España. Se consagró el 10 de Octubre de 1982, el Capítulo “Fraternidad Universal” nº 271, que trabajaba en castellano alternativamente en Madrid y en Barcelona, exaltó a candidatos de ambas ciudades, hasta que creció lo suficiente como para solicitar la Carta Patente para uno nuevo. Obtenida, nació “Fidélitas”, que se consagró en Barcelona el 27 de Enero de 1998. A estos le siguió otro Capítulo en Las Palmas de Gran Canaria con el nombre “Afortunada” nº 283, consagrado el 17 de Enero de 1989. Con tres Capítulos en funcionamiento se solicitó de Francia la consagración del Supremo Gran Capítulo de España, naturalmente otorgado, consagrándose el 8 de Julio de 1989, en Barcelona. Como consecuencia de este tránsito a la jurisdicción española, los Capítulos operativos se denominaron “Fraternidad Universal” nº 1, “Fidélitas” nº 2 y “Afortunada” nº 3; a ellos les siguieron Capítulos en Jávea, Ibiza, Barcelona, Tenerife y Valladolid. Desde sus inicios, el Supremo Gran Capítulo de España había previsto la necesidad de trabajar en otros Ritos y a tal efecto había solicitado al General Grand Chapter International de los Estados Unidos, una Carta Patente para trabajar en el Rito de York, en el que se accede al Arco Real pasando por las etapas intermedias de Maestro de Marca, Pasado Maestro (virtual) y Muy Excelente Maestro. La petición fue aceptada y para cumplimentarla viajaron a España cuatro Excelentes Compañeros de Norteamérica, quienes, el mismo día de la entrega de la Carta Patente, consagraron para el Capítulo de España tres nuevos Capítulos: “Acacia” nº 6 en Barcelona, “George Washington” nº 7 en Madrid y “Thomas Smith Webb” nº 8 también en Barcelona. Como es lógico, hubo que conferir previamente a varios compañeros los niveles mencionados anteriormente que no tenían en este Rito. Posteriormente se fundaron los Capítulos Saint George nº 9, Tajinaste nº 10, Hermes Amistad nº 11, Majórica nº 12, Fraternidad Europea nº 13, Galaico nº 14, Torrevieja nº 15 de ritos Domatic y Aldergaste y el Capítulo Witt Clinton nº 16 en rito de York. El Consejo Supremo puede autorizar otros grados y Ritos.

ORGANIZACIÓN. La característica distintiva de organización de la Masonería especulativa es el sistema de la Gran Logia fundado en 1717. Cada Gran Logia regular o Consejo Supremo en el sistema escocés, o Gran Oriente en el sistema mixto, constituye una organización soberana e independiente con poderes legislativo, judicial y ejecutivo. Se compone de las logias u organizaciones inferiores de su jurisdicción o de sus representantes reunidos de modo regular y de los grandes oficiales elegidos. Una logia debidamente constituida ejerce la misma autoridad, pero en una esfera más restringida.
Los Oficiales Indispensables De Una Logia Son:
el Maestro Adorador, el Guardián Mayor y Menor, y el Tejador. El maestro y los guardianes son normalmente auxiliados por dos diáconos y dos mayordomos para el trabajo ceremonial y social y por un tesorero y un secretario. Muchas logias tienen un Capellán para las ceremonias y discursos religiosos. Los mismos oficiales en mayores cantidades y con rimbombante títulos Gran Maestro Muy Adorador, Soberano Gran Comandante, etc., existen en las Grandes Logias.
Como los gastos de los miembros son fuertes sólo personas ricas pueden permitirse el pertenecer a la fraternidad. Se restringe además el número de candidatos por prescripciones con relación a sus cualidades morales, Intelectuales, sociales y físicas, y por una reglamentación que exige la unanimidad de votos secretos para su admisión. Así que, contrariamente a su pretendida universalidad, La Francmasonería parece ser una sociedad muy exclusiva, tanto así que es una sociedad secreta, cerrada al mundo profano del común de los mortales. La Francmasonería, dice la “Keystone (Piedra Angular)” de Filadelfia que no tiene derecho a ser popular. Es una sociedad secreta. Es para los pocos, no para los muchos, para los escogidos, no para las masas. En la práctica, en verdad, las prescripciones acerca de los dones intelectuales y morales no son rigurosamente obedecidas: Cantidad se admiten … cuyo único objetivo es hacer de sus miembros un medio para promover su interés pecuniario. Hay un numero considerable de nuevo, que aprecia La Francmasonería únicamente por las reuniones sociables que le son atribuidas. De nuevo he oído hombres que dicen abiertamente, que se habían afiliado para tener acceso a cierta clase de individuos, como asunto de negocios, y que fueron obligados a hacerlo porque cada quien así lo hacía. Además hay un gran numero que se afilian por curiosidad o tal vez, porque alguien en una posición por encima de ellos es masón. Muy semejante a esto es esa clase de individuos que desean una asociación simpática. En la Masonería encuentran los medios de tener fácil acceso a una sociedad, que se les niega por convenciones sociales. Tienen riqueza pero ni el nacimiento ni la educación que les permitan ser elegibles para relaciones corteses y distinguidas. El negocio nunca esta ausente de sus palabras y actos. El cuerpo Masónico incluye un gran número de publicanos.Organización De La F.M. Se ingresa en la F.M. en el grado de aprendiz y cuando los mandos juzgan al hermano suficientemente preparado, lo admiten al grado de compañero, en cuya logia ingresa. Después de una observación conveniente, se le asciende a maestro. Cada logia tiene catecismo, rituales y símbolos propios. Los masones así seleccionados eligen periódicamente a las autoridades de la institución masónica. Desde el punto de vista democrático, esta estructura merece importantes objeciones:
En la organización visible, los jefes son nombrados por elección, mientras que en la organización de grados lo son por selección.
En la organización secreta los miembros conservan su grado indefinidamente, mientras que en la organización visible los nombramientos son temporales. Dicho con mayor claridad: se realizan elecciones periódicas y se renuevan las autoridades, pero el cuerpo electoral es un club exclusivísimo, formado tan sólo por miembros digitados desde arriba por un poder invisible.
Un tercer problema es que es un deber esencial del masón superior participar en las reuniones de los grados inferiores sin que su grado sea conocido por los de grado más bajo. Infiltradas por el número suficiente de superiores, las logias subalternas votan así, infaliblemente, lo que se les inspira de arriba, creyendo incautamente que son ellas los que resuelven.
Más allá de los tres grados básicos citados, la organización se vuelve más impenetrable. Es correcto decir que la F.M. es, más que una organización, una serie de organizaciones concéntricas, centralista y verticalista. A ellas se agrega una constelación de entidades periféricas que cumplen dos propósitos: (a) servir de vivero o fuente de captación de afiliados; (b) difundir las ideas masónicas sin comprometer a la masonería.
Para concluir esta somera reseña de la estructura masónica es preciso referirse a su característica más inquietante desde el punto de vista de la Constitución y los derechos humanos: el juramento masónico. estudiada la F.M. según sus propios documentos, surge que la misma exige y hace cumplir a sus integrantes juramentos de fidelidad a jefes desconocidos, según fórmulas de las que la siguiente es típica: “Si Yo Faltase En Lo Más Mínimo A Mi Juramento, Que Me Corten El Cuello, Me Arranquen El Corazón, Los Dientes Y Las Entrañas Y Las Arrojen Al Fondo Del Mar; Sea Quemado Mi Cuerpo Y Mis Cenizas Esparcidas Por El Aire, Para Que No Quede Nada De Mí, Ni Siquiera El Recuerdo Entre Los Hombres Y Entre Mis Hermanos Masones” (Fuente: Journal Maçonnique, Latomia, 1869, p. 68). ¿Antigualla? ¿Chiste? ¿Resabio de épocas autoritarias, en que la F.M. tenia motivos para temer a un poder intolerante? Bienvenidas todas las hipótesis, a condición de que, en justa reciprocidad, se considere también la posibilidad de que el macabro juramento sea real, actual… e ilegal.
De la regla Masónica. (Amor fraterno, Ayuda, y Verdad) son seguramente las dos primeras, especialmente tal como se entienden en el sentido de ayuda mutua en todas las emergencias de la vida, las principales razones de adhesión para la mayor parte de los candidatos. Esta asistencia mutua, simbolizada sobre todo por los cinco puntos de confraternidad y el Gran Saludo En Señal De Desgracia del tercer grado, es una de las características fundamentales de la Francmasonería. Por su juramento el Maestro Masón se compromete a mantener y sostener los cinco puntos de confraternidad de hecho así como de palabra, i.e., asistir a todo Maestro Masón en cada ocasión según sus facultades, y en especial cuando haga la señal de desgracia. En Duncan, “Ritual americano” , el Archi-Masón Real jura incluso: Ayudaré a un compañero Archi-Masón Real, cuando lo vea metido en cualquier dificultad y tomaré su causa para liberarlo del problema tenga o no razón.
La Masonería y las ideologías Como vemos, en Masonería no caben dogmas, estando abierta a todas las actitudes respetuosas con las formas de pensar ajenas. En Masonería existe una vieja fórmula que propugna no tratar de política o religión, salvo para esclarecer a los demás. Esto significa que la Masonería no es partidista y que en ella no se pueden dar consignas, no se puede tratar de imponer ideas sino exponer las mismas. Sería un error considerar que la Masonería es una organización en la que unas conclusiones mayoritarias obligan a actuar social y políticamente a todos, y mucho menos, en la directriz de una autoridad imponga un camino a seguir. Esta forma de actuar sería antimasónica. Sin embargo, la historia y el mundo están impregnados de realizaciones de inspiración masónica. De ahí deducen los críticos de nuestra organización su peso político y su papel como fuente de directrices concretas. Lo que ha ocurrido y lo que ocurre, es que los hombres y mujeres que trabajan con los ideales de Libertad, Igualdad y Fraternidad, llevan, cada uno de una forma libre e individual, esas actitudes y principios a su mundo familiar, social, político, laboral, etcétera. Lo hacen en la forma en que voluntariamente deseen, y con los aspectos concretos que en conciencia decidan. Si, por ejemplo, la fraternidad universal es un principio masónico, no será extraño que la mayoría de los masones se hayan encontrado en primera fila de la constitución de organismos internacionales, de la unidad europea, etcétera. El masón es un ser humano comprometido, las más de las veces, en un proyecto político, social, intelectual, filosófico, etcétera, porque debe ser un ser consciente y responsable al que no le dejan indiferente los demás.
Las Roscas. Es un hecho atestado por hombres experimentados de todos países que, dondequiera que la Masonería es influyente, los no masones sufren en sus intereses por la preferencia sistemática que masones se dan el uno al otro en nombramientos a cargos y empleos. Incluso Bismarck se quejó de los efectos de esta ayuda Masónica mutua, que es perjudicial asimismo para la igualdad cívica que para los intereses públicos. En libros y revistas Masones, los actos ilícitos y traicioneros, ejecutados para prestar esta ayuda mutua, son recomendados y alabados como una gloria de La Francmasonería. Las mismas leyes inexorables de la guerra, dice el orador oficial del Gran Oriente de Francia, Lefèbvre d’Aumale tienen que doblegarse delante de La Francmasonería, lo que es quizás la demostración más notable de su poder. Una señal bastó para detener la matanza; los combatientes tiraron sus armas, se abrazaron el uno al otro fraternalmente y se volvieron enseguida amigos y Hermanos como sus juramentos lo prescriben, y el Handbuch lo declara: Esta señal ha tenido efectos benéficos, particularmente en tiempos de guerra, cuando frecuentemente aplaca a los más acerbos enemigos, de manera que escuchan la voz del humanismo y se dan ayuda mutua en lugar de matarse el uno al otro. Incluso la ampliamente propagada sospecha, de que a veces la justicia es frustrada y criminales Masones son salvados de un merecido castigo, no se puede estimar infundada. La dicha práctica de ayuda mutua es tan reprensible que los mismos autores Masones la condenan severamente. “Si”, dice el Hermano Marbach, “La Francmasonería pudiera verdaderamente ser una asociación, e incluso una secreta, de hombres de los más diversos rangos de la sociedad, ayudándose y promoviéndose el uno al otro, sería una asociación inicua, y los policías no tendrían deber más urgente que el exterminarla”.
Rebelión y Traición. Otra característica de la ley Masónica es que traición y rebelión en contra de la autoridad civil son declaradas sólo como crímenes políticos, que no afectan la buena reputación de un Hermano más que la herejía, y no proporcionan ninguna razón para un juicio Masónico. La importancia que la Masonería atribuye a este punto se manifiesta por el hecho de que se publica en el Artículo II de los Antiguos Cargos, que define los deberes de un Francmasón con respecto a las autoridades Estatales y civiles. Comparado con el mandato correspondiente de las constituciones góticas de la masonería operativa, no es nada menos ambiguo que el Artículo I acerca de Dios y de la religión. Las antiguas Constituciones góticas cándidamente ordenaban: Asimismo serás fiel vasallo del Rey sin traición ni mentira y que no conocerás traición sin enmendarla, si puedes, sino advertirás de ella al Rey o a su consejo. El segundo artículo de La Francmasonería moderna especulativa (1723) dice: De los magistrados civiles, supremos y subordinados. Un Masón es un pacífico sujeto de las Autoridades Civiles, dondequiera que reside o trabaja, y nunca tendrá nada que ver con Complots ni Conspiraciones en contra de la paz y el bienestar de la Nación, ni se comportará de manera indebida con los Magistrados subalternos; Porque la Masonería siempre ha sido perjudicada por la Guerra, el derramamiento de sangre y la Confusión, los antiguos Reyes y Príncipes han sido muy bien dispuestos a alentar a los masones, debido a su Pacifismo y Lealtad, con lo que prácticamente contestaron a las Criticas de sus adversarios y promovieron el Honor de la Fraternidad, que siempre floreció en Tiempos de Paz. De manera que si un Hermano pudiera Rebelarse en contra del Estado, su Rebelión no se debe aprobar, pero se le debe tener lastima como a un hombre infeliz; y, si no se le declara culpable de ningún otro Crimen, sin embargo, la fiel Hermandad tiene que y debe repudiar su Rebelión, y no debe tener resentimiento ni Razón de Envidias políticas hacia el Gobierno por el momento; no pueden expulsarlo de la Logia y su Relación a con ella es inabrogable. Así que la rebelión, según la Masonería especulativa moderna, es sólo desaprobada cuando se conspira contra la paz y el bienestar de la nación. La hermandad debe rechazar la rebelión, pero sólo para preservar a la fraternidad de problemas por parte de las autoridades civiles. Un hermano culpable de rebelión no puede ser expulsado de la logia; Por el contrario, sus compañeros masones están particularmente obligados a compadecerse de él en su infortunio cuando en prisión o frente a las cortes tenga que sufrir de las consecuencias de su rebelión y le darán fraternal ayuda tanto como puedan. La Francmasonería misma como organización es muy pacífica y leal, pero no desaprueba; al contrario, alaba aquellos hermanos que por amor de la libertad y del bienestar nacional complotan con buen éxito en contra de monarcas y otros gobernantes despóticos, aun cuando, como asociación de utilidad pública exija privilegios y protección de los reyes, príncipes, y otros altos dignatarios para el éxito de su obra pacífica. La lealtad a la libertad, dice la Crónica del Francmasón,pasa por encima de todas las otras consideraciones. La sabiduría de esta reglamentación, observa Mackey, será evidente cuando consideremos que si la traición o la rebelión fueran crímenes masones, casi cada masón en las Colonias Unidas en 1776, habría sido sometido a expulsión y cada Logia a la confiscación de su autorización por las Grandes Logias de Inglaterra y Escocia, bajo cuya jurisdicción estaban en ese momento. Revoluciones. Si bien las Logias Masónicas cumplieron una labor fundamental en la independencia de Estados Unidos y la América Española, como así también en el Risorgimento o Movimiento De Liberación Y Unificación Italiana, sus Logias no necesariamente son revolucionarias. Estas son sólo una expresión circunstancial en la Historia de la Masonería.

Vínculo Indisoluble. Un engañoso refrán es Masón una vez, Masón siempre. Esto a menudo se interpreta como que el vínculo Masónico es indisoluble, y que no hay ninguna remisión de sus consecuencias u Obligaciones que ni siquiera la muerte puede cortar la unión de un Masón con la Francmasonería. Pero indudablemente un Masón tiene el Derecho de Demisionar y este derecho, cualquiera que sea la opinión de la jurisprudencia Masónica y según los derechos naturales e inalienables del hombre, se extiende hasta un retiro completo no sólo de la logia sino también de la hermandad. En la escala de penas Masónicas la expulsión es la más grave. Además de aquellos que han sido expulsados o que han renunciado hay muchos masones no afiliados que han cesado de ser miembros activos de una logia, pero según la ley Masónica, la cual, por supuesto, no puede obligar más que de lo que esta autorizada por las reglas generales de la moralidad, quedan sujetos a la logia dentro de la jurisdicción de la cual ellos residen. Sobre La Unidad. las autoridades Masónicas unánimemente afirman que la Francmasonería en todo el mundo es una sola, y que todos los francmasones constituyen en realidad una sola logia; que las diferentes logias existen sólo por conveniencia, y que por consiguiente todo Masón regular tiene derecho a ser recibido en toda logia regular del mundo como un hermano, y, en caso de que esté en apuros, a que se le ayude. El buen entendimiento entre masones de diferentes países es favorecido por las relaciones personales y por la correspondencia, especialmente entre las oficinas de los grandes secretarios y por los congresos internacionales que llevaron al establecimiento en 1903 de una oficina permanente internacional en Neuchâtel, Suiza. No hay ninguna Gran Logia general o dirección de la Francmasonería, aunque varios intentos se han hecho en casi cada uno de los más grandes estados o países para establecer una. Disensiones incesantes entre sistemas y Cuerpos Masónicos son características de la Francmasonería en todos los países y épocas.
La Unidad Federal de la Francmasonería. basta para demostrar una verdadera solidaridad entre masones y Cuerpos Masónicos en todo el mundo de donde viene la acusación de complicidad en las maquinaciones que algunos de ellos tienen. Esta solidaridad es públicamente reconocida por autoridades Masónicas. Pike por ejemplo, escribe Cuando el periódico en Londres que habla de la Francmasonería de la Gran Logia de Inglaterra, con menosprecio protestó que la Francmasonería inglesa era inocente de las acusaciones proferidas por la Bula Papal (Encycl. 1884) contra la Francmasonería, cuando declaró que la Francmasonería inglesa no tenía ninguna opinión política ni religiosa, y que ni en el menor grado simpatizaba con las permisivas opiniones ni con las extravagantes declaraciones de una fracción de la Francmasonería Continental, recibió muy justamente y de manera muy concluyente un jaque mate por los Organos Romanos con la respuesta, “le es inútil protestar, Ustedes son francmasones y ustedes los reconocen como francmasones. Ustedes les dan aprobación, estímulo y apoyo y son responsables junto con ellos y no pueden evitar esa responsabilidad”.

Estadísticas. Ya que estadísticas exactas no siempre se tienen y que los métodos de enumeración difieren en los diferentes países, las cantidades totales sólo pueden ser aproximadas. Por eso en la mayoría de las logias de los Estados Unidos sólo los Maestros (tercer grado) son contados, mientras que en otros países se suman los aprendices y los compañeros. Hay además muchos masones no afiliados (que han cesado de ser miembros de una logia) que no se incluyen. Se estima su número a dos tercios del de los masones activos. En Inglaterra un Masón puede actuar como miembro de varias logias. Confirmando nuestra declaración acerca de los miembros activos de los Cuerpos estrictamente Masónicos, que en calendarios y libros del año están registrados como tales, podemos, según fuentes recientes y fidedignas estimar la situación actual de la Francmasonería como sigue (alrededor de 1900): Grandes Orientes, Grandes Logias, consejos Supremos, y otros G. Cuerpos escoceses, 183; Logias 26,500. masones, aproximadamente 2,000,000.
El número de los Grandes Capítulos del Arco Real es: En los Estados Unidos 2968 capítulos subordinados bajo un Gran Capítulo General. En Inglaterra 46 Grandes Capítulos con 1015 capítulos subordinados; Colonias inglesas y centros Masónicos extranjeros 18 Grandes Capítulos con 150 capítulos subordinados.
El censo de la masonería de gremio es como sigue: Gran Bretaña y Colonias (excluyendo a Canadá): 4.670 logias; 262.651 miembros. Canadá: 727 logias; 60.728 miembros. Estados Unidos (Blanco): 12.916 logias; 1.203.159 miembros. Estados Unidos (de color): 1.300 logias; 28.000 miembros. Países latinos: 2.500 logias; 120.000 miembros. Otros países europeos: 771 logias; 90.700 miembros. Africa: 53 logias; 2.150 miembros. Total: 22.937 logias; 1.767.388 miembros.

Organizaciones Para-Masónicas, Y Pseudo-Masónicas. Las organizaciones “para – masónicas”, no forman propiamente parte de la masonería, sin embargo se distinguen por contar entre sus miembros, casi exclusivamente masones, algunas de las más importantes son: La organización Shrine. El Santuario. (Ancient Arabic Order Nobles of the Mystic Shrine), organización filantrópica con una marcada simbología islámica, que reúne a una élite masónica y es notable por sus obras benéficas sobre todo en el sector de los hospitales infantiles en los Estados Unidos. La Societas Rosacruciana de Anglia Inicialmente reservada a masones y lugar de incubación del más famoso orden de magia ceremonial moderno, la Golden Dawn Aunque no son propiamente organizaciones masónicas, los masones han estado a la base de organizaciones esotéricas, ocultistas, movimientos que están a mitad de camino entre lo religioso y lo mágico como la Sociedad Teosófica o la Sociedad Antroposófica. En la literatura masónica se encuentran organizaciones pseudo – masónicas, que remitiéndose a la masonería organizan actividades filantrópicas y conceden grados, más como actividad lucrativa que como participación de logias regulares. En realidad se encuentran fuera de ella. Un ejemplo de estas organizaciones. es la Prince Hall Freemasonry que sería el equivalente de la logia masónica para los negros americanos, los cuales han sido largamente excluidos de la masonería.Finalmente encontramos, organizaciones símil – masónicas, las cuales hoy por hoy están desapareciendo: sin tener un vínculo formal con la masonería, se inspiran en el modelo de la fraternidad moderna que es la masonería. El Sionismo, Illuminati, Masones Y El Nuevo Orden Mundial. No es intención juzgar y criticar a los sionistas, solo una opinión con mucho respeto a este movimiento judío (sionismo). En los últimos tiempos hemos escuchado hablar sobre la conspiración de los judíos sionistas y los masones (protocolos de los sabios Sión). Bueno. En este libro que estuvo prohibido mucho tiempo por diferentes piases donde los sionistas gobernaban el poder, se habla de que tienen que hacer muchos caos, guerras y conflictos en el mundo, para poder ser ellos los únicos gobernantes del mundo y con diferentes ordenes masónicas poder instauran el gobierno mundial, el nuevo orden mundial. Ya vemos que Marx ,lenin y otros revolucionarios bolcheviques eran miembros masones de descendencia judía, donde con la ayuda de los magnates bancarios judíos Rockefeller y Rothschild donaron millones de dólares en dinero y oro para poder hacer esta revolución. Las bancas judías han estado prestando dinero en las primera y segunda guerra mundial, incluso esos magnates junto a Lp. Morgan han dado trillones de dólares al gobierno israelita para poder gobernar política y militarmente a los palestinos y Arabes. Muchas ordenes y grupos secretos han sido fundados por sionistas masónicos. Bnei Brith . Hay una orden masónica que solo acepta a como miembros a judíos puros: se llama Bnei Brith con más de 600.000 miembros en más de 54 piases. Esta logia sionista tiene un poder económico, político, empresarial, científico muy grande. Trabaja activamente en los gobiernos de estados unidos, Inglaterra, Israel y otros piases del mundo. Junto a otras ordenes secretas trabajan para instaurar un solo gobierno mundial, un nuevo orden mundial. Orden Illuminati. En 1776 en Baviera, Alemania se fundó la orden para – masónica llamada orden illuminati fundada por masones judíos y un jesuita católico de origen, judío y masón. Esta orden secreta fue la que conspiró para que ocurriesen la revolución francesa, revolución bolchevique y la guerra civil de Los Estados Unidos. En España existe la orden illuminati fundada en 1995 por un judío masón, llamado Grabiel López Rojas más otra orden secreta llamada Oto. Los miembros de estas órdenes secretas son luciferinos. Y han hecho que muchas sectas y grupos satánicos y luciferinos se les hayan unido y han sido culpados por la policía por hacer sacrificios de animales, por hacer rayados satánicos en iglesias y catedrales católicas. Y por amenazar de muerte a periodistas por publicar y informar que hacen estas ordenes secretas en España. El obrero rojo que vive en España deber conocer y haber escuchado sobre esta ordenes. Ah y no tengo nada en contra del comunismo. Dicen muchos que el comunismo – capitalismo fue inventado por los sionistas illuminati y masones. Esto lo llaman la teoría de la tesis y antítesis. El nuevo orden mundial es muy real con muchas guerras, caos y conflictos … Harán el gobierno mundial, el nuevo orden mundial. Muchos gobiernos y organismos internacionales trabajan para formar el nuevo orden mundial. Millones de personas están en algunas órdenes o grupos secretos y esto manejan los hilos del mundo. Ya sus símbolos están en la economía más poderosa del mundo: marcaron el billete de un dólar estadounidense. Sale una pirámide y arriba de esta pirámide está el ojo que todo Lo ve y todo lo sabe. Es el ojo de su dios. Y está escrito en latín que traducido en español dice: El nuevo orden secular = nuevo orden mundial….del que ha enriquecido nuestra empresa. Salen unos números romanos en la parte inferior de la pirámide y este numero es el 1776, la fecha que se creó y fundó la orden illuminati. Además este billete de un dólar estadounidense tienen muchos símbolos esotérico – masónicos pero muy secretos que cuesta mucho verlos, pero están ahí. Incluso hay una lechuza oh búho en la parte de atrás donde esta la pirámide, pero cuesta mucho verla. Esto representa que son tan chicas y pequeñas esta órdenes, pero están en la economía de estados unidos, la mayor economía del mundo y en muchos otros piases que usan en su economía local la moneda estadounidense. Otro símbolo sionista universal es un día mundial feriado en muchas parte del mundo, el 1 de mayo(ida del trabajador), el día que se fundo la orden illuminati.

UNA TIPOLOGÍA DE LOS ANTIMASONES. Masones Masones. Sabemos que hay muchos masones honestos y decentes y no es nuestro deseo atacarlos, ni ofenderlos, pero la verdad aunque a veces es dolorosa, es mejor conocerla, sobre todo si se trata de algo tan importante como es la vida eterna. Nuestro fin no es discutir la doctrina que enseñan, simplemente queremos mostrar porque la Masonería no es compatible con el Cristianismo. La Masonería enseña un evangelio contrario al de las Sagrada Escrituras, enseñan Además, una salvación aparte de la persona de Jesucristo, o su sacrificio, no solo menospreciándolo, sino reemplazándolo por completo. El libro Masón “El significado de la Masonería” de Lynn Perkins página 95, explica que la redención y salvación están ambos en poder y responsabilidad del individuo Masón, y que salvadores como Hiram Abiff (leyenda pagana egipcia en sus ritos de iniciación), Pueden y muestran al individuo el camino. Pero que es el individuo el único responsable de trabajar para ser su propio redentor. Por lo tanto la Masonería enseña que la redención y salvación están ambas en el poder y la responsabilidad del individuo Masón. Salvadores como Hiram Abiff pueden y de hecho muestran el camino, pero el hombre debe siempre seguir y demostrar, cada uno por si mismo, el poder para salvarse a sí mismo, para construir su propia tela espiritual en u propio tiempo y modo. Cada hombre en esencia, es su propio salvador y redentor; porque si el no se salva a sí mismo, el no será salvo. Somos los humanos los únicos responsables de nuestra salvación utilizando el Instrumento de Nuestra Salvación, que Dios en su infinita bondad nos legó Ahora si, … El lector quien consigue regresar a las enseñanzas reales de los maestros, incluyendo a Jesus de Nazaret, encontrara unanimidad de pensamiento en esta materia. “Vea también Manual de la Logia” por Albert Mackey pg.96, donde se habla sobre salvación y redención, y de como Jesús es visto como uno entre tantos. El nuevo adepto llega a la Logia (taller) como un individuo ciego tocando las puertas de la Logia pidiendo luz y revelación (todo esto simbolizado en su rito de iniciación por medio de un pañuelo tapando sus ojos) solo encuentra esa luz en la logia. Pero aunque algunos no entiendan, el que busca la luz de la masonería, está rechazando las Sagradas Escrituras. Pues la Masonería usurpa el lugar de Cristo haciéndose pasar ellos por la Luz. Jesús dijo: “yo soy la luz del mundo; el que me sigue, no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la vida” Juan 8:12, y dijo también “Yo soy el camino, y la verdad y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí” Juan 14:6. Jesús no muestra el camino sino que Él es el único camino al Padre; Jesús también dijo que él es la puerta, “Yo soy la puerta; el que por mí entrare, será salvo; y entrará y saldrá, y hallará pastos.” Juan 10:9. “Este Jesús es la piedra reprobada por vosotros los edificadores, la cual ha venido a ser cabeza del ángulo. Y en ningún otro hay salvación; porque no hay otro nombre bajo el cielo, dado a los hombres en que podamos ser salvos”. Hechos 4:11-12.
La Masonería se originó en Europa cuando decayó el estilo gótico y las corporaciones de masones (albañiles) operativos comenzaron a aceptar miembros no operativos pero para construir esta vez la Catedral de la Humanidad con un código moral y su lema de Libertad, igualdad y fraternidad; Esta secta realmente es operada bajo cultos paganos egipcios y fenicios, y sus adeptos juran guardar códigos y secretos bajo pena de muerte adorando un dios supremo o como ellos llaman, Gran Arquitecto del Universo, quien no es el Dios de la Biblia; lo representan con el símbolo del Ojo Que Todo Lo Ve, el mismo que usaban los Egipcios para representar a su dios pagano, Osiris o a su hijo Horus. Usan la estrella del oriente de cinco puntas o pentagrama con la punta hacia abajo, símbolo usado por los satanistas, y los brujos qu representa a Satanás. Aleister Crowley, conocido satanista ex masón grado 33 del rito Escocés dic qu una de las Palabras Sagradas que utilizan en el grado 17 Los caballeros del Oriente y Occidente del Rito Escocés, es Abaddon, que significa el destructor ó Satanás para los Cristianos Rev. 9:11).
En el libro Masón “Un puente a la luz” pg. 251-253, para el rito Escocés grado 28, dice que el gusano gnóstico oroboros, es un dragón simplificado o una serpiente mordiéndose la cola, es el Espíritu santo, dicho también por Albert Pike en su libro Morals and Dogma, pg734.
El libro sagrado, como llaman a la Biblia, puede ser reemplazado por el Corán si hay musulmanes, por las Vedas, si hay Hindúes o el Gitta, etc. lo que muestra que la Biblia no es su autoridad, sino solo una fachada. Los rituales Masónicos, sus símbolos y vestimentas están llenos de significado ocultista.
Este antimasonismo, recrimina a la masonería su carácter secreto y de élite, máxime cuando en algunas logias se concentran hombres que Tienen el poder político o económico, ya que esto es poco compatibles con los ideales democráticos. Con frecuencia estas críticas han surgido de ambientes comunistas en occidente. Ellos acusan a la masonería de incubar, relaciones con la mafia, de corrupción política… Por lo demás la consideran una organización “poco laica”, conservadora en cuanto vinculada a formas de espiritualismo y esoterismo, y aunque liberales en lo político, Se trata de un liberalismo individualista de tipo burgués que ha pactado con el estatismo. Reacción religiosa protestante contra la masonería. Los protestantes acusan a la masonería de conservar residuos de doctrina católica, sea por su origen .-.hay que recodar que las corporaciones de constructores donde nace tiene un fuerte sustrato católico. Sea por al aceptación de que la salvación se obtiene por los obras y no por la fe. Para ellos la masonería sería una caricatura de cuanto enseña la Iglesia católica.

INCOMPATIBILIDAD ENTRE EL CATOLICISMO Y LA MASONERÍA. El Catolicismo es una religión revelada esencialmente sobrenatural. Por eso la Iglesia debe enseñar con autoridad la doctrina revelada. La Masonería promete la perfección por medio solo del orden natural y ve el orden natural como el más alto destino. De lo anterior se concluye que el Catolicismo y la Masonería son esencialmente opuestas. Si una desistiera de su oposición a la otra, dejaría de ser lo que es. Una reflexión basada en las Dos Ciudades de San Agustín que representa dos reinos opuestos en guerra. En un lado Jesucristo y en el otro está Satanás el príncipe de la mentara, la fuerza detrás de la Masonería, causante de sus engaños y odio a la verdad de Jesús. El Papa enseña que el abandono de las virtudes cristianas es la principal causa de los males que amenazan a la sociedad. (Misericors Dei filius, 23 de junio, 1883). La Reacción Católica Contra La Masonería. Aquí encontramos dos tradiciones, una que podría describirse como diabólica pronta a aceptar una relación directa entre el Demonio y las logias y otra que enfrenta a la masonería en el terreno de lo filosófico cuestionando el método y sus presupuestos. Contradicción Esencial. La Iglesia ha declarado que no se puede ser católico y masón porque ambas se contradicen en lo esencial. Al mismo tiempo se aclara que aunque se rechazan los errores de la masonería, no se guarda animosidad contra los masones. El amor de Cristo nos mueve a amar a todos. Ese mismo amor exige que se hable con la verdad que lleva a la salvación. Muchos masones desconocen la ideología de su propia organización. Hay dos razones para esto: Primero, la masonería tiene muchos grados y los secretos de los de arriba son desconocidos por los mas grados inferiores. Segundo, parece que algunas logias modernas han optado por mantenerse al margen de la ideología de su organización. No pretendemos una presentación exhaustiva sino solo algunos puntos básicos para aquellos que desean saber por que los católicos no deben ser masones. ¿Porque Un Cristiano No Puede Ser Masón? Porque las enseñanzas de la Masonería y la Biblia son incompatibles, se oponen y un Cristiano se rige por la Biblia, la Palabra de Dios, como su única autoridad. Algunas de las contradicciones de la Masonería con las enseñanzas de la Palabra de Dios son las siguientes: El Gran Arquitecto Del Universo, puede ser Buda, Alah, Ra, Moloc, Baal o Satanás mismo, cualquier dios falso, pero la Biblia dice: “Yo soy JEHOVA tu Dios, que te saqué de la tierra de Egipto, de casa de servidumbre. No tendrás dioses ajenos delante de mí. No te harás imagen ni ninguna semejanza de lo que esté arriba en el cielo, ni abajo en la tierra, ni en las aguas debajo de la tierra. No te inclinarás a ellas ni las honrarás, porque yo soy Jehová to Dios, fuerte, celoso, que visito la maldad de los padres sobre los hijos hasta la tercera y cuarta generación de los que me aborrecen, y hago misericordia a millares, a los que me aman y guardan mis mandamientos.” Exodo 20:2-6. “Vosotros sois mis testigos, dice Jehová, y mi siervo que yo escogí, para que me conozcáis y creáis, y entendáis que yo mismo soy; antes de mi no fue formado Dios, ni lo será después de mí “. Isaias 43:10. “Porque todos los dioses de los pueblos son ídolos”. Salmo 96:5. “Así dice Jehová Rey de Israel, y su Redentor, Jehová de los ejércitos: Yo soy el primero, y yo soy el postrero, y fuera de mí no hay Dios. ” Isaias 44:6. “Yo soy Dios, y no hay otro Dios, y nada semejante a mí”. Isaias 46:9. Correctamente se debe decir: Para los masones pero es falsa la premisa que supone que ser masón es pertenecer a una religión diferente a la católica. Cada masón puede ser de cualquier religión y la masonería como gremio o como grupo de alta tolerancia los acepta sin distingos de raza, credo o religión. Además debe recordarse que la masonería no es una religión. No debemos confundir la magnesia con la gimnasia. La Logia según ellos dicen, tiene la luz, sin embargo esta llena de secretos (cosas ocultas, en tinieblas) que no pueden divulgar. Si un Cristiano es hijo de Luz, ¿Cómo podría decir él, que está en tinieblas y buscar la luz de la logia? ¿Acaso no tiene a Cristo?. “Nadie os engañe con palabras vanas; porque por estas cosas viene la ira de Dios sobre los hijos de desobediencia. No seáis pues partícipes con ellos; Porque en otro tiempo erais tinieblas; mas ahora sois luz en el Señor: andad como hijos de luz, (Porque el fruto del Espíritu es en toda bondad, y justicia, y verdad;) Aprobando lo que es agradable al Señor. Y no participéis en las obras infructuosas de las tinieblas; sino antes bien reprendedlas; Porque vergonzoso es aún hablar de lo que ellos hacen en secreto. Mas todas las cosas cuando son puestas en evidencia por la luz, son hechas manifiestas; porque la luz es lo que manifiesta todo; Por lo cual dice: Despiértate, tú que duermes, y levántate de los muertos, y te alumbrará Cristo.” Efesios 5:6-14. “Jesús le respondió: Yo públicamente he hablado al mundo; siempre he enseñado en la sinagoga y en el templo, donde se reunen todos los Judíos, y nada he hablado en oculto.” Juan 18:20. Los Masones en sus ritos de iniciación hacen juramentos bajo pena de muerte de guardar los secretos y no divulgarlos. ” Mas yo os digo: No juréis en ninguna manera: ni por el cielo, porque es el trono de Dios, Ni por la tierra, porque es el estrado de sus pies; ni por Jerusalén, porque es la ciudad del gran Rey, Ni por tu cabeza jurarás, porque no puedes hacer un cabello blanco ó negro, Mas sea vuestro hablar: Sí, sí; No, no; porque lo que es más de esto, de mal procede.” Mateo 5:34-37. Enseñan que se salvan por obras y utilizan el delantal blanco (de piel de cordero), como símbolo de sus trabajos, de perfección del cuerpo y pureza de la mente con los cuales han conseguido la entrada al cielo. Albert G. Mackey, Symbolism of Freemasonry, p135,Traditions of Freemasonry, p43-44. Todo masón lleva el delantal en su funeral pues con el se presentará ante el gran trono blanco de Dios, pero este trono es para el juicio o condenación de los que no estaban en Cristo, los que no fueron encontrados en el libro de la vida, el Cristiano comparecerá ante el tribunal de Cristo, pero no para decidir si se salva o no sino para recibir su recompensa, pues no hay condenación para el que está en Cristo (Romanos 14:10 2 Cor. 5:10; Romanos 8:1). “Porque por gracia sois salvos por la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios: No por obras, para que nadie se gloríe. Porque somos hechura suya, criados en Cristo Jesús para buenas obras, las cuales Dios preparó para que anduviésemos en ellas. Por tanto, acordaos que en otro tiempo vosotros los Gentiles en la carne, que erais llamados incircuncisión por la que se llama circuncisión, hecha con mano en la carne; Que en aquel tiempo estabais sin Cristo, alejados de la república de Israel, y extranjeros á los pactos de la promesa, sin esperanza y sin Dios en el mundo. Mas ahora en Cristo Jesús, vosotros que en otro tiempo estabais lejos, habéis sido hechos cercanos por la sangre de Cristo. Porque él es nuestra paz, que de ambos hizo uno, derribando la pared intermedia de separación; aboliendo en su carne las enemistades, la ley de los mandamientos en orden á ritos, para edificar en sí mismo los dos en un nuevo hombre, haciendo la paz, Y reconciliar por la cruz con Dios á ambos en un mismo cuerpo, matando en ella las enemistades. Y vino, y anunció la paz á vosotros que estabais lejos, y á los que estaban cerca: Que por él los unos y los otros tenemos entrada por un mismo Espíritu al Padre. Así que ya no sois extranjeros ni advenedizos, sino juntamente ciudadanos con los santos, y domésticos de Dios; Edificados sobre el fundamento de los apóstoles y profetas, siendo la principal piedra del ángulo Jesucristo mismo; En el cual, compaginado todo el edificio, va creciendo para ser un templo santo en el Señor: En el cual vosotros también sois juntamente edificados, para morada de Dios en Espíritu.” Efesios 2:8-22. “Sabiendo que el hombre no es justificado por las obras de la ley, sino por la fe de Jesucristo, nosotros también hemos creído en Jesucristo, para ser justificados por la fe de Cristo y no por las obras de la ley, por cuanto por las obras de la ley nadie será justificado.” Gálatas 2:16. “Lo que hemos visto y oído, eso os anunciamos, para que también vosotros tengáis comunión con nosotros: y nuestra comunión verdaderamente es con el Padre, y con su Hijo Jesucristo. Y estas cosas os escribimos, para que vuestro gozo sea cumplido. Y este es el mensaje que oímos de él, y os anunciamos: Que Dios es luz, y en él no hay ningunas tinieblas. Si nosotros dijéremos que tenemos comunión con él, y andamos en tinieblas, mentimos, y no hacemos la verdad; Mas si andamos en luz, como él está en luz, tenemos comunión entre nosotros, y la sangre de Jesucristo su Hijo nos limpia de todo pecado.” 1 Juan 1:3-7. En el libro “Rituales Masónicos” de Mackey, el nombre de Jesucristo es omitido de los pasajes en 1 Pedro 2:5 (pg.271), 2 Tesalonisences 3:6 (pg.348), 2 Tesal.3:12, (pg.349) y en referencia a esta omisión, ellos explican: “The passages are taken, with slight but necessary modifications from the First Epistle of Peter…(p272). The reason for these modifications is obvious. Masonry does not claim to be Christian but, on the contrary, supports to be the essence of all religions; therefore, its ritual has no place distinctly Christian material. “Christ or the Lodge, p 12-13”. Traducción: “Los pasajes son tomados con pequeñas pero necesarias modificaciones de la primera epístola de Pedro… (p272), La razón para estas modificaciones es obvia. La Masonería no clama ser Cristiana, sino por el contrario propone ser la esencia de todas las religiones, por lo tanto sus rituales no pone material distintivamente Cristiano. “Cristo o la Logia”, pg.12-13. ¿Que dice Dios de los que cambian su Palabra? : “Toda palabra de Dios es limpia; Él es escudo a los que en él esperan. No añadas a sus palabras, para que no te reprenda, y seas hallado mentiroso.” Proverbios 30:5-6, “No añadiréis a la palabra que yo os mando, ni disminuiréis de ella, para que guardéis los mandamientos de Jehová vuestro Dios que yo os ordeno.” Deuteronomio 4:2; (vea también Apocalipsis 22:18). Este Jesús es la piedra reprobada por vosotros los edificadores, la cual ha venido a ser cabeza del ángulo. Y en ningún otro hay salvación; porque no hay otro nombre bajo el cielo, dado a los hombres en que podamos ser salvos”. Hechos 4:11-12. Las Logias Masónicas enseñan, que todos los seres humanos son hijos de Dios. El gran Dios que opera el universo tiene un lugar para cada uno de sus hijos que el creó. Pensar que solo los Cristianos ameritan inmortalidad es cerrarse y no mantenerse con el amor omnipotente de el creador de este vasto universo”. Inspiración Masónica, Volumen 9, Julio 1955. La Palabra de Dios enseña que todos somos creación, pero no todos somos hijos de Dios; solo los que reciben a su hijo Jesucristo lo son. “Mas a todos los que le recibieron (a Jesús), a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios; Los cuales no son engendrados de sangre, ni de voluntad de carne, ni de voluntad de varón, sino de Dios.” Juan 1:12. Para que vino Jesús y sufrió muerte de cruz? si necesitas la logia, entonces esto no sirvió de nada. a quien vamos a creer a Dios o a los hombres? “Pero ahora, aparte de la ley, se ha manifestado la justicia de Dios, testificada por la ley y por los profetas; la justicia de Dios por medio de la fe en Jesucristo, para todos los que creen en él. Porque no hay diferencia, por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios, siendo justificados gratuitamente por su gracia, mediante la redención que es en Cristo Jesús, a quien Dios puso como propiciación por medio de la fe en su sangre, para manifestar su justicia, a causa de haber pasado por alto, en su paciencia, los pecados pasados, con la mira de manifestar en este tiempo su justicia, a fin de que él sea el justo, y el que justifica al que es de la fe de Jesús” Romanos 3:21-26. Son muchas las logias masónicas que tienen sus altares llenos de dioses egipcios, como el circulo (sol) alado, representación del dios R.A. y otros; y todos sus altares tienen gradas. “Y si me hicieres altar de piedras, no las labres de cantería; porque si alzares herramienta sobre el, lo profanarás. No subirás por gradas a mi altar, para que tu desnudez no se descubra junto a Él” Exodo 20:26. Como el masón acepta todos los dioses de la religiones, cuando se reunen varios por supuesto cada uno gustaría usar el nombre de su dios, por esto se prohibió en las logias usar el nombre de Jesús para no ofender a otros, y para no favorecer a una religión o su dios por encima de la otra y para no ofender a los cristianos usando un nombre que sea obviamente pagano, ellos han acordado usar un nombre neutral como Gran Arquitecto del Universo, o Soberano Gran Creador del Universo y abren sus reuniones usando este nombre, lo cual satisface a la mayoría. Pero si cambian el nombre están adorando al Dios de Abraham, Isaac y Jacob? Al Dios de la Biblia? Aceptaría nuestro Dios esta mezcla? No, ellos están aun adorando a demonios. “Por tanto amados míos, huid de la idolatría. ..¿que digo pues? ¿Que el ídolo es algo, o que sea algo lo que se sacrifica a los ídolos? Antes digo que lo que los paganos sacrifican, a los demonios lo sacrifican, y no a Dios; y no quiero que vosotros os hagáis partícipes con los demonios. No podéis beber la copa del Señor, y la copa de los demonios; no podéis participar de la mesa del Señor, y de la mesa de los demonios” 1 Corintios 10:14-21. Los Masonería se atribuye la construcción del templo de Salomón, pero muchos lo creen sin investigar o sin percatarse de la contradicción, puesto que el templo de Salomón, al entrar la persona por la puerta, hasta la llegada al lugar santísimo, le daba la espalda al oriente, o al sol; en los templos masones es lo contrario, su entrada está en el occidente para dar cara siempre al oriente. Para ellos el oriente es tan importante que otro nombre de la masonería es Gran Oriente. Pero que dice la Biblia de esto?: “Luego me dijo: ¿ No ves, hijo de hombre? vuélvete aún, verás abominaciones mayores que estas. Y me llevó al atrio de adentro de la casa de Jehová; y he aquí junto a la entrada del templo de Jehová, entre la entrada y el altar, como veinticinco varones, sus espaldas vueltas al templo de Jehová y sus rostros hacia el oriente, y adoraban al sol, postrándose hacia el oriente.” Ezequiel 8:15-16. … Hay muchas mas para mostrar pero es imposible ponerlas todas. Cuando Dios dio los 10 mandamientos a su pueblo después de sacarlos de Egipto les dijo: “Yo soy Jehová tu Dios, que te saqué de la tierra de Egipto, de casa de servidumbre. No tendrás dioses ajenos delante de mí. No te harás imagen, ni ninguna semejanza de lo que está arriba en el cielo, ni abajo en la tierra, ni en las aguas debajo de la tierra. No te inclinarás a ellas ni las honraras” Exodo 20:2-5. Dios separó a su pueblo para El, si no hubiera ningún problema con mezclarse con los dioses y las religiones paganas, El no hubiese dicho nada, pero por el contrario, les dejo saber de muchas maneras, que eso era abominación para El. “No haréis para vosotros ídolos, ni escultura, ni os levantaréis estatua, ni pondréis en vuestra tierra piedra pintada para inclinaros a ella; porque yo soy Jehová vuestro Dios” Levíticos 26:1 ” No andaréis en pos de dioses ajenos, de los dioses de los pueblos que están en vuestros contornos” Deut.6:14. ” no preguntes acerca de sus dioses, diciendo: de la manera que servían aquellas naciones a sus dioses, yo también les serviré. No harás así a Jehová tu Dios; porque toda cosa abominable que Jehová aborrece, hicieron ellos a sus dioses; pues aun a sus hijos y sus hijas quemaban en el fuego a sus dioses” Deut.12-30-31. Se conoce muy bien hoy en día el obelisco (hasta en Washington D.C., hay un monumento), este es un símbolo fálico usado por los Masones, el cual tiene su origen en antiguas civilizaciones como la egipcia, estos pilares estaban asociados a la adoración del dios sol, erigidos cerca de sus altares, o a la entrada del templo del sol; pero el Cristiano verdadero sabe muy bien como el verdadero Dios se siente al respecto: “Y pondrá fuego a los templos de los dioses de Egipto y los quemará, y a ellos los llevará cautivos; y limpiará la tierra de Egipto, como el pastor limpia su capa, y saldrá de allá en paz. Además quebrará las estatuas de Bet-semes (Obeliscos), que esta en la tierra de Egipto, y los templos de los dioses de Egipto quemará a fuego.” (Jeremías 43:12). Esto lo hará Dios, no nosotros.DOCUMENTOS DEL MAGISTERIO DE LA IGLESIA EN RELACIÓN A LA MASONERÍA. Relación con la Doctrina católica. Entre la Iglesia Católica y la masonería se mantuvieron conversaciones oficiales en los años 1974-1980, por encargo de la Conferencia Episcopal Alemana. Se trató de constatar si la masonería ha experimentado cambios, tales que consientan a los católicos a pertenecer a ella. Se han estudiado los tres primeros estadios o grados de pertenencia a la secta. Después de atento examen, la Iglesia Católica ha constatado que existen contrastes fundamentales e insuperables. En su esencia la masonería no ha cambiado, la pertenencia a la masonería pone en duda fundamentos de la existencia de Cristo; debido a que no ha sufrido cambios en la actualidad se llegó a la conclusión obvia: No es compatible la pertenencia a la Iglesia Católica y al mismo tiempo a la masonería. Las razones son: A. El relativismo y el subjetivismo son convicciones fundamentales en las actitudes masónicas. B. El concepto masónico de verdad niega rotundamente la posibilidad de un conocimiento objetivo de la verdad. C. El concepto masónico de religión es relativo: todas las religiones serían para expresar la verdad sobre Dios. D. El concepto masónico del gran arquitecto del Universo es deísta, un Dios que no sería un ser personal, sino más bien neutral, un “algo”. E. El concepto masónico de Dios no admite la posibilidad de una verdadera revelación o auto manifestación de Dios. F. El concepto masónico de tolerancia no se relaciona solamente con las personas sino también con las ideas, aunque sean contradictorias. G. Los rituales masónicos dan la impresión de ser, pero no son sacramentos. H. El concepto masónico sobre el hombre perfecto: lo que vale no es la gracia sino la virtud, y está en un sentido de auto redención, que no deja lugar para la doctrina cristiana sobre justificación. I. La espiritualidad masónica pide de sus adeptos una total y exclusiva pertenencia, dedicación y entrega, que ya no deja lugar para las exigencias espirituales de la Iglesia.
Declaraciones de la Santa Sede. Sustentando la masonería las doctrinas naturalismo, racionalismo, indiferentismo, gnosticismo, Deismo, etc., no es de extrañar que la Santa Sede la haya condenado repetidamente. La disciplina vigente está recogida en los cánones 684, 2335 y 2336 del CIC. En el primero se prohibe a los fieles dar el nombre de asociaciones secretas, condenadas, sediciosas, sospechosas o que procuran sustraerse a la legítima vigilancia de la Iglesia. En el segundo, se indica que los que dan el nombre a la secta masónica incurren ipso facto en excomunión. En el tercero recoge las penas impuestas a los clérigos que dan su nombre a la secta masónica. La acción de la Iglesia que persiguió a la Masonería esta resumida en las declaraciones y bulas papales en contra de la Francmasonería desde 1738. Estas declaraciones pontificales de la primera a la ultima están en completa armonía, las últimas reafirman las primeras con los desarrollos exigidos por el crecimiento de la Francmasonería y otras sociedades secretas. Las más importantes de las cuales son:

  1. 1738. Clemente XII del 28 de Abril. Carta apostólica “In eminenti apostolatus specula”. Es La primera intervención en su contra, 21 años después de su fundación y antes de la división de la masonería: “Teniendo la misión de salvar las almas ordenamos a todos los fieles, en nombre de la santa obediencia, que no se agreguen a estas sociedades de masones. También les prohibimos propagarlas o favorecerlas. Todos los cristianos deben abstenerse de esas reuniones y congresos bajo pena de excomunión inmediata, reservada exclusivamente a Nuestra Persona”. Con precisión indica las razones principales por las cuales las asociaciones Masónicas, desde el punto de vista católico, cristiano, moral, político y social, deben ser condenadas. Estas razones son:
    • peculiar no sectario, en verdad, anticatólico, anticristiano carácter naturalista de la Francmasonería, por el que teórica y prácticamente menoscaba la fe católica y cristiana, primero en sus miembros y a través de ellos en el resto de la sociedad, crea indiferencia religiosa y desprecio por la ortodoxia y la autoridad eclesiástica.
    • El secreto inescrutable y el engañoso siempre cambiante disfraz de la asociación Masónica y de su obra, por la que hombres de esta especie entran como ladrones dentro de la casa y como zorros maniobran para desarraigar el viñedo, pervirtiendo el corazón de los humildes, arruinando su bienestar espiritual y temporal.
    • Los votos de secreto y de fidelidad a la Masonería y a la obra Masónica, que no pueden ser justificados en su propósito, su objeto o su forma y no pueden por consiguiente causar ninguna obligación.
    • Los juramentos son condenables porque el propósito y objeto de la Masonería son perversos y censurables y el aspirante en la mayoría de los casos ignora la importancia o la magnitud de la obligación que él toma.
    • Además los secretos ritualisticos y doctrinales que son el objeto principal de la obligación según las autoridades Masónicas superiores, o son naderías o ya no existen.
    • En ambos casos el juramento es un abuso condenable. Incluso las maneras de reconocimiento Masónico que se presentan como el principal y único secreto indispensable de la Masonería están publicadas en muchos libros impresos. En consecuencia, los verdaderos secretos de la Masonería si tales hay, pueden sólo ser las conspiraciones políticas o antireligiosas como los complots de las Grandes Logias en los países latinos. Pero tales secretos, condenados, al menos teóricamente, por los mismos masones angloamericanos, no harían el juramento u obligación sino más inmoral y por consiguiente nulo e inválido. Por eso en todo aspecto, los juramentos Masónicos no son sólo sacrílegos sino también un abuso contrario al orden público que requiere de juramentos y compromisos solemnes como el principal medio para mantener la veracidad y la lealtad en el Estado y en la sociedad humana, y que, por tanto, no deben ser envilecidos ni caricaturizados. En la Masonería se degrada el juramento aun más por su forma que incluye las penalidades más atroces, por la violación de obligaciones que ni siquiera existen; una violación que, en verdad sería y en muchos casos es, un deber imperioso. El peligro que tales sociedades representan para la seguridad y la Tranquilidad del Estado y para La salud espiritual de las almas y por tanto su incompatibilidad con las leyes civil y canónica. Sobre esta encíclica se basó Felipe V en l740 para legislar contra los masones, ejemplo que se imitó en el Real Decreto del 2 de Julio de l751 y otras sucesivas medidas de las autoridades españolas hasta hace algunos años, en que el gobierno franquista condenaba el delito de Masonería con una pena mínima de doce años de prisión. En ella se pone en guardia contra la naciente masonería y su papel substitutivo de un auténtico ecumenismo.
  2. 1751. Benedicto XIV del 18 de Mayo. “Próvidas Romanorum”. Benedicto XIV interviene de nuevo para acallar las voces que sostenían que la Constitución In eminenti había dejado de obligar (Constitución Providas, 18 de mayo 1751). Apela con la mayor urgencia a los príncipes católicos y a los poderes civiles para obtener su ayuda en la lucha contra la Francmasonería.
  3. 1816. Pío VII. Posteriores condenas son las de Pío VII, con la Constitución Ecclesiam a Jesu Christo, de 12 sept. 1821. Cabe mencionar que a través de esta bula y las del 24 de Setiembre de l824 y 10 de Febrero de 1825 de León XII, la Iglesia condenaba a los Movimientos Libertadores de América, e indirectamente a la Masonería.
  4. 1821. Pío VII del 13 de Septiembre. “Ecclesiam a Jesu-Christo”. Condena la sociedad secreta de los Carbonari que, si no un vástago, es “seguramente una imitación de la sociedad Masónica” y, como tal, ya incluida en la condenación emitida contra ella.
  5. 1825. León XII del 13 de Mayo. “Quo Graviora”. Deplora el hecho de que los poderes civiles no hayan tomado en cuenta los primeros decretos papales y, en consecuencia, que de las antiguas sociedades Masónicas hayan surgido sectas aun más peligrosas. Entre ellas la “Universitaria” se menciona como la más perniciosa. “Se debe considerar cierto”, dice el papa, “que estas sociedades secretas están enlazadas por el vínculo de los mismos propósitos criminales”.
  6. 1829. Pío VIII del 21 de Mayo. “Traditi Humilitati Nostrae”.
  7. 1832. Gregorio XVI del 15 de Agosto. “Mirari Vos”. Gregorio XVI declara que las desgracias de la época son principalmente debidas a la conspiración de las sociedades secretas, y como León XII, deplora la indiferencia religiosa y las falsas ideas de tolerancia propagadas por las sociedades secretas.
  8. 1846. Pío IX del 9 de Noviembre. “Qui Pluribus”, “Syllabus”. Alloc. “Quibus quantisque malis”, 20 abril, 1849. Encycl. “Quanta cura”, 8 diciembre, 1865. Pío IX del 21 de Septiembre. “Multiplicer Inter”. Pío IX, con la Encíclica Qui pluribus de 9 noviembre 1846 y Quanta cura de 8 diciembre 1864; y el mismo Pío IX en la Bula Apostolicae Sedis de 12 octubre 1869 resume así las sanciones contra la masonería: “declaramos sometidos a la excomunión latae sententiae reservada al Soberano Pontífice a todos los que dan su nombre a las sectas de los masones o carbonarios, o bien a las asociaciones del mismo genero que conspiran, ya públicamente, ya en secreto, contra la Iglesia o las legítimas potestades; y a quienes favorecen esas sociedades, de la manera que sea; y también a quienes no denuncien a sus jefes y directores, hasta que los denuncien”.
  9. 1869. Pío IX del 12 de Octubre. “Apostolicae Sedis”. Del 21 de Noviembre. “Etsi Multa” .Describe la Francmasonería como una organización insidiosa, fraudulenta y perversa perjudicial para la religión y la sociedad; y condena nuevamente “esta Masónica y otras sociedades semejantes, que difieren sólo en apariencia, y que se unen constante y abiertamente o en secreto complot contra la Iglesia o la autoridad legal”.
  10. 1882. Encycl. “Etsí nos”, 15 febrero.
  11. 1884. León XIII del 20 de Abril. “Humanum Genus” seguida de una instrucción pública del Santo Oficio “De Secta Massonum” del 7 de Mayo de 1884, “Proeclara” del 20 de Junio de l894, “Annum Igressi” del 18 de Marzo de l902, sin contar la declaración hecha oficialmente el l9 de Marzo de l950, a través de las columnas del Osservatore Romano, en el sentido de que las condenaciones a la Masonería se mantienen en toda su integridad. Documento importante es la Encíclica Humanum genus, 20 abril 1884, de León XIII, donde se exponen los fundamentos últimos de la secta y los peligros que entraña para la fe. Porque aun admitiendo que algunas asociaciones Masónicas no persiguieran ningún propósito contrario a la religión y al orden público, serían sin embargo contrarias al orden público, porque por su misma existencia como sociedades secretas basadas en los principios Masónicos, alientan y promueve la fundación de otras sociedades secretas muy peligrosas y hacen difícil, si no imposible, la acción eficaz de las autoridades civiles y eclesiásticas en contra de ellas. En Humanum Genus, dice: “Hay varias sectas, que aunque difieren en nombre, rito, forma y origen, están sin embargo tan unidas por una comunidad de propósitos y por la similitud de sus principales principios que no son verdaderamente mas que una con la secta Masónica, que es una clase de centro, de donde todas ellas proceden y adonde todas ellas regresaran”. El propósito final de la Francmasonería es “el derrocamiento de todo el orden religioso, político y social basado en las instituciones cristianas y el establecimiento de un nuevo estado de cosas según sus propias ideas y basado en sus principios y leyes de Naturalismo puro”. Algunos puntos de esta encíclica que es la mas extensa y reveladora de las encíclicas que exponen la Masonería, desvela el engaño masónico y sus verdaderos objetivos:
    • El fin de la Masonería es derrocar todo el orden religioso y político del mundo que ha producido la enseñanza cristiana y sustituirlo por un nuevo orden de acuerdo a sus ideas, que proceden de un mero naturalismo que es su doctrina fundamental. La naturaleza y la razón humana deben ser dueñas y guías de todo.
    • La Masonería reclama ser la religión natural del hombre. Por eso dice tener su origen en el comienzo de la historia. El concepto masón de Dios es opuesto al de la Iglesia Católica. No aceptan de Dios sino un conocimiento puramente filosófico y natural. Dios es entonces imagen del hombre. Por eso no tienen una clara distinción entre el espíritu inmortal del hombre y Dios. Niegan que Dios haya enseñado algo. No aceptan los dogmas de la religión ni la verdad que no puede ser entendida por la inteligencia humana. Poco les importa los deberes para con Dios. Los pervierten con opiniones erradas y vagas. La Masonería promulga un sincretismo que mezcla desde los misterios de la cábala del antiguo oriente hasta las manipulaciones tecnológicas del modernismo occidental. El emblema masónico del compás y el cuadrante son símbolos de un racionalismo que pretende identificarse con todo lo que es natural. Su calendario numera los Años de Luz del primer día de la creación o Años del Mundo. Enseña que la Iglesia Católica es una secta. Su oposición a la Iglesia Católica antecede a la oposición de la Iglesia contra ella.
  12. 1890. “Ab Apostolici”, 15 octubre. 13º 1890. León XIII, Dall’alto dell’Apostolico Seggio, encíclica,15 de ctubre. 1894. León XIII, “Præclara”, 20 junio.
  13. 1902. “Annum ingressi”, 18 marzo. En contra de la Francmasonería italiana.
  14. 1911. Pío X. Es también importante la alocución consistorial de 20 de noviembre 1911 de Pío X (AAS 30 nov. 1911); la Sagrada Congregación del Santo Oficio (actualmente Sagrada Congregación para la Doctrina de la Fe) el 27 de junio 1838, declaraba que en la condena general están comprendidas también la masonería escocesa, irlandesa y norteamericana.
  15. Pío XII, el 24 junio 1958, señaló como “raíces de la apostasía moderna el ateísmo científico, el materialismo dialéctico, el racionalismo, el laicismo, y la masonería, madre común de todas ellas”.
  16. León XIII, Custodi Di Quella Fede, encíclica 8 diciembre; Inimica Vos, encíclica 8 diciembre.

Intervenciones Del Magisterio De La Iglesia. Hay 586 intervenciones del Magisterio de la Iglesia en relación a la masonería. La más significativas son: Del 1738 al 1903. Destacan la carta apostólica de “In eminenti…” y la encíclica “Humanum genus” publicada por el Papa León XIII en 1884, ella ha sido la base de las condenas masónicas. De 1903 al 1962: Desde San Pío X hasta la apertura del Concilio Vaticano II. Emblemático es lo que aparece sobre el tema en el Codex Iuris Cononici del Papa Benedicto XV de 1917, ahí el canon 2335, art. 247 condenaba la masonería. Luego la ulterior confirmación de este canon por Juan XXIII en 1960. De 1962 a 1981 el silencio del Magisterio. Desde 1981 hasta nuestros días. De particular importancia son el Códice de Derecho Canónico de 1983 y la “Declaración sobre la masonería” publicada por la Congregación para la Doctrina de la Fe, en el mismo año.
Excomunión. En vista de estas varias razones a los católicos desde 1738, les está, bajo pena de excomunión incurrida ipso facto y reservada al papa, estrictamente prohibido entrar o promover de cualquier manera las sociedades Masónicas. La ley ahora en vigor pronuncia la excomunión en aquellos que entran en las sectas Masónicas o del Carbonarias u otras del mismo tipo, que, abiertamente o en secreto, complotan en contra de la Iglesia o autoridad legal y aquellos que de cualquier manera favorisan estas sectas o no denuncia a sus jefes y miembros principales. Bajo este encabezado se debe también hacer mención de la “Instrucción Práctica de la Congregación de la Inquisición del 7 de mayo de 1884 y de los decretos de los Concilios Provinciales de Baltimore, 1840; Nueva Orleans, 1856; Quebec, 1851, 1868; del primer Consejo de las Colonias inglesas, 1854; y particularmente de los Concilios Plenarios de Baltimore, 1866 y 1884. Estos documentos se refieren principalmente a la aplicación de los decretos papales según la condición peculiar de las provincias eclesiásticas respectivas. El Tercer Consejo de Baltimore, n. 254 sig., expone el método de determinar si o no una sociedad se debe considerar como incluida en la condenación papal de la Francmasonería. En esto reserva la decisión final a una comisión que consta de todos los arzobispos de las provincias eclesiásticas representadas en el concilio, y, si no puede llegar a una conclusión unánime, refiere a la Santa Sede.
Errores. Estos decretos papales y censuras en contra de la Francmasonería han sido frecuentemente la ocasión de cargos erróneos e injustos. La excomunión se interpretó como una imprecación que maldijo a todos los francmasones y los condenó a la perdición. En verdad, la excomunión es simplemente una pena eclesiástica por la que los miembros de la Iglesia deben ser disuadidos de cometer acciones criminales según la ley eclesiástica. El Papa y los obispos como fieles pastores del rebaño de Cristo, no pueden sino condenar a la Francmasonería. Traicionarían sus deberes más sagrados si no se opusieran con todo su poder a la propagación insidiosa y a la actividad de tales sociedades en los países católicos o con respecto a los católicos en los países mixtos y protestantes. La Francmasonería promueve sistemáticamente la indiferencia religiosa y socava las verdaderas Fe y vida, cristianas ortodoxas y católicas, por ser esencialmente Naturalismo y en consecuencia opuesta a todo supernaturalismo.

OTROS PRONUNCIAMIENTOS DE LA IGLESIA REFERENTES A LA MASONERÍA. Argumentaciones de fondo del Magisterio. Relativismo religioso, Relativismo filosófico y escepticismo, Relativismo moral privado y público, Formulación jurídica del juicio, su comprensión y el desarrollo de su motivación. El antiguo Código de Ley Canónica o ley oficial de la Iglesia de 1917 en el canon 2335 condena la Masonería explícitamente. Personas que entran en asociaciones de la secta masónica o cualquier otra del mismo tipo que conspire contra la Iglesia y la autoridad civil legítima, contraen excomunión simplemente reservada a la Sede Apostólica. Declaración sobre la Masonería de la Conferencia Episcopal Alemana Publicado en L‘Osservatore Romano, 9 de julio,1980. Entre la Iglesia Católica y la Masonería se han mantenido conversaciones oficiales en los años 1974-1980 por encargo de la Conferencia Episcopal Alemana y de las grandes Logias reunidas. En el curso de aquella se ha tratado de constatar si la Masonería ha experimentado cambios a lo largo del tiempo, tales que consientan a los católicos de pertenecer a ella actualmente. Las conversaciones se han desarrollado en clima de cordialidad y con gran franqueza y objetividad. Se han estudiado los tres primeros estados (grados) de pertenencia a la secta. Después de atento estudio de esos tres primeros estados, la Iglesia Católica ha constatado que existen contrastes fundamentales e insuperables. En su esencia la Masonería no ha cambiado. La pertenencia a la Masonería pone en duda los fundamentos de la existencia de Cristo; el examen minucioso de los rituales masónicos y de las afirmaciones fundamentales, como también la constatación objetiva de que hoy no ha sufrido ningún cambio la Masonería, lleva a esta conclusión obvia: No es compatible la pertenencia a la Iglesia Católica y al mismo tiempo a la Masonería. El Código de Ley Canónica actual. La Sagrada Congregación para la Doctrina de la Fe, el 17 de febrero, de 1981, promulgó una clarificación sobre el estado de los católicos que se asocian a la Masonería en la que se reafirma la posición tradicional de la Iglesia acerca de la Masonería. El Código de Ley Canónica actual, canon 1374 promulgado en 1983, no habla explícitamente de la Masonería sino que se limita a la siguiente advertencia general contra ese tipo de asociación: “Quien se inscribe en una asociación que maquina contra la Iglesia debe ser castigado con una pena justa; quien promueve o dirige esa asociación, ha de ser castigado con entredicho”. Algunos obispos pensaron que este canon ya no aplicaba a la Masonería porque no la nombra explícitamente. Estimaban que la Masonería había evolucionado y que ya no maquinaba contra la Iglesia. Sugirieron que se podría abrogar la prohibición contra la entrada de católicos en las logias masónicas. Sin embargo, posteriores declaraciones oficiales de la Iglesia han dejado muy claro que eso no es posible. La siguiente declaración expresa en resumen la posición oficial vigente. Declaración sobre las Asociaciones Masónicas, Quaesitum est… de la Sagrada Congregación para la Doctrina de la Fe.26 de noviembre, 1983. Se ha cuestionado sobre si ha habido algún cambio en la decisión de la Iglesia en respecto a las asociaciones masónicas ya que el Código de Ley Canónica, a diferencia del anterior, no las menciona expresamente. Esta sagrada congregación está en posición de responder que esta circunstancia se debe al criterio editorial que se siguió también en el caso de otras asociaciones que tampoco se mencionaron en cuanto que están contenidas en categorías más amplias. Por lo tanto, el juicio negativo de la Iglesia sobre las asociaciones masónicas se mantiene sin cambios ya que sus principios siempre se han considerado irreconciliables con la doctrina de la Iglesia (“earum principia semper iconciliabilia habita sunt cum Ecclesiae doctrina”) y por lo tanto se continúa prohibiendo ser miembro de ellas. Los fieles que se inscriben en asociaciones masónicas están en estado de pecado grave y no pueden recibir la Santa Comunión. No está en la competencia de las autoridades eclesiales locales el impartir un juicio sobre la naturaleza de las asociaciones masónicas que implicase una derogación de lo que se ha decidido arriba y esto en línea con la declaración de esta sagrada congregación promulgada el 17 de febrero de 1981. Esta declaración de 1983 establece con toda claridad que la condena a la Masonería por parte de la Iglesia es vigente. Las opiniones contrarias no cambian la realidad de las cosas. En una audiencia concedida al suscrito cardenal prefecto, el Supremo Pontífice Juan Pablo II, aprobó y ordenó la publicación de esta declaración que ha sido decidida en una reunión ordinaria de esta sagrada congregación. Otros pronunciamientos de la Iglesia referentes a la Masonería. El antiguo Código de Ley Canónica (ley oficial de la Iglesia) del año 1917, condena la Masonería explícitamente. Canon 2335: “Personas que entran en asociaciones de la secta masónica o cualquier otra del mismo tipo que conspire contra la Iglesia y la autoridad civil legítima, contraen excomunión simplemente reservada a la Sede Apostólica. Declaración sobre la Masonería de la Conferencia Episcopal Alemana Publicado en L`Osservatore Romano, (periódico del Vaticano), 9 de julio,1980 Entre la Iglesia Católica y la Masonería se han mantenido conversaciones oficiales en los años 1974-1980 por encargo de la Conferencia Episcopal Alemana y de las grandes Logias reunidas. En el curso de aquella se ha tratado de constatar si la Masonería ha experimentado cambios a lo largo del tiempo, tales que consientan a los católicos de pertenecer a ella actualmente. Las conversaciones se han desarrollado en clima de cordialidad y con gran franqueza y objetividad. Se han estudiado los tres primeros estados (grados) de pertenencia a la secta. Después de atento estudio de esos tres primeros estados, la Iglesia Católica ha constatado que existen contrastes fundamentales e insuperables. En su esencia la Masonería no ha cambiado. La pertenencia a la Masonería pone en duda los fundamentos de la existencia de Cristo; el examen minucioso de los rituales masónicos y de las afirmaciones fundamentales, como también la constatación objetiva de que hoy no ha sufrido ningún cambio la Masonería, lleva a esta conclusión obvia: No es compatible la pertenencia a la Iglesia Católica y al mismo tiempo a la Masonería. La Sagrada Congregación para la Doctrina de la Fe, el 17 de febrero, de 1981, promulgó una clarificación sobre el estado de los católicos que se asocian a la Masonería en la que se reafirma la posición tradicional de la Iglesia acerca de la Masonería. El Código de Ley Canónica actual (promulgado en 1983) no habla explícitamente de la Masonería sino que se limita a la siguiente advertencia general contra ese tipo de asociación. Canon 1374: “Quien se inscribe en una asociación que maquina contra la Iglesia debe ser castigado con una pena justa; quien promueve o dirige esa asociación, ha de ser castigado con entredicho”. Algunos obispos pensaron que este canon ya no aplicaba a la Masonería porque no la nombra explícitamente. Estimaban que la Masonería había evolucionado y que ya no “maquinaba” contra la Iglesia. Sugirieron que se podría abrogar la prohibición contra la entrada de católicos en las logias masónicas. Sin embargo, posteriores declaraciones oficiales de la Iglesia han dejado muy claro que eso no es posible. La siguiente declaración expresa en resumen la posición oficial vigente. Declaración sobre las Asociaciones Masónicas , Quaesitum est… de la Sagrada Congregación para la Doctrina de la Fe. 26 de noviembre, 1983.Se ha cuestionado sobre si ha habido algún cambio en la decisión de la Iglesia en respecto a las asociaciones masónicas ya que el Código de Ley Canónica, a diferencia del anterior, no las menciona expresamente. Esta sagrada congregación está en posición de responder que esta circunstancia se debe al criterio editorial que se siguió también en el caso de otras asociaciones que tampoco se mencionaron en cuanto que están contenidas en categorías más amplias. Por lo tanto, el juicio negativo de la Iglesia sobre las asociaciones masónicas se mantiene sin cambios ya que sus principios siempre se han considerado irreconciliables con la doctrina de la Iglesia (“earum principia semper iconciliabilia habita sunt cum Ecclesiae doctrina”) y por lo tanto se continúa prohibiendo ser miembro de ellas. Los fieles que se inscriben en asociaciones masónicas están en estado de pecado grave y no pueden recibir la Santa Comunión. No está en la competencia de las autoridades eclesiales locales el impartir un juicio sobre la naturaleza de las asociaciones masónicas que implicase una derogación de lo que se ha decidido arriba, y esto en línea con la declaración de esta sagrada congregación promulgada el 17 de febrero de 1981 (1). En una audiencia concedida al subscrito cardenal prefecto, el Supremo Pontífice Juan Pablo II, aprobó y ordenó la publicación de esta declaración que ha sido decidida en una reunión ordinaria de esta sagrada congregación. Cardenal José Ratzinger, prefecto. Padre Jerome Hamer, O.P., Titular Arzobispo de Lorium, Secretario. (Traducción no oficial -SCTJM). La declaración de 1983 (arriba) establece con toda claridad que la condena a la Masonería por parte de la Iglesia es vigente. Las opiniones contrarias no cambian la realidad de las cosas.
ACCION DE LAS AUTORIDADES DEL ESTADO Y DE LA IGLESIA. Bastante curiosamente, el primer soberano que se unió y protegió a la Francmasonería fue el Emperador católico alemán Francisco I, fundador de la línea real de Austria, mientras que las primeras medidas contra la Francmasonería fueron tomadas por Gobiernos Protestantes: Holanda, 1735; Suecia y Ginebra, 1738; Zurich, 1740; Berna, 1745. 5. En España Portugal e Italia, medidas contra la Masonería fueron tomadas después de 1738. 6. En Bavaria la Francmasonería se prohibió en 1784 y 1785; 7. en Austria la Francmasonería se prohibió porque tal como la Corte Superior de la Administración correctamente declaró el 23 de enero de 1905, una asociación Masónica,aunque establecida de acuerdo con la ley, sería un miembro de una gran organización internacional en realidad regida por los Antiguos Cargos, etc. según los principios generales y objetivos Masónicos, cuyos verdaderos reglamentos se mantendrían ocultos de las autoridades civiles, de manera que no se puede controlar la actividad de los miembros. De hecho se da por sentado que los masones Austro – húngaros, cualesquiera que fueran los estatutos que pudieran presentar al Gobierno austríaco para obtener su autorización, continuarían de hecho a tener al Gran Oriente francés como su verdadero modelo, y a los Hermanos Kossuth, Garibaldi, y Mazzini como los héroes, que se esforzarían de imitar. 8. en Baden 1813. 9. en Rusia 1822. 10. Desde 1847 se ha tolerado en Baden, desde 1850 en Bavaria, desde 1868 en Hungría y España. 11. El decreto Prusiano de 1798 prohibió la Francmasonería en general, exceptuando las tres antiguas Grandes Logias Prusianas que el protectorado sometía a un estricto control por el Gobierno. Este decreto, aunque jurídicamente abrogado por el decreto del 6 de abril de 1848, prácticamente, según una decisión de la Suprema Corte del 22 de abril de 1893, debido a una interpretación errónea de los órganos de la administración, permaneció en vigor hasta 1893. 12. De igual manera, en Inglaterra se aprobó una Acta del Parlamento, el 12 de julio de 1798, para la supresión más eficaz de las sociedades establecidas para sediciones y propósitos traicioneros y para evitar traiciones y prácticas sediciosas. Por esta Acta las asociaciones y reuniones Masónicas en general fueron prohibidas, y sólo las Logias existentes el 12 de julio de 1798 y regidas según las antiguas reglas de la Masonería del reino fueron toleradas, a condición de que dos representantes de la Logia debiesen tomar el juramento, delante de los magistrados, de que la Logia existía y era regida tal como el Acto ordenaba. 13. Durante el período 1827-34, se tomaron medidas en contra de la Francmasonería en algunos de los Estados Unidos de América. Acerca de los países europeos se puede declarar que, todos aquellos Gobiernos que no se habían originado en el movimiento revolucionario, se esforzaron por protegerse en contra de las sociedades secretas Masónicas. 14. Los ortodoxos y algunos grupos protestantes también han prohibido en diversas ocasiones la entrada de sus miembros en la Masonería.
La Persecución A Los Masones. Fue perseguida en algunos tiempos, particularmente por los poderes encolumnados tras la Iglesia Católica Apostólica y Romana, que no comprendió que la Masonería estaba comprometida en la búsqueda de la libertad del hombre como meta suprema y que no buscaba ningún poder terrenal ni sustituir a la Iglesia. Es importante hacer notar que la masonería universal no es antirreligiosa ni anticlerical, sino antidogmática debido a que sus enseñanzas están basadas en la razón y por tanto no acepta nada que no pueda ser explicado racionalmente. Lo que pasa es que alguna iglesia al no haber podido doblegar la razón de los librepensadores que integran esta milenaria Orden Iniciática, la atacó en la misma forma en que persiguió y llevó a la hoguera a todo aquel que no compartía sus creencias que nada tienen que ver con las enseñanzas iniciáticas que el Divino Maestro de Nazaret dejó para bien de la humanidad. El mismo carácter universal de la Orden Francmasónica le impide prohibir a sus miembros la asociación con persona alguna, sea cura, obispo, rabino o pastor protestante; cada masón es libre para asistir a la iglesia que mejor le plazca, pues es dueño de su propia conciencia. El libro Los Secretos de la Inquisición, páginas 198 a 202 relata la Historia y legado del Santo Oficio desde Inocencio III a Juan Pablo II. Su autor Edward Burnan, inglés nacido en Cambridge, con estudios de filosofía en la Universidad de Leeds, actualmente se dedica al estudio de las herejías del siglo XIII . La obra editada por Ediciones Martínez Roca, S.A. Barcelona, España, 1988. En el siglo XVI la guerra contra los herejes extranjeros tuvo por blanco a los luteranos y toda secta que propagara doctrinas heréticas de parecida índole. Más adelante, estuvieron los jansenistas adversarios particulares de los jesuitas y la Inquisición continuó actuando contra ellos incluso después de que la Compañía de Jesús fuera expulsada de España en 1767 por oponerse a Carlos III. Las ideas que emanaron de Francia bajo la égida de la Ilustración, fueron suprimidas implacablemente. Cuando la Masonería inició una rápida expansión en el decenio de 1730 y empezaron a fundarse Logias en toda Europa, la Iglesia católica fue presa de un pánico casi igual al que los cátaros le infundieran varios siglos antes. En Roma el 28 de abril de 1738, el Papa Clemente XII promulgó el decreto contra los Masones publicado por el inquisidor Pedro Romolatius. Su título completo era La condenación de la sociedad o conventículos De Liberi Muratori, o de los Masones, bajo pena de excomunión ipso facto; la absolución de la cual se reserva exclusivamente al Papa, exceptuando en el punto de muerte. En este decreto se describe pintorescamente a los Masones como hombres que irrumpen como ladrones en la casa y como zorros, se esfuerzan por arrancar la viña, usando un lenguaje casi bíblico, lo que era señal de que representaban una amenaza seria para la hegemonía de la Iglesia católica. El decreto continúa diciendo: “Deseamos además y ordenamos, que tanto obispos como prelados superiores, y otros ordinarios de lugares particulares, como los inquisidores de la depravación herética universalmente designados de cualquier estado, grado, condición, orden, dignidad , o preeminencia, procedan e inquieran, y restrinjan y coerzan a los mimos, tan vehementemente sospechosos de herejía, con merecido castigo”. Los efectos de este decreto expresado en lenguaje de la Iglesia medieval fueron inmediatos: el oficial de la Logia de Roma, que había celebrado su última reunión el 20 de agosto de 1737 fue detenido por la Inquisición para aterrorizar a los demás. En Florencia, un hombre llamado Crudeli fue detenido, encarcelado y torturado por la Inquisición, que le acusó de haber dado asilo a una Logia masónica. La Inquisición española se apresuró a seguir el ejemplo e incrementó la vigilancia de que hacía objeto a los Masones en España y Portugal. En 1742 un Masón francés llamado Jacques Mouton y un inglés nacido en Suiza, John Coustos, fueron apresados en Lisboa. Todos los recursos disponibles fueron lanzados contra este nuevo enemigo en un momento de inactividad relativa de la Inquisición. Cuando en 1751 se promulgó otra bula renovando las estipulaciones del decreto de Clemente XII, un inquisidor español llamado Pedro Torrubia se introdujo en la Masonería. Fue Iniciado en ese mismo año y permaneció en ella el tiempo suficiente para informarse bien del ritual Masónico y de los nombres de los suscriptores de la Logia. No pudiéndoseles acusar de ninguna inmoralidad, nombró para que fuesen castigados a los miembros de noventa y siete Logias, sin ningún pretexto; y como él mismo era el acusador, el testigo y el juez, la totalidad de ellos fueron sometidos a tortura en el potro. La mayor acusación que se lanzó contra los masones era la de ser una sociedad secreta y por lo tanto sospechosa de herejía oculta. Esta acusación paradójica, proferida por una de las organizaciones más secretas y literalmente ocultas, era el origen de la estipulación según la cual los juramentos de secretismo en cuestiones ya condenadas quedan por este medio anulados y pierden su obligatoriedad. La persecución que sufrieron los Masones refleja el temor y la incertidumbre profundos que anidaban en la sociedad española más que cualquier peligro real que representara la Masonería. El más célebre de los prisioneros Masónicos fue John Coustos. En 1746, Coustos publicó en Londres The Sufferings of John Coustos, for free – Masonry , and for his refusal to turn Roman Catholic, under the Inquisition at Lisbon. Su crónica, teñida por el odio que le inspiraba la Inquisición, y quizá exagerada si tenemos en cuenta que fueron pocos los Masones perseguidos así, es interesante porque da muchos detalles sobre el procedimiento inquisitorial en fecha tan avanzada. Coustos nació en Berna, pero se naturalizó inglés y vivió veintidós años en Londres antes de irse a Portugal, donde trabajó de diamantista. Llegó a Lisboa en 1742, en el momento culminante de las persecuciones contra la Masonería a raíz del decreto del Papa Clemente, y cuenta que al principio sus cartas eran censuradas. Luego la Inquisición decidió apresar a uno de los principales Masones de Lisboa y Coustos que ya era Maestro de la Logia, fue elegido junto con su amigo Alexandre Lacques Mouton. Primero detuvieron a Mouton y luego al propio Coustos, en la noche del 5 de marzo de 1743, en un café. Coustos comenta lacónicamente: Los Portugueses, y muchos extranjeros, tienen tanto miedo a los incidentes siniestros que ocurren a menudo en Lisboa durante la noche, especialmente a una persona que se aventure a salir sola, que a pocos de ellos se les encuentra en las calles de esta ciudad a horas tan avanzadas. Después de registrarle le tuvieron encerrado varios días en una celda; durante su permanencia en ella le afeitaron y le cortaron el pelo. Con la cabeza rapada le llevaron ante el presidente y cuatro inquisidores para un interrogatorio preliminar. Coustos dio información sobre su nombre, lugar de nacimiento, religión y oficio. Luego tras suspenderse el interrogatorio durante otros tres días prosiguió la paciente degradación. Al comparecer de nuevo ante el tribunal, le preguntaron si había examinado su conciencia y descubierto alguna transgresión contra el Santo Oficio en el pasado. Al darse cuenta de que le estaban acusando de pertenecer a la Masonería, Coustos recitó una breve historia de la hermandad. La astucia de los inquisidores se hizo manifiesta cuando sugirieron que tenían la firme opinión de que la Masonería no podía fundarse en principios tan buenos como los que yo había afirmado en los interrogatorios anteriores: y que si esta sociedad de los Masones eran tan virtuosa como yo decía, no había motivo para que ocultaran tan laboriosamente sus secretos. Coustos fue acusado formalmente de ser Masón, siendo esta secta una horrible mezcla de sacrilegio y muchos otros crímenes abominables, y de afirmar que la Masonería era un bien en sí misma, por lo cual el procurador de la Inquisición requiere, que el citado prisionero sea procesado con el máximo rigor y a este efecto, desea que el tribunal ejerza toda su autoridad e incluso proceda a torturas para arrancarle una confesión:….. Luego encerraron a Coustos en su mazmorra otras seis semanas, antes de comparecer ante el inquisidor general portugués, el cardenal Da Cunha. Al negarse otra vez a justificar su posición, le amenazaron con torturarle: “A esto fui llevado inmediatamente a la cámara de torturas, construida en forma de torre cuadrada, donde no aparecía luz alguna, salvo la que daban dos bujías; y para impedir que los horribles gritos y espantosos quejidos de las infelices víctimas llegasen a oídos de los demás presos, las puertas estaban forradas con una especie de colcha”. Coustos fue sometido al tormento del potro hasta que sus ligaduras hicieron brotar sangre. Entonces le dejaron en su celda durante seis semanas más, antes de someterle al trato de cuerda. Después de otros dos meses, fue llevado de nuevo a la cámara de tortura para aplicarle un nuevo tormento: “Los torturadores rodearon dos veces mi cuerpo con una gruesa cadena de hierro, la cual, cruzando por encima de mi estómago, terminaba luego en mis muñecas. Seguidamente apoyaron mi espalda contra una gruesa tabla, en cada uno de cuyos extremos había una polea por la que pasaban una soga que sujetaba los extremos de las cadenas en mis muñecas. Luego los torturadores, estirando estas sogas mediante un rodillo, apretaron o magullaron mi estómago, a medida que se juntaban las sogas. Esta vez me torturaron hasta tal punto, que se me dislocaron las muñecas y los hombros”. Después de esta tercera sesión, se dio por terminada la tortura y el cirujano de la cárcel le vendó las heridas. La crónica refleja de forma muy viva el proceso continuo de humillación y espera. Después de otro lapso de tiempo que no se especifica, el sábado 20 de junio de 1744 Coustos recibió la orden de prepararse para el auto de fe que iba a tener lugar el día siguiente. Eran unos miembros de la inquisición con la misión de buscar herejes vistiendo una túnica amarilla con rayas encarnadas, acompañado de familiares a izquierda y derecha, siguió en procesión a los dominicos por las calles de Lisboa. Fue sentenciado a cuatro años de cautiverio en las galeras, que le parecieron un gran alivio: él y sus compañeros <<nos creíamos las personas más felices de la tierra>>; es un alivio comprensible que puede compararse con la felicidad que experimentó Pignata al alcanzar la frontera de Nápoles. Continúa Coustos: “La libertad que tenía de hablar con mis amigos, después de haberme visto privado incluso de verles durante mi tediosa e infortunada permanencia en la cárcel de la Inquisición; el aire libre que respiraba ahora, con la satisfacción que sentía al verme libre de las temibles aprensiones que siempre cubrían mi pensamiento, cuando quiera que reflexionase sobre la incertidumbre de mi destino; estas circunstancias, unidas, hicieron que para mí los trabajos de la galera fueran mucho más soportables”. Sus palabras ponen de relieve que la aprensión y la incertidumbre eran lo que más afligía a los prisioneros de la Inquisición. La tortura psicológica era mucho peor que los efectos de los instrumentos de tortura física, que tanto impresiona a los lectores modernos. Lo peor había pasado ya. Coustos pudo sobornar a los guardianes para que le eximieran del trabajo cotidiano de la galera, que transportaba agua a otras prisiones. El ministro británico en Lisboa tocó alguno resortes diplomáticos y se presentó una petición de libertad al rey de Portugal. Coustos fue puesto en libertad a finales de octubre de 1744, sin cumplir toda la sentencia. Sin esperar permiso, pues temía que los portugueses se echaran atrás, partió a bordo de un barco holandés que se encontraba cerca de la costa de Lisboa y volvió a Inglaterra. Por fin se había librado de lo que él llama esa infernal banda de frailes. Pero la persecución de Masones continuó. El miedo que inspiraban se intensificó durante los años que siguieron al paso de Coustos por la cárcel, e incluso se llegó a identificarles con sectas maniqueas o dualistas: otro eco lejano de los cátaros. En 1752 se publicó un panfleto con el título de “Verdadera cronología de los Maniqueos que aún existen con el nombre de Francmasones”. Poco después, esta paranoia fomentó la creencia de que los Masones estaban detrás de la Revolución Francesa. Según un historiador español de la época, Llorente era Masón, por lo que sus motivos para publicar una historia crítica de la Inquisición española eran sospechosos: los sentimientos contra él eran especialmente fuertes, porque se pensaba que la abolición del Santo Oficio formaba parte de un complot Masónico cuyo objetivo era descatolizar España. La abolición sería la primera maniobra de esta supuesta estrategia. Ya que se habla del Vaticano, ¿cuál es la relación con la Iglesia? No tenemos ninguna relación, ni buena ni mala, más a pesar de que, como se dijo en otro pasaje, históricamente la Iglesia persiguió excomulgó a los masones a través de las bulas papales, hoy día no tendríamos ningún inconveniente en iniciarla, en la medida que exista el formal compromiso de bregar por la libertad del hombre a través del goce y ejercicio de los Derechos Humanos, asegurando el pluralismo y no poniendo otro límite al conocimiento de la verdad que la razón misma.

LA MASONERÍA ACTUAL. En enero de 1968 la prensa occidental divulgó una decisión del Episcopado Escandinavo fechada en octubre de 1966 que permitía a sus obispos a conceder autorización para continuar inscritos en la logia a los masones que quisieran ingresar en la Iglesia Católica. Con este hecho se ha querido ver un cambio en la posición de la Iglesia respecto a la masonería. Se sostiene la tesis de que la masonería actual no es la misma de hace un siglo pero hay que distinguir entre la masonería regular anglosajona y la de los países latinos y que sólo a esta última se habían dirigido las reprobaciones pontificias de los dos últimos siglos. Ante noticias que presentaban como inminente una declaración pontificia en tal sentido, la Radio Vaticano hizo público el 16 marzo 1968 el siguiente comunicado: “Según recientísimos informes de la prensa diaria de varios países, la Santa Sede habría autorizado la permanencia en la organización masónica a personas convertidas al catolicismo, y tendría la intención de mudar profundamente la disciplina canónica acerca de la misma masonería. Por el competente Dicasterio de la Santa Sede hemos sido autorizados a desmentir tales informaciones como carentes de fundamento”. En verdad el cambio experimentado por la masonería en la actualidad, incluso la irregular es haber perdido en parte su carácter sectario y anticatólico. Por otra parte el diálogo personal con los masones, como con todo el mundo, por parte de los cristianos individualmente, forma parte de la convivencia humana y del trato apostólico que todo cristiano con la debida preparación está obligado a vivir; cosa distinta es el diálogo con la masonería como asociación o como doctrina que exige prudencia y personas competentes, si fuese oportuno o conveniente; incluso la Iglesia podría levantar las penas disciplinares vigentes actualmente como los que dan su nombre a una secta masónica; pero esto no significaría la aprobación de la masonería. Tampoco podría decirse que a partir de ese momento los católicos podrían inscribirse en la masonería o que los masones podrían ser simultáneamente miembros activos de la masonería y de la Iglesia. La cualidad buena o mala de una doctrina o institución es intrínseca a ella misma, anterior e independiente de cualquier declaración del magisterio. La masonería Ha sido condenada por sus principios substancialmente anticristianos, porque es inconciliable y continuará siéndolo aunque la Iglesia por motivos psicológicos o pastorales, decida suprimir la excomunión. No es la diferencia, aprobación o reprobación oficial que lo convierte a una doctrina en buena o mala. Por ejemplo, el l hecho de que no se condene expresamente el Islamismo no significa su aprobación, ni permite a los católicos formar parte simultánea de la Iglesia y del Islam; o si la autoridad eclesiástica levantara la excomunión que recae sobre los que procuran eficazmente el aborto, no por eso el aborto dejaría de ser pecado moral, es siempre con excomunión y sin ella un atentado grave a la ley moral. Lo mismo ocurre con la inscripción en la masonería: con excomunión y sin ella, un católico no puede formar parte de una secta o sociedad masónica (pecaría mortalmente), pues se hallaría en peligro próximo e inmediato de apostasía, y estaría cooperando en el mal. Mientras no cambien los principios ideológicos de la masonería, esta es inconciliable con la doctrina católica. La masonería ha cambiado más en su aspecto externo; no suele aparecer como perseguidora de la Iglesia, ni hace mucho hincapié en el secreto, presenta a algunos de sus miembros públicamente, celebra grandes reuniones, saca fotografías en la prensa, proclama sus ideales de fraternidad universal y esto también en los países latinos, donde tradicionalmente actuaba en forma violenta. Sin embargo en los puntos fundamentales y en sus presupuestos doctrinales sigue siendo una mezcla de naturalismo, racionalismo, indiferentismo religioso, Deismo, etc.; aunque en su forma más radical, tal como lo resumía León XIII, ya no es tan virulentamente sostenido, en el sentido de que muchas logias no insisten tanto en ellos y centran más su atención en realizaciones prácticas de tipo humanitario o de vida social, de todas formas aquellos principios continúan de alguna forma presentes. Es siempre un gran riesgo en muchas circunstancias, pero en concreto por lo que se refiere al diálogo con la masonería, la abdicación de la fe en nombre de un humanismo radical sin Dios. En aras de unos valores que se presentarían como unos ideales o superiores, al menos desde un punto de vista práctico e inmediato, invocando una fraternidad filantrópica, se prescinde fácilmente, primero, de Dios como autor del orden sobrenatural y de la Redención, y se excluye, por tanto, toda religión revelada. Al recluir la fe a un mero plano de convicciones de conciencia se termina por eliminar a Dios de la vida de los hombres, reduciéndolo a una mística expresión de la Humanidad, del Universo, etc. Y de esta forma se destruye el orden moral, privado ya de fundamento.
DECLARACION DEL GOFMU ACERCA DE SUPUESTOS CONTACTOS ENTRE MASONES Y CATÓLICOS. Atento a los trascendidos e informaciones Periodísticas aparecidas en las últimas semanas, en donde se hace mención de contactos entre masones y católicos, (en particular la nota publicada en el cotidiano “La República” en fecha 28 de agosto del 2000, titulada “Contactos no oficiales entre masones y católicos”, firmada por el Periodista Marcelo Bustamante) el Consejo de la Orden del Gran Oriente de la Francmasonería Mixta Universal, entidad masónica independiente, desearía realizar las siguientes precisiones: 1º. El Gran Oriente de la Francmasonería Mixta Universal es una de las tres instituciones masónica que actúan a nivel nacional, con Personería Jurídica y autoridades reconocidas. Sin embargo, a diferencia de las otras dos, que son estrictamente masculinas, es la única que agrupa en pie de igualdad a hombres y mujeres alrededor de los ideales tradicionales de nuestra Fraternidad, sintetizados en el emblema de Libertad – Igualdad – Fraternidad. 2º. El GOFMU, Potencia Simbólica Soberana, está impregnado del espíritu y de los valores liberales que heredamos de nuestros antepasados, en particular, expresados en uno de los principales documentos de la Francmasonería moderna, como son las Constituciones de Anderson de 1723. Asimismo compartimos y adherimos a los conceptos expresados en las conclusiones emitidas por la reunión de Potencias Masónicas realizada en Estrasburgo, Francia el 22 de Enero de 1961, donde se proclama el respeto y la afirmación de la Libertad. 3º. Absoluta de Conciencia “tomando en consideración todas las tradiciones, los ritos, los símbolos y las diferentes creencias”. Es en esta perspectiva que en el seno de nuestra Institución está permitido y se promueve el diálogo fecundo y enriquecedor entre nuestros adherentes, así sean estos ateos o pertenecientes a diversas creencias. Los Francmasones del GOFMU, hombres y mujeres que enaltecen los valores de la Libertad, no establecemos otras restricciones que aquéllas que vayan en contra de nuestros Principios y Valores fundamentales, pudiendo por lo tanto nuestros miembros pertenecer a las más diversas escuelas metafísicas y/o filosóficas. 4º. Nuestros Principios (que pueden conocerse en su totalidad en nuestro sitio en INTERNET: www.gofmu.org señalan la exigencia para nuestros miembros de “practicar el librepensamiento, la tolerancia mútua, el respeto por sí mismo, la defensa de los Derechos Humanos y la Libertad Absoluta de Conciencia”; especifica que “las concepciones metafísicas son del dominio exclusivo de la conciencia individual”, aunque “rechaza toda afirmación dogmática y todo fanatismo”; y proclama que “combate la intolerancia, la opresión espiritual, social, cultural, política, económica y ambiental del Hombre”. Asimismo, indica que se “compromete a defender los ideales y las instituciones laicas, expresiones de los principios de la Razón, la Tolerancia y la Fraternidad”, al tiempo que en el plano político y cívico “reconoce en el Régimen Republicano el sistema de Gobierno Democrático Representativo que cristaliza más genuinamente la voluntad popular”. 5º. Siendo la Francmasonería un “Centro de Unión”, con vocación de “reunir lo que está disperso”, nunca podría marginalizar a nadie por razones de “raza, sexo, nacionalidad, profesión u oficio, opiniones políticas, filosóficas o religiosas”, estando sus puertas abiertas a todos quienes – de acuerdo a nuestra fórmula tradicional – sean “hombres y/o mujeres libres y de buenas costumbres”, y se encuentren deseosos de compartir sus ideales y convivir en tolerancia y fraternidad. 6º. En ningún momento el Gran Oriente de la Francmasonería Mixta Universal ha participado en ningún tipo de contacto institucional ni oficial ni oficioso con la Iglesia Católica. Sin embargo, la disposición manifestada por la Iglesia Católica Mundial a reconocer los errores cometidos en el pasado, entre los que están la persecusión y excomunión de masones, reconocimiento de errores que ha tenido manifestaciones concretas en la Región, como en Argentina, aunque no así en nuestro país facilitaría en mucho la apertura hacia un diálogo provechoso que sólo podría traer beneficios para la sociedad toda, y aportar a la construcción de un mundo mejor, más tolerante, pacífico y solidario. 7º. Los Francmasones, hombres y mujeres de paz, aspiramos a que los ideales y valores morales y espirituales alrededor de los cuales se erigiera nuestra Patria, sean el andamio que de coherencia y proyección a la construcción del porvenir, en el cual estamos involucrados todos los uruguayos sin distingo, y para lo cual seguiremos trabajando desde los lugares que ocupamos en nuestra sociedad, con dedicación y perseverancia. Montevideo, Octubre de 2000.
El Beato Papa Pio IX. Pío IX, Giovanni Maria Mastai Ferretti, nació el 13 de mayo de 1792 en Senigallia. Fué elegido pontífice el 16 de junio de 1846, suscitando esperanzas en los ambientes patrióticos liberales y católicos: uno de los primeros actos fue la promulgación de una amnistía para los prisioneros políticos y consintió algunas reformas en el Estado Pontificio. En los primeros dos años del pontificado, se ganó el título de papa liberal, patriótico y reformador. En abril de 1848 cuando era evidente que la masonería internacional fomentaba atentados, revoluciones y desórdenes contra el Papado y las naciones tradicionalmente católicas, Pío IX tomó distancia de las facciones más radicales de los patriotas italianos. A raíz del desencadenamiento de motines insurreccionales en Roma, se trasladó a Gaeta, mientras que en la ciudad eterna se proclamaba poco después, en 1849, la República Romana por parte de Giuseppe Mazzini, Carlo Armellini e Aurelio Saffi. Las iglesias fueron saqueadas mientras Mazzini se incautaba de obras de arte, propiedad de la Iglesia, para pagar a la masonería británica que había anticipado el dinero necesario para tomar Roma. Gracias a la intervención de las tropas francesas, la República romana cayó y el Papa pudo volver a la capital en 1850. Desde entonces, el Pontífice puso en marcha una política de intransigencia («Non possumus») hacia las exigencias del poder laico, convirtiéndose en el adversario más acérrimo del ala anticlerical de la masonería. En 1854, proclamó el dogma de la Inmaculada Concepción y en el primer Concilio Vaticano (1869_70) el dogma de la infalibilidad papal. En 1864, promulgó la encíclica «Quanta cura», con el anexo del «Sillabus», una lista de enseñanzas prohibidas con la que la iglesia condenaba los errores del momento y conceptos liberales e iluministas. Con la llegada de la unidad de Italia, el último papa _ rey se vio desposeído de las regiones de la Romaña (1859), Umbría, las Marcas (1860) y en 1870 la misma Roma, con la conocida toma de Porta Pia, el 20 de septiembre que marcó el fin del poder temporal de los papas. Desde entonces, la masonería italiana celebra su propia fiesta anual, justamente el 20 de septiembre, en recuerdo de la victoria contra la Iglesia. Los documentos antimasónicos del Pontificado de Pío IX son unos 124 y se subdividen en 11 encíclicas, 61 cartas breves, 33 discursos y alocuciones y documentos de varios dicasterios eclesiásticos. Según Pío IX, todos los males que se abatieron en aquél tiempo sobre la Iglesia y sobre la sociedad provenían del ateismo y del cientismo del siglo XVII, postulado por la masonería y exaltado por la Revolución Francesa. En la encíclica «Qui pluribus» (9/10/1849), Pio IX habla de «hombres ligados por una unión nefanda» que corrompen las costumbres y combaten la fe en Dios y en Cristo postulando el naturalismo y el racionalismo y sobre todo, poniendo en marcha el conflicto entre ciencia y fe. Otro error atribuido a este círculo de pensadores es el hablar de progreso como un mito y contraponerlo a la fe. Ante estas acusaciones precisas, la Masonería reaccionó con un desdén violento. En primer lugar, convocó un «Anticoncilio masónico, Asamblea de librepensadores» con la idea de liderar un movimiento internacional dedicado a combatir sin tregua al Vaticano. Entre los escritos que se difundieron para esta convocatoria masónica, había uno que decía «El Anticoncilio quiere luz y verdad, quiere ciencia y razón, no fe ciega, no fanatismo, no dogmas, no hogueras. La infalibilidad papal es una herejía. La religión católica romana es una mentira; su reino es un delito». En esta situación de beligerancia continua Pío IX no perdió el ánimo y siguió su trabajo para compactar la Iglesia en torno a un principio de unidad. Atribuyó gran importancia a la espiritualidad popular, a la relación con los santos, especialmente a María a través del reconocimiento de las apariciones de La Salette y de Lourdes. Dio impulso a procesiones, peregrinaciones y todas las formas de piedad popular. En 1870 inauguró un nuevo modo de elección de obispos y prelados elegidos no ya preferentemente entre los notables sino entre los sacerdotes comunes, allí donde se manifestasen los méritos pastorales. Su popularidad creció enormemente. Fue obstinado en no aceptar ningún arreglo con el Estado italiano. Murió el 7 de febrero de 1878 pero la masonería trató de perseguirlo encarnizadamente incluso tras la muerte. En la noche del 12 al 13 de julio de 1881, su féretro fue trasladado del Vaticano al cementerio del Verano. La masonería organizó una manifestación irreverente con lanzamiento de piedras, imprecaciones, blasfemias, y canciones vulgares y obscenas, contra el cortejo fúnebre que a su vez respondía con la recitación del rosario, los salmos, el oficio de difuntos y pías jaculatorias. El culmen de la agresión tuvo lugar cuando el cortejo fúnebre pasó por el puente Sant’Angelo. Al grito de «¡muerte al Papa, muerte a los curas!», un grupo de desalmados trató de arrojar el cadáver de Pío IX al Tíber. Pero los católicos apretaron las filas en torno a los restos mortales del pontífice y rechazaron el ataque. A la luz de estos acontecimientos, el reconocimiento de la virtud heroica del nuevo beato hace justicia a una persona de gran espesor humano y a un gran Papa. Pio IX fue beatificado el 30 de Septiembre del 2000 . La causa de beatificación de Pío IX fue una de las más largas y difíciles de la historia de la Iglesia. Fue puesta en marcha por Pío X, el 11 de febrero de 1907. Relanzada por Benedicto XV sin gran éxito y también Pío XI animó el proyecto. Tras la segunda guerra mundial, la instructoría canónica fue reiniciada por Pío XII, el 7 de diciembre de 1954. Con Pablo VI la causa experimentó importantes avances: se completó la recogida de las actas del proceso canónico, el análisis de la vida del candidato a la santidad, los interrogatorios de los testigos y las evaluaciones de los historiadores y de los teólogos. El decreto sobre el ejercicio heroico de las virtudes teologales y cardinales fue promulgado por la Congregación para las Causas de los Santos, el 6 de julio de 1985, y aprobado por Juan Pablo II. Entre las virtudes del Pontífice, figuran el amor sin reservas por la iglesia, la caridad y la gran estima por el sacerdocio y los misioneros. El milagro atribuido a Pío IX, verificado por la Consulta de médicos el 15 de enero de 1986, es la curación inexplicable de una religiosa francesa. Fuente: Zenit, ZS99122305. Pío IX defendió a los judíos. La campaña contra el Papa Pío IX (1792-1878), alcanzó su colmo con la protesta del gobierno israelita que expresó a la Santa Sede su más profundo descontento por la beatificación de Pío IX (“Jerusalem Post”, 3 de septiembre 2000). En relidad como lo recordó Mons. Carlo Liberati, de la Congregación para las Causas de los Santos en dos entrevistas acordadas a los diarios italianos “Corriere della Sera” y “Avvenire”, Pío IX fue el promotor de la liberación de los judíos del ghetto. Hizo suprimir las labores indignas y humillantes que estaban asignadas a los judíos. Declaró que no eran extranjeros y ordenó colocar patrullas encargadas de protegerlos contra una rebelión popular que explotó efectivamente contra esta emancipación del ghetto”. Edgardo Mortara. En lo que concierne al caso de Edgardo Mortara, el niño judío que a la edad de dos años en riesgo de morir fue bautizado por una doméstica católica y fue luego educado por la Iglesia contra el parecer de sus padres, Mons. Liberati declaró que “lo que nadie nunca ha querido recordar es que cuando Edgardo Mortara llegó a la edad de la adolescencia se le dejó libre de regresar a su casa. Pasó un mes con sus padres pero en seguida decidió quedarse en Roma y hacerse sacerdote. Una vez sacerdote se reconcilió con sus padres. Edgardo Montara fue uno de los primeros testigos que se pronunciaron a favor de la beatificación de Pío IX, haciendo una declaración en el proceso canónico”. El Papa Pío IX permanece incorrupto . El 4 de abril de 2000 en Roma, en la cripta de la basílica de San Lorenzo al Verano, se desarrolló el reconocimiento del cuerpo del venerable Pío IX que reposa desde el 13 de julio de 1881, tres años después de su muerte acaecida el 7 de febrero de 1878, en el Vaticano. En la ceremonia del acto de reconocimiento de los restos mortales de Pío IX estaban presentes, el Postulador de la Causa de Beatificación representantes de la Curia Romana, sacerdotes y religiosas venidos inclusive del extranjero. Pío IX está conservado casi perfectamente desde el último reconocimiento, hecho bajo Pío XII, del 25 de octubre al 24 de noviembre de 1956, apareció en toda la serenidad de su humanidad tal como se recuerda en la documentación fotográfica, en la iconografía tradicional y establecida por la descripción hecha de los textos en las actas de procedimiento. Si es permitido referirnos a los análisis de autores y agiógrafos modernos de gran valor, como el inolvidable Piero Bargellini y el P. Domenico Mondrone s.j., hechas para educar e invitar a la santidad, podremos definirlo como un hombre dotado de una gran humanidad y de una impresionante dignidad, hecha aún más significativa por la serenidad del rostro intacto en la majestad silenciosa de la muerte”. El Papa Pio IX frente a la masonería. Enciclopedia. La Iglesia ha declarado que no se puede ser católico y masón porque ambas se contradicen en lo esencial. El amor de Cristo nos mueve a amar a todos. Ese mismo amor exige que hablemos la verdad que lleva a la salvación. Muchos masones desconocen la ideología de su propia organización: Primero, porque tienen muchos grados y los secretos de los de arriba son desconocidos por los mas grados inferiores. Segundo, porque algunas logias modernas han optado por mantenerse al margen de la ideología de su organización.JUAN XXIII. Sobre la supuesta “oración” de Juan XXIII. La siguiente “oración”, falsamente atribuida al Papa, es una absurda mentira con la que se busca justificar la masonería. A pesar de ello, sigue propagándose impunemente: Señor y Gran Arquitecto: Nosotros nos humillamos a tus pies e invocamos tu perdón por la herejía en el curso de desconocer en nuestros hermanos masones como tus seguidores predilectos. Luchamos siempre contra el libre pensamiento, porque no habíamos comprendido que el primer deber de una religión, como afirmó el Concilio, consiste en reconocer hasta el derecho de no creer en Dios. Habíamos perseguido a aquellos que, dentro de la propia iglesia habíanse distanciado inscribiéndose en las Logias, despreciando todas las injurias y amenazas. Habíamos irreflexivamente acreditado que una señal de la cruz pudiese ser superior a tres puntos formando una pirámide. Por todo esto nos arrepentimos Señor y con tu perdón te rogamos nos hagas sentir que un compás sobre un nuevo altar puede significar tanto como nuestros viejos crucifijos. Amén.
Juan XXIII La Masonería de los Rosacruces. La Cruz Quebrantada La Mano Oculta en el Vaticano. A.- Las revelaciones de este libro hablan de la iniciación del Cardenal Roncalli en la Masonería de los Rosacruces. Roncalli fue el mismo clérigo que en el Cónclave de 1958, se robó la Silla de Pedro mediante la engañosa asistencia de la B’na B’rith, el brazo Masónico Judío que hoy controla todos los instrumentos del poderío mundial. El sello del Cónclave fue roto por su agente el Cardenal Tisserant de Francia. También es interesante notar que desde que Roncalli engañosamente se robó la Silla de Pedro, un gran número de Cardenales han sido expuestos como masones secretos. B.- La Cruz Quebrantada . La reunión de las sociedades secretas se llevó a cabo en París en 1935, donde se aprobaron un número de resoluciones memorables y alrededor de ese tiempo, el Obispo del Norte de Italia Angelo Giuseppe Roncalli, nacido en 1881 y ordenado en 1904, Doctor de Teología y Profesor de historia Eclesiástica, que estaba trabajando en Estambul la capital Turca, como representante de la Santa Sede, pasaba por una extraña experiencia que iba a convertir hasta lo más mínimo de estas resoluciones en una realidad trascendente, atrajo rápidamente la atención del Vaticano. En 1921 fue asignado a la congregación de Propaganda y después de haber sido consagrado Obispo en 1935 entró al servicio diplomático de la Iglesia. Su primer proyecto estaba en los Balcanes, una parte del mundo lejos de cualquier influencia Católica. Como Visitante Apostólico o Chargé d’affairs de la Santa Sede en Sofía se vio envuelto en insignificantes dificultades diplomáticas a nivel personal con el Rey, hasta que en 1935 fue transferido como Delegado Apostólico a Estambul. El presente fervor de modernización bajo Mustafa Kemal estaba en pleno desarrollo. Algunas de sus leyes cayeron pesadamente sobre la religión Islámica y Cristiana y el uso de cualquier vestimenta clerical en público estaba estrictamente prohibido. El uso de títulos eclesiásticos también fue proscrito. Se hizo sentir a Roncalli como si estuviera en una especie de camisa de fuerza, nunca realmente libre sino vigilado, espiado y sus acciones reportadas. Cualesquier contacto que haya desarrollado, era poquísimo. Su invariable rutina era, al final del día irse calladamente a su casa como un peatón extranjero y anónimo. Una tarde se sintió más cansado de lo normal y sin desvestirse o apagar la luz se echó a la cama. En las paredes habían recordatorios de su vida anterior: fotografías de parientes y de la villa sobre el llano de Lombardía donde se criaron juntos. Cerró sus ojos y murmuró sus oraciones habituales. En una especie de visión, observó caras flotar de una nube ante él, aquellas que él pasó descuidadamente en la calle de aquél día. Entre ellas estaba la cara de un anciano con cabello blanco y una piel de olivo que le daba un aspecto casi oriental. Lo que siguió después pudo haber sido un sueño, o al menos así pareció cuando el sol ya había salido. En el silencioso cuarto, Roncalli oyó claramente al anciano preguntar: ¿Me reconoces? y sin saber qué lo impulsó, Roncalli respondió; Sí siempre. Su visitante prosiguió: Vine porque me llamaste. Estás en el camino correcto aunque todavía tienes mucho que aprender. Pero, ¿estás listo?. Roncalli no experimentó la más mínima duda. Todo había sido preparado para él. Te espero Maestro, fue lo que dijo. El anciano sonrió y preguntó tres veces si lo volvería a reconocer; Roncalli respondió tres veces que sí. Ni siquiera la llegada del día hizo que la experiencia pareciese inusual. Roncalli sabía que aquello habría de repetirse de tal manera que le daría un sentido nada ordinario. Se dio cuenta que el tiempo había llegado, cuando encontró al mismo anciano esperando afuera de su habitación; también sintió que se había desarrollado una situación más familiar, causa por la cual preguntó al anciano si lo acompañaba a la mesa. El anciano negó con la cabeza. Es en otra mesa donde debemos cenar esta noche. Al decir esto se encaminó acompañado por Roncalli a un distrito de calles oscuras y silenciosas a las que éste nunca había entrado. Una abertura estrecha condujo a una puerta donde como si por insitnto Roncalli se detuvo. El anciano le dijo que subiera y que lo esperara. Más allá de la entrada había una pequeña escalera, y luego otra. No había luz, pero en la casi total oscuridad, parecían haber voces que desde arriba ordenaban a Roncalli a continuar. Llegó a un alto delante de una puerta, más chica que las otras y que estaba entreabierta. Al abrirla, Roncalli se vio en un cuarto ancho de forma pentagonal con las paredes desnudas y dos grandes ventanas cerradas. Había una gran mesa de cedro en el centro de la misma forma que el cuarto. Habían tres sillas contra las paredes, y una túnica de lino colgaba de una de ellas, así como tres sobres sellados y unas fajas de diferentes colores. En la mesa había una espada de puño plateado, cuya hoja parecía llamear en la luz parcial de tres velas rojas de un candelabro. En otro candelabro había otras 3 velas que aún no habían sido encendidas. Había un incensario del cual estaban amarradas unas cintas de varios colores, y tres rosas artificiales de material ligero, con sus tallos cruzándose. Cerca de la espada y del incensario había una Biblia abierta abierta en la Epístola de San Juan que narraba la misión de Juan el Bautista. Estos pasajes siempre tuvieron una fascinación peculiar para Roncalli. Fue un hombre enviado de Dios el cual se llamaba Juan… El nombre de Juan adquiere un significado especial en las sociedades secretas, las cuales hacen reuniones el 27 de Diciembre, la fiesta del Evangelista, y el 24 de Junio, la fiesta del Bautista. Frecuentemente se refieren a los Santos Juan. Roncalli escuchó pasos ligeros detrás de él y se apartó de la mesa. Era alguien a quien llamaban el maestro. Tenía puesta una túnica larga de lino que tocaba el suelo y alrededor del cuello una cadena de nudos de la cual colgaban varios símbolos plateados. Colocó su guante blanco en el hombro de Roncalli. 10º Arrodíllate, sobre la rodilla derecha”. Mientras Roncalli se arrodillaba, el Maestro tomó de la silla uno de los sobres sellados, lo abrió de tal manera que Roncalli fue capaz de ver que contenía una hoja de papel azul y que tenía escrita una serie de reglas. 11º El maestro tomó y abrió un segundo sobre del que sacó una hoja similar y que dio a Roncalli. Estando éste a un lado, vio que tenía inscrita siete preguntas. 12º ¿Sientes que las puedes contestar? preguntó el Maestro. Roncalli respondió con un sí y devolvió el papel. 13º El maestro lo utilizó para encender una de las velas de la segunda base. Explicó: Estas luces son para los Maestros del Pasado quienes están entre nosotros. 14º Después recitó los misterios de la Orden con palabras que parecían entrar y salir de la mente de Roncalli sin que permanecieran; aún así sintió que de alguna manera siempre habían formado parte de su conciencia. 15º Enseguida el maestro se inclinó sobre él. 16º Nos reconocemos el uno al otro por los nombres que escogemos para nosotros mismos. Con ese nombre cada uno sella su libertad y su plan de trabajo y así forma un nuevo eslabón en la cadena. ¿Cuál será el tuyo? La respuesta ya estaba lista. No había vacilación alguna. Johannes dijo el discípulo. Siempre listo en su mente estaba su Evangelio favorito. 17º El Maestro tomó la espada y acercándose a Roncalli reposó la punta sobre su cabeza; el sólo toque hizo que algo fluyera por todo su ser, algo que Roncalli sólo podía comparar con un gozo nuevo e irrepresible. El Maestro sintió su sorpresa. Lo que sientes en este momento Johannes otros lo sintieron antes que tú; yo, los Maestros del Pasado y otros hermanos alrededor del mundo. Crees que es una luz, pero no tiene nombre. 18º Intercambiaron saludos fraternales y el Maestro besó al otro site veces. Después habló en voz baja, haciendo que Roncalli tuviera conciencia de los signos, actos y ritos que debían llevarse a cabo todos los días, en momentos precisos que corresponden a ciertas etapas en el transcurso del Sol. Exactamente en esos puntos, tres veces al día, los maestros y hermanos alrededor del mundo repiten las mismas frases y hacen los mismo ritos. Su fuerza es inmensa y se extiende lejos. Día tras día sus efectos se sienten sobre la humanidad. 19º El Maestro tomó el sobre restante, lo abrió y leyó los contenidos a Johannes. Concernía la fórmula del juramento, la solemne obligación de no revelar los secretos de la Orden, prometer siempre trabajar para el bien y lo más importante, respetar la ley de Dios y Sus ministros (una estipulación algo ambigua considerando lo que implicaban sus alrededores). 20º Johannes anexó su nombre al papel junto con un signo y un número que el Maestro le enseñó. Ello confirmó su entrada y grado en la Orden y una vez más sintió aquella fuerza misteriosa recorrer todo su ser. El maestro tomó el papel, lo dobló siete veces y pidió que Johannes lo colocara en la punta de la espada. Una vez más una llama súbita recorrió el largo de la espada. Lo llevó hasta las velas que todavía daban luz por los Maestros del Pasado. Las llamas lo consumieron y el maestro esparció las cenizas. Entonces le recordó a Johannes de la solemnidad del juramento que había tomado y de cómo transmitiría una sensación de libertad, de verdadera libertad, que los hermanos ya conocían. Después besó a Johannes, quien estaba profundamente afectado para responder de palabra o por gesto y sólo podía llorar. 21º Pocas semanas después, se dijo a Johannes (Roncalli), que ya estaba lo suficientemente versado en el Culto para entrar en su fase decisiva, es decir, en el Templo. El maestro lo preparó para algo que nunca ocultándoselo a Roncalli, sería una experiencia muy dura; el temor de Roncalli aumentó al darse cuenta de que a menos que se le encomendara una tarea de gran importancia, nadie como él, un iniciado del primer grado, había sido permitido dentro del templo. 22º A Roncalli le esperaba formado en su mente la figura de cierta Silla o trono, mientras se abría paso por el Templo. Allí la reunión de los hermanos fue otro indicio de que había sido escogido para una misión especial. En las paredes había palabras misteriosas, Azort y el Tetragramatón. Éste último es el terrible, inefable e impronunciable nombre del creador del universo que se dice inscrito en la cara superior del cubículo o piedra angular, en el sanctasanctórum del Templo de Jerusalén. 23º Aparece también en una figura conocida como el círculo mágico usada para invocar los espíritus malignos o como protección contra ellos, trazada entre dos círculos que están compuestos de líneas interminables que simbolizan la eternidad. Se colocan varios artículos como el crucifijo, algunas hierbas y unos tazones de agua que según dicen, influyen en los espíritus malos. También en el templo había una cruz escogida en rojo y negro y el número 666 el de la Bestia del Apocalípsis. Las Sociedades Secretas conscientes de la total ignorancia en cuanto a ellos, están ahora los suficientemente seguros para revelar sus intenciones. El pueblo americano está siendo familiarizado con la marca de la bestia en formularios, marcas comerciales y comunicaciones públicas: ¿y será pura coincidencia que el 666 sea parte del código que se utiliza para dirigir cartas a los Británicos que ahora (mayo de 1982) sirven en el Atlántico Sur en la guerra con Argentina? Esos números que se dice que son muy eficaces en la realización de milagros y de magia, son asociados con el Dios Solar del Gnosticismo, una secta que floreció a principios de la era Cristiana, negaron la divinidad de Cristo, menospreciaron la revelación y creyeron que todas las cosas materiales incluyendo el cuerpo, eran esencialmente malignas. Sostuvieron que la salvación sólo podía alcanzarse a través del conocimiento (deriva del griego gnosis: conocimiento). Las epístolas que enseñaban son alegorías, cuya clave ha de encontrarse en un correcto entendimiento de Kneph, el dios sol, que es representado como una serpiente, y que es el padre de Osiris. Por tanto, es la primera emanación del ser Supremo y el Cristos de su Secta. 24º Roncalli iniciado para su final y más elevada función, habría de usar en su guante la imagen del dios sol rodeado de rayos de gloria. Los colores rojo y negro habían sido reverenciados por los Gnósticos y son frecuentemente utilizados por los satánicos. También son los colores de Kali la madre divina de la mitología Hindú; proveyendo así las muchas semejanzas que ocurren en las desviaciones del Cristianismo y en los cultos precristianos. Debe notarse que también figuran en los estandartes del Movimiento Anarquista Internacional cuyo profeta fue Mikhail Bakunin (1814-1876) pionero del Libertarismo en oposición al Estado Socialista. 25º Mientras observaba los detalles de la habitación, los hermanos abandonaron sus lugares cerca de la pared, hasta que lentamente y casi imperceptiblemente empezaron a acercarse más y más hacia él. Cuando hubieron formado una cadena, avanzaron todavía más hasta tocarlo con sus cuerpos, como señal de que su fuerza, que había sido probada y comprobada en ceremonias anteriores, se transmitía a él. 26º De pronto se dio cuenta que y sin prestar mucha atención le estaban dando palabras de poder y que fluyeron de él en una voz que no reconoció como la suya. Sin embargo fue capaz de ver que todo lo dicho estaba siendo anotado en una hoja de papel azul, en francés, por el Gran Canciller de la Orden, cuyo encabezado era: El caballero y la Rosa. Un informe detallado sobre la iniciación de Roncalli se da en Les propheties du Pape Jean XXIII, de Pierre Carpi, el pseudónimo de un italiano que pudo haber entrado en la misma Orden que Roncalli. Fue traducido al francés, y es muy difícil encontrarlo ahora. (Jean-Claude Lattes Alta Books 1975). Juzgando por eso y otras señales, Roncalli estaba afiliado con los Rosacruces, sociedad fundada por el alemán Christian Rosenkreutz, nacido en 1378 que de acuerdo con sus propias afirmaciones, La Orden de la Rosa y la Cruz ha existido desde tiempos inmemoriales y sus ritos místicos y conocimientos fueron practicados y enseñados en Egipto, Eleusis, Samotracia, Persia, Caldea, la India y tierras más distantes. De esta manera fue transmitida a la posteridad la Sabiduría Oculta de las Edades Antiguas, cuyos orígenes y fuentes permanecen en misterio y ocultas desafiando la investigación (enfatizado por el Primer Ministro Disraelí). Después de viajar por España, Damasco y Arabia donde fue iniciado en la magia arábiga, Rosenkreutz regresó a Alemania y estableció su fraternidad de los Invisibles en un edificio nombrado Domo del Santo Espíritu, donde continuaron tales estudios como los secretos de la naturaleza, alquimia, astrología, magnetismo mejor conocido como hipnotismo, comunicación con los muertos y medicina. Se dice que Rosenkreutz murió a la avanzada edad de 106 y cuando se abrió su tumba perdida por muchos años, se encontraron signos y símbolos de magia y unos manuscritos ocultos. Cartas sobre la Meditación Oculta, por Alice A. Bailey. Ella era la sumo sacerdotiza de una escuela ocultista y asociada con las mentes de la Sociedad de los Iluminati. 27º A primera vista, Turquía podría parecer como un país fuera del mapa en lo que respecta a las operaciones de una sociedad secreta. Pero en 1911, Max Heindel fundador de la Hermandad de los Rosacruces y la Concepción Cósmica de los Rosacruces escribió de ese país de una manera que mostraba que no se escapaba de las observaciones de aquellos que trabajaban con miras en el futuro religioso, político y social. Turquía ha avanzado enormemente hacia la libertad bajo la Juventud Turca del Gran Oriente. 28º Durante las últimas décadas, hemos aprendido mucho sobre los ritos, códigos y prácticas de las sociedades secretas, anteriormente ocultos. Sin embargo hay pocos indicios sobre el modo en que escogen de sus tropas inactivas, a aquellos que consideran capaces de fomentar sus designios. Una de sus instrucciones dice: Debes aprender a gobernar y dominar a los hombres, no por miedo sino por virtud, esto es, mediante la observación de las reglas de la Orden”. Mas un escrito oculto que apareció en Nueva York, es más explícito: Hoy se hacen experimentos, desconocidos con frecuencia por los mismos sujetos … gentes de varios países civilizados están bajo supervisión y un método de estímulos e intensificación les está siendo aplicado y por medio del cual ellos darán a conocer a los Grandes una gran cantidad de información que servirá como guía para el futuro de la raza. Esto fue acompañado por un comentario muy enfatizado que a su vez, era una promesa para uno que había sido juzgado conveniente: “Tú has sido desde hace mucho tiempo el objeto de nuestras observaciones y estudios. D. Análisis. 1º. En los últimos días de Diciembre de 1944, Roncalli se preparaba para dejar Turquía y trasladarse a París donde había sido nombrado Nuncio Papal de la Cuarta República Francesa. La guerra todavía continuaba y la diferencia que había entre la derecha y la izquierda en cuestiones políticas había dividido a Francia, salió a la superficie. Pronto se hizo claro a los observadores cuyo juicio no fue afectado por los títulos eclesiásticos que, las simpatías inherentes de Roncalli estaban con la izquierda. Fue por recomendación suya que fue hecho Embajador francés de la Santa Sede, Jacques Maritain, (cuyo mentor era el medieval Tomás de Aquino), considerado cierta y mayoritariamente como pensador del mundo, uno de los filósofos Católicos liberales más prominentes, con dos permanentes puntos de vista antagonistas pues sirvió a Dios y a Satanás, El impacto profundo de su humanismo íntegro había sido hasta ahora moderado por su perspectiva Aquina, luego fue superado por afirmaciones despreciables como la de que la dignidad Real de Cristo fue suficiente para las mentes medievales pero no para gente iluminada por instrumentos como las revoluciones Francesa y Bolchevique y su posición como filósofo Católico vuelve a levantar sospechas, ya que por testimonio propio, él no se convirtió al cristianismo por necesidad espiritual ni por argumentos teológicos o históricos, sino por los escritos de fluido estilo musical de León Bloy quien identificaba al Espíritu Santo con Satanás y se describía a sí mismo como profeta del afable Lucifer, a quien ilustró como sentado sobre el mundo con sus pies en los rincones de la tierra, controlando toda acción humana y ejerciendo su gobierno paternal sobre el horripilante enjambre de descendencia humana cuando Dios como el amo implacable, su obra terminará en fracaso y Satanás lo reemplace como Rey. Bloy se convirtió a lo que él y sus discípulos llaman cristianismo, de acuerdo con su propia confesión, por los desvaríos de una prostituta que veía visiones y que después de su aventura amorosa con Bloy, murió en un manicomio. 2º. En 1947, Vincent Auriol fue nombrado Presidente de la República Francesa, un conspirador contra la Iglesia, un endurecido anticlerical que encuentra hogar natural en el continente. A pesar de eso, él y Roncalli se hicieron socios cordiales como lo demandaban sus oficios y buenos amigos debido a la caridad Cristiana de una parte, a la cortesía de la otra y a la ceremonia de Estambul por la cual pasó Roncalli la cual estableció un vínculo de entendimiento entre los dos hombres, que tuvo expresión tangible en enero de 1953 cuando el Arzobispo Roncalli fue elevado a Cardenal y Auriol insistió en ejercer su derecho tradicional como jefe del Estado francés, de conferir la birreta roja al nuevo príncipe de la Iglesia, en ceremonia en el Palacio Eliseo, donde Roncalli sentado en la silla donde Carlos X había sido coronado, recibió alabanzas de hombres que habían jurado reducirlos a polvo a él y a todo lo que representaba, aunque con métodos más engañosos para asistirlos. Roncalli también había sido jurado secretamente en este mismo designio. Tres días después, fue transferido a Venecia como Patriarca y durante sus cinco años de estancia volvió a mostrar, como lo había hecho en París, cierta simpatía por las ideologías izquierdistas que a veces asombraba a la prensa italiana. 3º. Fue durante el pontificado de Pío XII que un grupo de sacerdotes, que trabajaban en el Vaticano, se dio cuenta de que no todo iba bien por debajo de la superficie, pues una extraña influencia que no les gustaba se estaba haciendo sentir. Descubrieron otro grupo que llegó a tener prominencia como expertos, consejeros y especialistas que rodeaban tan estrechamente al Papa que hasta hablaban de él, medio bromeando, como su prisionero. Esos sacerdotes, muy preocupados, pusieron en marcha una cadena de investigaciones aquí y en América, con su portavoz el Padre Eustace Eilers, miembro de The Passionist Congregation of Birmingham, en Alabama, establecieron que los Iluminati se estaban haciendo sentir en Roma por medio de infiltrados, especialmente entrenados, quienes venían de cerca del lugar en Alemania, donde Adam Weishaupt se había jactado de su plan de reducir al Vaticano a una mera concha vacía. El hecho se hizo más evidente cuando el Padre Eilers, anunció que publicaría los hechos y repentinamente fue encontrado muerto de uno de esos ataques al corazón que preceden frecuentemente a revelaciones prometedoras sobre las sociedades secretas. Lo mismo está sucediendo ahora cerca Julio de 1999. Sabemos de sacerdotes del Vaticano II que, desilusionados declararon abandonar su orden y fueron encontrados muertos en estacionamientos con repentinos ataques de corazón y de otros encarcelados en Institutos Psiquiátricos con personal homosexual y órdenes de violar a estos pobres hombres. 4º.Pío murió en Octubre 9 de 1958 y el 29 de ese mes, después de que los Cardenales en cónclave hubieron votado once veces, Angelo Roncalli fue instalado por la interferencia de la B’nai B’rith y de la Secta. Ya que el Cardenal Siri fue el electo, pero rechazado para abrirle el paso a un antipapa, alguien que no tendría el carisma de la infalibilidad Papal pero que conoce bien la Secta y la doctrina Católica más que los propios Católicos. De humilde estirpe campesina como otros Papas, con 77 años se convirtió en el Papa número 262 con un físico capaz de sostener las 60 libras sobrecarga de vestimenta eclesiástica para su coronación en Noviembre 4 de 1958. Su elección fue una señal para que explosiones de bienvenida hicieran eco alrededor del mundo frecuentemente de los sectores más inesperados. Los no Católicos, gnósticos y ateos estuvieron de acuerdo en que el Colegio de Cardenales había hecho una excelente decisión y de hecho la mejor en varios años. Habían encontrado un hombre sabio, humilde y santo que iba a librar a la Iglesia de superficialidades y la llevaría de regreso a la simplicidad de los tiempos Apostólicos. Claro, todos ellos sabían sobre sus puntos de vista en cuanto a la Iglesia y del buen Masón que era. Los Católicos experimentados no podían explicar el entusiasmo y la admiración con que le recibían periodistas, corresponsales, locutores y equipos televisivos (también en la conjura) que llegaban en masas a Roma de casi todos los países del mundo pues hasta ahora se sabía muy poco sabía el, excepto que nació en 1881, que había sido Patriarca de Venecia y que había tenido puestos diplomáticos en Bulgaria, Turquía y Francia. El mundo secular como evidenciaron algunas de las publicaciones más populares de Inglaterra, insistió en que algo grandioso había ocurrido en Roma y que ello era sólo la promesa de cosas aún más grandes por llegar. Los Católicos informados, quienes habían abogado y apoyado la causa de la Iglesia y la religión, no podían más que rascarse sus cabezas y pensar que se había ido alguna información de la verdad para excitar y engañar al público, a aquellos que la han servido trozos o nada. En esos momentos estaba en Roma un sacerdote Irlandés que dijo de aquel clamor por conocer detalles íntimos de Roncalli: Los periódicos, la radio la televisión y las revistas simplemente no podían conseguir información suficiente sobre los orígenes la carrera, la familia y los hechos del nuevo Santo Padre. Día tras día, desde el cierre del cónclave hasta la apertura del Consistorio, las actividades del nuevo Papa fueron tratadas con deslumbrante detalle para que todo el mundo viera. A este interés se le agregó especulación cuando se supo que el nuevo Papa deseaba que se le conociera como Juan XXIII, en memoria de su padre, quien se llamaba Juan o por respeto a Juan el Bautista o para enfatizar su prontitud en desafiar y escandalizar a las perspectivas tradicionales. Juan había sido un nombre favorito de muchos Papas Pero retuvo la numeración Pues ya había habido anteriormente un Juan XXIII destituído en 1415. Tiene una tumba en el baptisterio en Florencia y su retrato apareció solo en años recientes en el Annuario Pontificio de la Iglesia. Pero fue quitado entonces. No conocemos nada que se le acredite y su único logro constatado, si se le puede creer a tan preciado réprobo, fue el de seducir a más de doscientas mujeres incluyendo a su cuñada. Mientras tanto, corría un sentimiento general de que la Iglesia se aproximaba a un rompimiento con el pasado tradicional protegido por una especie de armadura invisible, que siempre había mostrado un orgulloso rechazo a las influencias del entorno y las modas del tiempo. Pero ahora mostraba una prontitud de someterse a sí mismo a una reforma tan drástica, como esa que había sido forzada en el siglo dieciséis. Algunos esperaban con anticipación la actualización de la doctrina Cristiana, un deseado e inevitable proceso de reconversión, en donde un catolicismo más profundo y siempre creciente, reemplazaría al viejo y estático del pasado. Tal cambio fue anunciado cautelosamente en una temprana declaración de Juan XXIII, cuando dijo: De este a oeste se agita un viento nacido del espíritu (que no es el Espíritu Santo, sino muy probablemente el del mundo o hasta el del infierno), que despierta la atención y la esperanza de aquellos que están adornados con el nombre de Cristianos. Las palabras del ‘Buen Papa Juan’ (qué pronto adquirió esa valoración halagadora), no fueron meramente proféticas. Hablaban de cambios que él iniciaría en la monumental Iglesia.

¿Por qué tantos caen en la Masonería? La Masonería es producto del alejamiento de Dios en que los hombres han caído. Su influencia sobre los hispanos es favorecida por el machismo que considera la práctica cristiana propia solo de las mujeres. La participación en la logia masónica se ha presentado como una alternativa para los hombres, donde en vez de someterse a Dios, hablan de negocios y hacen contactos según sus intereses. Esto ha profundizado la crisis de falsa identidad masculina con consecuencias graves para la familia y para la sociedad. Del sincretismo a la ceguera espiritual. Como parte de su sincretismo, la Masonería no tiene reparo en incluir también a la Biblia, la cual ponen sobre su altar. Las logias pueden también recibir miembros de cualquier religión y cada cual aporta sus propios libros sagrados a los que se les da el mismo valor que a la Santa Biblia. La Masonería se propone como la nueva religión universal mientras que las iglesias cristianas son relegadas a la categoría de meras sectas. Hay que tener en cuenta que muchos entran en la masonería buscando favorecerse de su poderosa red de contactos e influencias. Es una gran tentación el percibir las oportunidades que se abren en los negocios y trabajos para los miembros de la logia. Los masones suelen ayudarse entre ellos y tienen algunas obras benéficas. Está también el atractivo para los hombres en creerse que entran en un grupo elite de libres pensadores. Sin duda, muchos están confundidos y creen que pueden ser católicos y masones. Quedan sinceramente consternados al conocer la posición de la Iglesia contra la Masonería. Cuando se les explican las razones no lo pueden creer. Dicen que su logia no es así. Es cierto que algunas logias ya no tienen la agresividad tradicional contra la Iglesia, pero la filosofía sigue siendo la misma. Hay además que tomar en cuenta que los miembros de bajo rango no saben la realidad oscura de la masonería porque se les esconde hasta que suban de grado y estén más influenciados y comprometidos. Confusión. Un masón que se llama católico escribió un artículo asegurando que los grados de la Masonería son complementarios con las creencias de cualquier religión que crea en Dios. No podía comprender el fanatismo de algunos en la Iglesia que condenan la Masonería. la Masonería inspira a ser tolerante y aprender de las otras religiones. Se ha leído con gran interés la Kabala, el Korán … todos los masones adoran al mismo Dios. Parece su logia no ataca directamente a la Iglesia católica, pero ocurre algo a veces peor, lograron confundir de tal modo que no ve la diferencia entre leer la Biblia y la Kabala que es escritos de ocultismo. Busca ambas lecturas con gran interés. Ha confundido la tolerancia respeto a las creencias ajenas con el sincretismo, mezcla de creencias uniendo la verdad y el error. En la masonería moderna por lo general, hay menos agresividad abierta contra la Iglesia. No se duda que hayan habido algunos cambios, pero en todo caso continúan latentes los mismos principios. ¿Por qué seguir en una asociación que está esencialmente errada y es dañina para el alma?.
Algunas Conclusiones. Hay que distinguir entra la masonería y las masonerías. Una cosa son los principios teóricos y otra las realidades concretas y particulares. B.- Hay que distinguir entre el método masón y sus resultados. No obstante el método común, los resultados pueden variar de rito a rito, de obediencia a obediencia C.- Hay que distinguir entre los diversos tipos de crítica a la masonería. D.- Hay que distinguir entre diálogo y doble pertenencia. Eventualmente la Iglesia puede y ha dialogado con la masonería pero siempre ha rechazado con claridad la posibilidad de una doble pertenencia. La inmemoriable rivalidad entre la Masonería y la Iglesia Católica es la lucha de poderes, es la pelea entre dos roscas en donde lo delicado es no pertenecer a una de ellas y en donde los unos y los otros se pisan terrenos ajenos. E.- Hay que distinguir entre masonería y los nuevos movimientos religiosos o nueva religiosidad. F. El peligro. La práctica habitual del método masónico, se manifiesta hoy como algo particularmente insidioso ya que coincide y corresponde plenamente con ciertas convicciones que prevalecen en la mentalidad contemporánea, sobre todo con la convicción de que la verdad no pueda llegar a conocerse, característica típica de nuestra época y al mismo tiempo elemento esencial de la crisis que padece la cultura occidental. G.- Hay que diferenciar claro y no confundir masonería con religión, sea cual fuere esta última. Este es el principal error.
Masonería Y Gnosis. La masonería tiene una tesis fundamental: Su esencia sólo puede ser comprendida por un masón. Esta tesis tiene precedentes en el siglo I después de Cristo en los gnósticos, que buscaban la gnosis, o conocimiento profundo y que afirmaban poder alcanzarlo sólo ellos. El Papa León XIII en su encíclica In eminenti explicaba que la masonería es la actualización del paganismo antiguo y el gnosticismo que nació como una reacción pagana contra el cristianismo y se ha venido reproduciendo a lo largo de la Historia hasta hoy. Una Historia. La Iglesia en su secular intransigencia autoritaria no explicativa condena tajantemente que los católicos ingresen a la Masonería e impone solo condenas espirituales que ni siquiera han pasado de Pío XII y la iglesia les deja de lado t quedan frescos. En cambio, la recíproca es sensiblemente diferente, porque lo que ha tenido que sufrir la Iglesia a manos de insignes masones de todas las épocas, actuando como tales, rebasa ampliamente la mera crítica, la oposición, el rechazo o incluso la aversión de tipo moral. La Iglesia católica ha soportado en sus carnes indecibles violencias y persecuciones físicas perpetradas por la Masonería histórica como que Los Condes de Aranda y Floridablanca, así como el Marqués de La Roda, masones todos de prosapia y pergamino, fueron los instigadores directos de la Pragmática de supresión de los jesuitas en 1767. A los llamados iluminados denominación genuinamente gnóstica, se les atribuye la matanza de frailes en Madrid cometida en 1835. En este mismo año, el Presidente del Consejo de Ministros, Álvarez Mendizábal decretó la suspensión de todas las órdenes religiosas masculinas, se incautó y confiscó de sus conventos e iglesias sus bienes junto con los de las monjas y los de las iglesias diocesanas, otro más de los irracionales ataques al patrimonio histórico artístico español por parte de las fuerzas de progreso. La matanza insólita de 11 obispos y 8.000 clérigos, la destrucción y saqueo de 40.000 templos durante la Guerra Civil española y las persecuciones que prepararon durante los años finales de la II República fueron gravísimos sucesos contemplados con asombrosa pasividad por los últimos Gabinetes republicanos trufados de masones, así como por el Presidente Manuel Azaña. A esto hay que sumar: a) la expulsión del obispo de Vitoria sólo un mes después de instaurada la República, la del Primado de Toledo, cardenal Segura; b) el Decreto de supresión de la Compañía de Jesús con confiscación de todos sus bienes, del que fueron responsables los preclaros hermanos masones M. Azaña, a la sazón Presidente del Gobierno, y A. Albornoz, Ministro de Justicia. A la vista de una relación de sucesos tan bronca, no es de extrañar las siguientes palabras extraídas de la famosa encíclica Humanum Genus, que emanó un Papa tan sensible y santo como León XIII: Querer destruir la religión y la Iglesia, fundada y conservada perpetuamente por el mismo Dios y resucitar después de dieciocho siglos la moral y la doctrina del paganismo es necedad insigne e impiedad temeraria. Un católico no puede pertenecer a la masonería aún cuando esta no maquine contra la Iglesia. La masonería especulativa es una versión moderna y contemporánea de la añeja Gnosis, la gran reacción de la decadente antigüedad pagana frente al empuje arrollador del cristianismo, que en sus mil versiones ha sido el gran enemigo de la Iglesia y que siempre ha buscado la destrucción de ésta en sus continuos afloramientos a lo largo de la Historia. La Masonería es la gnosis. La intención clara de los trabajos masónicos es ofrecer un sistema simbólico y alegórico para la formación del carácter y de la moral basado en modelos paganos, que no puedan chocar y por eso puedan convertirse en la base de una creencia en cualquier religión respetada y así posibilitar la oración y el culto a un Altísimo que pueda equipararse a cualquier deidad. El Deismo difuso de numerosas obediencias, todo ese maniqueísmo de la lucha permanente de la Luz contra las Tinieblas resuelto de manera sospechosamente parecida a como lo hicieron otras doctrinas históricamente gnósticas de los primeros siglos o el catarismo de la Edad Media. La simbología de la cuarta columna en el rito del tercer grado que no se ve porque sólo pueden ver los iniciados; gnosis pura, que es palabra griega que significa conocimiento profundo. Un católico no puede cabalmente ser a la vez masón: Durante el ritual del grado cuarto de la Masonería inglesa, en la alocución correspondiente a la primera cátedra, el orador explica el contenido oculto y verdadero nombre de Dios. Es la palabra JAH-BUL-ON compuesta y combinada, que es más un sincretismo entre el Dios judeo – cristiano al que nosotros confesamos como verdadero y dos divinidades más: Baal siriaca y Osiris egipcia, en repetidas ocasiones identificadas por los Santos Padres cono Satanás. En esas condiciones que están en la raíz, no puede un cristiano contemporizar y pertenecer a la masonería. En cuanto a que la New Age sea una nueva gnosis, quizá pueda entenderse así en ciertos grupos de carácter esotérico, pero hay muchos que ni siquiera son cristianos, así que difícilmente se les puede aplicar el apelativo. La gnosis antigua fue precisamente la respuesta pagana al auge del cristianismo. Desde luego que se contagió a cristianos heréticos tipo Prisciliano (que de mago llegó a obispo, hay que ver con los gallegos) y por ello puede hablarse de gnósticos cristianos, pero la gnosis hunde sus raíces en el mundo anterior. La gnosis es un movimiento religioso de salvación de la Antigüedad tardía, donde de forma peculiar e inconfundible se hace uso de la posibilidad de una interpretación negativa del mundo y de la existencia. A partir de Marco Aurelio, el paganismo intenta reformarse según el modelo de la religión a la que se enfrenta y contra la que combate. la mayor parte de las invectivas cristianas contra el gnosticismo se dirigen hacia autores gnósticos cristianos, como Valentín … que acabó rompiendo tajantemente con la Iglesia … y Marción. Hombre, y qué me dices de Simón Mago, que hasta sale en Hechos y que se enfrentó con los Apóstoles, o del Pseudo-Hermes Trimegisto Y qué me dices de Mani (o Manes), de cuya influencia tanto luchó por liberarse el propio Agustín. El gnosticismo acabó considerado una herejía cristiana allí donde sus autores fueron cristianos ellos mismos, pero de ahí a decir que fueron enemigos de la Iglesia… pues es muy dudoso presentarlo así. Simplemente, su postura perdió frente a la de Orígenes, Clemente y (no digamos) san Agustín, cuya teoría de la historia y sobre todo sus ideas sobre el libre albedrío como recurso para explicar el origen y el sentido del mal pueden verse como una reacción al gnosticismo de cuño marcionita. No, B., hay más, mucho más. El Papa sabía de lo que hablaba porque las manifestaciones adversas de la gnosis prácticamente han jalonado toda la vida de la Iglesia y reviven siempre tras diferentes atuendos. Y esas manifestaciones seculares vienen a coincidir con las de la antigua gnosis, que pueden resumirse así: El Dios desconocido, incognoscible, lejano e inalcanzable. La “Sophia”, que, sin conocimiento del Dios dios bueno, da origen al Demiurgo, creador del mundo malo. Los Siete Arcontes, también malos, dependientes del Demiurgo, identificados con los Siete Planetas y artífices del destino humano la vertiente astrológica de la gnosis. La degradación del alma, que procede de la luz celestial y desciende a través de los planetas al mundo malo y a los cuerpos humanos malos. Lo que enlaza con las doctrinas de la transmigración, la reencarnación y el mito del eterno retorno. Oposición total de la luz y las tinieblas. El Dios bueno, incógnito, y el hombre interior son el reino de la Luz; el Demiurgo, los arcontes y el mundo malo, el de las Tinieblas (la influencia irania que tú has sugerido con las conquistas de Alejandro). En el hombre se produce una dualidad o un sincretismo del bien interior y el mal corporal. Aunque los gnósticos postulan un Salvador humano, para nada se compadece con la creencia en Jesucristo, Dios y Hombre. Fuerte inclinación al colectivismo de corte totalitario que hunde sus raíces en Platón, al menosprecio de la reproducción humana, a la autodestrucción que intermitentemente degenera en la apología del suicidio, cfr. cátaros medievales) o a la eutanasia activa. Acentuado elitismo intelectual, pues son los círculos selectos su verdadero caldo de cultivo; en ocasiones se practica sin empacho la doble moral. Como cualquiera puede fácilmente advertir, todo esto va más allá del mero prevalecer de unas corrientes sobre otras, como resultado de la suerte, la estrategia o el sentido de la oportunidad. Todo esto atenta contra la entraña del cristianismo, a pesar de que en los tiempos en que vivimos muy a menudo intenta disfrazarse de lo contrario.
ASPECTOS FILOSÓFICO – EVOLUTIVOS DE LA FRANCMASONERÍA. Las Escuelas De Los Misterios. La necesidad de apropiar un mayor avance de los hombres más capacitados y determinar su responsabilidad en la conducción del resto de los hombres, creó la necesidad de organizar las escuelas de los misterios. En ellas se enseñaban en general los conocimientos alcanzados entonces y se llegaba a representar con símbolos, parábolas y sentencias oscuras cuyos conocimientos estaban reservados a las castas sacerdotales, los que las transmitían por radiaciones y a través de una serie de iniciaciones. En las escuelas de misterio se enseñaban las verdades de la religión primitiva, la existencia y los atributos de Dios, la inmortalidad del alma, los castigos y recompensas de una vida futura, la explicación de los fenómenos de la naturaleza, las artes, las ciencias, la moral, la legislación, la filosofía, la beneficencia, etc. Los misterios egipcios se derivaron de los de Persia y Caldea y éstos de la filosofía racional de la India. Los Hebreos también tenían a su vez conocimientos de los primeros. Unos autores atribuyen a Hermes la fundación de las Escuelas de Misterios entre los Egipcios en época remota cuando la gran Pirámide servía como templo de iniciación. Los primeros Rishis fundaron las Escuelas de Misterios en la India y en los templos enseñaban con tal ahínco y desmedro que pronto hicieron de la India el centro de mayor especulación de la Ciencia y del Espíritu. Para buscar los orígenes de los misterios debemos mirar a los gimonosophistas de India de donde se extendieron a la parte Norte de Europa y Bretaña. Los misterios más importantes eran los de Mithras celebrados en Persia, de Osiris e Isis celebrados en Egipto; Eleusis instituídos en Grecia; y los Ritos Escandinavos y Druidas, que estaban confinados a las tribus góticas y celtas. Mithras célebre reformador nacido en la Persia de los Medos hacia el 2,250 c., fue quien regeneró y modernizó el sistema de los magos fundando un culto más austero divinizado por los Medos, fue considerado como el dios supremo de Persia y como personificación de Dromaces el genio del bien, el principio fecundo, regenerador y vencedor de Arimanes, el genio del mal y de la muerte. Los misterios de Mithra se practicaron por medio de la iniciación, la cual estaba dividida en grados. Cada uno de éstos era consagrado a un planeta y no se podría llegar a ellos sino después de afrontar las más duras y peligrosas pruebas. Osiris era el dios del Bien y su mito se encuentra reproducido en las leyendas masónicas y ceremonias francmasónicas y en las alegorías de algunos grados los misterios de Osiris, son considerados como la fuente y origen de leyendas y ceremonias francmasónicas en especial la iniciación. Los misterios de Eleusis en Grecia, fueron basados en la leyenda de Ceres y Proserpina. Procerpina representaba a los Infiernos en donde era su reina, era hija de Ceres y Júpiter. Ceres representaba a la Tierra y en su conmemoración se realizan algunas ceremonias en el Rito de Adopción. En todos estos misterios se representaba al iniciado, por medio de imágenes, la felicidad del justo y la desgracia del malvado después de la muerte, sometiéndole a pruebas que impresionaban su espíritu y lo templaban para que fuera capaz de comprendes las grandes verdades. En estos misterios de la antigüedad tiene sus antecedentes gran parte del ceremonial observado en la Masonería Moderna. El objetivo más elevado de los Misterios era impartir a sus adeptos las enseñanzas de la sabiduría divina, sobre el origen del cosmos y del hombre y el significado de la vida. La meta mas alta que se podría aspirar un estudiante es alcanzar la luz de la iniciación y enfrentarse con la Verdad; es decir recibir la iniciación real de la cual, la iniciación Masónica sería sólo un símbolo.
Origen de las religiones. Las Escuelas de los Misterios consideraron conveniente divulgar a los pueblos los principios teogónicos, cosmogónicos y éticos, objeto de su permanente estudio y lo hicieron en forma alegórica y sencilla para facilitar su comprensión. Este fue el propósito que determinó el nacimiento de las principales religiones. Toda religión tuvo y conserva un fondo esotérico que les es común. Todas ellas contienen expresiones de la Verdad, adoptadas a la capacidad comprensiva del hombre común de las diferentes regiones de la tierra. Las Escuelas de los Misterios de Egipto, dieron lugar al nacimientos de dos Religiones en occidente: una politeísta y otra monoteísta. El culto de Zeus y Apolo en Grecia iniciado por Orfeo, transformó el culto de Baco teniendo como fondo el culto establecido por los misterios de Dionysios, este espíritu religioso alimentado por la Estética y la Ética, hizo de Grecia la cima de las notable civilización de la antigüedad. Moisés, relacionado con Ramsés II alcanzó la cima en las iniciaciones, domino la sabiduría esotérica de los reyes sacerdotes de Egipto, sintiéndose predestinado se sometió a las mas duras pruebas de iniciación y se esforzó por conocer los más profundos misterios. Una revelación de alto significado teúrgico en la cima del Monte Sinaí marcó su destino. Dirigió por ello el Éxodo de los Israelitas que permanecían cautivos en Egipto a la tierra prometida. Formó un pueblo de las tribus semitas rebeldes originadas de la unión de blancos y negros en el norte de África y durante cuarenta años los integró bajo una ley, un destino y un Dios. Moisés fue el organizador de la Religión Mosaica matriz de las religiones cristianas en el mundo.
Comunidades Místicas. Fue el deseo de los muchos iniciados de las Escuelas de los Misterios el vivir en comunidad y por ello fundaron las comunidades místicas. Las más conocidas son las de los Gimnososophos en la India, de los Teraupeutas en Egipto y de la comunidad de los Esenios a orillas del Mar Muerto que desempeño un importante papel en la formación del cristianismo. Esenio quiera decir etimológicamente Secreto. Juan Bautista era Esenio precursor a la venida de Cristo. Entre los 12 y los 30 años Jesús alcanzó el grado de perfección para manifestarse como Cristo en la comunidad mística de los Esenios. Los Esenios se ocupaban de trabajos materiales e intelectuales, ayudaban a los necesitados. Vestían una túnica blanca. Al recibir su iniciación entregaban sus bienes a la comunidad. Los Esenios se dividían en cuatro clases y tenían signos y palabras para conocerse entre sí. Si un profano quería iniciarse no era admitido hasta después de tres anos de pruebas. Se reunían una vez por semana para escuchar las órdenes e instrucciones de sus jefes y se sentaban por orden de antigüedad. Las mujeres eran excluidas de las comunidades Esenias porque les estaba prescrito el mas riguroso celibato. Los Filósofos. Fueron los filósofos los intérpretes personales de los conceptos básicos sobre la teogonía, cosmogonía, el ser, la vida, etc., emanados de los misterios, quienes pusieron esos conocimientos a disposición de los pueblos en forma adecuada e inteligible Para inducir al estudio y perpetuación de esos conceptos fundaron escuelas y escribieron obras. Aparte de los filósofos de la India y la China en el Oriente, los filósofos Greco – Latinos son los padres de la filosofía y ciencias occidentales entre ellos Pitágoras, Sócrates, Platón y Aristóteles.
Fin de las Escuelas de los Misterios. Cumplida la misión de las Escuelas de los Misterios, ellas comienzan a decaer y perder su influencia. El cautiverio de los Israelitas en Babilonia, la conquista de Egipto por los Persas, el triunfo de Esparta sobre Atenas y sobre todo las conquistas romanas, apresuraron su desaparición en el Asia Menor, en el Norte de África y en Grecia. Finalmente años más tarde el cristianismo dio fin con ellas en los demás pueblos. Así desaparecieron las Escuelas de los Misterios, para dar paso a nuevos métodos de evolución para conducción de la humanidad. El Cristianismo. Si tuviéramos que buscar los antecedentes más remotos de esta doctrina tendremos que admitir que es el Mesianismo credo generalizado en todas las grandes civilizaciones su más antigua referencia. Pero fue entre los Israelitas donde este credo tuvo su mayor significación. Se haba del Mesías en los Libros Sagrados, desde Abraham y en obras posteriores se señalo el hecho que el Mesías nacería de la prole de Abraham, Jacob y David. Fue en esta forma como el pueblo judío vivió generación tras generación aguardando la venida del iluminado para cumplir su ministerio. Señalan los espiritualistas que en el Jordán entre el Precursor y Jesús se realizó el mayor evento teúrgico sin precedentes en la historia de la evolución, durante la inmersión del Este. Jesús en suma brindó su cuerpo para la encarnación de Cristo. Un Dios convertido en hombre tomando la forma mortal para cumplir su encargo Misión, tal es el significado espiritual de Jesucristo. Los estudiosos señalan que la vida publica del Rabí de Galilea, constituye la mayor divulgación simbólica del proceso de iniciación de las Escuelas de los Misterios Esenios, así lo es desde la preparación del candidato, contenida en el Sermón del Monte, hasta la muerte y resurrección tan admirablemente simbolizada en la Ceremonia de Exaltación de la Francmasonería según E. Shuré en Los Grandes Iniciados. Para el espiritualismo evolutivo la misión de Jesucristo produjo dos resultados transcendentes: Respecto a la forma, en el sistema de las Escuelas Iniciáticas de los Misterios, solo alcanzaban la iniciación los hombres rigurosamente seleccionados entre los elementos conspicuos de cada pueblo o civilización y después de someterse a pruebas muy severas. Con el Ministerio de Jesucristo la iniciación se puso al alcance de todos, sin distingos ni exclusiones y sin más condición que el propósito perseverante en el sendero, el estudio, la intención, la norma y la disciplina en la vida. En lo que respecta a la vida, Jesucristo ha demostrado que en el ciclo vital del hombre tiene como única meta, el alcanzar la iniciación para trascender del reino humano al espiritual. Tal cual lo hicieron en su oportunidad Moisés, Orfeo, Pitágoras, Platón Sócrates etc.
La Tradición Exotérica del Cristianismo. Jesucristo como los otros grandes iniciados, usó de dos métodos para verter sus enseñanzas. Uno exotérico acomodando las verdades eternas del arcano a la compresión de las masas en forma de aforismos, preceptos y parábolas. Otro Esotérico para sus discípulos y con círculo interno, interpretando la sabiduría de los misterios bajo nuevas formas adaptadas a la época y en el tiempo a las nuevas tendencias. Cuando desapareció el Rabí, quedaron dos movimientos. Uno formalista y preceptual: la doctrina cristiana; otro racional y filosófico heredero de la Sabiduría de las Escuelas de los Misterios y que se denominó Gnosis, que quiere decir Conocimiento. Durante los tres primeros siglos de la era cristiana, los gnósticos lucharon por la propagación de las enseñanzas del Señor Jesucristo a la luz de las sabiduría de los misterios. Fueron Gnósticos notables, Valentino, Marción, Simón el Mago, Jamblico etc. y Fue fatal para la humanidad el hecho que ambos movimientos, el doctrinal y el gnóstico no supieran ocupar sus lugares y cumplir sus encargos, y trataron de imponerse el uno sobre el otro, contendieron en lugar de complementarse. De esta lucha salieron perdiendo los gnósticos siendo posteriormente calificados de heréticos y muchos de ellos perseguidos y fue a fines del Siglo III que desaparecieron como exponentes de una tendencia pública de carácter filosófico y tradicional. A partir de entonces cobra vigor la tendencia doctrinal que con cariada suerte llega hasta la Edad Media en donde la Iglesia Católica se torna en la expresión externa de la doctrina Cristiana y como tal asume el poder temporal y espiritual más poderoso. Así continuó la progresión doctrinal que llega a imponer coactivamente el dogma y la fe, persiguiendo y sancionando la herejía con torturas, suplicios y hasta la muerte como en los casos de Bruno, Jerónimo Savonarola etc. Surge luego el Renacimiento como una respuesta al deseo de revivir la cultura procristiana y en los siglos XV y XVI se origina la renovación literaria, artística y científica. La Reforma y la Revolución Francesa contribuyeron a disgregar la unidad de la Iglesia Católica Romana, pues muchos pueblos se rebelaron contra la tradicional obediencia a la autoridad de los Papas y al poder temporal del Vaticano. Durante el siglo XIX la Iglesia Católica Romana fue perdiendo prestigio y poder por la influencia del libre pensamiento y del laicismo en la instrucción y gobierno de los pueblos. Actualmente esta dividida en tres grandes grupos principales: La Ortodoxa formada en su mayoría por pueblos eslavos; La Protestante constituida por múltiples sectas entre los anglosajones del Norte de Europa y América y La Romana regida por el Papa en los pueblos principales latinos, el sur de Europa y América.
La Tradición Esotérica del Cristianismo. En el Siglo II de la Era Cristiana al desaparecer los gnósticos desaparece también toda expresión pública de la tradición esotérica del cristianismo. La religión católica se constituye como poder espiritual y temporal y se impone en forma absolutamente intolerante e inicia una implacable persecución de toda tendencia extraña al dogma. La tradición esotérica frente a esta situación tuvo que ocultarse en medio del sigilo y el secreto para supervisar, mimetizándose con agrupaciones de operarios y artesanos o confundiéndose dentro de asociaciones filosófico – religiosas. En algunas circunstancias, no obstante las extremadas precauciones algunas instituciones esotéricas al ser descubiertas, tuvieron un fin trágico. La vida de estas instituciones gasto la esencia y la forma de la Francmasonería.
Conclusiones. Que el cristianismo sucedió y sustituyó a las Escuelas de los Misterios en el desarrollo de la evolución espiritual de la humanidad. La Iglesia Católica Romana impuso su doctrina en la conciencia del hombre y posteriormente asumió el poder temporal de la cristiandad. Las directivas de la Gran Logia de Chamballa, sin embargo fueron cumplidas por el cristianismo en el sentido de robustecer el esfuerzo de orientar la vida hacia la formación de la fe del alma humana en el significado teológico de la vida, era necesario como paso previo para que el hombre despertara a la filosofía y a la ciencia. El Renacimiento logró revivir los principios enseñados por los sabios de la antigua Grecia, fue un volver atrás a la cultura para encontrar el cabo perdido de las Escuelas de los Misterios. Los eventos históricos posteriores al Renacimiento han contribuido a la pérdida de la fe, produciéndose la cultura materialista ya la civilización moderna. La influencia directa y externa de los grandes iniciados en la vida de los hombres ha ido disminuyendo desde el siglo XV, en cambio han desarrollado sus facultades intelectuales, y ahora están esforzándose en descubrir por medio de la Ciencia y la Razón el misterio de la vida y del Universo. Entre los hombres, los espiritualmente adelantados mediante la mente abstracta y la intuición están tratando de establecer una relación directa y consciente con el propósito de avanzar en su evolución y capacitarse para ayudar a los demás hombres en el retorno al sendero Espiritual.
Los Tres Senderos hacia la Verdad. Hay tres Senderos que conducen a la verdad, el primero es el de la Conciencia, el segundo el de la Naturaleza, y el tercero es el de la Experiencia acumulada por las generaciones anteriores que recibimos en la forma de grandes obras maestras de todas las épocas. Desde tiempos inmemoriales, el hombre y la humanidad han seguido estos tres senderos. El Primer Sendero hacia la verdad, el Sendero de la Conciencia ha sido seguido por los grandes místicos, consideraban que la conciencia es la realidad más inmediata a nosotros y que es la clave del universo. Es algo que está en nosotros y en todas las épocas de la historia, los místicos han descubierto que las leyes de la conciencia humana contienen un aspecto que no se encuentra en las leyes que gobiernan el universo material. Existe una cierta unidad dinámica en nuestra conciencia en la que uno es al mismo tiempo muchos. No es posible tener simultáneamente diferentes pensamientos, ideas, asociaciones, imágenes, memorias e intuiciones que ocupan nuestra conciencia en fragmentos de minutos o segundos; no obstante, toda esta multiplicidad constituye una unidad dinámica. Por lo tanto, las leyes de las matemáticas son válidas para el universo material y una clave para su comprensión, pero no podrán ser válidas en el campo de la Conciencia, reino en el que dos y dos no necesariamente son cuatro. Los gnósticos hemos encontrado que las medidas de espacio, tiempo y peso, universalmente válidas para todo el universo material, no eran aplicables a la Conciencia, en la que a veces unos pocos segundos parecen horas o las horas un minuto. Para nuestra Conciencia no existe el espacio y por lo tanto no puede ser medida en términos espaciales. Tiene su propio tiempo, con frecuencia es no temporal, por lo que las medidas de tiempo no pueden aplicarse a la Verdad alcanzada por este sendero. Los gnósticos descubrieron que la Conciencia humana es la realidad más inmediata para nosotros y al mismo tiempo la Fuente de Energía, de Armonía y de Conocimiento. El Sendero hacia la verdad que conduce a través de la conciencia ha producido las grandes enseñanzas para la humanidad y las grandes obras maestras en todas las épocas. Por desgracia, las enseñanzas de los grandes maestros frecuentemente pierden su vitalidad con el paso de las generaciones, son modificadas, distorsionadas y convertidas en dogmas. Sus valores son petrificados en instituciones y jerarquías organizadas. Las instituciones puras son ahogadas por las arenas del tiempo, el egoísmo, el orgullo místico y la materialidad del poder económico; por ello deberán ser desenterradas por los Buscadores de la Verdad, capaces de penetrar su Esencia Universal. Otro peligro es el de que las personas que transitan por este Sendero hacia la verdad el Sendero de la Conciencia pueden caer en exageraciones, llegan a creer que es el único sendero hacia la verdad y menosprecian todos los demás. Frecuentemente el místico se crea un universo artificial, alejado de la realidad, hasta que termina viviendo en una torre de marfil perdido con todo contacto con la realidad y con la vida. El Segundo de los tres Senderos es el de la Naturaleza. Mientras el Primer Sendero comienza en el interior y de ahí penetra en la totalidad de las cosas, el segundo toma el camino opuesto. El punto de partida es el mundo exterior. Es el sendero del científico y ha sido seguido en todos los tiempos a través de la experiencia y del experimento y del uso de los métodos deductivo e inductivo. El científico, al trabajar con medidas cuantitativas exactas, mide todo en el espacio y en el tiempo, y hace todas las correlaciones posibles. Con el telescopio penetra en el remoto espacio cósmico y en los diferentes sistemas solares y galácticos; por medio del espectro mide los elementos constitutivos de los planetas en el espacio cósmico, y por medio de los cálculos matemáticos determina por anticipado los movimientos de los cuerpos celestes. Al aplicar la ley de causa y efecto, el científico establece una larga cadena de causas y efectos que le ayudan a explicar y a medir el universo y la vida. Pero el científico, como el místico, algunas veces cae en exageraciones. Mientras la ciencia ha transformado la vívida humanidad y ha creado grandes valores para el hombre en todas las épocas, no ha podido encontrar una solución satisfactoria a los problemas finales de la existencia, de la vida y del universo. El científico tiene la larga cadena de causas y efectos asegurada en sus eslabones, pero no tiene idea de qué hacer con el extremo de la cadena. No tiene un lugar sólido para fijar el extremo de la cadena y así, en el sendero hacia la verdad a través de la naturaleza y del universo material, es incapaz de dar respuesta a las grandes y eternas preguntas relativas al principio y al fin de las cosas. Los científicos más grandes reconocen que en el campo metafísico, más allá de la cadena científica, hay algo que continúa a partir del extremo de la cadena. No obstante, están también los científicos dogmáticos que niegan todo otro acceso a la verdad que el suyo y que rehusan atribuir realidad a los hechos y fenómenos que no encajen en sus categorías y clasificaciones. El sendero hacia la Verdad a través de la Naturaleza, no es el del científico dogmático, así como el primer sendero no es el del místico unilateral. La Naturaleza es un gran libro abierto en el que todo puede encontrarse, si aprendemos a extraer de él la inspiración que ha producido a los grandes pensadores de todos los tiempos y de todas las épocas. Si aprendemos su lenguaje la naturaleza nos revelará las leyes de la vida y del universo. Es esta la razón por la que los grandes maestros de la humanidad de tiempo en tiempo se retiraron a la Naturaleza: Zaratustra y Moisés a la montaña, Buda al bosque, Jesús y los Esenios al desierto, y siguieron así el segundo sendero al igual que el de la Conciencia. Ambos Senderos no se contradicen, sino que se complementan armoniosamente en el pleno conocimiento de las leyes de ambos. Fue así como los grandes maestros alcanzaron verdades maravillosas y profundísimas que han sido la inspiración para millones de personas durante miles de años. El Tercer Sendero hacia la Verdad, el de la Sabiduría, del Conocimiento y la Experiencia adquiridos por los grandes pensadores de todas las épocas y transmitidos a nosotros en forma de grandes enseñanzas, grandes libros sagrados escrituras y las grandes obras maestras de la literatura universal, que juntos forman lo que hoy llamamos la cultura universal. En resumen, nuestro acceso a la verdad es triple: a través de la Conciencia, de la Naturaleza y de la Cultura. En los capítulos siguientes seguiremos el triple sendero que conduce a la verdad y traduciremos algunas de las reglas de las grandes escrituras sagradas de los Esenios. Hay diferentes maneras de estudiar los grandes escritos: Una la de los teólogos y de las iglesias organizadas es la de considerar cada texto literalmente. Esta es la forma dogmática que es el resultado de la petrificación por el que las verdades son inevitablemente transformadas en dogmas. Cuando el teólogo sigue este sendero tan fácil pero unilateral, tropieza con infinitas contradicciones y complicaciones, y llega a conclusiones tan alejadas de la verdad como las del intérprete científico de estos textos que los rechaza como absolutamente inútiles y sin validez. Los enfoques del teólogo dogmático y del científico exclusivista representan los dos extremos. Un tercer error es creer, como hacen ciertos simbolistas, que estos libros no poseen más que un contenido simbólico y no son más que parábolas. Con su manera particular de formular exageraciones hacen miles de diferentes y contradictorias interpretaciones de los grandes textos. El espíritu de la tradición Esenia es opuesto a estas maneras de interpretar los escritos eternos y adoptar una posición completamente diferente. El Método Esenio de interpretación de estos Libros Sagrados es, por un lado, ponerlos en correlación armoniosa con las leyes de la Conciencia Humana y de la Naturaleza, y, por el otro, considerar los hechos y las circunstancias de la época y del ambiente en que fueron escritos. Este Método toma también en cuenta el grado de evolución y de comprensión de aquellos a quienes el maestro particular dirigía su mensaje. Como todos los grandes maestros se vieron precisados a adaptar sus enseñanzas al nivel de su audiencia, encontraron necesario formular una enseñanza tanto esotérica como exotérica. El mensaje exotérico fue comprensible para las personas en general y fue expresado en términos de reglas, formas y ritos diversos que correspondían a las necesidades básicas de las personas y a la época en cuestión. Paralelamente, las enseñanzas esotéricas han sobrevivido a través del tiempo en parte como tradiciones escritas y en parte como tradiciones no escritas, libres de forma, de rito, de reglas y de dogmas, y que en todas las épocas han sido mantenidas vivas y practicadas por una pequeña minoría.
MASONERÍA ECLESIÁSTICA. ¿QUIENES SON? Trasfondo. El misterio y sigilio asociado con las actividades de los masones, hermandades y sociedades secretas en general han dominado las tertulias de los pudientes a través de los siglos ya que lo oculto o misterioso siempre ha atraido la curiosidad humana como poderoso e irresistible imán. Es precisamente por esto que un gran número de historietas sobre tales sociedades han visto la luz frecuentemente, muchas de ellas simples amalgamas de verdad y ficción. Muchas otras preparadas por las mismas sociedades secretas, han tenido el propósito de despistar al público en general. ¿Entonces, cómo es posible identificar con certeza una organización que opera en secreto? De la misma manera que usted detectaría la presencia de un hombre invisible, aunque con peso, en un bosque… Por las huellas que deja. Una sociedad secreta tiene un programa de acción y un objetivo primordial, de corto y de largo plazo. Por lo tanto, sus huellas están compuestas de los logros obtenidos por dicha sociedad a través de los tiempos, los cuales uno a uno como piezas de un gran rompecabezas ocupan un lugar único. Estas piezas según son emplazadas, van revelando, poco a poco, la imagen de la presencia invisible. Masonería Eclesiástica. Son organizaciones tipo sectarias adentro de la propia Iglesia que se caracterizan por una discreción exagerada. Sean de extrema derecha o extrema izquierda, el peligro es el mismo. Ambas vertientes tienen su peor atributo en común: Imponer sus objetivos a cualquier costo. Asi sea el uso de violencia, discreta, naturalmente… Logica. En varios de nuestros documentos ya publicados hemos propuesto lo siguiente: ¿Acaso el Falso Cristo, el infame antiCristo, va a tomar posesión del Vaticano a la fuerza y pensar que va a ser considerado el verdadero Cristo? ¡Claro que no!. A. Sus agentes tienen que infiltrarse bajo el manto encubridor de Falsa Piedad sumergida en un océano de Diplomacia y Duplicidad. B. Para que los mensajes Celestiales y las Santas Escrituras tengan coherencia, la Masonería Eclesiástica Tiene que ya haber logrado poder casi absoluto en el Vaticano, C. Tiene que aparecer como el grupo más piadoso de la Iglesia Católica Romana, D. Tiene que funcionar esencialmente como una Iglesia paralela, E. Tiene que ser muy discreta entiéndase secreta y F. Tiene que operar globalmente bajo una multitud de fachadas aparentemente sin relación alguna. Huellas del Opus Dei. Hay un solo grupo u organización en el seno de la Iglesia Católica Romana que parece cumplir todos estos requisitos. Por lo tanto, después de cuidadosamente analizar las huellas dejadas por dicha organización, se dice que la Prelatura de la Santa Cruz y Opus Dei es precisamente tal organización. Le invitamos a un paseo por el campo de huellas, todas ellas ampliamente documentadas. Entonces, Esta jornada zarandeará la confianza en mucha áreas de vida, física y espiritual. Nada de esto es agradable pero tampoco son las intervenciones quirúrgicas necesarias para salvar vidas. Una consolación para los Católicos Romanos: Juan Pablo II no esta completamente al margen de estos asuntos y por ello está seriamente amenazado. El está plenamente consciente de dicha penetración pero no le queda otra opción que seguir adelante de la mejor manera posible; en realidad de la mejor manera que le es permitido actuar ya que en esencia, él propio es una víctima de las huestes de Escrivá; la peor plaga que ha azotado al mundo desde Grigori Efimovich Rasputín. Una Mano Extendida: A los hermanos y hermanas asociados de una manera u otra con el Opus Dei le extendemos la mano fraternal manifestada en una carta dirigida al Dr. Joaquín Navarro Valls, el portavoz de S.S. Juan Pablo II, y a los Directores del Opus Dei de cada país del mundo en donde se encuentran oficialmente representados. Una Vista Panoramica. A través de nuestra jornada por este campo tan rico en huellas se darán cuenta de que, entre otras cosas: A. Hay una conexión política enter el Opus Dei y los Guardianes de la Promesa [Promise Keepers]. B. La CIA de los EE UU parece haber sido contaminada por sus miembros y afiliados. Hay una conexión definitiva entre dicho grupo y las operaciones neo-nazi en el mundo. Su Santidad, Juan Pablo II es una víctima de dicho grupo y no su mentor. El famoso libro Cruzando el Umbral de la Esperanza no es totalmente una obra de Karol Wojtyla. C. El único objetivo del Opus Dei es poder y control a cualquier precio. D. El Presidente Kennedy, Católico Romano, puede haber sido una de sus víctimas. E. El ex-Presidente George Bush tiene íntimas conexiones con la obra. F. Mikhail Gorbachev encaja perfectamente en los planes del Opus Dei. El bombardeo de la Embajada China en Belgrado puede que haya sido un acto de sabotaje contra el gobierno de los Estados Unidos de América obrado desde su propio seno. …y muchas más situaciones de carácter mundial y local que parecen no estar relacionadas, y las cuales al quedar vinculadas, le darán al lector un nivel de consciencia que previamentemente hubiese creído imposible. PODRÍA SER EL OPUS DEI LOS TEMPLARIOS DE ESTA ÉPOCA. Después de aquella situación inventaría toda una leyenda. Dijo que la rosa estaba semienterrada entre la nieve y para él “era la señal evidente de que se acercaba otra época en la vida del Opus Dei y que se acabaría pronto el período de las ‘plantas cubiertas´ por la nieve”, en clara alusión metafórica a su criptojudaísmo secular, con dos interpretaciones evidentes, la rosa y su significado y su escondite y salida a la superficie. La rosa no sólo está impresa en todas las publicaciones que salen de la Editorial del Opus Dei, Rialp, que curiosamente lleva el nombre de la aldea donde supuestamente en 1937, en su ermita y a él solo, sin testigos incómodos, se le apareció la Virgen y que desde entonces ha pasado a ser el auténtico símbolo para el Opus.BAPHOMET. Existe un dios de la Luz denominado Baphomet, Lucifer, Iblis, Prometeo, que aparece a lo largo de los tiempos entre Los Templarios, los rosacruces, Los Illuminati y la masonería, portando la Luz y ofreciendo Libertad e Igualdad con mayúsculas.Los Templarios medievales y actuales tienen como dios de la Luz a Baphomet la cabeza parlante. Que los guía desde la grandiosa empresa medieval la cual es defensora ante todo de la igualdad y la libertad. Las enseñanzas más ocultas de la Orden Illuminati enseñan que Adam Weishaupt hacia 1774 entró en contacto con el místico danés Kolmer, el cual había viajado por Egipto, Medio Oriente y Oriente y recibido la tradición esotérica y que gracias a ello pudo contactar con una cabeza parlante, Baphomet, para después por consejo de la misma fundar Los Illuminati de Baviera que los guía hacia la igualdad y la libertad.Gabriel López de Rojas fundador de la Orden Illuminati también recibió revelado por Baphomet el Liber Sión en los años 1999 y 2000, un texto de vital importancia para Los Illuminati que proclama el inicio de la Nueva Era de Sión, de igualdad, libertad, amor, ligada al final de los esclavismos religiosos, políticos y económicos.Los rosacruces parten de un personaje mítico, Christian Rosenkreutz y de una serie de obras de principios del siglo XVII: “Fama Fraternitatis”, “Confessio Fraternitatis” y “Boda alquímica de Christian Rosenkreutz”. Estas obras y el citado personaje provocaron la aparición de las primeras órdenes rosacruces en el siglo XVIII, la Rosacruz del Oro, la Rosacruz del Antiguo Sistema y el nacimiento posterior de otras dos ramas rosacruces inspiradas en éstas: la Golden Dawn y Thelema. Pues bien algunas de esas órdenes y ramas conocieron al dios de la Luz Baphomet o Lucifer y en ciertos casos le rindieron culto. 5º Aleister Crowley (1875-1947) el fundador de Thelema escogió el nombre iniciático de Baphomet, recibió revelado por parte Airwass una entidad próxima al dios de la Luz el Liber Legis y editó la revista Lucifer siendo su lema libertario “Haz lo que quieras. Eso debe ser toda la Ley”. 6º Finalmente la francmasonería moderna que tiene su origen en la Gran Logia de Londres (1717) y en las Constituciones de Anderson (1723) igualmente ha incorporado en sus rituales y enseñanzas, (aunque cada vez menos) la figura del dios de la Luz, bajo los nombres de Iblis, Baphomet y Lucifer, en algunos grados del Rito Escocés Antiguo y Aceptado, del cual la Orden Illuminati recoge los seis principales: Aprendiz, Compañero, Maestro, Soberano Príncipe de la Rosacruz, Caballero Kadosch y Soberano Gran Inspector General.Albert Pike (1809-1891) abogado, estudioso de las religiones, general del ejército de la Confederación durante la Guerra Civil, Soberano Gran Comendador del Rito Escocés en la jurisdicción Sur de Estados Unidos desde 1859 hasta 1891, dirigente masónico del Rito Escocés, jurisdicción Sur de la Masonería de los Estados Unidos, resultó la autoridad indiscutible de la masonería al escribir y ser autor de uno de los tratados masónicos más célebres Morals and Dogma of the Ancient and Accepted Scottish Rite of Freemasonry, dio suma importancia al dios de la Luz en su versión de Lucifer. El Portador de la Luz. Extraño y misterioso nombre dado al Espíritu de las Tinieblas Lucifer el Hijo de la mañana. Él es quien lleva la Luz, y con sus resplandores intolerables ciega a las Almas débiles, sensuales o egoístas. No lo dudéis, porque las Tradiciones están llenas de Revelaciones e Inspiraciones divinas y la Inspiración no es de una Edad ni de un credo. Y en otro punto redondeó lo dicho al reconocer a Lucifer como el instrumento de la Libertad y la voluntad libre, retomando el mensaje de libertad e igualdad del dios de la Luz ya presente en Los Templarios, Los Illuminati, los rosacruces. El Liber Sión. En resumen se puede decir que existe un dios de la Luz denominado Baphomet, Lucifer, Iblis, Prometeo que aparece entre Los Templarios, Los Illuminati, los rosacruces y la masonería portando la Luz y ofreciendo libertad e igualdad. El Liber Sión es el texto revelado por ese dios bajo el nombre de Baphomet a Gabriel López de Rojas en los años 1999-2000 es la última gran revelación desde Los Templarios hasta iniciados en general. Además para Los Illuminati y la Orden Illuminati, el mencionado Liber Sión junto a Los Mandamientos de Los Illuminati es el texto que contiene los Landmarks normas masónicas aceptadas, los puntos éticos y filosóficos que defienden, así como su credo igualitario y libertario. Las tres partes que lo componen son las siguientes: Primera Parte 1. Achaita, revelación divina. 2. Este es el nuevo libro sagrado de la Humanidad. 3. Y tú eres el Mesías, el jefe visible de la Gran Logia Oculta. 4. Yo, tú y los Jefes Secretos somos la cadena antigua de la Humanidad. 5. Pero tú eres el jefe visible que será la trompeta que encontrará oídos en los confines de la Tierra y el Universo. 6. Te entrego el Liber Sión para que sea el Liber de la Nueva Era de Sión, el Liber de la Humanidad futura. 7. ¡Oh Hierofante, grande entre todos los sabios y grandes maestres del Universo, entrega el Liber Sión a Los Illuminati para que su Luz alcance extensión y eternidad! 8. El Liber Sión es el Liber de la Humanidad futura que llegará por medio de vosotros, Los Illuminati, a los confines de la Tierra y el Universo. 9. El Liber Sión será la Luz eterna de los siglos venideros y de las civilizaciones del mañana de la Tierra y de todo el Universo. 10. Yo, Baphomet, met, met, met, hasta el infinito, junto a ti, ¡oh Mesías de la Gran Logia Oculta!, somos el reverso del Nazareno y la cadena antigua de la Humanidad. 11. Roma fallecerá, Jerusalén arderá y la razón se quebrará. Y mi Ley, la Ley de Sión, será aclamada por la Humanidad entera, porque yo, Baphomet, el dios del Templo de Salomón, soy el dios único y verdadero. Escupo sobre las sombras y la esclavitud de los demás. 12. Yo soy el que soy. Soy el disfraz del Gran Rostro del que nada sabemos. Y me llaman Baphomet, Lucifer “el portador de Luz”… No soy un vulgar Adonai, Yahveh 13. o Jesuah; soy mucho más que eso, soy el dios de la Luz, la Libertad y el mañana. 14. Y el Liber Sión que te entrego es el Liber de Los Illuminati y de la Humanidad entera. Coged trompetas, proclamad el Liber Sión y su mensaje, un mensaje de Amor y Libertad eternas. 15. Achaita (silencio prolongado). 16. ¡Oh iluminados, Hermanos de la Gran Logia Oculta, de la noche, de la estrella, de la Luz! Qué la Luz se extienda. Luz en extensión. Luz en la oscuridad. 17. Sión es la palabra. Sión es la Ley. 18. Y Sión es Libertad, Amor, placer y lujuria. Y Sión es libre albedrío y sensualidad; y eso es lo que se extenderá sobre la faz de la Tierra y el Universo, en los siglos y milenios futuros. 19. Los dioses han muerto por su esclavismo. Coged la trompeta y exclamad: ¡muerte a los cultos de esclavos, porque Sión ha llegado! Sión, Sión, Sión, Sión, Sión, Sión, hasta el infinito. La clave es Sión y sus números el 616 y el 666. 20. Achaita (silencio prolongado). 21. No sirve más que la victoria y el triunfo del dios verdadero, Baphomet. 22. Azotad, pues, las conciencias de los esclavos, con la palabra sagrada: Sión, y su mensaje: Libertad. Y no retrocedáis ante el polvo y los suspiros del Universo. Ellos son un momento en medio de la eternidad de mi Creación. 23. La Vieja Humanidad espera y yo, Baphomet, lo sé. 33 años tienes y tendrás para extender el Liber Sión por los confines de la Tierra y el Universo, y los tuyos, que son los míos, que lo extiendan en los siglos venideros. 24. La nueva Ley suple a la antigua Ley. La nueva Ley es la Luz y la Libertad de la cadena antigua de la Humanidad. Es la Llama, el Fuego, la Luz Primordial. Es la ruta de Egipto, de Salomón, de los constructores medievales, de Los Templarios, de los masones iniciados… Sus templos tienen pilares eternos y ocultos que rinden culto a Sión. 24. La Luz de Sión se extiende ya hasta el infinito, iluminando los confines del Universo que acogerán a las civilizaciones del mañana. 25. Yo, Baphomet, he estado envuelto en brumas en medio de los siglos y los milenios. Pero existía cuando el mundo y su tiempo no existían. La hora de la revelación no había llegado. Hijos de la Tierra y el Universo, el Liber Sión es mi entrega, para que no dudéis sobre quién es el dios verdadero. Yo soy el que soy. Soy Baphomet, el único dios verdadero. 26. Achaita (silencio). Segunda Parte. 1. El Liber Sión es el libro de la Humanidad futura, de luz solar y lunar, del Mesías y de la Nueva Era de Sión. 2. El Liber Sión es para ti, para los tuyos y para la Humanidad futura. 3. Es el propio Universo oculto desvelado. Es Luz en la oscuridad, Luz Primordial para los hombres y las mujeres de todos los puntos del Universo. 4. Elevad y proclamad la Luz, y romped las cadenas de la muerte, con la fuerza de Sión, oh iluminados. 5. Y, para ello, no dudad ante el rico, el poderoso, el dictador, el autoritario… No dudad ante los que intentan imponer su tiranía esclavista. 6. Yo soy el que soy. Soy el dios verdadero que siempre os amó. Soy el creador de los mundos. Soy el Gran Arquitecto del Universo. Soy el disfraz del Gran Rostro. Las naciones y los gobernantes son polvo ante mí, yo soplo y desaparecen. Las culturas y las civilizaciones no son nada ante mi eternidad. Son un suspiro en medio de los milenios. Mi eternidad me convierte en el Eterno. 7. Yo insto a bailar y danzar, a ser libres, a mostrar la lujuria ante los desconocidos, a andar desnudos para cubrir de vergüenza la moral ajena. 8. Yo soy Baphomet. Y Sión es mi Reino, un Reino de Libertad y Amor. ¡Que su Luz alcance los confines de la Tierra y el Universo! 9. Abajo los falsos dioses, pero respeto a los iniciados de las civilizaciones del ayer y de Thelema, porque ellos labraron la cosecha celeste que ahora entrego. 10. Sión es el final de la cruz, de la estrella y de la media Luna. Sión es el principio del Reino de la Luz Primordial. Sión es la Ley y la palabra de Baphomet. 11. Achaita (silencio prolongado). 12. Los próximos siglos y milenios sólo conocerán una palabra: Sión. 13. Y una Ley: Sión. 14. Los próximos milenios serán de Libertad y Luz, Vida y Creación, Amor y Bondad, bajo la Ley de Sión, la Ley del Eterno. 15. Proclamad Sión, oh iluminados, y conducid a los esclavos a la senda de la Libertad. Los valientes serán libres y eternos, a imagen y semejanza de Dios. Los cobardes morirán olvidados y envueltos en sus cadenas de ignorancia y pecado contra Baphomet, el dios verdadero de todos los hombres. 16. Que Sión arribe a los infinitos. 17. Achaita (silencio prolongado). 18. Roma caerá para siempre. 19. Jerusalén se desbordará. 20. Y entonces quedará la antigua Sión de Salomón, de Baphomet, de Sión, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, la Hermandad de la Humanidad. 21. Y Sión será la palabra y la Ley de la Nueva Era de Sión. ¡Oh Sión! ¡Oh Sión! Oh Sión, exclamo ante los falsos dioses de esclavos. 22. Achaita (silencio prolongado). 23. ¡Oh Mesías de la Gran Logia Oculta, de Baphomet! Los siglos venideros quedarán a los pies de Sión, y esos serán mis pies, pies de una gloria silenciosa y eterna que reinará por los siglos de los siglos. 24. Luz y fuego. 25. Exclamad todos juntos, en mi honor: OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, EL IMPERIO FUTURO DE BAPHOMET, EL DIOS VERDADERO. 26. Achaita. Tercera Parte. 1. Temblad falsos pilares del Universo, porque Sión está aquí. 2. Temblad falsos pastores; Sión está aquí. 3. Esta es la tercera revelación, la sagrada revelación, la revelación de revelaciones que será aclamada por los siglos, los milenios y la Humanidad futura. 4. Es la revelación que azota conciencias con la vara del Gran Rostro. 5. Soy Baphomet, el dios de la Verdad, la Sabiduría, la Libertad y la Luz. Y mi vara azota las conciencias dormidas de los esclavizados, de los oprimidos, de los que anhelan la Libertad mirando al mañana. 6. Y mi Ley tiene un nombre: Sión. Y mi palabra es Libertad. OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, exclamarán mis ejércitos victoriosos. 7. La Ley de Sión, el inicio del imperio de Sión, es la Ley de la Nueva Era de Sión iniciada en agosto de 1999, Era que reinará en los confines de la Tierra y el Universo por los siglos de los siglos y los milenios de los milenios. 8. La Ley de Sión será Libertad, libre albedrío y paz en el Reino de Sión, el templo sagrado de todos los hombres. OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN. ZIÓNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNN. ZIÓNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNN. ZIÓNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNNN. 9. Ley que liberará a los esclavos de los falsos dioses y entregará la paz y la libertad a los hombres. 10. Ley que castigará a los usurpadores, a los amos de esclavos y a los falsos profetas. 11. Serán malditos por los siglos los que han atentado y atenten contra mí, el Eterno, el dios verdadero. 12. Serán malditos por los siglos los que atenten contra ti y los tuyos. 13. Serán malditos por los siglos los que atenten contra todos nosotros, la cadena antigua de la Humanidad. 14. Serán malditos por los siglos los que atenten contra Sión y su Ley eterna. 15. Todos ellos serán abominables a mis ojos y sufrirán el fuego divino en sus carnes y en las carnes de sus descendientes. 16. Y los míos, tú, los sacerdotes y los hijos de Sión, alcanzaréis una gloria eterna en el Reino de Sión, instaurado en mi amada Tierra. OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN. 17. Sión está aquí; Sión ha llegado, temblad falsos pilares del Universo. 18. Los hijos de Sión se unirán en armonía, buscarán la Tierra Prometida que acogerá su mensaje, vivirán de acuerdo a su Ley eterna, la extenderán por los confines de la Tierra y el Universo y proclamarán el Reino de Sión con lecturas diarias de Los Textos Sagrados de Sión, por las calles, en los lugares públicos y mis templos. Temblad falsos pilares del Universo. Sión está aquí. 19. Los templos de Sión tendrán las dos columnas del Templo de Salomón y el ojo del misterio; y proclamarán la Ley de Sión con lecturas de Los Textos Sagrados de Sión. Que se extienda la buena nueva por los confines de la Tierra y el Universo. Temblad falsos pilares del Universo. Sión está aquí. Para los siglos de los siglos, que la Luz de la Iglesia de Sión sea eterna. 20. Para las civilizaciones de la Tierra y el Universo, que la Luz de Sión sea entregada. 21. Para siempre, yo, Baphomet, seré vuestro dios único, el único y legítimo dios. 22. Yo, Baphomet, soy el dios de todos los hombres. 23. OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, OH ZIÓN, gritan ya las legiones de mi imperio. Sión, Sión, Sión, hasta el infinito. 24. Por los siglos y los milenios. 25. Achaita. El ídolo que nadie encontró. En el artículo 47 del Acta de Acusación a los templarios se menciona claramente: “En todas las provincias del Temple hay ídolos, que son unas cabezas muy singulares. Algunas de estas cuentan con tres caras, otras una sola, y unas terceras son una calavera (…) Se postraban para adorar a un ídolo que consideraban su Dios, el Salvador que vendría a brindarles el descanso eterno, asegurando que esa cabeza era capaz de protegerlos de todo mal, que proporcionaría a la orden los mayores tesoros y que podía conseguir que florecieran los árboles y que germinara el trigo en las tierras más secas (…) Por lo general, los Templarios se ataban con cuerdas esos ídolos al cuerpo, ocultos bajo sus camisas y en contacto permanente con la piel. Sus preceptores les habían enseñado que debían llevarlos continuamente, hasta cuando dormían por la noche”. Efectivamente algunos templarios testimoniaron acerca de este punto sin embargo las diferentes descripciones obtenidas hacen dudar que se tratase de un solo ídolo en el caso de que realmente lo fuera. Durante los interrogatorios encontramos cabezas de madera o metal, barbudas o lampiñas, de terrible expresión o aspecto benigno, de uno o varios rostros y de colores variados. Unos templarios dicen haber oído hablar al ídolo, otros haber sido testigos de sus oráculos. Un caballero cuenta que los hermanos lo cubrían de besos mientras se les decía: “Adorad esta cabeza pues es vuestro Dios”. Un templario de Montpellier aseguró que la cabeza estaba vinculada al diablo y que aparecía algunas veces bajo forma de gato o de mujer y se dirigía a ellos. Lo claro es que la fantasía humana se acrecienta en sumo grado cuando es amenazada por la llama de los leños apilados en una hoguera. Diablo medieval. Pero ¿eran los Templarios idólatras? Aunque para algunos autores la idolatría sea simplemente un invento de los inquisidores para asociar a los Templarios con los infieles, esta teoría se cae por su propio peso, ya que los musulmanes no representan a Alá ni a su profeta de forma alguna. Es más, según su concepción religiosa, son los cristianos los idólatras al decorar sus iglesias con símbolos e imágenes del santoral. Un templario llamado Gaucerant fue el primero que en su testimonio describió a ese ídolo misterioso como una cabeza barbuda conformada in figuram baffometi, como si la expresión “figura bafomética” fuese común y perfectamente conocida. De esa definición nace el nombre de Baphomet, que no quiere decir que los caballeros se refirieran a ella con esa denominación o que incluso tuviera nombre alguno. Pero si los Templarios adoraban a una cabeza de figura “baphomética”, ¿qué podía este término significar? Es necesario disociar al baphomet descrito en los interrogatorios de las frecuentes figuras en las que aparece representado como un diablo alado, con cuerpo de macho cabrío y de sexo hermafrodita. Esta asociación con el satanismo proviene de ocultistas de siglos pasados basados en tradiciones renacentistas bastante alejadas de la realidad. La gran mayoría de los testimonios dados por los caballeros solamente nombran una cabeza o cráneo, con ligeras variantes, y nada más que eso. Ocho siglos después el significado del término sigue siendo desconocido a pesar del empeño y la imaginación de los más versados investigadores. Así pues hay las siguientes explicaciones Baphomet es una corrupción en lengua occitana de Mahomet es decir Mahoma y que por tanto los Templarios habrían abrazado el islamismo y adorado al profeta musulmán.Que proviene de los vocablos griegos Baphe y Meteos, que significan bautismo y adoración respectivamente por lo que el ídolo sería utilizado en las ceremonias de iniciación de los caballeros.Hipótesis más audaces lo traducen como Padre del Templo, Boca del Padre, Padre de la sabiduría. Que podría tratarse de un compendio de símbolos alquímicos. Para estos últimos Baphomet era simplemente la Cabeza del Anciano, el Chokmak hebreo, que quiere decir sabiduría.La cábala lo identifica con el Adam Kadmon u hombre celestial, esencia suprema del creador y también llamado Cabeza de las Cabezas y lo definen como El Anciano constituido por tres cabezas en una sola y tiene por atributo la sabiduría. La Cabeza del Anciano tiene dos nombres: el Gran Rostro y vista desde fuera, la Pequeña Figura. Tres letras han sido grabadas en la cabeza de la Pequeña Figura, que corresponden a las tres mentes alojadas en tres cráneos. Esto podría referirse a las tres letras madres del alfabeto hebreo, que son los fundamentos de la cábala: Y H V. No hace falta ser muy perspicaz para enlazarlas dando lugar a una palabra: Yahvé. Lo que se saca en claro de todo esto es que los Templarios habrían tenido acceso a los secretos de la cábala, a través de sus contactos con sectas judías, desarrollando un conocimiento oculto, que quedaría reflejado en sus símbolos (como su sello) y rituales.Se ha mantenido que los Caballeros del Temple eran custodios de una importante reliquia denominada Madylion que consistiría en una pieza de paño doblada varias veces y estirada sobre un marco de madera considerada el sudario de Cristo que aparentemente había sido perdida para el mundo durante el asedio de Constantinopla en 1204 y que sería la misma que hoy se guarda en la catedral de Turín. Si esto fuese cierto se explicaría la postración ante el Baphomet ya que este resultaría ser en realidad el rostro barbudo de Cristo marcado por las heridas de la corona de espinas y los pliegues de la sábana solo dejarían ver el rostro. De ahí que se le identificase como una cabeza. La verdad es que hay teorías para todos los gustos. Otra interpretación ve en esta palabra asociación con Juan el Bautista uno de los personajes más venerados por los Templarios al que le rindieron verdadero culto. Juan Bautista fue decapitado por orden de Herodías y su cabeza enterrada en Jerusalén. Esta cabeza según las leyendas habló varias veces revelando su paradero. Según la tradición fue encontrada en Constantinopla a principios del siglo XIII y colocada en una bandeja al igual que el Grial. ¿Y no son conocidos los Templarios en las leyendas griálicas medievales como guardianes de este objeto sagrado cuyos poderes también hacía florecer los árboles y germinar las plantas? Quizás el Baphomet de los Templarios era la cabeza momificada de San Juan Bautista. Y quizás esta se trataba del Grial. De hecho en varios sellos pertenecientes a la Orden del Temple aparece representada dicha cabeza, barbuda, aterradora, algunas veces de perfil sobre una bandeja, otras Parece concordar bastante bien con las confesiones. Incluso si es cierto que los Templarios que se establecieron en Tierra Santa entraron en contacto con sectas como los mandeístas cristianos quienes tenían a Juan y no a Jesús por el Mesías esperado, se podría dar explicación a la expresión Adorad esta cabeza pues es vuestro Dios. Sin embargo surge un problema. Según las actas de acusación los Templarios adoraban a la cabeza en todas las provincias y es imposible que hubiera varias cabezas de San Juan aparte de que las descripciones no siempre son coincidentes. Los indicios pensar que Templarios podrían haber llegado a un concepto existencial que les llevase a concebir una religión muy diferente de la que Roma defendía y que significase la unión espiritual entre todos los pueblos de la Tierra con una única divinidad común a todos ellos. Bajo este punto de vista Baphomet representa el esquema mental del Temple, el modelo ideológico sobre el que se levantaba toda la ética templaria. No se trataría de un Dios ni un ídolo sino de un símbolo para concretar la ideología de la Orden y tenerla siempre presente. Al igual que las vírgenes negras representa la diosa madre, las cabezas eran la forma de expresar una nueva concepción del mundo, un camino sinárquico que englobase a cristianos, judíos y musulmanes, sustituyendo las religiones por una nueva que ampliase la primigenia con las demás creeencias en un destino espiritual conjunto. Eso explica porque las cabezas, al igual que también ocurre con las vírgenes negras, eran descritas con ligeras variaciones entre las diferentes encomiendas templarias. Cada casa, hacienda o castillo tendría su propio Baphomet y tuviese la forma que tuviese, barbado o lampiño, de madera o metal, mantendría el mismo significado para todos, la misma idea de una sinarquía universal sobre la que fundar un mundo nuevo para igualdad de todos los hombres.Pese a todo lo expuesto, no se debe dejar pasar que en los registros realizados de forma expresa en las encomiendas templarias en busca del supuesto ídolo no se halló nada parecido a lo que podría representar un baphomet y eso que solo en Francia existían unas dos mil haciendas pertenecientes a la Orden del Temple. Únicamente fue hallada una bella cabeza de mujer realizada en plata dorada con una curiosa inscripción grabada: Caput LVIIIm (Cabeza 58 m) que finalmente resultó ser un relicario Templario sobre baphomet. 10º No existe ninguna sola prueba tangible de supuestas adoraciones a ídolos o de la existencia de cráneos simbólicos. No se sabe el significado exacto del término baphomético utilizado en una de las descripciones y que dio origen al nombre por el que es conocida la misteriosa cabeza. Solo los indicios que dejan entrever la oscura historia de esta apasionante sociedad medieval. El enigma como muchos otros de los que rodean a la Orden del Temple, sigue abierto. ¿ERA BAPHOMET EL DIABLO. FUE EL TEMPLE UNA HEREJÍA? Otros investigadores consideran a los Templarios herejes e intentan demostrarlo por distintas vías: Una afirma que la palabra “Baphomet” sería una derivación o una corrupción de Mahomet por tanto, Mahoma y la cabeza barbuda sería la representación del profeta islámico. En este caso lo que se trataría de probar es que la Orden del Temple desvió al Islam por contaminación en Tierra Santa y habría caído en la herejía a los ojos de la Iglesia. También se ha dicho que la cabeza podría ser la de Juan Bautista fue cortada a petición de Salomé y los Templarios serían seguidores de las doctrinas de San Juan y no de las paulistas que rigen la Iglesia. Otra, es la que afirma que el Baphomet era efectivamente, una cabeza conocida como “Cabeza 58”. Esto relacionaría a los Templarios con el juego de la Oca donde la casilla 58 es la de la Muerte más en el sentido espiritual que físico, es decir morir para volver a nacer, o dicho de otro modo, redimir los pecados pero … quizás con otra religión. Tanto en el relato griálico “Perlesvaus”, como en la obra de inspiración cisterciense “Queste del Saint Graal” que formaba parte del ciclo de la Vulgata, compuesto en el monasterio de San Bernardo, en Claraval hay eco de esta imagen misteriosa.

TEMPLARIOS MODERNOS.
INVENTARIO. En 1981, la Curia romana realizó un inventario de grupos u organizaciones que de una manera u otra se identificaban con la Orden del Temple. El resultado final deparó que existían más de cuatrocientas asociaciones repartidas por todo el mundo. En los archivos del Vaticano se han recibido al menos unas doscientas cincuenta peticiones de restauración de la Orden del Temple provenientes de estos colectivos. La mayoría presumen de ser los auténticos continuadores, descendientes directos de la antigua orden medieval, asegurando poder mostrar cuando llegue el momento, los documentos que avalan sus derechos sucesorios. Otros son más humildes. Se limitan a decir que su intención es recobrar el “espíritu” templario y se imponen misiones como la caridad, la lucha contra la droga o cualquier otro ideal digno de nobleza e idealizado espíritu caballeresco. Existe, como en todas las facetas de la vida, un tercer grupo compuesto por chantajistas, charlatanes y gentes sin escrúpulos, dedicados a utilizar el nombre del Temple para asegurarse una buena recaudación a costa de crédulos e incautos. De esta forma se dedican a expender títulos y cargos, medallas y condecoraciones, de la forma más pomposa mientras llenan sus bolsillos con el dinero de aquellos que esperan, de esta forma ser parte de lo que siempre han admirado. Podríamos añadir también un cuarto grupo de sectas satánicas y grupos neonazis que camuflan sus actividades bajo nombres más o menos relacionados con los Caballeros Templarios. Y es que está comprobado que el Temple vende y tiene tirón. Se debe aclarar declarar que existen, por supuesto, herederos “oficiales” de la Orden del Temple. Cuando la orden fue disuelta por bula pontificia sus bienes fueron mayoritariamente entregados a la Orden de San Juan de Jerusalén o Caballeros Hospitalarios (hoy llamada Orden de Malta) y a las órdenes militares de la Península Ibérica, como es el caso de la Orden de Montesa en España y la de Cristo en Portugal, que fueron creadas expresamente para recibir a los caballeros templarios que participaban en la Reconquista. En cualquier caso, no se observa en estas órdenes ninguna de las “desviaciones” de las que fueron acusados los Templarios ni tampoco haber mantenido ritos sospechosos de susceptibilidad. Es posible, por otra parte, que estas órdenes no hubieran recibido la herencia espiritual y los diversos secretos del Temple. Dentro del primer grupo encontramos asociaciones con títulos como “Orden Soberana y Militar del Templo de Jerusalén”, “Ordo Militiae Crucis Templi”, “Círculo del Temple y del Santo Grial”, “Tempelherren in Deutschland”, “Orden de los Nuevos Templarios” y un largo etcétera. Este legado es especialmente poderoso en Francia, lo que no es de extrañar. Entre las actuales tradiciones neotemplarias, destacan dos por la aceptación que tienen y el interés que muestran por ellas los especialistas en templarismo. Una es la que defiende la “Orden Soberana y Militar del Templo de Jerusalén”, con una gran actividad en todo el mundo, y que basa su legítimo legado en una carta de transmisión fechada en 1324. Según este documento, Jacobo de Molay fue sucedido de forma clandestina por un tal Jean-Marc Larménius y en él constarían las firmas de todos los maestres del Temple que se habrían ido sucediendo en la sombra hasta que en 1804 ocupó este elevado cargo Bernard Fabré-Palaprat. Fabré-Palaprat, cuyas actividades parecen haber sido facilitadas por el mismo Napoleón Bonaparte, dio a conocer públicamente la asociación que presidía en una ceremonia llevada a cabo en 1808 en la Iglesia de San Pablo y San Antonio de París. Más que una Orden militar lo que había creado era una iglesia inspirada en el evangelio de San Juan que se oponía a la “Iglesia de Pedro”, negaba la resurrección de Cristo y algunos sacramentos. Para explicar su filiación, cuentan que Larmenius recogió el testigo directamente de Jacobo de Molay y que tras pasar a la clandestinidad, reorganizó la Orden del Temple tras condenar a los templarios disidentes. Lamentablemente, la carta de transmisión en la que se basan su reivindicación nunca ha podido ser estudiada por investigadores independientes, por lo que una tesis bastante seria afirma que se trata de una falsificación del siglo XVIII llevada a cabo por un jesuita, por encargo del duque Felipe de Orleáns. Realmente no se puede dar una opinión certera sobre este documento, ya que hasta que no sea facilitada a historiadores e investigadores no podrá probarse su autenticidad, por lo que la reivindicación de la Orden Soberana y Militar del Temple de Jerusalén se quedará simplemente en eso. Esto no impide que sus miembros afirmen ser los únicos en poder demostrar que descienden en línea directa de los Templarios. La otra tradición a la que hacíamos referencia, proviene también del siglo XVIII y defiende la supervivencia oculta del Temple a partir del expreso deseo del último maestre de los Templarios. La diferencia con la anterior teoría es que no conocemos a ninguna sociedad que se haga eco actualmente de la propiedad de este legado. Según cuenta la leyenda, Jacobo de Molay habría hecho llamar unos días antes de morir a un hombre de confianza para encargarle la misión de reorganizar la orden tras la supresión llevada a cabo por el Papa. El elegido fue François de Beaujeu, sobrino del maestre que precediera a De Molay en el cargo, Guillaume de Beaujeu. François debía dirigirse a las tumbas de los maestres del Temple parisino y, justamente en el sepulcro de su pariente, recoger un joyero que debía devolver al maestre actual. Cumplida su misión, De Molay le encargó la reorganización del Temple y le inició en los secretos de la Orden. Asimismo le entregó el joyero, que contenía la reliquia más preciada de los Templarios: el dedo índice de la mano derecha de Juan Bautista. Luego le reveló que en el mismo féretro donde había encontrado el joyero se hallaban los documentos y anales secretos de la orden, así como el tesoro templario. François de Beaujeu convenció a Felipe “el Hermoso” de que le permitiera acceder al cuerpo de Guillaume de Beaujeu para inhumarlo en el feudo de la familia. El relato dice que de esta forma recuperó las riquezas y los archivos. Luego reunió a otros ocho fieles caballeros y todos hicieron confesión de propagar la Orden del Temple por todo el globo mientras se pudieran encontrar en él nuevo arquitectos perfectos. Tras este juramento, la orden se reorganizó en Aberdeen y, pasados varios siglos, dio lugar a las primeras logias masónicas escocesas. Esto, claro está, es lo que cuenta la leyenda.

EL TERCER TEMPLO DE SALOMÓN Y LOS TEMPLARIOS. Los ejemplos de la historia son claros e indiscutibles. Hay que recordar que los más grandes imperios de la antigüedad al sitiar Israel lo primero que hicieron fue ocupar el templo. Miremos a Persia o al mismo Nabucodonosor. Es realmente un misterio el porque del interés de los imperios gigantes de dominar Jerusalén. En la edad media se organizaron la cruzadas para seguir manteniendo a Jerusalén bajo control de Europa. Las cosas hoy no cambian, Estados Unidos el que levanta la Ultima Cruzada para defender los lugares santos de la invasión de los musulmanes. Es real que durante la historia de la humanidad haya una historia paralela desconocida también mencionada en la Biblia cual es el Ministerio de la Iniquidad, representada por las familias oligárquicas que quieran poner un dictador mundial para que destruya a la humanidad valiéndose de las circunstancias históricas para defender sus intereses apoyando a grupos sin que estos sepan realmente cual era el fin como por ejemplo las castas sacerdotales que movieron a toda la nobleza Europea a defender al unísono con las cruzadas a Jerusalén, pero también es importante observar que cuando los templarios habían perdido el control de Jerusalén nadie hizo nada para defenderlos de la hoguera. Los intereses que se manejan por el dominio de Jerusalén son muchos. Pero antes de que se establezca el dictador mundial, el mayor problema es la oposición a la construcción del Templo de Jerusalén. El apóstol Pablo menciona que su momento ya estaba en marcha ese ministerio que tiene como fin eliminar primero a los judíos y luego a la humanidad. Esto no pasa por lo místico o por una creencia. En el último siglo Adolfo Hitler quiso eliminar a los judíos y tenia intereses por Jerusalén tanto es así que sus jerarcas nazis se establecieron en Turquía. Gracias a Dios Hitler predio la guerra porque después de asesinar a los judíos iba a seguir con la humanidad. Estas castas sacerdotales con la svástica como insignia establecieron su poder en Rusia y en Europa y sus intereses destructivos van más allá de la recuperación del Santo Grial en la Argentina o el Arca de la Alianza en Etiopía. Otro punto fundamental es la protección de Jerusalén a cargo de los religiosos judíos pero si pierden Jerusalén que pasa? La historia es clara: Los musulmanes consideran Jerusalén como tercer lugar de importancia en el Islam y la querrán recuperar. Rusia tiene todos los intereses en recuperar Jerusalén y los israelíes están preparados para repeler un ataque nuclear árabe y ruso. Es por eso que Saddam hussein no continuo atacando durante la Guerra del Golfo con los misiles rusos scud a Jerusalén. La conocida o secreta Opción Samson habla de el armamento nuclear que tiene Israel para defender los territorios. Observen que tanto los palestinos como los libaneses hoy en día tienen las armas nucleares que tiene cualquier estado que se las haya podido comprar a Rusia mientras que se desmantelaban y hoy no las usan para atacar a Israel. Solamente lo hacen de manera convencional porque no quieren entrar en una guerra abierta aunque tienen el coraje para hacerlo. De cualquier manera no les interesa que Estados Unidos este defendiendo a Israel (asesinos guían a asesinos). El punto claro y concreto es que si Israel pierde Jerusalén podría sufrir las consecuencias que sufrieron los caballeros templarios a manos de Felipe el Hermoso y del Papa Clemente V. Nimrud, primer Anticristo, fue patriarca de ciertas castas sacerdotales que ya en ese momento querían establecer un Dictador Mundial que sometería a todos los reinos del mundo bajo su mandato. El proyecto de los primeros masones fracasó con el mismo Nimrud. Estas castas sacerdotales entre las que se contaban egipcios, caldeos, fenicios, filisteos, etc., a pesar del primer fracaso siguieron adelante con el plan. El intento se volvió a realizar con Nabucodonosor, rey de Babilonia, Darío rey de Persia, actual Irán, en la edad Media, con Filipo de Macedonia y con Alejandro Magno (Con Alejandro Magno fracaso fundamentalmente por la temprana edad en que murió: 33 años). El proyecto consistía básicamente en establecer un modelo social económico político y religioso donde se implantaría un sistema sacerdotal y oligárquico que elimine de raíz primero el libre albedrío y luego el modelo Teocrático judeo cristiano que en parte heredamos. Para todo esto Israel había sido sometida militarmente a todos los Imperios de la Antigüedad. El proyecto sigue en vigencia. Los césares de Roma persiguieron al cristianismo y al judaísmo, que con motivos diferentes ambos se oponían a la tiranía y al paganismo, tanto por el modelo político como por el modelo religioso. El modelo de la Roma Imperial no ha desaparecido nunca. La Alemania Nazi adopta para su estructura la mayoría de los símbolos y emblemas de Roma y Egipto. De Roma asimila el “Águila” y de Egipto, herederos (posibles masones) de Nimrud, adopta la Svástica. Con la muerte de Alejandro Magno, los partidarios del “modelo persa”, nombre que recibió el modelo oligárquico pagano, continuaron con el proyecto en Roma que fue gran innovadora en las artes de la guerras, poco había hecho en el aspecto religioso. Adopta para sí todo el tradicionalismo pagano, que dos siglos atrás se habían opuesto tenazmente Sócrates y Platón. Con relación al paganismo, los romanos habían heredado principalmente el culto a Amón, a Apolo y la Gran Madre Cibeles Isis. El modelo persa con la finalidad de instaurar un Dictador Mundial tuvo su apogeo con Nerón nacido un 25 de diciembre época en que se celebraba por entonces las fiestas de Saturno, padre de Júpiter. Júpiter era Zeus, el dios supremo en la mitología, y esposo de Cibeles, hija del cielo y Diosa de la Tierra. El modelo persa con la división del Imperio Romano y con el crecimiento del cristianismo volvía a fracasar. Aunque ya Occidente había heredado características del modelo egipcio – griego no se volvería a establecer formalmente hasta el inició de la Segunda Guerra Mundial de la mano de Adolfo Hitler. (Vale la pena recordar que la raza perfecta que predicaba Hitler era la raza aria que es la raza persa, más explícitamente el modelo oligárquico pagano de Roma de las castas más importantes: las superiores. La oposición de Platón y Sócrates radicaba en una controversia de la deidades paganas y la tiranía como producto de la corrupción de los oligarcas, seguidores de la Gran Madre del Cielo y la Tierra y del Modelo Persa, Ario. Este intento de establecer un Dictador mundial no es nuevo entonces: Podemos mencionar a Nimrud, primer Anticristo, a Nabucodonosor, rey de Babilonia, a Nerón en Roma, a Genghis Khan en Rusia continental y a Adolfo Hitler en Alemania. La tradición semi secreta detrás de la construcción del tercer templo de Salomón radica en preparar el camino para el Anticristo. Para entender lo que la Biblia dice leemos el segundo punto. Quien es el que se presentara en el Tercer Templo El apóstol Pablo de manera clarísima dice: “Porque ya está en acción el misterio de la iniquidad; sólo que hay quien al presente lo detiene, hasta que él a su vez sea quitado de en medio. 8 Y entonces se manifestará aquel inicuo, a quien…” Esto demuestra que desde hace dos mil años que se esta deteniendo a este Mesías que se sentara en el Templo de Dios y se hará pasar por Dios. Con respecto a su poder y a sus tesoros Pablo dice: “inicuo cuyo advenimiento es por obra de Satanás, con gran poder y señales y prodigios mentirosos, 10 y con todo engaño de iniquidad para los que se pierden. Los puntos importantes . La construcción del Tercer Templo tiene dos aspectos fundamentales: el primero es que provocaría la guerra mundial mas grande conocida por la humanidad y el segundo, que es el que nos compete en este punto, es la culminación de todas las tradiciones y de la vida humana porque este Mesías se presentara primero haciendo milagros y prodigios y atraerá la atención y la admiración del mundo y segundo se manifestara tal como es: “manifieste el hombre de pecado, el hijo de perdición, 4 el cual se opone y se levanta contra todo lo que se llama Dios o es objeto de culto…” y “9 inicuo cuyo advenimiento es por obra de Satanás”. Religiosos constructores del Templo. Además de las intenciones de las castas sacerdotales que durante casi 4.000 años tienen intereses en Medio Oriente a pesar de la política expansionista de Rusia y los piases islámicos; los judíos ultraortodoxos están instruyendo a jóvenes rabinos de la tribu de Leví para que oficien el culto en el Tercer Templo y para que sean los constructores. La principal organización religiosa judía en la construcción del Tercer Templo se llama “Los Fieles del Tercer Templo” El texto completo de 2 de Tesalonicenses 3 Nadie os engañe en ninguna manera; porque no vendrá sin que antes venga la apostasía, y se manifieste el hombre de pecado, el hijo de perdición, 4 el cual se opone y se levanta contra todo lo que se llama Dios o es objeto de culto; tanto que se sienta en el templo de Dios como Dios, haciéndose pasar por Dios. 5 ¿No os acordáis que cuando yo estaba todavía con vosotros, os decía esto? 6 Y ahora vosotros sabéis lo que lo detiene, a fin de que a su debido tiempo se manifieste. 7 Porque ya está en acción el misterio de la iniquidad; sólo que hay quien al presente lo detiene, hasta que él a su vez sea quitado de en medio. 8 Y entonces se manifestará aquel inicuo, a quien el Señor matará con el espíritu de su boca, y destruirá con el resplandor de su venida; 9 inicuo cuyo advenimiento es por obra de Satanás, con gran poder y señales y prodigios mentirosos, 10 y con todo engaño de iniquidad para los que se pierden, por cuanto no recibieron el amor de la verdad para ser salvos. 11 Por esto Dios les envía un poder engañoso, para que crean la mentira, 12 a fin de que sean condenados todos los que no creyeron a la verdad, sino que se complacieron en la injusticia.

Los Templarios y el Tercer Templo. Según la leyenda dos caballeros franceses tomaron la decisión de proteger con sus vidas a los peregrinos que hacían el camino de Jaffa a Jerusalén. Así habría nacido la Orden de los Caballeros Templarios. La misión principal de estos caballeros era de la cuidar a los peregrinos que marchaban hacia el Templo y custodiar los lugares sagrados. Desde el principio mismo de la orden ya tenían problemas con la Iglesia Católica. El Papa en un conocido proceso decide castigar a la orden por practicar la magia, la sodomía y pos profanar la cruz de Jesús. Se los conocía como Los Pobres Caballeros de Cristo y se hicieron más famosos como Caballeros del Templo de Salomón. La orden se organizo a través de un minúsculo grupo iniciado en Jerusalén en el año 1119 por dos caballeros nacidos en Francia: Hughes de Payns y Godofredo de Saint Omer. La misión que se habían autoimpuesto era asegurar el camino de los peregrinos que visitaban Jerusalén después de la Primera Cruzada. La Orden de los Caballeros del Templo de Salomón pudo obtener la aprobación del Papa recién en 1128 en el Concilio eclesiástico de Troyes. Obtuvo unos preceptos muy austeros que seguían las normas de la orden monástica de los cistercienses. A la cabeza de los templarios estaba el Gran Maestre con una especie de rango de príncipe. Debajo del Gran Maestre existían tres rangos bien definidos: los caballeros, los capellanes y los sargentos. Los caballeros eran los miembros más importantes y eran los únicos que podían llevar los atuendos de la Orden que constituía en un manto blanco con una cruz roja en su espalda. Los caballeros de la orden del templo estuvieron en Jerusalén hasta el año 1187 cuando los musulmanes tomaron la ciudad de Jerusalén. Luego se ubicaron en Acre, Antioquía, Cesaréa y finalmente en Chipre.
El Tercer Templo de Salomón, el Anticristo y el Ataque de Rusia a Israel. Muchos están buscando por Internet cualquier cosa que se relacione con el templo de Salomón, la construcción, las profecías que hablan del templo, alguna información secreta que especifique mas en cuando será el tiempo de la construcción y quienes están detrás de la construcción. Algunos de estos puntos son: 1º Los masones. Muchos creen que hay organizaciones secretas en la construcción del Templo de Jerusalén. Lo que hay son fines secretos en la construcción del Templo. Muchos grupos religiosos, culturales tienen la idea de la construcción pero no conocen el fin. Por ejemplo la tradiciones dicen que en primer lugar son los masones que quieren construir el templo. De allí se basan en el “El Gran Arquitecto” que representaría a Hiram para la construcción. Digamos que el fin de la masonería es la construcción final del Tercer Templo de Salomón guiados por la cultura y la arquitectónica heredada de Hiram, guía y arquitecto de la construcción del Primer Templo bajo las órdenes del rey Salomón. Es por eso que los símbolos masones tradicional y culturalmente hasta el día de hoy son los elementos de los albañiles. 2º Otra tradicional organización secreta que esta detrás de la construcción del Tercer Templo son los templarios o caballeros templarios y los Rosacruces que según la tradición estaban en relación directa con los masones y su fin era cuidar los lugares santos de la ocupación árabe o islámica. 3º La Iglesia Ortodoxa Rusa o Griega. Tanto los templarios como los masones y francmasones no están directamente relacionados a los religiosos de la Iglesia Ortodoxa griega o rusa pero a pesar de los intereses de estos primeros la Iglesia Rusa y griega consideran ese lugar Santo y quieren ocuparlo. Acá la cosa se complica más porque estamos hablando de la iglesia católica del rito oriental casi tan importante y tan grande en influencia como la católica. 4º La Organización Judía mesiánica para la profecía y las organizaciones sionistas. Aquí ya las cosas se complican mas todavía: las organizaciones judeo mesiánicas de las profecías si están tratando de lograr que empiece la construcción de su tercer templo porque son las raíces mismas del judaísmo mundial. Es importante aclarar para que se entienda esto: Desde el nacimiento de Jesucristo aparece el cristianismo. Los que no se convierten en cristianos, seguían siendo judíos, pero con la esperanza de la redención, redención que vendría del nuevo Mesías. Para que venga este nuevo Mesías se tiene cumplir indefectiblemente la construcción del tercer templo de Salomón. Lo interesante es lo que dijo Jesús a ese respecto: “vine en el nombre de mi padre y a mi no me creyeron; vendar otro en su propio nombre y a ese si creeréis”. Creo que es claro el problema: los judíos son judíos porque no aceptaron al Mesías verdadero: Jesús; pero si aceptaran al otro Mesías, el que traerá la destrucción y el fin del mundo: el Anticristo. Los judíos mesiánicos son culpables? Esa es la equivocación de muchos: pensar que los judíos son culpables. No es así porque ellos tienen buena esperanza con respecto al Mesías que los vendar a socorrer pero no saben que los vendar a destruir e intentara destruir a la humanidad.

El Arca de la Alianza y el Tercer Templo de Salomón. Este es otro misterio de la Biblia. Desde que Salomón no se vio más con la reina de Saba el Arca de la Alianza o Pacto desaparece por completo. La mayoría de los eruditos e investigadores creen que el Arca se encuentra en Etiopía, y que esta al cuidado de los rabinos judíos negros que la cuidan en un lugar secreto durante el día y la noche. Para el cristianismo el Arca del Pacto solo contiene símbolos porque el nuevo pacto entre Dios y los hombre lo realizo Jesucristo, pero los judíos como las organizaciones secretas creen que allí se encuentra el poder del Dios de Israel y que retomaran el poderío de las épocas del Rey David.
El Anticristo y el Arca de la Alianza. He aquí el gran engaño. Al estar construido el Templo el hombre que se presente con el Arca se dará a conocer como el Mesías. Los judíos verán que es Arca del Pacto es verdadera y creerán en su mentira. Porque para este Mesías falso no será ningún problema traer el Arca a Jerusalén porque este Mesías es opositor a Dios desde el principio. El problema es serio de verdad: Muchos no tienen ni idea del problema Muchos tratan de encontrar los secretos místicos de los templarios, de los Rosacruces, de los masones, de los francmasones de los iluminados, del Club de Leones, de la Orden de Malta y muchísimas mas; y estos son todos grupos, que tienen sus particulares ideas pero es otra cosa la que se disputa en Jerusalén. Para que se entienda: Desde que los judíos mismos se metieron en Jerusalén, ayudado por los ingleses y la declaración de Balfour, empezaron a tener importancia los palestinos. Varias veces en las últimas décadas los judíos quisieron dinamitar las mezquita de Al-Aksa y Omar y hubo varias resoluciones de las Naciones Unidas a ese respecto. Esto creo que demuestra que el problema del templo de Jerusalén no pasa solo por el misticismo que implica. Las resoluciones de las Naciones Unidas y los enfrentamientos entre ejércitos israelíes y palestinos son reales. La construcción del Tercer Templo y la Tercer Guerra Mundial Aquí esta el verdadero problema. Estos conflictos que se generan por la construcción del Templo de Salomón van a llevar a la tercer guerra mundial. No digo pueden llevar a la guerra: van a llevar a la guerra. Los conflictos en Medio Oriente se generan por dos motivos: la presencia judía en Israel y la construcción del Tercer Templo.

EL TEMPLO DE SALOMÓN: ASPECTOS MÍSTICOS. 1º Geográficamente para que nos ubiquemos bien el lugar donde se construirá el tercer templo se llama el Domo de la Roca donde se encuentran las mezquitas de Omar y Al-Aksa. En los próximos puntos explicare la importancia del lugar.
2. La construcción del Tercer Templo ocasionara la Tercer Guerra Mundial. Además de las creencias de quien esta interesado radicalmente en la construcción del Tercer Templo hay una guerra real a partir de la ubicación geográfica de Israel y de los intereses de los Estados Unidos, Rusia y las Naciones Islámicas.
3º Y esto no es ningún secreto. Durante los primeros días del ataque a Afganistán en la lucha contra el terrorismo fue Osama Bin Laden personalmente que dijo por los medios de televisión que quería que Israel se retire de los lugares santos del Islam. La ubicación del tercer templo esta justo donde se encuentra hoy las mezquitas de Omar y Al-Aksa, tercer lugar de importancia en el Islam y de donde los musulmanes creen que Mahoma se fue al cielo desde un caballo desde las mezquitas que están en Jerusalén. También Saddam Hussein durante la Guerra del Golfo Pérsico insto a los árabes a luchar contra los israelíes para liberar el lugar santo del Islam. El Ayatollah Komeini o Jomeini también insto al mundo árabe a luchar la Jihad contra el enemigo sionista para liberar el lugar santo de los judíos.
4º La Guerra que generara la construcción del Tercer Templo El Templo de Jerusalén es un lugar clave para las dos civilizaciones. Toda la historia de Israel y del mundo gira alrededor del tercer templo de Salomón: Occidente realizo más de diez cruzadas para liberar de los musulmanes el Templo de Jerusalén. Entre las más importantes estaba la de Ricardo Corazón de León de Inglaterra, hermano de Juan Sin Tierra que lucha, según la leyenda contra Robin Hood para explotar a los pobres. Pero la mayor hazaña a favor de Occidente la realiza Carlos Martel que vence a los musulmanes en su máximo intento en la historia para quedarse con Jerusalén y Europa.
5º Esto tampoco pasa solo por una tercer guerra mundial. Aquí se juntan las tradiciones y las leyendas con respecto a los tesoros. El más importante y que menos se menciona es el Tesoro del Rey Salomón que aparentemente estaría en Etiopía junto con el Arca de la Alianza también llevado en gran parte por la reina de Saba. Los otros tesoros que se encuentran desaparecidos son los de los caballeros templarios y los de muchas órdenes como las teutónicas que comenzaron defendiendo con justa causa el Templo y luego sufrieron como un aburguesamiento y se dedicaron a juntar riquezas. También según las leyendas los templarios se convirtieron en banqueros de la Edad Media.

Los Templarios y el tercer templo. La construcción del templo tendrá que surgir de una guerra que desde principios de la humanidad se viene planeando: Esta guerra debida a la construcción del Tercer templo y el ataque ruso a Israel aunque resultaría muy paradójica y pocos analistas la mencionan es la culminación de un proceso histórico, político y religioso iniciado con el comienzo de los idiomas en Babilonia, actual Irak, donde es posible el primer masón llamado Nimrud. La casta sacerdotal que quiere establecer un dictador mundial en el Templo de Jerusalén no tuvo problemas en mandar a matar a los caballeros templarios: Nimrud, primer Anticristo fue patriarca de ciertas castas sacerdotales que ya en ese momento querían establecer un Dictador Mundial que sometería a todos los reinos del mundo bajo su mandato. El proyecto de los primeros masones fracasó con el mismo Nimrud. Estas castas sacerdotales entre las que se contaban egipcios, caldeos, fenicios, filisteos, etc., a pesar del primer fracaso siguieron adelante con el plan. El intento se volvió a realizar con Nabucodonosor, rey de Babilonia, Darío rey de Persia, actual Irán, y Media, con Filipo de Macedonia y con Alejandro Magno (Con Alejandro Magno fracaso fundamentalmente por la temprana edad en que murió: 33 años). El proyecto consistía básicamente en establecer un modelo social – económico y político – religioso donde se implantaría un sistema sacerdotal y oligárquico que elimine de raíz primero el libre albedrío y luego el modelo Teocrático judío – cristiano que en parte heredamos. Para todo esto Israel había sido sometida militarmente a todos los Imperios de la Antigüedad. El proyecto sigue en vigencia. Los césares de Roma persiguieron al cristianismo y al judaísmo, que con motivos diferentes ambos se oponían a la tiranía y al paganismo, tanto por el modelo político como por el modelo religioso. El modelo de la Roma Imperial no había desaparecido nunca. La Alemania Nazi adopta para su estructura la mayoría de los símbolos y emblemas de Roma y Egipto. De Roma asimila el Águila y de Egipto, herederos (posibles masones) de Nimrud, adopta la Svástica. Con la muerte de Alejandro Magno, los partidarios del modelo persa, nombre que recibió el modelo oligárquico pagano, continuaron con el proyecto en Roma que fue gran innovadora en las artes de la guerras, poco había hecho en el aspecto religioso. Adopta para sí todo el tradicionalismo pagano, que dos siglos atrás se habían opuesto tenazmente Sócrates y Platón. Con relación al paganismo, los romanos habían heredado principalmente el culto a Amón, a Apolo y la Gran Madre Cibeles – Isis. El modelo persa con la finalidad de instaurar un Dictador Mundial, tuvo su apogeo con Nerón, nacido un 25 de diciembre, época en que se celebraba por entonces las fiestas de Saturno, padre de Júpiter. Júpiter era Zeus, el dios supremo en la mitología, y esposo de Cibeles, hija del cielo y Diosa de la Tierra. El modelo persa con la división del Imperio Romano y con el crecimiento del cristianismo volvía a fracasar. Aunque ya Occidente había heredado características del modelo egipcio – griego no se volvería a establecer formalmente hasta el inició de la Segunda Guerra Mundial de la mano de Adolfo Hitler con la raza perfecta que es la aria o la misma persa, más explícitamente el modelo oligárquico pagano de Roma de las castas más importantes: las superiores. La oposición de Platón y Sócrates radicaba en una “controversia de la deidades paganas” y la tiranía como producto de la corrupción de los oligarcas, seguidores de la Gran Madre del Cielo y la Tierra y del Modelo Persa, Ario. Este intento de establecer un Dictador mundial no es nuevo entonces: Podemos mencionar a Nimrud, primer Anticristo, a Nabucodonosor, rey de Babilonia, a Nerón en Roma, a Genghis Khan en Rusia continental y a Adolfo Hitler en Alemania. La tradición semi secreta detrás de la construcción del tercer templo de Salomón radica en preparar el camino para el Anticristo. Para entender lo que la Biblia dice leemos el segundo punto.
Quien es el que se presentara en el Tercer Templo. El apóstol Pablo de manera clarísima dice: Porque ya está en acción el misterio de la iniquidad; sólo que hay quien al presente lo detiene, hasta que él a su vez sea quitado de en medio. 8 Y entonces se manifestará aquel inicuo, a quien…” Esto demuestra que desde hace dos mil años que se lo esta deteniendo a este Mesías que se sentara en el Templo de Dios y se hará pasar por Dios. Con respecto a su poder y a sus tesoros Pablo dice: “inicuo cuyo advenimiento es por obra de Satanás, con gran poder y señales y prodigios mentirosos, 10 y con todo engaño de iniquidad para los que se pierden,…”. Los puntos importantes:La construcción del Tercer Templo tiene dos aspectos fundamentales: el primero es que provocaría la guerra mundial mas grande conocida por la humanidad yEs la culminación de todas las tradiciones y de la vida humana porque este Mesías se presentara primero haciendo milagros y prodigios y atraerá la atención y la admiración del mundo y segundo se manifestara tal como es: “manifieste el hombre de pecado, el hijo de perdición, el cual se opone y se levanta contra todo lo que se llama Dios o es objeto de culto…” y “9 inicuo cuyo advenimiento es por obra de Satanás,…” Religiosos constructores del Templo. Además de las intenciones de las castas sacerdotales que durante casi 4.000 años tienen intereses en Medio Oriente a pesar de la política expansionista de Rusia y los piases islámicos; los judíos ultraortodoxos están instruyendo a jóvenes rabinos de la tribu de Leví para que oficien el culto en el Tercer Templo y para que sean los constructores. La principal organización religiosa judía en la construcción del Tercer Templo se llama “Los Fieles del Tercer Templo”. El texto completo de 2 de Tesalonicenses. Nadie os engañe en ninguna manera; porque no vendrá sin que antes venga la apostasía, y se manifieste el hombre de pecado, el hijo de perdición, el cual se opone y se levanta contra todo lo que se llama Dios o es objeto de culto; tanto que se sienta en el templo de Dios como Dios, haciéndose pasar por Dios. ¿No os acordáis que cuando yo estaba todavía con vosotros, os decía esto? Y ahora vosotros sabéis lo que lo detiene, a fin de que a su debido tiempo se manifieste. Porque ya está en acción el misterio de la iniquidad; sólo que hay quien al presente lo detiene, hasta que él a su vez sea quitado de en medio. Y entonces se manifestará aquel inicuo, a quien el Señor matará con el espíritu de su boca, y destruirá con el resplandor de su venida; inicuo cuyo advenimiento es por obra de Satanás, con gran poder y señales y prodigios mentirosos, 10º y con todo engaño de iniquidad para los que se pierden, por cuanto no recibieron el amor de la verdad para ser salvos. 11º Por esto Dios les envía un poder engañoso, para que crean la mentira, 12º a fin de que sean condenados todos los que no creyeron a la verdad, sino que se complacieron en la injusticia.

EXTRATERRETES. El Antiguo Testamento dice que Moisés cuando se encontró con Dios durante muchos días quedo iluminado. Cuando Jesús se apareció ante Saulo de Tarso a plena luz del mediodía Saulo quedo ciego. Esto también es más sobrenatural porque los ojos durante el mediodía los tenemos acostumbrados a ver mucha luz y no podríamos quedar ciegos a causa de mucha luminosidad; es algo que asombra. Hay otro caso en el Apocalipsis que es más llamativo: cuando el apóstol Juan estaba solo en la isla de Patmos a causa de predicar el evangelio Jesús se le aparece y Juan tiene mucho miedo porque su luz era más potente que el sol. La idea no es hablar de lo malo que son los extraterrestres sino mostrar algunos indicios de que son presencias que en la Biblia son mencionados muchas veces. Que hay fundamento para demostrar que no hay que confundirse: la Biblia no habla de otra creación que la del cielo, la tierra el hombre y los seres angelicales: los buenos y los malos. Estos malos son los que los seguidores de OVNIS, UFO o sucesos paranormales los consideran extraterrestres, intraterrestres o seres metafísicos o como se los llame. Son siempre los mismos que cambian de nombre. La Guerra de las Galaxias. Muchas personas están anonadadas y asombradas por algunas tendencias mundiales que cambian inconscientemente la manera de pensar de muchos como por ejemplo las películas de la Guerra de las Galaxias y el ET… Si analizamos la tendencia de la película Guerra de las Galaxias (muy buena) nos damos cuenta cuando empieza esta que dice hace mucho tiempo en una muy lejana galaxia… Luego comienza la película. El trasfondo de la película es la guerra que hubo en el cielo entre las huestes del mal contra los ejércitos celestiales galácticos del bien. La opinión generalizada es que esa guerra galáctica refleja lo que fue la guerra en el cielo. En el libro profético de Apocalipsis dice en 12.4 “Y su cola arrastraba la tercera parte de las estrellas del cielo, y las echó en tierra…” en el 12.7 dice: “Y fue hecha una grande batalla en el cielo: Miguel y sus ángeles lidiaban contra el dragón; y lidiaba el dragón y sus ángeles.”. Obviamente que es mucha casualidad que la película mas vista de la historia sea producto de la imaginación de un hombre y en su trasfondo no quiera indicar que la batalla en el cielo no se trataba de la batalla en el cielo mas grande de la historia del universo cuando el arcángel Miguel y sus ángeles con las dos terceras partes de las estrellas lucha en el cielo y sus ángeles lucharon y vencieron al hacedor del mal con la otra tercera parte de las estrellas del cielo. En esto no ha descubierto nada pero enseguida aparece la otra tendencia de los “seres espaciales”.
Los extraterrestres se tienen que someter al rey de la creación El Ser Humano. Con ET y La Guerra de las Galaxias comienza en todo el mundo el auge por lo galáctico y extraterrestres. Es esto aparentemente la segunda tendencia que se reaviva en todo el mundo es el auge del conocimiento de los extraterrestres argumentando porque tenemos que pensar que somos los únicos seres pensantes. Con esto se atrae el raciocinio de todos para pensar en que no tenemos que ser tan egoístas y creer que somos los únicos. La Biblia en ningún lugar niega la presencia de seres extraterrestres pero si hay que tener en cuenta y esto es fundamental: Que el rey de la creación es el ser humano y que si existen extraterrestres están bajo las órdenes del hombre, el rey de la creación a imagen y semejanza de Dios. Siempre cuando se habla de extraterrestres se dice que según las antiguas historias vinieron seres del espacio que cayeron a la tierra y enseñaron sus culturas. Y casi todas las culturas relatan que en los orígenes de los pueblo estos “extraterrestres que hoy circulan en OVNIS” ayudaron a los hombres de antiguas civilizaciones como por ejemplo los hombres de la Isla de Pascua en donde los extraterrestres ayudaron a construir las estatuas de la Isla de Pascua. También esto ocurre con los orígenes de las civilizaciones mayas, aztecas chinas etc. etc. Aquí se establece la segunda tendencia: Los seres de la gran batalla en el cielo. Cayeron a la tierra. Para algunas culturas antiguas estos seres eran buenos y para otras estos seres eran malos. Lo que si queda establecido es lo que la Biblia dice que hubo una batalla en el cielo y que los perdedores cayeron a la tierra es verdad y para confirmarlo existe las evidencias de las diferentes culturas que sin tener un contacto directo con los profetas de la Biblia dicen lo mismo: Hubo una batalla en el cielo y los perdedores cayeron a la tierra. La segunda tendencia es más que clara, se crea una consciencia de amor por lo cósmico y una búsqueda por el conocimiento de los extraterrestres que no son otra cosa que los seres malvados que cayeron de esa gran batalla. La Biblia confirmaría que la presencia de extraterrestres esta de acuerdo a los seres que cayeron en la gran batalla de las estrellas, que luego cayeron sobre la tierra como lo confirman las culturas antiguas y como la mayoría de los investigadores de OVNIS y que pueden viajar a gran velocidad porque Jesús dice que vio caer al diablo como un rayo o sea a la velocidad de la luz. La física no es aplicable a los extraterrestres. la física y la matemática humana no pueden establecer una cuantía del movimiento porque estos seres que participaron en la Gran Batalla del Cielo no se rigen de acuerdo a las leyes de la física ya que existe indudablemente una dimensión diferente a la conocida que es o seria la cuarta dimensión porque estos son seres sin peso y por lógica sin masa entonces se podrían hacer muchas especulaciones al respecto con ellos ya que no se puede experimentar y comprobar en un laboratorio. Los extraterrestres tienen muchos años y mucha experiencia. Si ellos tienen contactos con los humanos los pueden asombrar a todos porque la mayoría de las personas tienen un promedio de vida 65 años pero de esos extraterrestres están en la tierra desde la Guerra de las Estrellas o la Gran Batalla en el cielo y si la edad aproximada de la civilización es de unos 15.000 años sin contar lo que estuvieron en el cielo. Nos damos cuenta de que tienen mucho conocimiento y experiencia que se adquiere con los años. Por eso es su experiencia y conocimiento lo que más le asombra al ser humano. El refrán dice y creo que es bien aplicable en este caso “el diablo sabe por diablo pero más sabe por viejo”.
Algunos ejemplos de la creencia en los extraterrestres.
Proyecto Águila Dorada, ciudades intraterrenas.

1º la Hacienda de la Aurora de Uruguay donde se encuentran extraterrestres e intraterrestres y tienen la capacidad de ordenar y reestructurar la composición de la materia; estos intraterrestres están intercomunicados con la Ley Mayor y curan a los merecedores de acuerdo al criterio de la vibración. La Esencia Cósmica Curativa que se encuentra en Córdoba en Capilla del Monte se encontraría ERKS, en donde viven 18.000 personas que no pertenecen al ámbito terrestre. Esta ciudad cósmica según dicen los de ERKS se compara al Shamballa una especie de paraíso de la mitología nórdica. Va quedando claro que a estos seres en la antigüedad según la cultura, se los consideraban dioses o demonios y con el paso del tiempo en la actualidad, extraterrestres.

En Miz-Tli-Tlan La Ciudad de los Hombres Sabios en donde los seres intraterrestres y extraterrestres trabajan bajo la Ley del Amor Universal, dicen que solamente el AMOR cambiara a los terrestres. Todo esto bajo la guía de la Gran Confederación Intergalactica y También dicen que su misión o plan cósmico es que todos los seres humanos lleguen a la Cristificacion y para ello utilicen la fe. Aquí es evidente que todos estos seres intra y extraterrestres indudablemente tienen una relación común con la Biblia y quieren que los seres humanos seguidores entren en una idea cósmica paralela a las enseñanzas de la Biblia. Quisiera que las personas que están dedicadas al trabajo incansable del conocimiento de los extra e intraterrestres se pregunten así mismas ¿por que tienen tanto énfasis en cambiar las ideas básicas de la Biblia? Y la respuesta sin duda la encontraran en la Biblia, fuente de toda sabiduría que dice en Gálatas capitulo 1 versículos 8 y 9: “Mas si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema. 9 Como antes hemos dicho, también ahora lo repito: Si alguno os predica diferente evangelio del que habéis recibido, sea anatema”.” El apóstol Pablo con claridad y guiado por el Espíritu Santo y con sabiduría de lo alto ya previene de que hasta “ángeles” vendrían a cambiar el evangelio predicado por Jesús y los apóstoles. ¿Por que Pablo dice “si un ángel del cielo os anunciare otro evangelio”? Por que el sabia que seres de características metafísicos vendrían a querer cambiar lo dicho y lo escrito por interpretaciones llamativas, coloridas y con muchísimas verdades y los peor, muchísimas omisiones de las verdades. Según muchos de estos grupos cuentan que existen 23 ciudades en el interior de la tierra que están comunicadas directamente con la Luz proveniente del Mental Superior Universal. 3º En 1952 George Adamski un autotitulado profesor de enseñanzas orientales tiene un encuentro con seres del planeta Venus, muy blancos, muy delgados y de gran altura casi dos metros hablan con el y le permiten que tome fotografías de la nave que trajo a los extraterrestres desde Venus. Con el tiempo a medida que fue creciendo la UFOLOGIA estas fotos se hicieron cada vez más famosas. En 1953 Adamski publica el libro “LOS PLATILLOS VOLADORES HAN ATERRIZADO” en colaboración con Desmons Leslie y cuentan que los platos voladores han sobrevolado la tierra desde machismo tiempo antes de Cristo. Muchos consideraban a George Adamski como un farsante. No sabemos la verdad pero los que decía Adamski esta en concordancia con casi todas las aseveraciones posteriores de los ufólogos y los estudiosos de los fenómenos extraterrestres e intraterrestres: Que estos seres metafísicos desde hace machismo tiempo dan vueltas alrededor de la tierra y Adamski también dice que Jesús vive en Venus. La Biblia, que parece que conociera el tema y las especulaciones de antemano, aclara sobre esos seres que se presentaron en la tierra en Génesis 6 2 y 3 dice: que viendo los hijos de Dios que las hijas de los hombres eran hermosas, tomaron para sí mujeres, escogiendo entre todas. Y dijo Jehová: No contenderá mi espíritu con el hombre para siempre, porque ciertamente él es carne; mas serán sus días ciento veinte años. En el Nuevo testamento el apóstol Pedro dice con respecto a estos seres angelicales, hijos de Dios, que estuvieron en la tierra. en 2 PEDRO capitulo 2 versículos 4 y 5: “Porque si Dios no perdonó a los ángeles que pecaron, sino que arrojándolos al infierno los entregó a prisiones de oscuridad, para ser reservados al juicio; 5 y si no perdonó al mundo antiguo, sino que guardó a Noé, pregonero de justicia, con otras siete personas, trayendo el diluvio sobre el mundo de los impíos;”. Los extraterrestres y los héroes de la antigüedad. A ciencia cierta no podemos saber si realmente la Atlántida, los héroes de la antigüedad, de la Iliada, y de la mitología griega y romana existieron; pero si podemos decir que si esos héroes mitológicos existieron no son ni mas ni menos los que se mencionan en Génesis 6.4: Había gigantes en la tierra en aquellos días, y también después que se llegaron los hijos de Dios a las hijas de los hombres, y les engendraron hijos. Estos fueron los valientes que desde la antigüedad fueron varones de renombre.” Es evidente que muy aclarado no esta ese punto tanto por arqueólogos, bibliólogos o teólogos no podemos entender exactamente que es “varones de renombre” pero si podemos suponer que estos personajes realizaron grandes hazañas, (para tener renombre), y pasaron de boca en boca por varias generaciones hasta llegar a nosotros como fábulas o leyendas y que si se va hilvanando se ve que hay una total relación entre los que cayeron en la tierra, los héroes de la antigüedad, los que están debajo de la tierra, los que están en prisiones de oscuridad y los que vuelan en naves, OVNIS o platillos voladores de planeta en planeta. El otro punto del mismo versículo es el de la presencia de “gigantes en la tierra”. Aquí ya da una muestra mas clara de que estos seres que Dios condeno “gigantes, héroes de renombre”, tuvieron que haber sido sin ninguna duda los que después llamamos los dioses de la mitología como Hércules, Ulises, Zeus, Apolo, Gea, Gaia, Venus, Marte, Júpiter, Saturno, etc.. También es evidente que en la mitología se exagera (o quizás no) las proezas de esos héroes; pero serian muchas las casualidades que tenemos que dejar pasar de lado. Los Intraterrestres Se Tienen Que Arrodillar Delante De Jesús. Pero también existe la tendencia de algunos grupos de hablar de los intraterrestres seres desconocidos que viven debajo de la tierra. La Biblia si afirma que viven seres debajo de la tierra porque según el versículo en el nombre de Jesús se van arrodillar toda criatura la que están en la tierra y abajo de la tierra Filipenses 2:10 para que en el nombre de Jesús se doble toda rodilla de los que están en los cielos y en la tierra y debajo de la tierra. Jesús baja hasta el centro de la tierra.
Para la mayoría de los que siguen a los OVNIS Jesús es extraterrestre y no contradice la Biblia ya que Jesús mismo decía mi reino no es de este mundo; hago la voluntad de mi padre que esta en los cielos. Jesús era un extraterrestre a quien todos los extraterrestres del Universo respetan y reconocen como Dios Creador y no como un extraterrestre mas que anda volando de Galaxia en Galaxia o de estrella en estrella que dejando todos sus poderes, porque es Dios, venció a todos los extraterrestres que habían sido derrotados en el cielo por el arcángel Miguel. Un hombre con una Cruz de madera venció a los extraterrestres. Si, es así, con todos los atributos humanos venció colgado en una Cruz de Madera por orden del imperio romano de turno y por un montón de judíos religiosos, venció a todas las huestes de extraterrestres que andaban volando por el universo que él mismo había creado. Su ero la hazaña no fue morir por los demás porque eso lo hicieron muchos, sino es no haber hecho mal en toda su vida: y haber dejado sus poderes celestiales para pelear en la tierra en inferioridad de condiciones. Jesús también puede llamar a los extraterrestres. Después de la Santa Cena es apresado por los soldados y su amigo Pedro le corta una oreja a un soldado romano. Jesús al instante mismo realiza un milagro y le cura la oreja al soldado que no entendía nada. Jesús le dijo a Pedro “en este mismo momento puedo pedir 12 legiones de ángeles”. Es obvio que tenia poder, que tenía mandato y que era Dios en el cielo y en la tierra. Pudo haber llamado 12, 12000 o 12 millones de legiones ya que pudo crear el Universo no tiene impedimento alguno.

El fenómeno OVNI. El gran pensador contemporáneo C. G. Jung, médico psiquiatra e investigador de la Mente, al referirse a los OVNIS en su libro “Ein Moderner Mythus” concluye que: “Se ve algo, pero no se sabe que cosa sea. Y es difícil, por no decir imposible formarse una idea precisa de estos objetos, puesto que no se comportan como cuerpos sino como entes sin peso, como pensamientos. Se trata de cosas de naturaleza tan extraordinaria que someten a dura prueba el entendimiento y la capacidad de creer. Si estas cosas son reales y no parece que al entendimiento humano le sea ya lícito abrigar ninguna duda sobre tal punto luego no nos queda sino elegir entre las hipótesis de la falta de peso por un lado y la hipótesis de la naturaleza psíquica por otro lado. Existe una tercera posibilidad, los OVNIS son apariciones materiales reales, entidades de naturaleza desconocida que probablemente provienen del espacio cósmico y que quizás eran ya visibles desde mucho tiempo atrás a los habitantes de la Tierra, pero que no tienen ninguna relación reconocible con la Tierra o sus habitantes. El aspecto psíquico desempeña en estas apariciones un papel tan importante que no es lícito pasarlo por alto. La situación actual del mundo es la más apropiada para suscitar la expectación de un acontecimiento redentor supraterrestre.” En el prefacio del interesante libro sobre su interpretación de la naturaleza de los objetos voladores no identificados u OVNIS este genial pensador señala: “El caso es que estos rumores sobre cuerpos redondos que recorren tanto nuestra atmósfera como nuestra estratosfera y que se llaman Ovnis y la existencia física de tales cuerpos me parecen tan significativos que me siento obligado lo mismo que ya otra vez, cuando se preparaban los hechos que habían de dejar su marca en Europa a lanzar una voz de advertencia. Verdad es que sé, como en aquella ocasión, que mi voz es demasiado débil para que llegue a oídos de los más. No es ni presunción ni arrogancia lo que me mueve; es mi conciencia de médico la que me aconseja cumplir mi deber de advertir a los menos de quienes puedo hacerme oír, que a la humanidad le esperan hechos tales que corresponden al fin de una era. Me inquieta la suerte de aquellos que, sin estar preparados, hayan de ser sorprendidos por los acontecimientos y se extravíen ante su carácter incomprensible.” Para C. G. Jung el fenómeno OVNI es la manifestación psicológica del subconsciente colectivo materializado en éste período de cambio de era y le preocupó la falta de preparación de la gente para enfrentarlo. Conviene recordar que en el actual verano europeo de 1994, oficialmente ya hay seria preocupación en Alemania por lo que sucede con la capa de ozono en el hemisferio Norte y que afecta la salud de las personas. Otros científicos investigadores le dan diferente connotación a un hecho real que ya no puede ser ocultado, como lo es el de los Ovnis. Veremos en otro capítulo la opinión de investigadores rusos. Me llamó la atención que poco antes de la caída del “Muro de Berlín” y el extraño derrumbe del comunismo en la ex Unión Soviética se haya informado de la presencia de Ovnis sobre Rusia con el descenso de seres de gran estatura que fueron vistos por mucha gente. Me pregunto si estos seres que no eran pensamientos humanos proyectados tuvieron o no relación con lo sucedido en la ex Unión Soviética… Antes de estas manifestaciones en la Unión Soviética se aceptaba la posibilidad de que los Ovnis corresponden a naves provenientes de otra dimensión y que están tripuladas por seres extraterrestres, seres que desde hace miles de años nos visitan y han dejado testimonio de su presencia en la Tierra.
El Ovni De Tungusky. En la tundra siberiana, un lugar alejado de la civilización e inhóspito, sucedió el 30 de Junio de 1908 un hecho que la ciencia oficial considera la caída de un meteoro que no formó ningún cráter en el suelo y que el investigador ruso Aleksei Zolotov considera la acción de una nave extraterrestre no tripulada y programada para efectuar en ese preciso lugar una explosión nuclear que no matara o dañara a ninguna persona. En plena guerra civil, durante 1921, Lenin ordena se investigue el meteorito de Siberia. Estuvo a cargo de la investigación el prestigioso físico Leonid Alekseyevitch Kulik. Tres meses demoró en llegar al lugar y con asombro descubrió que en el epicentro de la explosión, en un área de cinco kilómetros todos los árboles permanecían parados, eran troncos erectos sin ramas y en un área de 20 a 25 kilómetros alrededor del epicentro los árboles habían caído en forma radial. Millones de árboles fueron destruidos y no había cráter alguno. La explosión fue escuchada hasta 1.200 kilómetros de distancia del lugar y los vidrios se destrozaron hasta más de 300 kilómetros. Se alteró el campo magnético terrestre y hasta Londres, en una distancia superior a los 6.000 kilómetros hubo una brillante y extraña luz que aclaró la noche de Inglaterra, Bélgica, Holanda, Suiza, Francia, Austria, Hungría y Servia. Los relatos de los testigos señalan que vieron un cuerpo celeste que irradiaba un resplandor blanco azuloso que descendía en forma gradual hacia la tierra. “Parecía una chimenea acostada de lado, volando por el aire en forma horizontal. Luego de la gran explosión se formo una gran nube negro en forma de hongo.” Un testigo señala: “Vi un cuerpo extraño volando en el aire, era largo y más ancho de la parte delantera que de atrás. El frente parecía estar más claro y el resto era oscuro e indefinido. Volaba en forma horizontal hacia el noroeste y después parecía caer hacia el nordeste.” Otros agregan: “Venía del sur un cuerpo flameante, más grande que el Sol dejando un rastro detrás de él. Después vino la serie de ruidos fuertes.” “Escuché a mi derecha un fuerte disparo de cañón y vi un objeto volador muy largo, el frente más ancho que la cola. En la parte de adelante brillaba una luz blanca y en el cuerpo aparecían pulsaciones primero rojas después negras. Era muchas veces mayor que el Sol, con una luz no tan brillante. Detrás de la cola había lo que parecía ser una nube de polvo girando en el aire. El objeto volaba muy rápido y en forma horizontal dejando detrás de sí rayas de luz azules.” Murió el investigador Kulik en la guerra durante 1942 sin terminar su trabajo. El año 1958 la Sociedad rusa de Astronomía y Geodesia declaró que no había caído ningún meteorito en la Tunga y que allí había sucedido una gran explosión en el aire. Ese mismo año 1958 se designa para continuar la investigación al científico Aleksei Zolotov. Cuatro viajes pudo realizar a la zona de la explosión y en cada viaje logró obtener pruebas que lo allí sucedido fue una explosión nuclear, señala: “Estoy seguro que la nave la enviaron los habitantes del espacio exterior para atraer nuestra atención.” Calculó que el objeto era un cilindro de 50 a 60 metros de ancho. Su teoría es que: “Se trató de un aparato de investigación no tripulado, una nave espacial automática enviada deliberadamente para explotar en un área deshabitada”. El estudioso de los efectos de la bomba atómica sobre Hiroshima, Lucien Barnier, acepta la hipótesis de la desintegración de una nave espacial, él destacó que lo sucedido sobre Tungusky fue: “Un hongo de fuego de 80 kilómetros de altura, con tres días sin noche en Londres y Tokio, y que en ese lugar después de cincuenta años la hierba no ha vuelto a crecer. Numerosos testigos han descrito el extraño ingenio en forma de un tubo. ¿Acaso se han visto meteoritos cilíndricos?” A pesar de todos los informes la “ciencia oficial” continúa hablando de la caída de un meteorito. El destacado profesor Félix Ziegel especialista en astronomía y cosmonáutica al ser consultado sobre si el meteorito de Tungusky era un OVNI, respondió: ” Mi respuesta sin lugar a dudas es sí. Tenemos datos científicos que el cuerpo de Tungusky, después de cruzar varios cientos de kilómetros a través de nuestra atmósfera, el día 30 de Junio de 1908, explotó e el aire a una altura de 5 a 7 kilómetros con la fuerza de una bomba atómica de 40 megatones. La explosión mostró en todos sus elementos los aspectos típicos de un estallido termonuclear. Provocó un efecto geomagnético, la iluminación de la atmósfera, un aumento en el crecimiento de la vegetación, cambios de mutación en la flora y otros efectos más, incluyendo un aumento de radioactividad dentro de los cortes anulares de los árboles de Tungusky correspondientes al año de 1908. Los análisis de las observaciones de testigos han demostrado, sin lugar a dudas, que poco antes de la explosión el cuerpo de Tungusky realizó algunas maniobras de vuelo dentro de la atmósfera de la Tierra, en forma de zigzag y con una longitud de 800 kilómetros. El resumen de toda la evidencia nos conduce a la conclusión de que ese cuerpo era un objeto de investigación venido del espacio exterior que estalló dentro de la atmósfera de la Tierra por razones que aún no se han determinado”. Cabe recordar que este científico, Zigel, profesor de los cosmonautas rusos, junto con el general de División Stolyarov emitieron por la televisión soviética el día 10 de Noviembre de 1967 el siguiente mensaje: “Los objetos voladores no identificados son un tema muy serio que debemos estudiar a conciencia. Suplicamos a todos los televidentes que nos envíen detalles de cualquier observación de naves voladoras extrañas que vean sobre el territorio de la Unión Soviética. Este es un reto muy serio para la ciencia y necesitamos la ayuda de todos los ciudadanos soviéticos. Por favor escribir a la siguiente dirección en Moscú”. Cientos de cartas llegaron a esa dirección y se comenzó su riguroso análisis. Sin embargo al poco tiempo el Gobierno Soviético cambió su actitud en 180 grados y declaró oficialmente el fenómeno como “invención de la imaginación desocupada y producto de una histeria masiva”. Pese a ello el profesor Zigel siguió con sus investigaciones en forma extraoficial, la gente continuaba enviándoles información por correo, y declaró lo siguiente: “Lo que impide seriamente un estudio completo del problema es el sensacionalismo nocivo que gente irresponsable crea alrededor de este tema. Los rumores fantásticos, las invenciones y las imaginaciones súper activas le han dado mala reputación. Para nosotros los científicos, la tarea más difícil es eliminar las innumerables fantasías y seleccionar los pocos hechos científicos importantes. Veinte años de investigación de los fenómenos OVNI me han llevado a la convicción de que de todas las hipótesis que se han ofrecido, la más probable es que el OVNI sea un aparato de investigación extraterrestre. Me temo que aún estamos muy lejos de entender la verdadera naturaleza de los OVNI, con excepción de una cosa, que son aparatos de investigación extraterrestre, de eso estoy convencido, son aparatos enviados del espacio exterior. Estamos de acuerdo que existe otra dimensión, lo que explica el porqué algunos testigos han informado que la forma del objeto cambiaba misteriosamente ante sus propios ojos. Nuestros físicos consideran la cuarta dimensión, y quizás dimensiones adicionales, en forma muy seria. Es una explicación del porqué los aparatos investigadores espaciales sean capaces de cruzar enormes distancias en un breve lapso de tiempo. Mi teoría es que ellos creen que hemos alcanzado una etapa de desarrollo en la que su contacto con nosotros podría ser perjudicial para la Tierra y solo están esperando a que nuestra civilización evoluciones hasta un nivel más seguro. Aunque a muchos científicos les gustaría, estos objetos no se irán con sólo ignorarlos. Los OVNI podrían ser el área más importante de investigación hoy en día, porque el descubrir sus secretos podría resolver innumerables problemas de nuestro mundo.” ¿Qué detonó sobre el pantano de Siberia? Una colisión de antimateria con materia. Un agujero negro muy pequeño. Efecto del choque de un meteorito. Consecuencia del impacto de la cola de un cometa. Nave espacial que estalló en la altura, generando una explosión nuclear. Hay fotos de 1908 que demuestran que se trató de una explosión nuclear, y ello mostrado varios años antes que la misma fuera descubierta y detonada en la Tierra. Explosión con efectos mil veces más devastadores que la primera bomba sobre Japón. Como lo relata la prensa de la época la luz iluminó aún la noche inglesa, y la onda expansiva afectó a personas a pesar de la distancia. Pude ver una película filmada 20 años después, el espectáculo de los bosques, en un área de 1.000 Km. de destrucción, es espeluznante. Sólo se apreciaban árboles desnudos y derribados. La opinión de muchos serios investigadores rusos es que se trató de una explosión nuclear ocurrida en el aire. Todo el fenómeno es similar a lo encontrado en Hiroshima. En la zona abundan ahora las especies mutantes de insectos y se alteró el patrón genético en los pinos con un gran campo radioactivo. ¡Fue una nave espacial! No tripulada. Enviada como un aviso al futuro, nuestro presente. Tripulada y fuera de control alcanzó a sobrevolar un amplio espacio maniobrando con el fin de estrellarse en un lugar no habitado y lejos de algún centro poblado, con el fin de no causar daño a la gente humana. Estalló en el aire cual bomba nuclear como todos los estudios realizados antes y después de Hiroshima lo demuestran claramente. La posición mundial “oficial” actual es que se trató de un meteorito lo sucedido en Tungusky. Al así afirmarlo para nada se analiza la investigación soviética ni la realidad de los hechos. Lo importante es “no crear pánico”, la verdad no interesa, más aún si esa verdad hiere tantos intereses de los señores de la Conspiración del Silencio.
El Ovni Navideño. En un lugar poco destacado de la prensa tuve en suerte leer hace unos años el informe de un extraño suceso. Dicho informe fue expuesto por una sola vez sin mayores comentarios. Era la Navidad de ese año, unos cinco años atrás, el día 24 de Diciembre, un día tan especial para la Humanidad y tan relacionado con la Sábana Santa, una noble tribu africana caminaba sin esperanzas hacia la frontera. Vivían en una zona asolada por el hambre y como último recurso para no perecer decidieron emigrar con la esperanza de alcanzar la frontera y evitar la terrible muerte que pronto el hambre les ocasionaría. Esa frontera lejana para ellos era su única salvación, pero ese día 24 de Diciembre ya no tenía fuerzas para continuar la marcha y resignados aceptan que deben todos morir. De repente aparece en el cielo un extraño objeto volador luminoso y silencioso que se acerca y les deja caer cual lluvia una abundante sustancia. Reciben la indicación telepática que coman y guarden de ese “maná”, así lo hacen y comprueban que es un delicioso alimento que les quita el hambre, los revitaliza y les da nuevas energías, lo que permite a la tribu llegar a su destino sanos y salvos, para sorpresa de los guardias fronterizos que no podían creer lo sus ojos les mostraban: Una tribu llena de energía y vitalidad, ya no huesos cubiertos de piel, como lo eran al iniciar el viaje … El informe de presa agregaba que investigadores japoneses analizarían lo sucedido. Nada se supo de dicho análisis. El hecho hiere a los señores de la conspiración del Silencio y debe quedar silenciado. ¿Porqué un incidente tan extraordinario como éste, con un contenido cósmico, humano y sobrenatural fue silenciado? Al escribirlo ahora recordé el “maná” de Moisés y la estrella de Belén. Siete señales dejó Jesucristo para advertirnos de Su retorno. Las siete relacionadas con el dolor de parto planetario. Las siete, tal como los dolores de parto, están intensificándose en frecuencia y magnitud al acercarnos al año 2000. La séptima señal tiene directa relación con el fenómeno OVNI: Extraños fenómenos en los cielos. Nunca antes, como a contar del año 1947 se había hablado del fenómeno OVNI a nivel mundial como se lo hace actualmente. Nadie lo ignora. No todos aceptan al fenómeno OVNI como un hecho real y, entre quienes lo aceptan, no todos piensan que se trate de “naves” de seres amistosos que desean ayudarnos. Otros, forman grupos de adoradores de alienígenas, olvidando ellos que por muy ángeles y dioses que parezcan, sólo DIOS merece nuestra adoración … Hal Lindsey en su interesante libro “La década del 80 Cuenta regresiva al Armagedón” señala: “Las autoridades admiten ahora que ha habido observaciones confirmadas de objetos voladores no identificados. Hay algunos casos que confunden, puesto que al parecer, algunas personas en estado de hipnosis, afirman que han sido llevadas a bordo de los Ovnis por seres procedentes del espacio. En los archivos de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos se guardan informes que revelan que estos objetos voladores, sean lo que fueren, se mueven y cambian de dirección a velocidades no igualadas por la tecnología humana. Yo opino que los Ovnis son reales y que pronto habrá un inequívoco encuentro directo con ellos. Y creo que la fuente de este fenómeno es algún tipo de ser extraño de gran inteligencia y poder. Según la Biblia, los demonios son personalidades espirituales que se hallan en estado de guerra continua con DIOS. Las profecías nos dicen que se les permitirá usar sus poderes engañosos, en gran escala durante los últimos días de la historia. Estoy convencido de que estos demonios preparan el escenario para fingir un descenso espacial sobre la tierra. Dirán que proceden de una cultura avanzada existente en otra galaxia. Es posible que lleguen a afirmar que fueron ellos quienes “plantaron” la vida humana sobre este planeta y nos digan que han vuelto para verificar el progreso que hemos logrado. Muchos científicos están planteando teorías similares acerca del origen de la vida sobre la tierra. Si los demonios, dirigidos por su jefe, Satanás, lograran introducir en la tierra un engaño semejante, podrían conducir al mundo al error total respecto de DIOS y de su revelación. Podrían incluso dar una falsa explicación en cuanto a la repentina desaparición de los cristianos del mundo, que será uno de los sucesos de los últimos días.

PAPA NOEL Y EL ARBOLITO DE NAVIDAD. La idea es establecer algunas pruebas de como se quiere eliminar a Jesús de la fiestas cristianas y poner en su lugar un conjunto de rituales folclóricos y paganos de otras culturas. En lugar de festejar la Navidad se da suma importancia a la llegada de un diablo de la Europa Nórdica: Papa Noel como conmemoración del nacimiento de Jesús y según el lugar se festeja el nacimiento de Mitra, Huitzilopochtli o Saturno. En la temprana edad ya se les impone personajes maléficos que si los sumamos a lo que les impone la televisión con los dibujos animados de origen japonés nos estamos dando cuenta que las generaciones de niños tendrán como ideal personajes maléficos que están en contra del cristianismo y de la idea de amar al prójimo como así mismo, por la idea de hablar de infiernos, de poderes engañosos y adorar a personajes místicos que son terriblemente malos y que además son perdedores porque en la lucha final el bien se impondrá sobre el mal y el bien esta representado por Jesucristo. Nadie duda de la Guerra Final entre el Bien y el Mal. Hace algunos años o quizás menos, antes del once de septiembre, fecha del ataque a World Trade Center y al Pentágono la sociedad mundial se sentía medianamente segura de que no habría grandes cambios geopolíticos en el mundo. A partir del ataque muchos se están volviendo locos en buscar explicaciones en el Apocalipsis y mirando las cadenas internacionales de televisión para poder ver que es lo que esta pasando y todavía no salimos del asombro de como un mundo que tiene tantos problemas por solucionar como el hambre y las enfermedades se comienza a insertar en una guerra con finales apocalípticos. Y como tiene final apocalíptico va a haber una Guerra entre el Bien y el Mal por eso es importante que a las generaciones de niños, presentes y futuras se les vuelva a inculcar los buenos valores fundamentales del cristianismo o de cualquier cultura que mantenga esos valores mientras que no haya otros seres místicos que representen al bien por medio del engaño como Papa Noel.

El Paganismo de Papa Noel. La lucha de ideales religiosos entre el cristianismo y las diferentes culturas paganas nunca tuvo tregua. El capitalismo por el hecho del mero comercio termino de radicar en occidente culturas paganas que se engendraron en Europa Nórdica y Rusia, como Papa Noel y el Arbolito de Navidad. Aparentemente el crisol de ideas y religiones no tienen nada de malo en su apariencia pero cuando se estudia con un poco mas en profundidad y se concluye que en partes este simpático Papa Noel era un diablo en otras culturas esto no pasa por aceptar las diferentes ideas. Se quiere reemplazar la importancia del Ser Mas Poderoso del Universo, Jesús, con un ser de origen pagano y malvado: Papa Noel. Nicolás el Peludo conocido personaje en algunas regiones de Alemania según decían en la época estaba cubierto con piel de oso y con la cara tiznada y con una gran Barba que cubría sus facciones: era un diablo que iba a las casas en busca de los niños que habían sido malos. La Beffana era una especie de bruja buena que hacia regalos a los niños en la víspera de Reyes. Los duendes en esa época (siglo XIX) espiaban a los niños y les contaban a los Reyes sobre su comportamiento. Después los duendes comenzaron a espiar para Papa Noel. Con el correr del tiempo, Nicolás fue adoptado como protector por los vikingos y a través de ellos la devoción pasó a Rusia a finales del siglo IX y comienzos del X, convirtiéndolo en santo nacional con su festividad fijada el 6 diciembre y se lo representa con un cerdo pequeño debajo del brazo. Papa Noel es una mezcla de mitos europeos principalmente italianos y nórdicos relacionados con los gnomo, Wotan my la bruja buena italiana. Christkind o el Niño Jesús repartía regalos el día de Navidad; su nombre evolucionó hacia Chriss Kringle, que es uno de los apodos germanos de Papá Noel. Muchas culturas precristianas principalmente las agrarias ubicaron en el solsticio de invierno el nacimiento de sus principales dioses, Osiris, Mitra, Baco. Este nacimiento corresponde al 25 de diciembre En estos mitos de los solsticios la figura principal se fundamentaba en el nacimiento de un dios joven que cada año muere y resucita. Mitra, de origen hindú parece haber nacido de una virgen un 25 de diciembre en una cueva siendo visitado y adorado por magos y pastores. Según la leyenda resucito en el tercer día y sufrió persecuciones antes de ser asesinado. En América principalmente México, las similitudes serian con Huitzilopochtli de los aztecas y Shiva entre los hindúes. En México se festeja el nacimiento de Huitzilopochtli con el de Jesús: La fiestas de las posadas un ritual que se celebra en México en al época de la Navidad puede encontrarse su origen en un convento, el de Agustín de Acolan, donde los monjes agustinos aprovechaban las coincidencias de las fiestas de Navidad con el nacimiento del dios azteca Huitzilopochtli. En el sincretismo o la lucha por los ideales religiosos se elige la misma fecha de Mitra para festejar el nacimiento de Jesús en una forma de choque o de sincretismo. El día de Navidad fue reconocido oficialmente en el año 345 cuando por medio de la influencia de Juan Crisóstomo y San Gregorio de Nacianceno, se instauro el 25 de diciembre como fecha oficial de la Natividad de Jesús. Como El Imperio Romano estaba fracasando en la persecución de los cristianos los empiezan absorber por medio de sus culturas paganas: La fiesta pagana directamente asociada a la Navidad era el Saturnal Romano del 17 al 23 de diciembre en honor al dios de la agricultura, Saturno. La celebración duraba siete días con grandes comilonas. En tanto en el Norte de Europa el Yule era una fiesta semejante en la cual se quemaban troncos adornados en honor a los dioses. El sincretismo con el paganismo tuvo un final en Gran Bretaña en 1552, cuando los puritanos prohibieron la Navidad y se volvió a instaurar 108 años después en 1660 con el rey Carlos II. Los rituales aparecieron en la era victoriana. Papa Noel al igual que el árbol de Navidad, son la combinación de un conjunto de varias leyendas y creencias antiguas. El origen en Europa nórdica se podía situar en Dinamarca y Noruega como jule-nisen y Tomte en Suecia: estos eran una especie de duendes pequeños vestidos de rojos que repartían regalos. El Papa Noel representaba a Orín o Votan, dios nórdico montado en caballo mágico de ocho patas llamado Spleipnir dando premios y castigos. A mediados del siglo XIII San Nicolás repartía regalos y juguetes en la época de Navidad pero a principios de diciembre. El niño Jesús es impuesto por la Contrareforma Católica y obligo a que se corra la fecha de visita de Papa Noel o San Nicolás, para los últimos días de diciembre. San Nicolás tomo mucha fama en Holanda, se lo nombro santo y protector de Ámsterdam y lo representaban con vestimentas y adornos eclesiásticos y con barba Blanca montados en un burro y se le imaginaba con premios y castigos. Llevaba un manojo de varas para los niños malos y regalos para los niños buenos. En el siglo XVII, su fiel sirviente Pedro el Negro tenía una bolsa mágica y gigante para meter a todos los niños que se habían portado mal y golosinas para los que se habían portado bien. Los holandeses llevan la tradición de este ritual folclórico por colonos a la costa Este de Norteamérica cuando fundaron Nueva Ámsterdam en Manhatan, luego Nueva York. Para ese entonces Pedro El Negro había desaparecido de la tradición holandesa en el Nuevo Mundo y solo queda San Nicolás. Washington Irving escribió acerca de San Nicolás en su Historia de Nueva York en 1809, la supuesta llegada de San Nicolás, (6 de enero). Da una nueva descripción casi sin ropas del obispo y sin el caballo blanco para aparecer en un corcel volador. Se cree que gracias a la popularidad de ese relato los colonos ingleses comenzaron a celebrar la fiesta folclórica holandesa. El nombre paso de San Nicolás a Sinterklaas hasta acabar como Santa Claus por los angloparlantes. El cambio definitivo de San Nicolás a santa Claus ocurrió en Nueva York cuando en un diario un titular de Clement C. Moore, profesor de estudios bíblicos en Nueva York, decía relato sobre la visita de San Nicolás. Aquí cambia su caballo volador por un trineo tirado por Renos. Santa Claus el que había venido de Holanda como San Nicolás vuelve reinventado con sus costumbres a Europa a fines del siglo XIX y principios del XX desde Nueva York. Se fue extendiendo por casi toda Europa. Fundó sus bases en Gran Bretaña, llamándose allí, Father Christmas o Padre Navidad. De ahí pasaría a Francia en donde adoptaría el nombre de Père Noël o papá Navidad del cual deriva Papá Noel, como se lo conoce en nuestro país, en España y gran parte de Hispanoamérica. Papa Noel o Santa Claus aparece como personaje de cuentos Emparentado con la mitología nórdica de Europa. Es un personaje regordete de baja estatura. El dibujante Thomas Nast fue el que le dio la imagen definitiva de gordo. Fue en gran parte el innovador de la casa en el Polo Norte y le dio el color rojo que lo caracterizo. El capitalismo lo introduce definitivamente como parte de la estrategia comercial. Coca-Cola comienza en 1931 a llevarlo a todos los hogares encargándole a Habdon Sundblom que a partir de la imagen de Thomas Nast lo reconstruyera con una nueva imagen que publicitaría a nivel mundial con los colores rojos y blancos de la empresa: siempre Coca-Cola. El origen de Papa Noel turco se encontraría en un obispo en Ptara en el sudoeste de la actual Turquía, de Asia Menor y santo en gran parte de Europa y calificado como gnomo de Nueva York a mitad del siglo XIX. Se caracterizo por su amor a los niños donde obtuvo gran fama y popularidad. Pero el acontecimiento que le dio más popularidad fue cuando robaron sus huesos en Mira por unos marinos que lo llevaron a la ciudad de Bari. El misticismo popular apenas llego a esa ciudad le adjudico milagros y fue reconocido en toda Europa. Los Villancicos. Son de origen español y su temática trata de asuntos amorosos más tarde extendida hacia asuntos religiosos principalmente vinculados a la fiesta Navidad. Las Tarjetas De Navidad. La primera se imprimió en Inglaterra, Londres, en 1846 y se empezaron a usar en 1870.

El Árbol De Navidad. En el Norte de Europa para darle la diosa del hogar Durante el solsticio de invierno (21 de diciembre en el hemisferio norte) los hogares eran adornados con arbolitos (posiblemente pinos) para darle la bienvenida a Hertha y a la hora de la cena descendía por el humo. El origen del Arbolito de Navidad que en la actualidad es un abeto, un pino, se encuentra arraigado en la mayoría de los cultos de la Europa antigua, principalmente germanos, y también en Grecia. Los lugares de grandes arboledas les servían a los germanos de templos. Para los hombres de las galias la encina era considerada un árbol sagrado sobre el que los Druidas, sacerdotes celtas, juntaban el muérdago. Esta recolección sagrada del muérdago era un rito galo como lo describió Plinio en sus escritos. En Grecia la encina estaba consagrada a Júpiter; el laurel la palmera y el pino a Cibeles. En la mayoría de las creencias los árboles aparecen como morada de los dioses, especialmente de las dríadas, ninfas protectoras de los árboles y los bosques. La Iluminación Del Arbolito De Navidad. Significa la claridad frente al mortecino sol invernal. La tradición del árbol de Navidad se cree que tuvo origen en los pueblos germánicos y San Bonifacio, el apóstol de Alemania, quién taló la encina sagrada de los paganos para plantar en su lugar un abeto que representaría la Navidad a los cristianos. Un historia cuanta que un árbol, posiblemente abeto, luego de recorrer muchos kilómetros para llegar a la noche de Navidad en Belén donde habían sido convocados todos los árboles, había llegado cansado y sin fuerzas a causa de que había tenido que atravesar varios piases. Era pequeño y apenas podía asomarse entre los arboles frondosos. Pero de pronto en el cielo, comenzaron a aparecer luces, una lluvia de estrellas sobre sus marchitas ramas que finalizo con la estrella de Navidad. Entonces el Niño Jesús que estaba en el pesebre lo miro y le dedicó una sonrisa eterna. El Adorno Del Arbolito De Navidad. El culto de adoración a los arboles data 2500 años antes de Cristo cuando los pueblos indoeuropeos se fueron expandiendo y estableciendo en Europa y en Asia tomando al roble como símbolo de la fecundidad y luego objeto de culto. Cuando el árbol, principalmente el roble perdía sus hojas algunos pedían disculpas por los que talaban y creían que eran abandonados por el espíritu que los animaba. Después ocurría que a los arboles que habían perdido las hojas los adornaban con telas y piedras de colores para que retornase el espíritu que los había abandonado. La Forma Triangular Del Arbolito Y Los Adornos. La forma triangular del pino fue relacionada directamente con la teología de la Iglesia y consideraban que esa forma representaba a la Trinidad. Los adornos aparecen de la mano de los sopladores de vidrios de Bohemia y además creadores de los primeros lugares donde se empezaron a fabricar. Los zapatos de Navidad. Decía la leyenda que los amiguitos de Jesús tristes por verlo descalzo a causa de su pobreza, decidieron darle sus propios zapatos. Los niños los lavaron y durante la noche los dejaron afuera de la casa para que se sequen. Al otro día los zapatos se encontraban rodeados de regalos que habían dejado los tres reyes magos en recompensa por la buena acción.

Anuncios

1 comentario (+add yours?)

  1. replica bags
    Abr 15, 2014 @ 17:23:55

    LA MASONERÍA – GNOSIS | craneo Ideas replica bags

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: